+18 Original Fic Point To Heart, Smash! ~18~

Tema en 'Fanfics y Roles Yuri' iniciado por I-AM-WOLFIE, 1 Ene 2018.

  1. Autor
    I-AM-WOLFIE

    I-AM-WOLFIE Este es tu imperio a cambio del amor.

    Registrado:
    26 May 2016
    Mensajes:
    2,101
    Temas:
    65
    Calificaciones:
    +721
    Lily tenía un plan pero Cecil ya tenía cinco más por adelantado, :d ahora Lily sabe que tiene que cuidarse al doble ( Imagina, Cecil fácil convencería a Mimy 7w7 de hacerle cochinadas a su tía Lily, aprovechando que es un poco más alta, fuerte y con más tono muscular)
     
  2. Autor
    I-AM-WOLFIE

    I-AM-WOLFIE Este es tu imperio a cambio del amor.

    Registrado:
    26 May 2016
    Mensajes:
    2,101
    Temas:
    65
    Calificaciones:
    +721
    :3 Seguimos wiuwiuwiu



    SERVICE 14



    El día del torneo se acercaba y cada niña hacía lo suyo para mejorar y estar lista para el mismo. Liguria se esforzaba cada mañana con más ánimo que nunca, pues su hermana Shirayuki daba mucho de sí misma para apoyarla y Shannon siempre estaba ahí para motivarlas. Lisa daba lo suyo al lado de Colette y Saori, profesoras conocidas por ser muy estrictas, eran las mentoras que ella eligió de niña y en quien confiaba para sus entrenamientos, potenciando el estilo Luxure que la italiana había heredado de la directora. En otra cancha, Shandee daba todo de sí con el estricto entrenamiento de Mitsuki, quien veía en ella potencial por su altura, músculos y contragolpe. Por último, Ariadna había logrado convencer (por no decir, comprar) el entrenamiento de la pareja estrella, Venus y Lyrika, quienes fueron rígidas en su enseñanza para potenciar el nivel de esa chiquilla. Sin dudas, había mucho que perder en el torneo, al menos, en la mente de las cuatro jovencitas.

    Esa mañana, todas terminaron sus entrenamientos en horarios cercanos, siendo las amigas de siempre quienes decidieron juntarse para hacer un pequeño picnic entre las tres. Shandee invitó a Ariadna, pero esa chica era demasiado orgullosa como para compartir el mantel con la prometida de su amiga, así que solamente quedaron ellas.


    - Siento las piernas gritando de dolor, ayayay. -
    Decía Liguria frotando sus muslos. - Shannon es muy exagerada, me pone a correr con polainas más de lo que yo puedo. -

    - Ligu, no puedes quejarte, tu mamá es mucho más estricta. -


    - Es cierto, muchas dicen que la mismísima Mitsuki Noihara te está entrenando ¿Qué clase de entrenamiento te da? -


    - Mmm… El otro día me enseñó a tirar golpes contra tablillas de arcilla y ayer me enseñó a hacer un desenvaine falso. -


    - ¿Qué? Se supone que te enseña tenis, no a ser una maquina asesina. -


    - Así es papá, a nosotras nos ha enseñado kendo desde niñas, me alegra saber que la qué tiene menor rango en la familia es mi hermanita Yuki. -


    - Solo por su condición, pero sabe pelear mejor que tú, la señora Mitsuki me dijo que tú no eres muy buena en el combate. -


    - Claro que no, ni loca me pongo a pelear, y no le hagas caso por favor.
    - Dijo la pelirroja sujetando la mejilla de su prometida.- no me gustaría que te lastimen tu carita de ángel. -

    - Liguria, no frente a Lisa. -


    - ¿Qué? Es normal, somos prometidas. -


    - No decías lo mismo el otro día.
    - Susurró la francesa rotando sus ojos mientras desayunaba.

    - Vamos, no te pongas así, es más, te dejo que le des un besito. -


    - ¿Qué? -


    - Vamos, dale un besito a Shandee, verás que te pondrá de buen humor. -


    - Liguria, no creo que esté bien. -


    - ¿Por qué no? Tú me dijiste que Lisa era muy bonita y era una de tus mejores amigas. -


    - Sí, es muy bonita, pero… -
    Titubeaba Shandee sonrojada mientras Liguria empujó a Lisa hacia ella.

    - ¡Solo es un besito! ¡Es para animar a Lisa! -


    - Bueno, si es así. -


    - ¿Qué? ¿Acaso piensas hacerle caso? -



    Lisa se quedó sorprendida al sentir un suave besito en la boca por parte de Shandee, quien cerró los ojos estando toda colorada. La rubia se quedó pensativa con sus dedos en los labios, mientras Liguria apretaba sus puños y sonreía con unos ojos encantados por ver a su prometida y a su mejor amiga besarse.


    - ¡Perfeccción! ¡Ay no, no les tomé foto! -


    - Perdón Lisa, solo, quería animarte. -


    - ¿Qué tal? Son suavecitos y dulces ¿Verdad? -


    - Sí… pero ¿Qué rayos te traes? -
    Le exclamó la francesa jalándole la oreja a su amiga. - ¿Cómo me pones a besar a tu prometida? -

    - Auch, solo quería quitarte esa cara de enojona que traes. -


    - Si la cara la tengo así es por tu culpa. -


    - Ya, no te enojes.
    - Le decía Liguria abrazándola fuertemente con una sonrisa traviesa.

    - ¿En qué estás pensando? -


    - Es que… leía uno de los tantos libros sobre relaciones de pareja que ha escrito mi tía Rosemary. -


    - ¿Y?-


    - Hay un consejo que dice que, si una amiga tuya no ve bien una relación con tu pareja, ten un trío con ella. -



    Lisa estornudó su jugo y le jaló la oreja a Liguria, mientras Shandee se mostraba curiosa al ver la reacción de la francesa.


    - Ouch, ouch, ouch, ouch, mi orejita. -


    - ¿Estás demente? ¡No estoy interesada en eso! -


    - ¿Segura? Sería la primera vez para las tres, amo a Shandee y tienes que entender, que si pensé en ti es por qué confió en ti. -


    - No se va a quedar así, esto se lo contaré a tu mamá ¿Y qué clase de mujer hace esas recomendaciones? -


    - Pero los libros de mi tía son Best Seller. -


    - ¿De qué tanto hablan? -


    - De nada, Shandee, solo que tu prometida es una adicta al sexo. -


    - Yo no soy adicta al sexo, solamente me gusta hacer el amor con Shan.
    - Le susurró Ligu a su amiga al oído, haciéndola suspirar.

    - Eso es ser adicta al sexo. -


    - Vamos, por favor ¿Si? Quería hacer experimentar algo único a Shandee, hacerle ver cuánto la aprecio y sé que ella no diría que no siendo tú, pues ella te quiere mucho. -


    - Liguria, tu lujuria no tiene límites, hasta tu nombre suena a eso. -


    - No es lujuria, lo dice el libro. -



    Lisa se quedó mirando molesta a la chica que tanto le gustaba, para luego, observar a Shandee, sus mejillas se sonrojaron al imaginarse a las tres en la misma cama, tocándose, besándose y gimiendo al unísono, empezando a sacudir su cabeza al pensar que estaba loca por imaginar esa situación.


    - Chicas, no me gusta que me dejen fuera del tema. -


    - Perdónanos Shandee, es culpa de tu “prometida”. -


    - Nada Shan, es solo una sorpresa.
    - Dijo Ligu guiñándole el ojo a Lisa quien volteó a otro lado, teniendo de nuevo en su mente esa imagen para sacudirla de su cabeza.


    El celular de las tres chicas sonó al unísono, revisando todas al mismo tiempo. Era un mensaje de la directora del plantel, para las competidoras, habría un partido de exhibición para celebrar el principio del torneo, las que iban a participar eran ni más ni menos que Shirayuki y Shannon, las actuales top 1 del mundo. La sorpresa para las chicas era enorme, verían en vivo a las dos mejores jugadoras, pero para Liguria, era algo más, ver jugar a su hermana y a su mentora, sería la mejor manera de prepararse, seguro le ayudaría a sentirse más segura con lo que le enseñaron y con lo que le mostrarían ese día en la cancha. Shandee notó que la nota no terminaba ahí, había algo más en el mensaje, habría otro partido de exhibición, el impacto de ese partido era mayor.


    - No puede ser… Esto debe de ser una broma. -


    - Liguria… Tu mamá y la directora ¿Van a jugar? -


    - ¿A su edad? Pensé que ya no jugaban, será interesante ver a mi tía jugar. -


    - Papá y mi tía Ely… ¿Jugarán? -



    Los ojos de Liguria se dilataban de la sorpresa, ella nunca había visto un partido en vivo de sus madres o sus tías, pues su retiro había sido años atrás, y ahora, en un partido sorpresivo e inaudito, ambas se enfrentarían. Al parecer, el torneo prometía desde antes de empezar.





    OAO CHANCHANCHAN!!!!!!!!!!
     
  3. Kissu

    Kissu Moderador

    Registrado:
    20 Oct 2006
    Mensajes:
    8,739
    Temas:
    438
    Calificaciones:
    +1,543
    Jajajaja, noooo, es muy joven para hacerle caso a Rosemary!

    Ay, estas niñas, que no saben que no es fácil dejar el deporte al que dedicaste tanto esfuerzo. Muchos siguen jugando en el Champions Tour, como McEnroe, o son comentaristas o entrenadores. Y también está el Salón de la Fama :3

    Bueno, ya veremos quién gana ese partido xD
    ¿Y qué onda con Liguria y su idea de trío? jaja
     
  4. Autor
    I-AM-WOLFIE

    I-AM-WOLFIE Este es tu imperio a cambio del amor.

    Registrado:
    26 May 2016
    Mensajes:
    2,101
    Temas:
    65
    Calificaciones:
    +721

    Pues siguen siendo entrenadoras y maestras estas chicas, :d será genial ver a Eloise de 46 y Mitsuki de 47 jugando x3.
    :d Liguria pues como dijo Lisa, su nombre se le acerca mucho a Lujuria, el problema es que está niña precoz lee demasiado los libros de su tía Rosemary (en secreto) XD así que recibe consejos de una de las peores fuentes, aunque si lo notaste, Xd a Lisa le movió el tapete lo del trío y Shandee lo haría si se lo pide Ligu..
     
  5. Autor
    I-AM-WOLFIE

    I-AM-WOLFIE Este es tu imperio a cambio del amor.

    Registrado:
    26 May 2016
    Mensajes:
    2,101
    Temas:
    65
    Calificaciones:
    +721
    x3 EMPIEZA EL FESTIVAL



    SERVICE 15





    El torneo estaba por empezar y la fiesta se daba por todo el campus. Los encuentros de tenis no eran los únicos que se daban, también eran confrontados los equipos de cada deporte de las escuelas cercanas, pero Eloise confiaba que se mantendrían en alto pues ya llevaban más de una década dominando las competencias, a excepción del volleyball, no obstante, parecía que el equipo de este año sería el mejor de todos los que han tenido gracias a cierta pareja.

    Las chicas corrían asombradas pues era su primer festival deportivo, sus encuentros serían el día siguiente, pero la emoción por estar presentes en el partido de inauguración y el evento estelar eran demasiado tentadores como para no presentarse.


    - ¿Dónde será el partido de mi hermanita?
    - preguntaba Liguria volteando para todas las canchas.

    - El partido será en la cancha “Red Light” la que está al lado de la cancha principal. -

    - ¿Por qué le llaman así a esa cancha? -

    - Lo mismo me preguntaba, mi tía Eloise me dijo que fue por qué en esa cancha fue cuando su corazón dejó ver un lado que ella no conocía, no sé a qué se refiera. -


    - Chicas, el partido empezará en media hora, tenemos que alcanzar lugares. -


    - No se preocupen por eso ¡Miren! -
    Habló la pelirroja mostrando unos pases. - mi mami me dijo que eran pases vip, nosotras estaremos en las gradas junto a nuestras maestras.


    Las chicas corrieron de nuevo hacia la cancha mientras escuchaban las bocinas de la escuela invitando a cada evento, pero obvio, él que más llamaba la atención para la mayoría de las jovencitas de la academia era el encuentro entre las maestras y esposas, Shirayuki y Shannon. Llegaron a la cancha y vieron que ya estaban los demás familiares, además de una invitada no deseada para la pelirroja.


    - ¿Tú que haces aquí? -


    - Me invitaron, como parte del equipo de tenis, no podía faltar, Shandee, te guardé un espacio. -

    - Gracias, pero, pensaba sentarme al lado de Liguria. - Dijo Shandee sonrojándose al tomarse de la mano de Ligu para sentarse, haciendo encelar a Ariadna.

    - Luego te acostumbras a verlas. -


    - Si claro, si ya te rendiste tú es muy tu problema. -
    Susurró Ariadna a la francesa que se sentaba a su lado.

    - Hace mucho que no salimos a ver un evento juntas ¿Verdad, madre? -


    - Cecil, se supone que estaba bañándome en la casa ¿Puedo saber que hago aquí con un vestido como de muñeca y sentada entre tus piernas y la de Lily? -


    - Cecil y yo queríamos sacar a pasear a nuestra mascota, espero disfrute del día, tía. -
    Sonrió Mimy mientras Lily sentía su cuerpo adormilado, quizá, nuevamente le habían inyectado algo.

    - Ya que tu madre y Thames sepan de esto tú... -


    - Ellas están muy ocupadas ahora, le dije a mi madre que Thames te ayudó en tu plan de meterte en mi relación, de seguro ellas están empezando a castigarla. -


    - ¡Tía Lily, que bonita te ves! -


    - ¿Verdad? A mi madre le encanta jugar a que es nuestra muñeca. -


    - Si pudiera moverme saldría corriendo. -

    - Sigue quejándote y te daré una pastilla para que está boquita no hable por un rato. -
    le susurró Cecil al oído a la pequeña madura.

    - Niñas, tomen asiento rápido y dejen de platicar. -


    - ¿Ellas son el mejor dúo del mundo? Las únicas que superan a la pareja estrella de Europa ¿Angeline Noihara y Aurora Plate? -


    - ¡Si! Mi hermana vino desde su viaje en América a ver el partido ¡Hola Angie! -


    - Hola enana, luego platicamos de todo lo que quieras, te traje unos regalos también para ti, y también para tu prometida.
    - Sonrió Ange acercándose para sacudirle el cabello- Felicidades, ya me contaron que te hiciste de esta linda mujercita como pareja, me recuerdas a mí de joven. -

    - Angie, no digas eso, vas a hacer pensar mal de nosotras. -


    - ¿Qué? Pero es cierto, yo te hice mi novia cuando tenía trece y tú catorce. -


    - Oigan, ya va a empezar. -


    - Uy, cuatro ojos, perdóname. -


    - Ya, no le hagas caso a tu hermana, sabes que siempre te quiere molestar. -
    Señaló Megami abrazando a Rosetta. - ¿Y donde están Rose y Colette? -

    - Como siempre, en su taller, no salen de ahí. -


    - ¡Ahí está Yuki! ¡Hola Yuki! -


    - Hija, no grites. -


    - Perdón, papá.
    - Dijo Ligu tapando su boca al escuchar el reclamo de su madre que estaba detrás de ella.

    - Que linda se ve nuestra hijita ¿Verdad, Mitsu? Fue un lindo detalle de ella usar el mismo uniforme que yo. -


    - Es un lindo detalle, se ve tan linda como su madre. -


    - Mitsu… ¿Sigo siendo linda para ti? -


    - La más bella de todas.
    - Habló Mitsuki sujetando la mejilla de Kaam quien le sonreía ilusionada y acercó sus labios para besarla.

    - ¡Ay, son tan lindas mis padres! -


    - Madres, se dice madres. -


    - ¿Podrían dejar de besarse aquí? Tengan respeto. -


    - Ya, no te pongas celosa. -
    Dijo Hinoko jalándole la mejilla a Eloise.


    Shannon y Shirayuki se pararon en el centro para saludarse y se sonrieron pues desde la final del año pasado en el Roland Garros, no se habían encontrado en la cancha. Esa final fue memorable, pues emparejaba los torneos ganados por la pareja y la disputa por ver quién era mejor se convertía en una noticia frecuente.


    - Yuki, aunque sea exhibición, juega con todo lo que tengas. -


    - ¡Yei! Quiero que Ligu se anime a jugar tenis con mucho cariño al vernos jugar. -


    - También deseo eso.
    - Dijo la pelirroja abrazando a su pequeña esposa. - mi pequeña Yuki, suerte. -

    - También suerte para ti, Shannon. -



    Cada una de las jugadoras se puso en su posición, teniendo el primer saque la mayor de la pareja. Shannon quería demostrarle a Shirayuki que no venía a jugar, por lo que lanzó un potente saque, el cual le dio el primer punto y su esposa solamente se quedó confundida.


    - ¡Yukiiiii! Te dije que juguemos en serio.
    - Señaló Shannon inflando sus mejillas al ver que Yuki sacaba su lengua.

    - Perdón, es que pensaba que íbamos a comer después, jeje. -


    - ¡Yuki! -



    Shirayuki sacudió su cabeza y su rostro cambió a una mirada más seria. Shannon tenía razón, tenía que enfocarse, si quería hacerle ver lo maravilloso que era este deporte a su hermanita, tenía que dar lo mejor de ella en ese partido de exhibición.






    :3 Se vienen los ver... daderos encuentros.

    KissuKissu Lily ni en su casa está protegida, xd y Thames pues es Thames.
    coff coff, una referencia para el próximo fic. XD Pon ese meme si lo viste Kissu.

    [​IMG]
     
    Última edición: 13 Feb 2018
  6. Kissu

    Kissu Moderador

    Registrado:
    20 Oct 2006
    Mensajes:
    8,739
    Temas:
    438
    Calificaciones:
    +1,543
    [​IMG]

    Que ahora ya leí el primer capítulo xDD Pero de todas maneras.

    Y creo que metiste varias referencias en este capítulo =P
    Pobre Lily u_u Deberá hacer algo con Cecil.

    ¡Partidooo! Deberías poner un ranking para ver qué lugares ocupa cada una :3
     
  7. Autor
    I-AM-WOLFIE

    I-AM-WOLFIE Este es tu imperio a cambio del amor.

    Registrado:
    26 May 2016
    Mensajes:
    2,101
    Temas:
    65
    Calificaciones:
    +721
    x3 Seguimos


    SERVICE 16





    El partido empezó de verdad al momento en que la menor de las pelirrojas se mostró seria, Shannon soltó un tremendo pelotazo el cual fue devuelto con un golpe a ras de la red, un golpe que Shirayuki había hecho su marca personal. Las chicas miraban atentas cada movimiento de las que en ese momento eran las mejores del tenis, aunque eran pareja, la rivalidad de ambas era bien conocida y ambas sumaban varios torneos internacionales intercalando el primer puesto. La potencia y golpe falso de Shannon que desarrolló desde que estuvo en la Step Fast como estudiante, contra la agilidad y tiro al ras de Shirayuki, altura y fuerza contra velocidad en empaque pequeño, David contra Goliath como les gustaba señalar en los tabloides, recordando a la rivalidad de las madres de Shirayuki en sus años jóvenes.


    - La profesora Yuki es muy rápida.
    - Dijo sorprendida Lisa mirando fijamente a la pequeña pelirroja.

    - Sí, la velocidad de desplante, reflejos, agilidad, mi papá dice que ella está a la par de mami en todo eso. -


    - Pero la enana falla en una cosa, su puntería a larga distancia. -


    - Así es, Yuki tiene facilidad para tener su tiro a la raya de la red y hacer un smash difícil de devolver por la baja inclinación que genera por su altura, pero esa altura es su debilidad. -


    - La altura de Yuki no le permite devolver con facilidad los tiros altos o largos, por más veloz que sea, tiene brazos cortos en comparación a Shannon y puede lanzar golpes a sus costados para cansarla, tu hermana lo sabe pero es algo necia en querer ganar a su manera. -


    - Pero mami es más bajita que mi hermanita y ella no tenía problemas con eso. -


    - Am… Bueno, jeje… Sí, no esperaba que Yuki creciera un poquito más.
    - Dijo Kaam apenada acomodando sus lentes.

    - Niñas, es cierto que rojita fue la competidora de menor altura de los últimos treinta años, pero Kaam tiene algo que no muchas tenían, su visión, precisión y cálculo mental. -


    - ¿Mi visión y cálculo? Pero ahora uso lentes y no soy buena en las matemáticas. -


    - Sí, mi princesa, incluso con tu operación, tu vista era muy buena. -

    - Podría compararte con una pequeña computadora pelirroja. - Rio Eloise mientras Kaam la miraba. - Eras capaz de observar a la perfección y calcular con precisión hacia donde querías mandar la pelota, eso era lo temible de ti rojita, por más que planeara una estrategia, tu cabecita de tulipán lograba superar mis planes y procesabas maneras que no esperaba de ti para devolver. -

    - Señora, su estilo de juego es uno de los más bellos que jamás haya visto, era tan sublime y tan armonioso que parecía que cada movimiento suyo era natural. -


    - Ay, no digan más cosas.
    - Habló Kaam tapando sus mejillas al sonrojarse.

    - No vas a ganar nada adulando a mi mami. -


    - No busco ganar nada, sé reconocer a quien es considerada por muchos la mejor del mundo. -


    - Disculpa, pero la mejor del mundo, con perdón de rojita, soy yo, sino mal recuerdo, gané cuatro torneos más que rojita y que Mitsuki. -


    - Pero fue después de que rojita se retiró por su embarazo y luego Mitsuki para cuidarla, Ely, todos los especialistas dijeron que si ellas no se hubieran retirado, tú no hubieras tenido oportunidad. -

    - No me ayudas Hinoko. -


    El partido siguió con un set de ventaja a favor de Shannon, quien había logrado mermar por un poco a Shirayuki tras una serie de tiros largos. El segundo set empezaba con saque de Yuki, que probó con un truco aprendido de Kan, la otra personalidad de su madre, lanzando un pelotazo directo a la raqueta de la rival, ese tiro era uno muy complicado para Shannon que ocupaba acomodarse para devolverlo, por lo que ese juego fue rápidamente tomado por Yuki.


    - Yuki está siendo muy agresiva. -


    - Está jugando al estilo de Kan. -
    Dijo Kaam mientras se acomodaba sus gafas. - amm… Si sigue jugando así se va a cansar pronto. -

    - Parece que le emociona jugar sabiendo que la está mirando alguien en especial. -

    - ¿Quién, Mitsu? -

    - Su hermana menor a quien tanto quiere y desea que siga los pasos de la familia.
    - Sonrió la japonesa abrazando a su esposa mientras veían el partido.

    - No me gusta esto. -


    - ¿Qué cosa? Yuki se está recuperando. -


    - Lo sé, pero Yuki está jugando muy imprudente, solamente juega al estilo de Kan cuando llega a últimas instancias, pues el juego de la otra personalidad de mi tía es explosivo. -



    Yuki logró emparejar el marcador, pero era claro que estaba demasiado emocionada, pues su respiración estaba agitada antes de tiempo. Shannon notó que su pequeña esposa se agotaba a pasos agigantados, quería correr a ella, abrazarla y recostarla entre sus brazos como tanto le gustaba hacerlo para calmar su cansancio, pero no era el momento, Shirayuki se lo había buscado al acelerarse y aunque le dolía, tomaría ventaja de ello.

    Shannon empezó a lanzar pelotas y globos para hacer correr a su esposa por toda la cancha, por el calor del juego Yuki se le olvidaba que esa estrategia muchas veces le era aplicado por la italiana para agotarla más rápido, por lo que poco a poco fue dando resultado, cosa que aprovechó Shannon para empujar el juego a su favor.

    En el cuarto set, con dos a favor de Shannon y uno de Yuki, el resultado parecía ya estar determinado, Yuki jadeaba y dejaba caer un poco sus hombros, pero su sonrisa seguía ahí, una sonrisa que era devuelta por la mayor al ver que ambas disfrutaban del partido.


    - Creo que es hora de ir calentando músculos.
    - Dijo Eloise poniéndose de pie y estirando los brazos.

    - Tía, el partido aún no acaba. -


    - Ya acabó niñas, Shannon ganó
    . - Respondió Mitsuki parándose, agachándose para besar en los labios a su esposa y acariciar su mejilla. - nos vemos en un rato más, mi princesa, me iré alistando. -

    - Am… ¿Puedo ayudarte, Mitsu? Hace mucho que no te veo usar tu uniforme y… Te ves linda con él. -


    - Está bien, puedes ayudarme. -


    - Vamos Ely, la directora no puede perder contra la subdirectora. -


    - Ja, no voy a perder contra una anciana. -


    - ¿Anciana? Solo te gano por un año, además, yo me he conservado mejor, ya me dijo una personita que subiste dos kilos. -
    Sonrió la japonesa en un tono burlesco haciendo que Eloise se enojara.

    - ¡Yo no subí nada, mentirosa! ¡Me pesé con la ropa, solo eso! ¡Y tú pesas más que yo, gorda! -


    - Peso más por qué soy más alta. -


    - Ya, parecen cuarentonas discutiendo por el peso que tienen, se ven mal frente a las niñas. -


    - Am… Pero todas ya tenemos más de cuarenta ¿O no?
    - Preguntó Kaam poniéndose roja y agachando un poco su rostro. - y no me gusta que hablen sobre el peso, Mitsu. -

    - Discúlpame mi princesa, se me olvida que es algo que te incomoda. -


    - ¿Por qué a tu mamá le incomoda hablar del peso? -


    - A la señora Kaam se le dificulta subir al peso correcto para su edad y altura. -


    - Si, mami pesa menos que Yuki, se supone que deben de pesar más o menos lo mismo. -



    Las dos parejas estelares se dirigieron a los vestidores, siendo el encuentro entre Mitsuki y Eloise el más llamativo del día. Aunque las chicas pensaron que era raro que se fueran tan pronto, entendieron que las mujeres tuvieron razón en lo dicho, Shannon lograba vencer a Yuki, a quien detenía en sus brazos respirando agitadamente.


    - Yuki, debiste moderarte, mira como quedaste. -


    - Yei…jeje… pe…pero… mira lo feliz que está. -
    Dijo la pelirroja emocionada al ver como su hermana menor tenía el rostro brillando de alegría por el partido.

    - ¡Tu hermana es fantástica! -


    - Sí… Ojalá pudiera jugar así… No… Sé que puedo, ella me enseñó, yo puedo jugar así.
    - Pensaba Liguria sonriendo sin dejar de ver a su amada hermana. - ¡Yo puedo! -




    Muchas referencias XD.
    Luego pondré el ranking entre las chicas del campus, pero a nivel mundial, las chicas de la temporada pasada están:

    (Obviamente se brincarían por que hay otras competidoras, no son las únicas xd)

    1. - Shannon
    2. - Shirayuki
    3. - Angeline
    4. - Lyrika
    5. - Colette
    6. - Venus
    7. - Saori
    8. - Rosetta
    9. - X
    10. - Aurora
    11. - X
    12. - X
    13. - Megami
    14. - X
    15. - X
    16. - X
    17. - X
    18. - Katherine (la tenista no la del volleyball)

    u3u ¿Y que puede hacer Lily con Cecil? Las demás no le creen, también, que las demás la quieran y parte de su amor de madre le detienen a actuar, trata de tolerarla y mantenerla al margen, pero es difícil cuando tiene todas las libertades del mundo. Por eso es que en el otro spin-off a futuro que pienso hacer, abordaré más la relación de ellas dos desde un punto de vista más parecido a Chinche, :3 sin tanto confetti como ocurre en este fic.
     
    Última edición: 19 Feb 2018 a las 15:04
  8. Autor
    I-AM-WOLFIE

    I-AM-WOLFIE Este es tu imperio a cambio del amor.

    Registrado:
    26 May 2016
    Mensajes:
    2,101
    Temas:
    65
    Calificaciones:
    +721
    o3o Seguimos



    SERVICE 17





    El alboroto en la cancha principal estaba al máximo, la directora y la subdirectora, las rivales eternas, Eloise Luxure, la reina francesa, contra Mitsuki Noihara, la samurái del tenis, se enfrentarían en un partido de exhibición para darle la bienvenida a las demás escuelas, pero para ellas, era un partido importante, pues su rivalidad no les permitía darse el lujo de tomarlo como un juego más.

    Kaam miraba con ojos de amor a Mitsuki al verla de nuevo con el uniforme blanco y turquesa, colores que siempre gustó de usar. la japonesa abrazó a su esposa de baja estatura, besando su frente, viendo como sus ojos cambiaban a unos más serenos.


    - Kaam se va a enojar, pero quiero verte jugar. -

    - Kan, no es justo, yo también quiero ver a Mitsu.
    - Reclamó la pelirroja a su otra personalidad, haciendo reír a Mitsuki.

    - No se peleen, recuerden que si las dos están presentes les dolerá la cabeza. -


    - Podemos soportarlo un poco ¿No crees? -

    - Mmm… Podemos esforzarnos y así ver a Mitsu las dos juntas. -
    Dijo Kaam mientras Mitsuki la miraba fijamente y acariciaba la mejilla.

    - Si no pueden estar las dos presentes, túrnense de set en set ¿Qué les parece? -


    - ¡Sí, así está bien! ¿O no, Kan? -


    - Me parece perfecto. -
    Sonrió la pelirroja hacia sí misma mientras se ponía roja al sentir como le besaban la frente y luego su boquita. - Mitsuki, eres una atrevida, podrían vernos. -

    - Nadie nos va a ver, además, eres mi esposa, puedo besarte todo lo que quería. -


    - Kan, deberías de darle una bofetada a esa gorila, no puede besarte en contra de tu voluntad. -

    - Vuelves a decirme gorila y la bofeteada será otra. -

    - Ya chicas, se nota que no cambian. -
    Rio Hinoko mientras Mitsuki y Eloise se abrazaban riéndose.

    - Es normal, está menopaúsica es mi mejor amiga. -


    - ¿A quién le llamas menopaúsica? Si quien lo resintió fuiste tú. -


    - En realidad, a quien más le pegó fue a Rosemary. -


    - ¿En verdad quieres hacer esto? A diferencia de mí, tú no eres la más activa que digamos. -


    - Disculpa, pero que no me veas haciendo ejercicio no significa que no lo haga, para eso tengo un gimnasio propio en nuestra casa, la cual está armado con los mejores equipos. -


    - En realidad, yo fui quien puso el gimnasio, estaba perdiendo musculatura por dejar de practicar la escalada. -


    - Y sí que lo necesitas, luego como levantas a Eloise. -


    - ¡Qué no subí de peso! Uy, eres detestable, no sé cómo rojita te ha soportado tantos años. -


    - Am… Mitsu no es detestable, siempre me ha demostrado cuanto me ama y ha sido el mejor padre para nuestras hijas
    . - Sonrió Kaam algo roja al hablar bien de la japonesa.

    - Madre, mejor dicho, madre, rojita. -


    - ¿Ah? Pero las niñas prefieren decirle papá. -


    - Pues con lo alta y fornida que es, hasta yo pensaría que es hombre. -


    - Muy graciosa. -


    - Bueno, menos platica y más acción, dejemos ver por qué soy la directora y tú la sub. -


    - Eso es por qué la academia te pertenece. -

    - Ja, si claro. - Dijo la rubia quien abrazó a Hinoko para besarse con todo el amor que tenían, sonriéndose, para luego con una nalgada, mandar caminando a la francesa hacia la cancha mientras Hinoko se reía.

    - Ella no quiere aceptarlo, pero está muy emocionada de volver a pisar la cancha. -


    - Yo también, y me hace feliz saber que será contra ella. -


    - Kaam y yo quisiéramos poder jugar también, pero… Ya no podemos ver bien sin los lentes.
    - Dijo apenada Kan ajustando sus gafas, sintiendo las manos de Mitsuki en su mejilla.

    - No tienen que ponerse tristes, después de todo, son mis rivales favoritas y eres la mejor de la historia, mis princesas. -


    - Mitsuki… Lo dices por qué somos tus esposas.
    - Habló Kan escondiendo su rostro en el pecho de Mitsuki.

    - Es hora de que dejes a rojita, ya debes de salir a la cancha. -


    - Volveré, mi princesa. -



    Mitsuki besó a Kaam antes de retirarse a la cancha, siendo ovacionada por todos al entrar. Eloise Luxure y Mitsuki Noihara, dos de las más grandes jugadoras de tenis, de la que llamaban la trinidad del deporte blanco, estaban a punto de tener un partido tras años de no enfrentarse al haberse retirado. Las nuevas integrantes del equipo de tenis de la Step Fast School estaban emocionadas, verían en vivo a dos leyendas enfrentándose, y obviamente, la más motivada era Liguria, pues nunca tuvo la oportunidad de ver a una de sus madres jugar.


    - Siempre quise verlas jugar, no es lo mismo verlas en vídeo que en vivo. -


    - ¿No será pesado para ellas? Ya no son jovencitas. -


    - No creo, papá hace mucho ejercicio, se levanta desde temprano para usar el gimnasio, luego se va al dojo y regresa a tiempo para preparar el desayuno. -


    - Sin dudas es organizada. -


    - Ella me dice que más que organizarse, es su modo de vida. -


    - Mi tía no se ve tan mal, se ve que ha hecho ejercicio también. -


    - Ya quisiera verme como ellas a su edad.
    - Pensó Ariadna al ver a ambas mujeres de casi cincuenta luciendo sus cuerpos con sus uniformes de juego.


    El partido estaba por empezar, siendo Mitsuki la que tendría el saque inicial. Hubo un silencio intenso a esperas del primer saque, querían saber si el legendario saque de la japonesa, aquel cuya potencia era devastadora y que a más de una logró lastimar la muñeca al intentar devolverlo. La japonesa lanzó al aire la pelota, y dio un tremendo golpe lanzando la pelota a la misma potencia que le era conocida en sus años dorados, Eloise no tuvo ni tiempo para reaccionar, quedándose congelada por tal impacto.


    - ¿Qué fue eso? -


    - ¡Papá es genial! -


    - ¡Yei! ¡Papá es la mejor! -


    - Una cosa era verlo en vídeo, pero verlo en persona. -


    - El saque de Mitsu es el más difícil al que he enfrentado.
    - decía Kaam mientras sus hijas le miraban. - Me dolían los brazos cuando intentaba detenerlo así que tuve que aprender a usar su fuerza en su contra. -

    - ¿Cómo se puede eso mami? -


    - Ella no puede tirar a su máxima potencia si no logra su postura, es como cuando practica con su espada, debe de mantener su postura firme y posicionarse para el mejor golpe, así que buscaba dificultarle esas posturas con golpes bajos y rectos. -


    - Señora, usted se nota que es una genio del deporte. -


    - Am, jeje, creo que te lo dicen a ti Kan. -

    - Creo que es para ambas, tú también lo sabes, pero no eres muy buena explicándolo. -


    - ¿Por qué tu mamá habla consigo misma? -


    - Oye, ven aquí.
    - Dijo Shannon jalándole suavemente la oreja a Ariadna. - mi prima tiene doble personalidad a causa de un accidente, trata de no hablar o preguntar mucho de ese tema por favor. -

    - ¿En serio? ¿Desde cuándo? -


    - Desde que tenía dieciocho, y ya no preguntes más, por respeto, por favor. -


    - Ok… La señora Goheid es una genio de verdad, aún con su problema fue la mejor del mundo.
    - Pensaba la italiana mirando con asombro a Kaam, haciendo que Liguria frunciera una ceja.

    - ¿Qué le ves a mi mami? -


    - Nada, solo pienso que es una mujer admirable. -


    Eloise no quería mostrarse débil ante las estudiantes, por lo que poco a poco logró agarrar el ritmo de juego, hasta llevar a Mitsuki al punto que la francesa quería, el control de la pelota. La japonesa olvidó por un instante que la especialidad de Eloise era guiar el partido y acomodarse los tiros a su gusto, era un juego estratégico y de desgaste para el rival, estilo que siempre le desagradó de ella, pero funcionaba.


    - ¿Por qué mi papá lanza las pelotas hacía donde está la tía Eloise? Es como si se las regalara. -


    - Es el truco de Eloise, niñas, ella sabía dirigir los golpes para obligar a las rivales a tirar la pelota como ella lo calculaba, así jugaban a su ritmo y las desgastaba u obligaba a salirse de su zona de confort, así, en cuanto cometieran un error. -
    Iba a hablar Hinoko cuando escucharon el punto y juego para Eloise.

    - La directora es fantástica. -


    - No por nada fue una de las tres mejores del mundo. -


    - No lo haces nada mal. -


    - Ni tu tampoco para tener casi cincuenta. -
    Sonrió la francesa con su raqueta en el hombro haciendo reír a la japonesa.

    - Eloise, si la gente dice que te ves más vieja que yo. -


    - Sí claro, no soy como rojita para conservarme a la perfección, pero de que luzco radiante comparada a ti, lo estoy. -

    - Tu altanería es la que se ha conservado perfectamente, amiga. -

    - Así como que no te gusta quedarte callada, amiga. -
    Dijo Eloise haciendo reír un poco a Mitsuki quien afiló su mirada.

    - Es hora de ponerse serias ¿No crees? -


    - ¿Disculpa? Yo ya he estado seria desde el principio. -

    - Fuimos rivales por muchos años, esto solo ha sido un calentamiento. -

    - Tienes razón, me conoces bien. -
    Contestó la rubia rotando su cuello para luego sonreír. - Ahora si comienza el juego. -







    \ :v / Partido de maduritas!!
     
  9. Kissu

    Kissu Moderador

    Registrado:
    20 Oct 2006
    Mensajes:
    8,739
    Temas:
    438
    Calificaciones:
    +1,543
    No esperaba que Venus estuvieran "tan abajo".

    Shannon ganó, buu (ah, no xD). Y ¡partido de maduritas!
     
  10. Autor
    I-AM-WOLFIE

    I-AM-WOLFIE Este es tu imperio a cambio del amor.

    Registrado:
    26 May 2016
    Mensajes:
    2,101
    Temas:
    65
    Calificaciones:
    +721


    El partido continuó, estando la gente emocionada por el alto nivel que mostraban las dos competidoras tras poco más de diez años retiradas. Eloise dejaba ver que su capacidad de control del juego estaba intacta, mientras la japonesa dejaba claro que la edad no estaba peleada con la fuerza y velocidad que caracterizaba su golpe. La francesa estaba notando que poco a poco sus piernas estaban doblegándose, a diferencia de Mitsuki, su resistencia no era tan grande, así que tenía que buscar una manera de relajar el juego para que no se agotara, sin que esto significara perder. La rubia optó por rebajar la presión que tenía sobre su rival, aunque eso significaba poner en riesgo el set, Mitsuki notó el plan de la francesa, así que empezó a lanzar globos a propósito, para hacerla mover, cosa que hizo chitar los dientes a Eloise.


    - Maldita Mitsuki, lo descubrió. -
    Pensó Eloise teniendo que responder mientras su rival sonreía con su propio pensamiento.

    - Vamos, corre por ella, eres muy orgullosa, Eloise, no puedes quedarte solamente parada viendo como gano puntos, no eres así, te gusta lucirte ante los demás. -



    El partido siguió y poco a poco la balanza se inclinó hacía la morena, quien logró ponerse a un set igual a su competencia. Cada una se sentó en su banca para tomar agua y concentrarse, Mitsuki sonreía al ver a su esposa emocionada, saludándole desde las gradas especiales, mirando que a su lado a sus hijas que estaban contentas por el partido, pero quien más le agradó ver ahí, fue a la más pequeña de ellas, Liguria, quien parecía querer gritar por la adrenalina del encuentro.


    - Papá es genial, nunca la había visto jugar más que en vídeos, es tan fuerte y tan ágil. -


    - Me sorprende la señora Mitsuki.
    - Hablaba Shandee con sus ojos brillando de emoción. - aunque ella es una mujer muy alta, se mueve con mucha facilidad y su postura es perfecta. -

    - Ve bien el partido Shandee, tú altura es inusual para tu edad, ver jugar a alguien con características similares te ayudará. -


    - Lo sé, la señora Mitsuki me ha estado entrenando y siento que he mejorado mucho, pero quisiera algún día jugar como ella. -


    - Si se esfuerzan lo podrán hacer.
    - Dijo Colette chupando una paleta y con su otra mano rodeando las caderas de su esposa. - a mí me han dicho que soy la sucesora directa de mi maestra, Eloise y Saori dicen que después de Shannon, es la mejor representante del estilo Noihara, muy por encima de Venus. -

    - Colette, por favor. -


    - Por favor qué. -


    - Deja de agarrarme el trasero. -
    Le susurró sonrojada la pelirroja sintiendo como la castaña le apretaba un glúteo por debajo de la falda.

    - ¿Por qué? Eres mi esposa, y me gusta cuando usas falda, te lucen bien. -


    - Pero no es para que metas tu mano debajo de ella. -


    - ¿Ah? ¿Ocurre algo, hijita? -
    Preguntó Kaam al ver a Saori moverse, teniendo la cara roja.

    - Nada mamá, es que está algo incómodo mi asien.. ¡TO! ¡Ey, no pellizques! -


    - ¿Siempre se comportan así? -


    - Siempre, tan bien que me caía Saori por qué pensaba que por fin tenía una hermana con agallas.
    - Suspiró Angeline cruzando sus brazos sin dejar de ver a Aurora. - y resultó igual que mi tía que se deja hacer de todo por Colette. -

    - ¿Cómo que agallas? -


    - Rosetta, todas sabemos que con Megami se la pasan en un tira y afloja, y la que más afloja eres tú, Rose y Coraline no digo nada, ni siquiera entiendo como terminaron juntas. -


    - Muy cierto, muy cierto. -


    - Megami. -

    - Yuki pues que decir de mi pequeña hermana, lo único que decide es el postre que va a comer. -

    - Am… Pero Shannon es quien me dice que postre puedo comer, por qué amm… Que debe de tener pocas calorías, que azúcares, carbohidratos… Am… ¿Qué más? -


    - Sales también. -


    - ¡Yei! -


    - ¿Y qué hay de Cecil y yo? -


    - Tú y Cecil necesitan ir más a terapia con mi tía Thames, tienen un serio problema con el sexo.
    - Señaló Angeline haciendo reír a las demás mientras Liguria se ponía roja de vergüenza.

    - Como que Angeline se ha vuelto más relajada estos meses ¿O no? -


    - Desde que lograron ser el mejor dúo de tenis de los últimos tiempos, se ha vuelto más amigable, parece que lograr el éxito le hizo sentirse menos comprometida. -


    - ¿Comprometida por qué? -


    - Megami, ella lleva la sangre de una Luxure y es una de las pupilas de mi tía Eloise, se toman todo muy en serio. -


    - Así es, el tenis no es solo un deporte, es un modo de vida que eligió mi tía y que yo con gusto sigo, soy la digna representante del legado Luxure, bueno, también Colette, pero ella no cuenta. -


    - Solo dices eso por qué me follo a tu hermana. -


    - ¡Colette!
    - Gritó Saori con el rostro todo rojo mientras las chicas se reían del comentario.

    - ¿Ah? ¿Qué es follar? -



    Todas voltearon a ver a Kaam con su carita llena de curiosidad por esa palabra, la misma cara que tenía Shirayuki, cosa que hizo pensar a todas que se les había olvidado el detalle de que tanto madre como hija tenían una mente inocente y muy ajena al vocabulario vulgar o casual que manejaban.

    - ¿Qué es eso Shannon? -


    - Am… ¡Miren, el partido ya reinicia! -


    - ¿Si? -


    - ¡Yei, ya empezó! -



    Las chicas suspiraron al ver que Kaam y Shirayuki se distraían con el reinicio del partido, haciendo suspirar a todas por pensar en que se habían librado de tener que explicarles algo que para ellas sería demasiado bochornoso.


    - Colette, mide tus palabras, sabes lo difícil que es explicarle algo a mi mamá y a mi hermana. -


    - Lo siento, lo siento.
    - Dijo Colette sacándose la paleta de la boca. - pero es su culpa, si un día se pusieran ustedes a platicar con ellas no tendrían que pasar por estas cosas. -

    - No es fácil Colette, y menos con Mitsuki a su lado ¿Recuerdas cómo se puso mi prima cuando festejamos el cumpleaños número cincuenta por quinta vez de mi mamá? -


    - ¿Número cincuenta por quinta vez? -


    - La señora Gabrielle dejó de cumplir años al llegar los cincuenta. -


    - Ajá, y Rose es el mejor ejemplo de buen comportamiento. -


    - ¿Qué paso en ese cumpleaños? Escucho mucho de ese bar, Colette, pero casi no cuentas de él. -


    - Lo que ocurre en el club del bar, se queda en el club del bar. -


    - ¿Y qué paso entonces? ¿Qué le pasó a mi mami?


    - Pues a Claire se le ocurrió contratar unas bailarinas exóticas.
    - Contaba la castaña chupando su paleta sin soltar a Saori. - y mi suegrita se puso tan nerviosa que empezó a llorar de nervios, la señora Mitsuki la intentaba calmar mientras le tapaba los ojos a Yuki y terminó pidiéndole a las bailarinas que se pusieran algo de ropa. -

    - ¿Qué rayos? -


    - Si, al final, nos quedamos sin bailarinas y mi tía Mariela se puso tan borracha que empezó a bailar sobre la barra del bar y luego animó a mi tía Julia.
    - Seguía contando Colette mientras las chicas se quedaban pensando que tipo de fiestas tenían en ese bar.

    - Chicas, dejen de platicar sobre fiestas y concéntrense en el partido... Mmm, deberíamos ir un día Ely y yo a ese bar, parece que se divierten en grande. -



    El encuentro continuaba, sets iguales y compartiéndose dos juegos a favor, pero la balanza del partido parecía estar cada vez más al lado de Mitsuki. Eloise resintió los pelotazos y globos de la japonesa, sintiéndose más cansada de lo que esperaba para el tercer set al hilo. Mitsuki lo notó, así que tenía que aprovecharlo al máximo, empezando a mover la pelota para jugar al contragolpe, Ely sabía bien el plan de la japonesa, así que dificultó la postura de ella lanzando pelotas bajas y liftadas. El set se había convertido en una batalla de quien se equivocaba primero, Ely trataba de agotar a Mitsuki al mandarle pelotas incomodas, mientras que ella le devolvía tiros largos y globos para hacerla correr aún más.


    - Maldita seas mujer gorila, ya me duelen las piernas.
    - Pensaba Eloise apretando sus dientes al sentir sus muslos tensos, mientras Mitsuki le miraba con determinación e inmersa en sus pensamientos.

    - Sin dudas, si detestaba un estilo de juego, siempre fue el tuyo. -



    Eloise decidió que tenía que jugársela a todo, así que empezó a hacer tiros largos para hacer correr a Mitsuki, haciéndola reaccionar. El partido se aceleró y la japonesa decidió que ya era momento de llevar el partido a su estilo, jalando a la francesa hacia la zona interna de la cancha, para un juego cerrado, situación en desventaja para Eloise por la altura y largo del brazo de su rival. Más y más se cerraba el encuentro, la francesa mandó al carajo toda estrategia y se dedicó a regresar toda pelota con su mayor fuerza, al igual que Mitsuki, ambas sonriendo al disfrutar de un encuentro tan acalorado como él que tenían.

    El partido llegó al final, todas se pusieron de pie y aplaudieron al ver a esas dos mujeres maduras que jugaron como si la edad y el tiempo sobraran. Mitsuki se acercó a quien era su mejor amiga de toda la vida, dándole la mano y luego un abrazo, mientras las dos sonreían por el partido que tuvieron.


    - Un aplauso para la directora Eloise Luxure, y la ganadora, la subdirectora, Mitsuki Noihara.
    - Anunciaron por las bocinas de la cancha mientras los aplausos no paraban.

    - Eres una enferma ¿Cómo es que sigues con esa condición tras tantos años? -


    - Lo mismo te digo. -


    - ¡Yei! Papá es la mejor. -


    - La señora Mitsuki es increíble. -


    - Sí… -
    Decía Liguria apretando sus puños con una sonrisa, con las piernas agitadas y pensando. - Papá, eres genial, haces que me den ganas de jugar… No… No eso… Quiero jugar contra ti, lograr llegar a tu nivel y saber si en algún momento pueda vencerte. -


    Unos minutos después, Eloise estaba en los vestidores, recostada en una camilla de descanso que había puesto Hinoko. La francesa estaba solamente con su blusa, descansando boca abajo y dejando ver sus formados glúteos por la braga colaless amarilla, mientras su esposa le daba un masaje y untaba un analgésico en gel por sus muslos y espalda.


    - Mierda, mierda, mierda ¡Me duelen las piernas a morir, Hinoko! -
    Lloraba un poco Eloise sintiendo sus piernas tensas.

    - Eso pasa por enojarte y seguirle el juego a Mitsuki. -


    - ¿Qué esperabas? La muy enferma empezó a jugar a la carrera, ya no somos unas chiquillas para correr tanto. -


    - No dejas de ser una mala perdedora Eloise.
    - Dijo Mitsuki quien se dejaba ver al pasar unos casilleros, viendo a su mejor amiga recostada y con su trasero al aire. - Lindo trasero. -

    - Ja, no seré rojita, pero tengo lo mío. -


    - ¿Estás coqueteándole a Mitsuki? -
    Rio la pelirroja dándole una nalgada a Eloise que respingó por ella.

    - ¡Oye! ¿Qué no te dije que me duele todo? -


    - Am.. Ay, creo que están ocupadas Mitsu, perdón chicas, no sabíamos que hacían "eso" aquí.
    - Dijo Kaam tapando su cara al asomarse por la orilla del casillero al ver a Eloise así.

    - No te preocupes mi princesa, solamente le dan un masaje a Eloise, su edad ya no le da para estos trotes, pero bien dice el dicho, el roble puede seguir envejeciendo, pero sus raíces seguirán fuertes y aferradas a la vida. -


    - ¿Cuál edad y cuales raíces? Si Hinoko y tú son las más grandes de nosotras. -


    - En realidad, Mitsuki es la mayor, me gana por unos meses. -


    - ¿Ves? Estás vieja. -


    - Vieja dirás, pero no quita que te gané. -
    Rio la japonesa mientras Hinoko terminaba el masaje y colocaba una toalla sobre las pompas de su esposa.

    - Ya puedes ver rojita, la degenerada de mi esposa ya no anda enseñando su cola. -


    - Ah… Gracias, jeje. -


    - ¿Degenerada? Si tú dijiste que te gusta que use estas bragas. -


    - Sí, pero no para que andes enseñando tu cola a tus amigas. -


    - Hinoko, me lo dices tú cuando el año pasado que fuimos de vacaciones, andabas en topless. -

    - A mi favor, todas dijeron que tenía un buen cuerpo para mis cuarenta y seis años, sino mal recuerdo, las únicas que no se animaron a hacerlo fueron estás dos tortolitas. -

    - Es cierto, para la próxima salida, ustedes dos lo hacen también chicas. -


    - Claro que no, no voy a permitir que vean a mi esposa desnuda.
    - Reclamó Mitsuki mientras sentía una mirada encima de ella. - Ni tampoco voy a enseñar mis senos a otra que no sea mi esposa, deja de verme así, Hinoko. -

    - Nada, nada, solo pensaba que envidio la firmeza que tienen tus senos para tu edad. -


    - Am... Me daría pena cuando ustedes tienen bonitos cuerpos y yo... -


    - Mi princesa, tu cuerpo es el más bello de todos, pero no tienes que dejar que ellas te vean solo por su libido.
    - Dijo Mitsuki abrazando a Kaam.

    - Ja, idiota, si supieras que yo ya vi a rojita desnuda. -


    - Eloise, juro que te mato. -


    - Am… Pero es cierto, Mitsu. -
    Dijo Kaam mirando con ternura a Mitsuki. - Eloise me cuidó una noche cuando estábamos en la academia y se bañó conmigo, ya te lo había dicho antes, creo. -

    - ¿Vas a matarme por solo eso? Uy, cuidadito, esposa celosa y posesiva a la vista. -


    - Eloise, parece que ya se te quitó el dolor ¿O no?-
    Rio Hinoko destapándola de nuevo para darle una nalgada más fuerte.

    - ¡HINOKO! -



    Hinoko y Mitsuki se rieron al ver como la rubia se tallaba la cola mientras Kaam se tapaba el rostro.

    El partido había sido emocionante, jugar nuevamente tras años de no hacerlo les había revivido el alma de campeona a ambas mujeres, pero lo más importante, les hizo recordar por qué amaban ese deporte y la gran amistad que las había mantenido unidas por casi treinta años.






    Liguria parece que le empezó a agarrar amor al tenis x3.
    =3 A que buenas amigas maduritas son estas mujeres.



    Ranking actualizado, :d. La culpa de que Venus bajara no es por qué sea mala, fue por que Lyrika la jaló a jugar en dobles, y ya en la estadística, tiene mejor rendimiento ella que la italiana.
    XD Y de Shannon es obvio que tiene ciertas ventajas sobre Yuki, empezando por qué conoce bien la condición y límites de su pequeña esposa, se podría decir que se aprovecha de ello.
     

Compartir esta página

Cargando...