Rol Crowhaven Acedemy [¡Iniciamos!/Aceptando cupos]

Tema en 'Fanfics y Roles Yaoi' iniciado por Skygge, 12 Mar 2018.

  1. Autor
    Skygge

    Skygge The hate of men will pass, and dictators die.

    Registrado:
    26 Mar 2007
    Mensajes:
    1,154
    Temas:
    18
    Calificaciones:
    +458
    [​IMG]

    Finnian Carter

    Dormitorios de hombres


    Whoa —la expresión se le escapó de los labios antes de poder registrarla lo suficiente como para detenerla.

    El edificio frente a ellos era antiguo, pero estaba relativamente bien cuidado, hecho de piedra blanca y ladrillo rojizo que tenían que haber limpiado a presión durante la última semana. Finn hizo un gesto de disgusto con la boca. Con la lluvia, el esfuerzo seguramente habría sido en vano.

    ¡Eso va a verse genial cuando salga el sol! —y si quedaba alguna duda de lo que su padre hubiera o no deseado sobre su estadía en casa, ésta se esfumó cuando pensó en cómo podría escalar las paredes hasta el techo cuando él quisiera: había suficientes salientes como para sujetarse todo el camino.

    Pero a fin de cuentas, lo que quería era entrar ya y secarse. Se volteó rápido para hacer una seña de sígueme a París y trotó el último tramo al edificio. Abrió la pesada puerta de madera ayudándose con todo su peso, y suspiró aliviado una vez que estuvo en el recibidor.

    El interior estaba bien iluminado con lámparas en el pasillo de paredes blancas y piso de madera brillante y bien cuidado.

    Les recomiendo —dijo de pronto una voz grave y sedosa—, que no mojen la madera en este piso.

    Finn se sobresaltó y dio un brinco atrás, donde se golpeó la espalda contra París. Frente a él estaba un hombre de cabello negro y bien cortado. Su tez pálida se veía ligeramente lúgubre con la luz de las lámparas. Finn apretó los labios y dio un paso al frente, listo para discutir.

    Los números de sus habitaciones están aquí —indicó el hombre, señalando con una mano abierta a un elegante tablero de anuncios—. Vístanse apropiadamente, sabré si no lo hacen.

    El hombre comenzó a alejarse. Finn dio tres zancadas hacia donde había señalado para obtener su número de habitación, y en seguida notó otro papel a su lado.

    Es preciso darle la bienvenida a los nuevos pequeños que nos acompañan,
    un honor así no puede dejarse a la deriva.

    Por ello, los nuevos ingresos deberán acudir al auditorio, en el edificio principal
    a las 9:00pm la noche de su llegada.

    Desmond Ashworth
    Director

    Finn soltó un gemido. No sabía exactamente que hora era, pero estaba oscuro y el viaje había durado un buen rato. ¿Serían ya cerca de las nueve?

    Actualmente son las 8:40 —dijo el hombre de pronto—. Suficiente tiempo para ponerse ropa decente e ir al auditorio.

    Wh-¡¿No te habías ido?!

    Cuidado, señor Carter. Siempre estoy observando.

    Y con eso, el hombre finalmente se giró y desapareció después de dar la vuelta en el siguiente pasillo. Finn bufó, girando para tener a París de frente.

    Incluso si tuviera ropa decente la lluvia la arruinaría —dijo, decidiendo ahí y entonces que se vestiría con las primeras fachas que encontrara arrugadas en sus maletas—. ¿Vienes? Mi cuarto es el 212. Puedo cambiarme y acompañarte al tuyo después, si quieres.


    Rol Off

    .Krauser.Krauser 1. No sé si estoy entendiendo mal lo del teléfono de París, pero está prohibido que lleven celulares a la escuela ¿lo está metiendo como de contrabando? Incluso si fuera así, no tendría señal (señala las reglas). 2. Dude, si hasta dije que Finn no era el más inteligente xD
     
  2. .Krauser

    .Krauser Non timebo Mala

    Registrado:
    5 Nov 2007
    Mensajes:
    1,437
    Temas:
    2
    Calificaciones:
    +225
    París B. Larsson
    ~ Dormitorio de Hombres ~

    Entrar al recibidor del dormitorio después de haber estado fuera con aquella helada y molesta lluvia fue un alivio instantáneo. París dejo el equipaje en el suelo por un momento y flexiono los dedos, ya que tenía las manos frías por la lluvia y algo entumecidas. Mientras trataba de devolverle el calor a sus manos, observó un poco el interior. La decoración era bonita. Casi muy elegante para un dormitorio, pensó.

    - Les recomiendo... que no mojen la madera en este piso. - Escuchó detrás de ellos, pero el susto inicial por la sorpresa pasó desapercibida casi de inmediato al chocar Finn contra él, ¿cuándo había llegado ese ahí? Ni siquiera lo notó. Pero su voz grave a la hora de decir aquello lo incomodó.

    Después de que el mayor, un profesor ¿tal vez? Les diera indicaciones y sus números de habitación, éste procedió a retirarse, no sin antes advertir al rubio:

    - Cuidado, señor Carter. Siempre estoy observando. - Dijo el hombre pálido, causando un leve escalofrío en París y llevándose por mero instinto, la mano al bolsillo. Como tratando de esconder lo que llevaba con él, y no la retiro hasta que el mayor se marcho por fin. O eso esperaba.
    - ¿Vienes? Mi cuarto es el 212. Puedo cambiarme y acompañarte al tuyo después, si quieres. -
    - Claro... - Respondió París después de un momento, sintiéndose más relajado ahora que sólo estaban los dos. - aun tengo que llevar tus maletas, así que te acompaño. -


    SkyggeSkygge sorry por tardar :'v
     
  3. Autor
    Skygge

    Skygge The hate of men will pass, and dictators die.

    Registrado:
    26 Mar 2007
    Mensajes:
    1,154
    Temas:
    18
    Calificaciones:
    +458
    [​IMG]

    Finnian Carter

    Dormitorios de hombres


    ...Cierto —aceptó Finn, mirando al muchacho más alto—. No me acordaba de las maletas.

    Finn comenzó a caminar. Las escaleras estaban perfectamente alineadas con la puerta de la entrada, lo que significaba que nadie se perdería camino a su habitación. O al menos ese parecía ser el propósito. Quien sabe. Todo hasta ahora había sido raro, desde el autobús y su conductor hasta el profesor (?) ninja que se les había aparecido de la nada.

    El dormitorio estaba en silencio, incluso cuando Finn hacía un esfuerzo por girar la cabeza para que su oído bueno apuntara en varias direcciones.

    ¿No han llegado los de otros años? —preguntó, aunque si no venía en el folleto París difícilmente podría responder—. Bueno, no importa. ¿Ya sabes cuál es tu habitación?


    Le hizo una seña a París para que se apresurara.

    Tú sí tienes 'ropa decente' que ponerte? —preguntó, imitando sin mucho éxito al hombre ninja y riéndose por lo bajo de su propia broma.

    Rol Off

    .Krauser.Krauser No pasa nada.
     
  4. .Krauser

    .Krauser Non timebo Mala

    Registrado:
    5 Nov 2007
    Mensajes:
    1,437
    Temas:
    2
    Calificaciones:
    +225
    París B. Larsson
    ~ Dormitorio de Hombres ~

    - ¿Ya sabes cuál es tu habitación? - Quiso saber Finn, mientras le hacia señas para que se diese prisa.
    París se ajusto la mochila al hombro y camino un poco más rápido, aunque era difícil ir deprisa con un ambos brazos ocupados. - Si, es la 310. -
    - ¿Tú si tienes 'ropa decente' que ponerte? - Escucho preguntar a Finn, haciendo la burla al posible profesor que se encontraron antes.
    - Lo más decente que tengo es un pantalón negro y unas camisas blancas. - Respondió, tratando de hacer memoria en si había empacado algo más. Pero a decir verdad, nunca había tenido mucha ropa formal. No la había necesitado. - Casi todo lo que traje es deportivo, ¿tu no tienes? - Con tan pesadas maletas, cualquiera esperaría que el rubio llevase ropa para toda ocasión. - Te ofrecería una camisa pero... supongo que es imposible. - Las palabras se le escaparon, aunque no hubo un tonó de burla en su voz no sabía si el tema de la altura sería delicado para Finn, ¿lo era? - ¿Sabes si las habitaciones tienen su propio baño? - Trato de cambiar de tema.

    SkyggeSkygge
     
  5. Autor
    Skygge

    Skygge The hate of men will pass, and dictators die.

    Registrado:
    26 Mar 2007
    Mensajes:
    1,154
    Temas:
    18
    Calificaciones:
    +458
    [​IMG]
    Finnian Carter
    Dormitorio de hombres



    Los muchachos subieron. Las luces de los pasillos parecían encenderse frente a ellos mientras caminaban. Era raro y desagradable y a Finn todo el asunto le ponía la piel de gallina.

    No, no tengo. —dijo Finn. Frente a ellos, el pasillo se dividía en dos. Finn se acercó a una de las puertas del lado derecho para ver de cerca el número de la placa y frunció el ceño antes de dirigirse hacia la izquierda—. El 212 debe estar de este lado.


    Te ofrecería una camisa pero... supongo que es imposible.


    Finn de inmediato se giró, entrecerrando los ojos para estudiar al otro. Era bastante visible que París no había querido ofenderlo. Y no lo había hecho, pero era divertido hacer a los otros pensar que sí.

    No es mi culpa que seas un gigante —Finn sacó la lengua en un intento de hacerle ver al otro que todo estaba bien, aunque París no parecía notar sus esfuerzos—. Pero incluso si tuviera, el señor mil y un ojos no me agrada. Voy a llevar cualquier cosa.


    Continuó caminando hasta encontrar su habitación. No tenía una llave, así que simplemente giró el picaporte y empujó un poco la puerta, que de inmediato se abrió de par en par. Finn estudió todo con atención. Era más grande que su habitación en casa y estaba decorado mucho mejor también.

    Finn entró y dejó caer sus maletas en el piso.

    Pues no,—dijo después de un momento—. Aquí no hay ningún baño.


    Sin esperar respuesta, Finn abrió su mochila para sacar una camiseta sin mangas y unos pantalones cortos de un material que se secaría rápido una vez que llegaran al auditorio y sin más preámbulos comenzó a quitarse la ropa empapada.


    Rol Off
    .Krauser.Krauser
     
  6. .Krauser

    .Krauser Non timebo Mala

    Registrado:
    5 Nov 2007
    Mensajes:
    1,437
    Temas:
    2
    Calificaciones:
    +225
    París B. Larsson
    ~ Dormitorio de Hombres ~

    - No es mi culpa que seas un gigante - Dijo Finn, enseñándole la lengua de forma divertida.

    París no atino a hacer o decir nada, más que relajar los hombros por saber que no había dicho algo molesto. En el interior, se sentía ligeramente forzado en no meter la pata con el rubio, ya que no quería que la historia en su escuela anterior se repitiera, cuando se había quedado solo debido a los rumores. No le gustaba estar solo.

    Una vez que entraron a la habitación dejo las maletas en una esquina, y miro. Suponía que, ya que eran dormitorios, todos serían iguales.

    - No esperaba que fuesen tan grandes... - Comento, dándose cuenta en ese instante que Finn se desnudaba. Por un segundo pensó en salir para dejarlo solo, pero en vista de que el rubio no mostraba señales de incomodidad frente a él abandono la idea y se quedo. - ¿Puedo cambiarme aquí? Ya casi es hora de ir al auditorio. - Sus ex compañeros lo habrían echado de la habitación antes de siquiera pensar en sacarse la camisa, pero Crowhaven no era su escuela anterior. Aquí podría empezar de cero.

    SkyggeSkygge
     
  7. Autor
    Skygge

    Skygge The hate of men will pass, and dictators die.

    Registrado:
    26 Mar 2007
    Mensajes:
    1,154
    Temas:
    18
    Calificaciones:
    +458
    [​IMG]

    Finnian Carter

    Dormitorios de hombres



    Mhm —dijo de manera inteligente. Alejó la playera mojada de su cuerpo y la miró con ojos entrecerrados durante varios instantes antes de encogerse de hombros y arrojarla sobre el piso—, yo no sabía que esperar. Nunca he estado en una escuela así.

    No era una confesión, exactamente, pero concentró sus ojos en su maleta en caso de que París quisiera saber más. Finn no estaba dispuesto a discutir ese asunto.

    ¿Puedo cambiarme aquí? Ya casi es hora de ir al auditorio.


    Finn parpadeó. Él ya estaba por quitarse la ropa interior cuando se percató de que el otro muchacho seguía ahí. Enseguida, Finn decidió que el asunto no le molestaba en absoluto, pero aún así hizo un show de mirar a París de arriba a abajo y sonreír.

    Claro que puedes—aclaró por si acaso, finalmente quitándose la ropa interior y buscando dentro de la maleta por otro par—. El placer sería todo mio.


    Le ofreció al otro muchacho otra sonrisa traviesa.


    Rol Off

    .Krauser.Krauser
     
  8. .Krauser

    .Krauser Non timebo Mala

    Registrado:
    5 Nov 2007
    Mensajes:
    1,437
    Temas:
    2
    Calificaciones:
    +225
    París B. Larsson
    ~ Dormitorio de Hombres ~

    ¿El placer sería suyo? París no supo qué responder además de un muy quedo 'gracias'. Y la mirada que Finn le dedico después... por alguna razón le hizo sentir ligeramente avergonzado. Le recordaba a algo...
    Ahora no se sentía tan confiado de cambiarse frente a él, cosa que nunca antes le había sucedido en los vestidores de su antigua escuela.

    - Me cambiaré en esta esquina... - Le dijo dándole la espalda, sacando un cambio de ropa y una toalla mediana de su maleta con dedos torpes. Esperaba que el frío por la lluvia lo justificara, y Finn no notase su reciente nerviosismo.

    Cuando termino de quitarse la ropa mojada, pudo constatar que tan empapados estaban en realidad. Sentía agua escurrir por su espalda hasta las piernas, y el suelo estaba hecho un desastre.

    - Te ayudaré a limpiar esto cuando regresemos. - Se ofreció París, terminando de subirse el pantalón y sintiéndose menos cohibido ahora que estaba más cubierto.

    SkyggeSkygge
     
  9. Autor
    Skygge

    Skygge The hate of men will pass, and dictators die.

    Registrado:
    26 Mar 2007
    Mensajes:
    1,154
    Temas:
    18
    Calificaciones:
    +458
    [​IMG]

    Finnian Carter

    Dormitorios de hombres


    Ajá, sí —dijo divertido cuando París prácticamente se escurrió a una esquina—. No te preocupes por el piso, da igual.

    Pensó, por un segundo, en darse la vuelta para estar frente a París, pero finalmente decidió en contra de ello. El muchacho parecía ya bastante... temeroso no era la palabra, pero Finn tenía la ligera impresión de ir ligeramente más allá de estar simplemente apenado. Después de todo, nadie había reaccionado así en sus otras escuelas.

    ¿Listo? —preguntó una vez que terminó de secarse el cabello con una toalla, con todo el bien que eso le haría. Dejó en el respaldo de su silla (¡incluía un escritorio!) para que terminara de escurrirse, optando mejor por un abrigo un poco más impermeable que había estado hasta el fondo de su mochila.

    Esta vez, Finn sí se giró para ver el progreso el otro muchaho y frunció un poco el ceño cuando se dio cuenta de la diferencia de sus vestimentas. ¿Quizá debía ponerse por lo menos un pantalón largo?

    Nah.

    Finn pegó un brinco para sujetar al más alto de la muñeca y jalarlo hasta que estuvieron ambos fuera del dormitorio.

    Entre más pronto nos vayamos, más rápido nos secaremos.

    Y con eso, Finn se giró y comenzó a caminar.


    Rol Off

    .Krauser.Krauser -- Perdón por la demoraaaaaa. De una vez voy a escribir el post de cómo esta acomodado todo el el salón, supongo.
     
  10. Autor
    Skygge

    Skygge The hate of men will pass, and dictators die.

    Registrado:
    26 Mar 2007
    Mensajes:
    1,154
    Temas:
    18
    Calificaciones:
    +458
    [​IMG]
    Lugar: Auditorio
    Ocasión: Bienvenida a alumnos


    A media luz, los profesores observan.

    A media luz, los monstruos acechan.

    Frente a la tarima, mesas redondas cubiertas con manteles blancos esperan.

    Poco a poco, los alumnos llegan.

    Primero son las chicas, dice, con picardía, la mujer rubia sentada en el escenario. A su lado, sus acompañantes se dividen entre bufidos entretenidos y suspiros de fastidio. Pero es cierto, todas las alumnas llegan juntas, envueltas en lindos vestidos y uno que otro pantalón. La mayoría trae cargando paraguas, pero incluso las que no permanecen perfectamente secas sin importar la tempestad que comienza a liberarse a fuera. Algunas se toman de la mano, otras lideran al grupo, pero son siempre un grupo y unidas, siempre están listas.

    Los chicos llegan poco a poco, desbalagados y escurriendo. La mayoría usa mezclilla, si bien la combinan con una camisa de botones desfajada y prácticamente inexistente por el agua que las pega a sus cuerpos. Donde las chicas dejaron existir el silencio del auditorio, los muchachos ríen: uno del otro, mientras le sonríen a una de las chicas. En cualquier caso, los monstruos siempre los escuchan. Son presa fácil, después de todo: fáciles de ubicar, aún lo suficiente pequeños como para no dar batalla alguna.

    Los profesores hacen una fila en el escenario y las luces disminuyen, enfocándose en ellos. Se presentan

    Matthew Greenwood, profesor de Historia
    Emma Shire, profesora de Latín
    Louis Harrow, profesor de Educación Física
    Sophie Buzzer, profesora de Matemáticas
    Edwin Buick, profesor de Literatura
    James Brook, profesor de Ciencias

    Después, desde las sombras, retumba la voz del director. Bienvenidos, dice, Mientras no se metan en problemas, jamás tendremos que vernos.

    El silencio se extiende.

    Es una amenaza.

    Es una promesa.

    Las luces se encienden por completo. Los profesores señalan, sin sonreír, hacia la parte de atrás del auditorio.

    Bon appétit, dice la voz del director.

    {...}

    La comida, junto a los platos y cubiertos, está hacia donde señalaron los profesores. Cada quién se sirve la comida que quiera y cuanta quiera. ¿Qué hay de comer? inventen.
     
  11. .Krauser

    .Krauser Non timebo Mala

    Registrado:
    5 Nov 2007
    Mensajes:
    1,437
    Temas:
    2
    Calificaciones:
    +225
    Perís B. Larsson
    ~ Auditorio ~

    La carrera de los dormitorios al auditorio dejo un poco agitado a París, pero agradecidamente menos mojado de lo que esperaba. Ese Finn tenía piernas cortas, pero vaya si podía correr.

    - Bueno, ahora sé que no deberíamos meternos en problemas. - Le menciono una vez que el discurso termino. - Da un poco de mala espina ese director. -

    París dio un vistazo alrededor mientras el personal docente salía del lugar, ¿había tanta gente en la entrada? No recordaba que hubiesen tantos alumnos al llegar, pero al verlos a todos ahí amontonados ya no le parecían un mero puñado.

    - Bon appétit. - Escucho decir al director una última vez al cerrar este la puerta de salida tras de sí, cayendo en cuenta sólo entonces de las mesas detrás de ellos.

    Y cuando el banquete quedo al descubierto, París sintió gruñir a su estomago un poco. ¿Había desayunado esa mañana? Ni siquiera podía recordarlo.

    - ¿Nos sentamos? -

    SkyggeSkygge
     
  12. Autor
    Skygge

    Skygge The hate of men will pass, and dictators die.

    Registrado:
    26 Mar 2007
    Mensajes:
    1,154
    Temas:
    18
    Calificaciones:
    +458
    [​IMG]

    Finnian Carter

    Auditorio


    En cuanto entró al auditorio, Finn supo exactamente de qué hablaban todos esos personajes en películas de terror cuando decían que la casa obviamente embrujada les daba un mal presentimiento.

    Da un poco de mala espina ese director.

    Finn escuchó a París decir. Aunque las luces se habían encendido, el sentimiento incómodo en el estomago de Finn no se había disipado en lo absoluto.

    Nada más es un raro —comentó Finn con los labios fruncidos. Si París iba a adoptar el papel del personaje que advierte a todos de un peligro, Finn podía ser el que tranquilizaba a todos. Enseguida, se toma el tiempo de abrir y cerrara las manos para relajarlas y no dejar que el otro viera que temblaban un poco.

    Esto era una escuela, después de todo.

    Una escuela rara en medio de la nada, pero una escuela.

    Apenas escuchó lo que dijo París después de eso, habiéndose volteado para ver hacia las mesas y dejando su oído malo en dirección a él. Pero no importaba mucho. Finn dio pequeños saltitos hacia las mesas con comida antes de girarse para sujetar la mano del más alto y jalarlo consigo.

    Vamos —ordenó—, tengo hambre.

    {...}
    .Krauser.Krauser Ahora lo siento yo xD Podemos saltarnos la cena o escribirla, ¿qué opinas?
     
  13. Mizer

    Mizer Sehnsucht ist so grausam

    Registrado:
    28 Mar 2009
    Mensajes:
    693
    Temas:
    10
    Calificaciones:
    +293
    Espero no haber llegado tarde. Deseo inscribirme al rol.

    Nombre// Alexandr Kanzjer Djogne
    ►Apodo// Sasha
    ►Edad// 15
    ►Fecha de nacimiento// 29 de feberero

    ►Sexualidad// Seme (no sabe que es homosexual, es virgen)

    ►Apariencia// Su estatura es de 1.70, es bastante alto debido a su sangre extranjera, aún cuando tiene 15 años, le falta crecer aún más. Su padre cree que llegara a medir 1.90 dada la oportunidad de que se estire a sus 18 años. Su peso es de 69 k. debido a que le gusta ejercitarse y comer muy bien, práctica artes marciales, por ende debe siempre mantenerse en buena forma. Su cuerpo ya esta más fornido que alguien de su edad debido a su seriedad en sus entrenamientos. Tiene un lunar en su hombro derecho, justo en la espalda y uno muy cerca de su cadera. Su cabello es platinado natural, y sus ojos sólo son un poco más azules. A pesar de ser un chico, su rostro tiende a ser un poco femenino, se parece más a su madre que a su padre y es sumamente sensible en los oídos y el cuello.
    25d140a21162204d66eb1d4969f9edb2--noctis-final-fantasy-xv.jpg

    Noctis.jpg
    ►Personalidad// Su personalidad es un poco inocente y dulce. No es una persona que guste de molestar a los demás o sacar provecho de sus habilidades en cuanto a combate. Le gustan las cosas pequeñas, tiernas y frágiles, tiende a protegerlas o admirarlas aún cuando aveces eso cause incomodidad en los demás. Su mirada tiende a ser muy hosca y penetrante, por ende es malinterpretado y confundido por un buscapleitos. En la escuela lo molestaban por verse como una mujer cuando pequeño y su padre harto de ver aquello, le hizo aprender artes marciales para que lograra defenderse, pese a que él solo quería ser entendido y escuchado. Creció a la sombra de su hermano mayor, y su padre siendo un hombre frío y distante le hicieron retraer sus emociones y sentimientos al mínimo. Es demasiado paciente y su propia inocencia lo hace víctima de ser utilizado por los demás. No sabe llorar, no desde la muerte de su madre pero siempre ha querido hacerlo pues no entiende muy bien la empatía. Es bastante torpe en cuanto a ello.

    ►Habilidades y Debilidades// Las artes marciales, es una persona que quiere llegar a la liga profesional en cuanto a combates cuerpo a cuerpo. Es alérgico a los champiñones. Le gustan las cosas lindas y frágiles, piensa que por ser torpe o lento las puede romper y que no es para nada como ellas. Le tiene miedo a la oscuridad y no tolera muy bien el dulce. Es bueno también con el tiro al arco, pero no le gusta la violencia.

    ►Historia// Su familia es de origen ruso y checoslovaco. Su padre es un hombre excéntrico que tiene negocios internacionales. Su madre murió al darle a luz, así que nunca conoció el cariño que necesitaba. Siempre lo molestaron por tener una apariencia muy femenina y su padre queriendo cuidar su imagen y por su cultura tan fría lo obligó a aprender defensa personal y artes marciales. Nunca fue tomado enserio a pesar de que odiaba la violencia y siempre ha sido comparado a su hermano. Cree que no tiene un lugar en el mundo, que debe actuar como le digan para poder ser aceptado y ama todo aquello que cree que es contrario a él. Es un poco retraído y torpe, algo lento para entender las emociones, nunca se las enseñaron correctamente. Cuando recibió su carta de invitación a Crowhaven, su padre por fin le dijo que servía para algo bueno, pero Sasha simplemente aceptó para alejarse de su hogar, para tener un respiro de ese lugar que llama casa. Había hecho el examen para poder huir a cualquier internado y cuando esta prestigiosa escuela llegó, simplemente no lo dudó dos veces. Ni siquiera cuestionó el porque había sido aceptado, solo hizo sus maletas y se marchó una vez su padre dio el visto bueno.

    ►Extras// Si puede evitar pelear lo hará. Si le lloran se le quiebra el corazón. Si le ruegan o suplican, o piden algo lo hará sin pensarlo dos veces. Su inocencia se basa en que se resiste a ser como su padre, se rehusa a dañar a los que tiene a su alrededor.

    -------------------------------------

    (Si soy aceptada, ¿Cómo inicio? ¿Debo colocarme yo o esperar a ser presentada? Saludos!^^Espero respuesta para comenzar a escribir y espero haberlo hecho bien)

    (Ammm si es que soy aceptada, ¿Quién querría escribir conmigo?)
     

    Adjuntos:

    25d140a21162204d66eb1d4969f9edb2--noctis-final-fantasy-xv.jpg
    Última edición: 24 Jul 2018
  14. Mizer

    Mizer Sehnsucht ist so grausam

    Registrado:
    28 Mar 2009
    Mensajes:
    693
    Temas:
    10
    Calificaciones:
    +293
    Sasha Kanzjer Djogne
    Sasha estaba ya en el enorme comedor de su casa, su maleta estaba lista mientras algunos sirvientes con la cabeza baja parecían “celebrar” su partida de esa manera inquieta y silenciosa. Su padre no estaba, tampoco su hermano para despedirlo, solo una carta hecha de lino, postrada en una bandeja de plata que el mayordomo sostenía para él. Sasha sabía muy bien que clase de contenido habría, cuantas palabras poco sinceras, que seguramente como un cliché de una mala película tragica, había escrito la secretaria por cortesía y respeto a su padre. ¿Por qué tenían que ser de esa manera incluso al último minuto de su partida? ¿Por qué tenían que ausentarse cuando no los vería hasta posiblemente las vacaciones? Tomo la carta sin leerla y se marchó sin tocar su desayuno.

    Subió a la limosina que le llevo a una sección de barrios bajos por allá de la ciudad en donde vivían él y su familia actualmente. A pesar de la mala estanpa de las calles, se sentía la calidez del hogar. Padres despidiéndose de sus hijos tal y como debía de ser ¿No? Bajo de la limosina con cierta distracción y subió al autobús en silencio a pesar de que muchos hablaban de él y como había llegado en una limosina Bmw. Pudo notar los asientos y sonrió con levedad sentándose hasta atrás. Quizás la ventana y la lluvia le acompañarían en esa sensación amarga que su padre le había causado tan fácilmente minutos atrás.

    Pudo escuchar al conductor hablar y mientras más lo hacía pensaba en que escalofriante y macabro era el establecimiento. Frunció el ceño al escuchar que todo lo peligroso en un edificio viejo lo tenia este lugar y ¡Aún no contaba el hecho de que posibles agentes internacionales podrían meterse en la escuela por ese simple rumor de documentos! Vaya escuela, pensó aproblemado mientras suspiraba. Todo eso fue olvidado cuando pudo notar que habian llegado a los edificios que conformanban esa escuela abismal y miró por última vez al conductor ¿Era chofer y se jactaba de haber estudiado allí? ¿Acaso él y su padre se habían equivocado de escuela? ¿Quizás solo era su imaginación prejuiciosa e incómoda que su padre le había heredado? Suspiro desviando la mirada y tomó fácilmente su maleta. No era complicado puesto que tenía demasiada fuerza en las manos y brazos.

    La lluvia comenzaba a volverse torrencial, ¿Habrían truenos y rayos después? Pudo notar como un pequeño monito peliblanco buscaba escalar por su maleta y sólo sonrió levemente queriendo acercarse a ayudarle pero alguien más rápido y alto acabó por hacer ese trabajo y solo desvío la mirada incomodo sin importarle ni un poco la lluvia. Había notado el mapa desde un principio pero simplemente decidió seguir a los demás en dirección a los dormitorios. Tenía un excelente oído a pesar de la lluvia y con tan sólo entrar a la habitación pudo sentir esa extraña atmósfera en el aire. ¿Qué era este sentimiento? Esa sensación que recorría su pecho y hacía su corazón latir mil por hora. Miró a todos lados del pasillo sintiéndose observado y tan pronto como aquel hombre de tez blanca y cabellera blanca apareció, sus instintos le hicieron sentir un ligero mareo.

    No era una persona de pensar demasiado, pues era torpe y distraído pero su instinto era parecido al de un animal, y por alguna extraña razón sentía que este lugar era más peligroso que su propio hogar. Su piel se erizó cuando aquel hombre pudo adivinar lo que el menor pensaba y sólo observó a ese adulto en silencio. Aún empapado y el agua chorreando en su chaqueta de cuero negro. Suspiró negándolo un poco por su malestar y se dirigió a su habitación para cambiarse, A las 9 habría una bienvenida. ¿No era todo muy apresurado? se limpió la boca con su mano y luego se desnudó completamente en su habitación, para alcanzar una toalla y abrir su maleta. Una camiseta negra fue todo lo que agarró al igual que un pantalón de algodón de buena calidad, observó su chaqueta aún mojada y sin importarle demasiado se la colocó una vez más, pasando todo su cabello hacia atrás con sus manos, marchándose al edificio donde darían la bienvenida.

    Podía sentir nuevamente ese malestar en cuanto puso un pie en el vestíbulo, pudo sentir más frío que el que la lluvia le había provocado, era uno que calaba sus huesos. Sentía ciertas miradas penetrantes que lo pusieron un poco paranoíco, casi como un animal salvaje siendo asechado. Podía escuchar risas y sorpresas pero no entendía nada y entonces esa voz escalofríante que le hizo voltear de golpe en la dirección donde creyó haber sentido la dirección esas ondas, notando que no había absolutamente nada. Abrió los ojos con sorpresa pero no podía salir del transe hasta que un chico con torpeza empujó su brazo y solo coloco una mano sobre su frente. ¿Lo estaba pensando demasiado? ¿Acaso su instinto estaba equivocado? Suspiro hondamente y luego observó el comedor, la comida, toda la comida servida sin mucho interés o apetito. ¿Por qué sentía constante amenaza? ¿Por qué sentía que este lugar no era el escape que pensó que sería?

    Una cabellera blanca llamó su atención, era el monito que había visto tiempo atrás en busca de sus maletas, iba junto al chico que le había ayudado y sin poder explicarlo, pudo sentir que ambos habían presentido lo mismo que él. Caminó entonces como impulsado por la inercia de supervivencia y llegó hasta ambos silencioso. La chaqueta de cuero ya se había secado a pesar de que su camisa negra aún seguía apegada a su cuerpo mostrando sus pectorales y parte de ese cuerpo fornido que se había forjado desde los 10 años durante largos e incontables entrenamientos. Su pantalon apegado por la lluvia también lo marcaba y esa mirada suya fría e intimidante como la de su padre, observaban al monito fijamente. Sabía que debía comenzar una conversación, algo que rompiera el hielo sin que pensara que le quería hacer daño. Se quitó la chaqueta y se la colocó a Finnian para luego verle a los ojos-
    ¿Tenías frío... verdad? -Preguntó entonces acercándose a verle a los ojos en silencio, para después ver a Paris - Hola, soy Sasha -No supo que más decir, nunca antes había sentido la necesidad de hablar, mucho menos tan seguido y a dos personas para terminar las cosas. Especialmente hablarle al monito que le parecía tan tierno y frágil, que le había provocado involuntariamente distraerse de ese presentimiento que su instinto le advertía.
     
    Última edición: 13 Jul 2018
  15. Autor
    Skygge

    Skygge The hate of men will pass, and dictators die.

    Registrado:
    26 Mar 2007
    Mensajes:
    1,154
    Temas:
    18
    Calificaciones:
    +458
    [​IMG]

    Finnian Carter

    Auditorio


    Soltó una maldición cuando sintió algo caer sobre sus hombros. Se giró sin perder tiempo, hombros tensos y respiración retenida en un aliento que soltó sólo hasta que vio al muchacho frente a él. Cerró el entrecejo ante la pregunta, moviendo su vista hacia sus hombros para verificar que lo que le había caído encima era una chamarra antes de centrar sus ojos en el muchacho de nuevo.

    Puede... —dijo como respuesta—. Pero tú estás loco acercándote así, ¿no te dio escalofríos el director?

    Finn puntuó sus palabras con un temblor. Esperó un segundo, moviendo su cabeza ligeramente para escuchar mejor, mientras el muchacho se presentaba antes de quitarse la chamarra de encima y estirar el brazo en un movimiento de devolución.

    Tú estás mojado también, tú agarra esto.

    Aun con la chamarra en la mano, dirigió su vista hacia la comida. Sacó su lengua para morderla entre sus dientes mientras admiraba los platillos. ¿Eran hamburguesas esas? Movió su muñeca ligeramente como si quisiera hacer más apetecible la chamarra. Cuando Sasha no hizo por tomarla, Finn no pudo evitar suspirar y dar nu pequeño salto de impaciencia.

    Soy Finn y esto no es mio. ¿Puedo comer ya?

    {...}

    MizerMizer no es contra tu personaje, Finn sólo tiene hambre. Y es medio mandón xD
    .Krauser.Krauser
     
  16. Mizer

    Mizer Sehnsucht ist so grausam

    Registrado:
    28 Mar 2009
    Mensajes:
    693
    Temas:
    10
    Calificaciones:
    +293
    Sasha
    Pudo notar ese rechazo inmediatamente cuando escuchó la maldición. Lo sabía, no era un ser que encajara con los demás, ni siquiera si se esforzaba por hacerlo. Su hermano y su padre siempre se lo decían: "Nunca lograrás nada. Absolutamente nada con esa actitud de idiota. Con esos intentos por juntarte con los animales". Pero, ellos no eran animales, eran seres humanos, con sangre, con sentimientos. ¿Por qué era tan diferente a ellos? ¿Por qué le resultaba tan difícil encajar?

    - ¿Es... El director? -Preguntó confundido y algo incómodo por ver la mirada del monito peliblanco. Bajo la mirada casi como siendo regañado y asintió- Lo siento... -Buscó disculparse por no haberlo notado. Era un poco lento para entender o leer las situaciones. Negó con la cabeza y volvió a verle a los ojos- No sé que es tener miedo, acaso ¿Sentir nauseas o un nudo en el estómago es miedo? -Preguntó de pronto queriendo confirmar lo que sentía. No interactuaba mucho con los demás. Su padre siempre había creído que era autista, pero al contrario, Su hijo sólo había crecido de ese modo a falta de amor y un trato duro y siniestro, incluso la piedad no estaba en su sistema, ni siquiera parecía conocerla. Nunca le habían enseñado la diferencia entre el bien o el mal. Podía odiar el pleito, podría odiar los asuntos conflictivos y buscar ser pacífico por instinto, pero una vez lo encontrabas, era demasiado incontrolable, como un animal salvaje que ni siquiera notaria si su brazo se fracturaba por la adrenalina.

    Pronto notó como movía su rostro de manera anormal, ese temblor en su tono de voz, esa inclinación y moviendo sus manos tiró de su rostro hacia él para verle a los ojos con sorpresa y girarle solo un poco en busca de revisarle alguna herida- ¿Estás bien? ¿Te pasa algo en el rostro? - No podía diferenciar si su comportamiento estaba mal o erróneo. Era demasiado atento a los detalles, pero era lento para leer las situaciones sociales, especialmente con un chico tan adorable como Finn- Yo estoy bien, los idiotas no se enferman, no saben hacerlo - Dijo con mucha naturalidad, pues estaba acostumbrado a ser llamado idiota por su familia. Sólo por eso no había tomado la chamarra o soltado esas mejillas, pero cuando vio como el chico asomaba su vista a la comida, le soltó de inmediato casi repeliéndose así mismo para tomar la chaqueta y asentir- Si, ve, come -Respondió de inmediato sin dejar de verle. Ese chico era tan pequeño, tan esbelto, casi como un niño de 12 años. ¿Por qué se veía tan tierno como un monito araña de verdad?

    --------------------------------------------------------
    no te preocupes, mi personaje es medio... mmm ¿Cómo decirlo? Es un rarito xD, le cuesta socializar, tomará tiempo para que sea normal, creo que finn acabará perdiendo la paciencia y Paris también, pero espero que no tan rápido jaja
     
    Última edición: 14 Jul 2018
  17. Autor
    Skygge

    Skygge The hate of men will pass, and dictators die.

    Registrado:
    26 Mar 2007
    Mensajes:
    1,154
    Temas:
    18
    Calificaciones:
    +458
    [​IMG]

    Finnian Carter

    Auditorio


    Finn abre la boca. La cierra.

    Pues... ¡pues sí! —dice finalmente, arrugando la nariz y sacando un poco la lengua—. ¿Quién más diría la última palabra además del director? Y el anuncio decía que nos quería dar la bienvenida.

    Ante el comentario del miedo, Finn no pudo mas que entrecerrar los ojos y preguntarse de si todo este asunto y el muchacho en general (¿Sasha? Sasha) era una broma muy elaborada con muy poco tiempo de anticipación.

    Peor, ¿debía responder?

    Finn decidió que no. Se giró para ver a París, que seguía ahí paradote como estatua, antes de intentar averiguar si todo se trataba de un muy mal actor en primer lugar.

    Las manos que sujetaron su rostro se sintieron repentinas y peor que el agua fría que continuaba derramando la tormenta.

    ¿Estás bien? ¿te pasa algo en el rostro?

    Finn se hizo haca atrás con un quejido, agitando su brazo para que Sasha lo dejara ir. Ya no escuchó lo que dijo después, sólo se enfocó en alejarse unos tres o cuatro pasos de él cuando por fin lo soltó.

    Nope —dijo, ya volteando y casi corriendo hacia las piezas de pollo bañadas en salsa—. No. No me toquen. Nope.

    Estaría mintiendo si no dijera que se metió en la fila para tomar un plato, aunque nadie se quejó cuando lo hizo. Tomó las piezas de pollo que él creía que podían caber en su estómago y después papás a la francesa. Sin ningún miramiento Se saltó completamente las tres cacerolas con comida saludable y se detuvo frente a las hamburguesas antes de decidir que si tenía hambre después de acabarse lo que ya traía podía regresar por más.

    Se dirigió hacia una mesa vacía y se sentó, poniendo su plato frente a él.

    {...}

    .Krauser.Krauser ¡Regresa!
    MizerMizer
     
  18. Kill me please. It's HARD

    Kill me please. It's HARD Kill me please! Just make it stop.

    Registrado:
    16 Feb 2018
    Mensajes:
    376
    Temas:
    24
    Calificaciones:
    +358
    [​IMG]
    ►Nombre//Il'ya Romanov
    ►Apodo// Iliusha
    ►Edad// 14
    ►Fecha de nacimiento// 5 de marzo.

    ►Sexualidad// Bisexual.

    ►Apariencia// De cabello castaño, ojos negros, grandes e intensos y piel nívea. De baja estatura y apariencia inofensiva. Tiene un lunar bajo el labio.

    ►Personalidad// Tímido y temeroso, es lo que le definen. Su actitud tiende a ser un tanto pasiva, intentando no ser un problema para la gente que le rodea. A causa de la soledad y el abandono tiende a ser muy dependiente de quien le muestra un poco de afecto, y puede mostrar celos aunque él mismo no lo comprende.

    ►Habilidades y Debilidades//
    Ojos de cachorro, puede hacer que hasta el tipo más duro acepte sus peticiones.

    Retención de memoria.


    Le teme a los perros.
    No le gusta la oscuridad.
    Teme al rechazo y abandono.


    ►Historia// Nació en el seno de una familia aristocrática rusa como hijo único, sin conocer lo que eran las necesidades ni el sufrimiento... Hasta la muerte de sus padres. Entonces conoció lo que era la soledad, la frialdad con la que era tratado por sus otros familiares que querían apoderarse de los bienes de sus padres y el dolor de haber conocido ese sentimiento cálido y perderlo. Vivía en una enorme mansión llena de sirvientes que le trataban con indiferencia como si de un objeto extraño se tratara; en la escuela era aún peor, siendo intimidado y evitado por alguna razón. Todos le trataban como si fuera un objeto de odio. Hasta que conoció a Sasha (Aleksandr), la primera persona que le vio a los ojos y le trató como si fuera un humano desde esa tragedia..., quien le recordó la calidez de sus padres. Por alguna extraña razón este le protegía y gracias a seguirle y estar cerca de él, no era víctima de acoso; tal vez se debía a la mirada de chico malo que él ponía aunque era bien parecido. Decidió que le seguiría a donde este fuera. Por eso cuando su mejor amigo recibió la invitación para una prestigiosa academia, hizo todo lo posible por conseguirla también.


    ►Extras// Ama las cosas dulces. La tarta de tres leches es su favorita.
     
    • Me gusta Me gusta x 2
  19. Mizer

    Mizer Sehnsucht ist so grausam

    Registrado:
    28 Mar 2009
    Mensajes:
    693
    Temas:
    10
    Calificaciones:
    +293
    Así que ese era el director, Pensó mientras veía al monito de cabellos blancos marcharse inquieto. Toda idea sobre ese extraño hombre se había borrado al ver como se metía en la fila aquel chico y una sonrisa suave apareció en su rostro, no le gustaba ser tocado, quizás le incomodaba. Pensó mientras caminaba hacia la zona de alimentos y le seguía a paso calmado. Incluso ya no sentía mareo o temor al respecto, no era que se hubiera olvidado su instinto de que estaba en peligro, sino que su nueva prioridad era simplemente admirar al monito ir y servirse mucha comida que no era buena para su salud.

    Suspiro incómodo al verle hacer eso. ¿Realmente sólo se dedicaría a esa comida chatarra que no le dejaría nada bueno? Se acercó a menor aún sin servirse comida y luego le miró inquieto como tomaba las hamburguesas y se marchaba a la mesa. Los chicos que hacían fila le quedaron mirando y susurrando detrás de él. Sasha era bastante atractivo como una chica, pero su cuerpo decía lo contrario. Incluso su mirada feroz se había afilado aún más con la preocupación de ver a aquel pequeño niño alimentándose mal. Se sirvió lo que debía y fue a la mesa junto a Finn, sólo para acercarle un plato con verduras y una pequeña sopa de pollo-
    Ten... Es bueno comer esto cuando te has mojado en la lluvia, podrías enfermar si no lo tomas -Le dijo entonces en tono preocupado, esperando a que lo comiera. Moviendo su mano para acariciar uno de sus mechones y detenerse de pronto alejando su mano y desviando la mirada- Lo siento, olvidé que no te gusta -Suspiró bajando la mirada. Debía detenerse, tenía que encontrar la manera de no ahuyentarlo una vez más- ¿Te gusta la escuela? ¿Cómo fuiste admitido? ¿El chico de allá es tu amigo? ¿Qué edad tienes? -Sus preguntas comenzaron a lanzarse de pronto, pero sólo era para poder romper la atmósfera tras haberle tocado nuevamente
     
  20. Kill me please. It's HARD

    Kill me please. It's HARD Kill me please! Just make it stop.

    Registrado:
    16 Feb 2018
    Mensajes:
    376
    Temas:
    24
    Calificaciones:
    +358
    Il'ya Romanov
    «Introducción».

    Observaba lo enorme y solitaria que era aquella mesa, siempre había sido a si desde ese oscuro incidente. Dejó los cubiertos sobre la mesa y se levantó, entonces comenzó a dirigirse hacia la salida pasando entre dos filas de empleados reverenciados. No dijo nada y subió al auto.

    —Vamos por favor —pidió al chófer que empezara a conducir.

    A través del vidrio apreciaba los coloridos jardines y los árboles que enmarcaban el camino tallado. Realmente era un terreno muy vasto, ¿cuánto tiempo le tomaría llegar hasta el punto indicado? Lentamente cerró los ojos.

    —Llegamos señor —confirmó el hombre del volante despertándolo de su letargo. Il'ya bajó del vehículo con una mochila liviana en sus hombros y tomó el paraguas de las manos de su chófer.

    —Gracias —dijo dirigiéndose al autobús.

    Ya dentro de este buscó a su amigo, lo vio al fondo, quiso sentarse junto a él pero ya habían otros chicos ocupando los asientos cercano; no quería incomodarles por lo que decidió sentarse en uno vacío. Quizás se debía al frío del aguacero que se durmió sintiendo la calidez del vehículo de transporte.

    Cuando abrió los ojos ya habían llegado a su destino. Los estudiantes estaban bajo la lluvia tomando sus maletas; él en cambió que sólo había traído esa ligera mochila bajó y abrió paraguas y se dirigió a su habitación designada.




     

Compartir esta página

Cargando...