Fic Colectivo Azur Lane: Apocalyptic World (Cupos cerrados, comenzamos)

Digimaster

Candy Candy~
Moderador
Offline
Buenas, aquí estamos otro lunes para subir cap, vamos a responder antes.

Debo admitir que ese fue un final de arco inesperado.

Ahora habrá que ver como los miembros del equipo se aclimatan a sus nuevas adquisiciones y el cambio que va a producir la muerte presunta de uno del grupo de comandantes no oficiales. ¿Será esto lo último del The supremacy liberation Front? No lo sé, sólo sé que las Kansen y sus comandantes deberán profundizar sus lazos y superar sus propias taras si quieren afrontar lo que viene.

Press F for Stan, Sebastian y Jenny
Ya por ahí tengo mis planes, aun no tengo pensado en hacer desaparecer al grupo y digo que harán mucho juego con los sucesos futuros, eso lo veremos.

creo que la noche pasada solo aumento su confianza :05:


la inocencia :59: y luego viene la decepcion



:37: wow fue muy inteligente de su parte


siiii el dinero representa la maldad :48: era obvio lo que pasaria

no esperaba eso :43: pense que se saldria con la suya y mas tarde lo atraparian




seria dificil que sobrevivieran a eso :30:
Sí que puede ser difícil sobrevivir pero nada ha quedado totalmente cerrado, ya se verá mucho más adelante.

Diablos jajaja con esto la confianza de Sebastian se ira al suelo de nuevo, quiso estrechar su mano y le agarro el codo no no peor aun le metió un tiro jajaja la ironía de esto me causo mucha gracia. Pero estará bien, es alguien fuerte y no se dejara bajonear por algo asi.

Y la verdad que parece una situación complicada, toda la estructura se les fue encima y ademas de que ambos estaban heridos de gravedad.

Buen capitulo
Ya que estaba teniendo un progreso y empezaba a confiar en otros, bueno, ya digo que la verdad veremos algunas partes por ese lado pero mucho más adelante, tengo cosas por desarrollar antes de ello.

Me tuve que hacer un pequeño maratón de lectura y vaya que han pasado cosas, la historia de annie, dorian siendo brutal y la ginda del pastel Sebastián, stan y jenny "muertos" debo admitir que este último capitulo me ha dejado muy sorprendido y en shock
Que habrá pasado con los últimos tres esa es mi principal duda
Y la segunda es como será ahora la relación de akagi y kaga luego de estos sucesos??
Aun teniendo otro comandante es difícil de creer que kaga ignoraria la petición de akagi de detenerse y con lo que ha pasado con stan al final, me genera curiosidad como se llevaran esas dos ahora
Si que pasaron muchas cosas y pues con Akagi y Kaga, ya verás en este cap una pequeña muestra como acabará respecto a su relación.

Bien, aquí tenemos el cap, veremos como es que deben lidiar las chicas con la perdida de los dos comandantes y lo que vendrá ahora, ahí vamos.

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Capítulo 73



Se buscó por todos lados pero no hubo rastro alguno, no quedaba duda de que Stan, Sebastián y Jenny habían desaparecido sin dejar nada atrás, parecía que habían muerto, lo cual había resultado un duro golpe, más que nada para las chicas que estaban bajo el mando de ellos dos. Al final ya regresaron a la base al igual que el segundo grupo que se enteró de la noticia.


- Ya veo… así que tenemos dos bajas. – Exclamó Edric por debajo.


- No pensé que Stan moriría de esa forma… - Annie se veía triste al respecto, después de todo fue su compañero durante bastante tiempo.


- ¿Qué haremos ahora? – Preguntó Adrien, fue Dalton quien los citó a todos así que él tenía que decir algo.


- Por ahora, yo me encargaré de las flotas de ambos… podría ser que ambos estén muertos o simplemente desaparecieron, no estamos totalmente seguros, pero no pueden quedarse sin un comandante o alguien al mando, yo tomaré ese puesto. – En ese momento entró Sophie, apresurándose hacia el científico.


- ¡Que es eso de que Jenny desapareció! – La reclamó mientras sujetaba el cuello de la camisa.


- Ella fue quien se coló en el helicóptero, Stan aceptó que vaya.


- ¡Eso lo sé, pero…! – Bajó la mirada. – Es mi hija… no quiero aceptar que haya desaparecido… no lo quiero… - Tenía ganas de llorar, Dalton suspiró.


- Desde que no haya cuerpo, no es seguro que haya muerto, por ahora solo debemos confiar en que aparezca nuevamente.


- Pero no puedo hacerlo, aun es una niña a pesar de los experimentos que le hicieron, estar ahí sola no es…


- No cometas una locura, creo que ya hicimos demasiado en nuestra juventud realmente, no debemos de arriesgarnos a avanzar a ciegas. – Exclamó Dalton con seriedad, Sophie lo entendía pero no quería aceptarlo.


- … Bien… a pesar de esa actitud pedante que siempre llevas, por lo menos sé que sabes actuar en los momentos críticos, deberás resolver esto.


- Lo haré… - Miró al resto una vez más. – Por ahora eso sería todo, luego pondré en contacto al resto, por ahora hay que ver a las nuevas kansen que llegaron. – Así es que fue a ver a todas las chicas que una vez estuvieron capturadas en Denver y ahora estaban ahí, el científico las revisó una por una.


IJN portaaviones Kaga. Una mujer de cabello blanco corto, ojos azules, su vestimenta es como un traje o kimono corto con falda azul corta, colas de zorro a su espalda y orejas también, llevando zapatillas con medias blancas.


HMS crucero ligero Fiji. Una mujer de cuerpo esbelto, busto grande, largo cabello castaño claro y ojos verdes, su vestimenta es una blusa blanca corta con una falda roja, lleva un gorro, medias negras con botines.


USS Crucero ligero Memphis. Una chica de largo cabello rosado, ojos verdes, su vestimenta es un uniforme de una sola pieza de blanco con la parte de la falda siendo azul, llevando por encima una chamarra negra, medias negras hasta la pantorrilla y tenis.


IJN Crucero pesado Suzuya. Una chica de largo cabello negro, ojos color amatista, su vestimenta es como un uniforme escolar con la blusa blanca y falda azul, medias negras que le cubren totalmente las piernas y zapatillas, lleva un par de cuernos sobre la cabeza.


IJN portaaviones ligero Ryuuhou. Una mujer de cabello negro atado a una coleta, piernas largas, ojos color morado palido, teniendo dos pequeños cuernos sobre su cabeza, su vestimenta consiste únicamente de una camisa que lleva encima, sin nada debajo pero igual un kimono por encima de esta y botines negros.


- Escúchenme, soy Julien Dalton, por ahora sirvo como encargado temporal de esta base, quizás no sepan mucho pero aquí estarán a salvo, tienen a varias compañeras que sirven bajo distintas flotas, pueden unirse a la que deseen, ya por mi parte, perdimos a dos, por lo que sus flotas estarán bajo mi mando, si desean unirse a ellas, pueden hacerlo, ya pueden retirarse. – Dicho eso, ellas se fueron, Dalton soltó un suspiro. – Esto podría ser más complicado de lo pensado…


(…)


En la flota de Stan había un ambiente bastante pesado, la muerte del pelirrojo afectó más que nada a aquellas cercanas a él, cabe decir que ni Yuugure o Akagi estaban cerca.


- Es mentira ¿no? Digo, puede seguir vivo, es una posibilidad. – Albacore quiso pensar positivamente pero nadie dijo nada.


- Este ambiente es muy triste, vamos, alegrémonos un poco. – Sugirió Sandy al resto. – Podríamos jugar algo, o incluso entrenar.


- ¿Quieres callarte? – Expresó Hammann al ver a la pelirroja. – No todas podemos ser tan estúpidamente positivas como tú, si entiendes la gravedad de la situación, entonces…


- ¡Claro que la entiendo! – Para sorpresa de todas, Sandy gritó, sus ojos tenían lágrimas. – Yo igual estoy triste porque el comandante muriera pero intento alegrar a las demás, alguien tiene que mantenerse calmada para que no todas estén tristes… yo… hubiera querido decirle al menos lo que sentía por él… - Se quedó llorando en silencio. En ese momento escucharon una conmoción afuera.


- ¿Qué sucede? – Preguntó Hood. Salieron a ver encontrando a Akagi que sujetaba a Kaga del cuello.


- ¡Kaga!


- N-Nee-sama, suéltame…


- ¡Tu, es tu culpa que Shikikan-sama!


- ¡Akagi, suéltala! – Amagi quiso detener a su hermana pero esta se encontraba llena de ira.


- Nee-sama… yo… no tenía idea de que él era tu Shikikan, igual solo cumplía órdenes…


- No tires excusas, finalmente había encontrado a alguien que me quería y entonces me lo arrebatan así, no puedo aceptarlo, si él no está aquí, entonces solo debo matarlos a todos y luego suicidarme, iré con él al otro mundo.


- ¡Que tonterías estás diciendo! – Exclamó Hammann, Akagi hizo aparecer llamas en sus manos.


- Me quitaron mi felicidad… entonces les quitaré sus vidas. – Antes de que pudiera reaccionar, una flecha la golpeó, Enterprise derribó a la kitsune y entonces la mantuvo en el suelo. - ¡Quítate!


- No, pensabas hacer algo grave.


- Maldita…


- ¿Qué pasa aquí? – Dalton llegó en ese momento. – Necesito una explicación. – Ahí es que le contaron lo que Akagi pensaba hacer, el científico soltó un suspiro. – No pensé que llegaría tan lejos… Enterprise, suéltala. – la peligris la soltó, Akagi se levantó. – No puedes hacer eso.


- Pero es que… sin Shikikan-sama mi vida ya no tiene sentido, él lo era todo para mí y ahora que ya no está… no sé que hacer, me siento vacía.


- Akagi… - Amagi la abrazó, dejándola recostar en su pecho, la kitsune no aguantó más, comenzando a llorar fuertemente. Dalton miró al resto.


- Se muy bien que cuesta mucho el que perdieran a Stan, para ser un estúpido sobrino, hizo varias cosas bien y seguro le agarraron cariño… solo puedo decirles algo, como su cuerpo no fue encontrado, hay una posibilidad de que siga vivo, quien sabe cuanto tiempo pase pero aférrense a ello, por ahora yo estaré a cargo de ustedes y de la flota de Sebastián, así no quiero más peleas ¿entendido? – Nadie dijo nada, era difícil de aceptar pero no había otra opción. - Bien, espero no encontrar otra pelea, ahora debo ir a ver a las demás, pórtense bien. – En ese momento se fue, Akagi siguió abrazada de Amagi para calmarse.


En el lado de la flota de Sebastián, las cosas iban por el mismo rumbo, Cleveland tenía la mirada perdida, solo podía recordar el momento en el que le dispararon al italiano, apretó el puño con fuerza.


- Carajo… si hubiera reaccionado antes, quizás él… - En ese momento tocaron a su puerta, la puerta se abrió, dejando ver a Washington.


- Ey. – La peligris hizo el esfuerzo por sonreír. – Mierda, sigo sin poder hacerlo naturalmente.


- ¿Necesitas algo? – Preguntó la rubia de forma cortante.


- O-Oye, tampoco te pongas muy a la defensiva, somos de la misma flota.


- Ya no… ahora que el comandante se fue…


- No digas eso, según sí sé cómo eres, normalmente avanzarías, no te rendirías en esto.


- ¡Es que no viste lo que yo! – gritó ella. – Lo tuve frente a mí, pude haberlo salvado pero era demasiado tarde, me confié creyendo que realmente saldría bien, ahora por mi culpa él…


- Cleveland… - Washington podía ver la tristeza y furia por lo cual pasaba la rubia. – Quizás no sea tan amable o esto no se me de tan bien como a North Carolina, pero… ven… - Extendió sus brazos.


- ¿Qué haces? No creas que un abrazo me ayudará.


- No digas nada… te estoy ofreciendo mi hombro para llorar, acéptalo.


- P-Pero es que… - Cleveland estaba resistiendo pero no pudo más, saltó hacia la peligris mientras empezaba a llorar, esta acariciaba su cabeza. – Quería salvarlo, realmente quería salvarlo.


- Lo sé… es alguien importante para ti… - Se quedaron así durante un rato. En otro lado, Javelin, Nimi y Ayanami estaban juntas.


- Debe ser duro Javelin. – Exclamó Ayanami, la pelimorada asintió teniendo una sonrisa triste.


- Si… perder a mi comandante es duro pero ahora me preocupa Laffey… ella lo vio y seguro está más lastimada que yo.


- Deberíamos verla. – Sugirió Nimi. Las tres chicas se movieron hacia lo que era la habitación de la peligris, tocando la puerta.


- ¿Laffey? ¿Estás ahí? – Javelin tocó la puerta sin recibir respuesta alguna. - ¿Laffey?


- ¿Está abierto? – Preguntó Ayanami, Nimi abrió la puerta.


- Si lo está… - Las tres entraron para verla. Solamente encontraron un bulto envuelto en sabanas sobre la cama.


- ¿Laffey? – Javelin la vio pero no se movía, la tocaba. - ¿Estás ahí? – A pesar de ello, solo se envolvió más.


- Ey, estamos preocupadas por ti, así que sal de ese lugar. – Nimi quiso quitar las sabanas pero Laffey las sujetaba, empezando a jalar con fuerza, la alemana no pudo y entonces se cayó de espaldas al suelo. – Eso dolió…


- … Laffey, tengo un nuevo videojuego, podemos jugar juntas. – Ayanami ahora intentó sacarla pero no había nada. - … Tengo bebidas si quieres.


- … ¿Bebidas? – Eso pareció hacerla reaccionar cuando asomó su cabeza, se veían sus ojos rojos.


- ¿Estuviste llorando? – Preguntó Javelin con preocupación.


- … No… - Era obvio que mentía, no tenía la mejor de las apariencias tampoco.


- Laffey, creo que es mejor si sales de ahí. – Nimi la tomó del brazo para sacarla.


- Suéltame. – Expresó la peligris.


- No, sabes que no siempre podrás quedarte encerrada, necesitas superarlo.


- No lo haré. – La peligris se apartó del agarre. – Nimi… aunque seas mi amiga, no necesito ayuda.


- Laffey, solo déjanos ayudarte. – Exclamó Javelin, la peligris se dio la vuelta.


- Solo quiero estar sola… váyanse…


- Laffey… - Ayanami en eso dio un paso al frente, quedando frente a ella.


- Ayanami, ya dije que…


*SLAP*


Para sorpresa de las otras dos, la japonesa le dio una cachetada, sorprendiendo también a Laffey.


- Laffey… realmente te quiero como mi amiga, pero ahora mismo estás siendo terca, no quiero verte encerrada como a una hikkikomori, así que, aunque no quieras, voy a arrastrarte fuera.


- Ayanami… - Laffey perdió la fuerza en sus piernas, cayendo de sentón.


- ¡Laffey! – Javelin y Nimi fueron hacia donde estaba ella que se abrazaba a sí misma.


- Laffey… no sabe qué hacer ahora, el comandante se fue… luego de todo lo que pasamos, yo… no quiero seguir peleando…


- ¡No te rindas Laffey, seguro volverás a verlo, Dalton ya lo dijo, mientras no encontremos un cuerpo, puede volver! – La inglesa la abrazó, a ese abrazo se sumaron Ayanami y Nimi que fue arrastrada. Al verse rodeada de su calidez, la peligris soltó unas cuantas lágrimas.


- … Gracias… Laffey sigue triste pero me alegra tener tan buenas amigas…


- Para eso estamos Laffey, ninguna de nosotras estará triste mientras nos tengamos, lo prometo. – Exclamó Javelin, siguieron así durante un rato más.


(…)


Yuugure miraba en el puerto de la base, estaba sola, más bien, en ese momento no deseaba ver a nadie.


- … (Quizás deba irme… ya que Shikikan no está aquí… no hay nada que me ate a este sitio…)


- ¿Yuugure-san? – Escuchó la voz de Kinu a sus espaldas. - ¿Qué haces aquí?


- Kinu-san… - La pelinegra se forzó a sonreír. – N-No es nada, solamente quería estar sola…


- Las demás están juntas, ahora que Dalton-san estará a cargo de las flotas, hay que reubicarnos.


- Entendido, iré luego ¿vale? – A pesar de ello, Kinu no sentía que algo estuviera bien con Yuugure, más debía confiar en ella.


- Bien… nos vemos luego.


- Claro, nos vemos. – Se despidió con la mano, ya entonces que la peligris se alejó, ella hizo aparecer su equipo. – (Lo siento Kinu-san… chicas… pero yo me rehúso a creer que Shikikan está muerto… cuando lo encuentre, volveré…)


Dalton estaba en la sala de mando cuando recibió un mensaje, se trataba de Owen, entonces contestó y a los pocos segundos recibió una llamada.


- ¿Pasa algo?


- Descubrimos algo que seguro te interesará. – Comentó a hablar el ejecutivo. – En la frontera de México, más en específico en Baja California Norte, se encuentra unas instalaciones y en ellas descubrimos que tratan con movimientos relacionados al TSLF.


- Eso es algo…


- Puede que haya alguna pista puesto que igual hemos visto algo extraño… seres con la piel gris y ojos amarillos.


- Eso… es parecido a lo que enfrentamos en Inglaterra… entendido, ya nos moveremos entonces.


- Cuento con ustedes, si hay alguna posibilidad de que esté colaborando con ese extraño grupo de criaturas, es mejor detenerlos.


- Eso es lo que haremos, iremos tan pronto se pueda. – Colgó la llamada. Había una nueva misión por lo cual irían y en esta ocasión serían todos, esa fabrica podría contener respuestas acerca de las criaturas que han estado atacándolos anteriormente, podría acercarlos a la verdad…

- Hola a todos-nya, soy Akashi, les doy la bienvenida a una nueva edición del rincón histórico, nuestra invitada de hoy es Chicago-san. - La rubia entró en ese momento lanzando besos. – Un gusto tenerte-nya.


- Igualmente, ya esperaba llegar a esta sección. – Respondió la rubia con una sonrisa mientras cruzó sus piernas.


- Para empezar, siempre revisamos la historia-nya. – Observó sus hojas. – Mayormente tus logros son pocos, fuiste lastimada por un torpedo en Savo y luego hundida en Rennell. – Tres rayas de pesimismo aparecieron en la frente de Chicago. - ¿Pasa algo-nya?


- No es nada… jaja, ahora que me doy cuenta, parece que acabé siendo inútil en batalla.


- P-Pero no lo es todo-nya, cualquiera podría ser recibida por sorpresa con torpedos.


- Eso puede ser cierto… pero soy un buque, caer antes de la batalla es una humillación. – Ya que el ambiente parecía ser pesado, Akashi cambió la conversación.


- Entonces… hablando del presente, tienes un cuerpo ahora y una nueva oportunidad ¿Qué opinas-nya?


- Me encanta, ya para compensar los fracasos del pasado, ahora me esforzaré lo suficiente para mi comandante.


- Hablando de él ¿tienes algo que decir-nya?


- Bueno, a decir verdad, es alguien guapo, así que deseo ver que tanto puedo acercarme a él, no me resisto a un buen hombre~


- Eso podría meterte en problemas-nya…


- No realmente, es solo que Ranger parece que no le gusta, quizás tiene celos de que lo esté cortejando. – Soltó una pequeña risa, en eso un par de aviones salieron volando para atacarla. - ¡De donde rayos vinieron!


- Mejor me escondo-nya. – La chica gato se escondió mientras estos disparaban a Chicago que huía. – Nuevamente mi estudio será arruinado-nya, y pagué muchas gemas valiosas para ello-nya.


- Estas cosas. – Chicago hizo aparecer sus cañones para derribar los aviones y lo logró, aunque dejó agujeros en el set, Akashi se veía triste.


- Mis gemas-nya… ya para terminar ¿Qué harás al futuro?


- Eso es obvio, encontrar a mis hermanas y luego volverme la amante del comandante, es el mejor futuro que tendré. – Y nuevamente aviones llegaron con Chicago disparando, un gotón surgió de la frente de Akashi.


- Esto me costará todos mis ahorros-nya… eso sería todo, la próxima invitada será Juneau-san, nos vemos-nya. – Y se escondió de los disparos.



---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Ya vimos que pasó y realmente hubo casos como las que presenciaron aquello, Yuugure igual se irá de la flota, ya prometo que más adelante haré un par de caps narrando su viaje, por ahora se viene una nueva misión y digo que en esta ocurrirá un suceso bastante importante para la historia, ya veremos qué pasará, hasta el próximo cap, bye bye.

Flotas actualizadas.

Lockhart Lockhart
꧁༒☬ZeℝØ-ᎦᎬᏁᎮᎪᎥ☬༒꧂ ꧁༒☬ZeℝØ-ᎦᎬᏁᎮᎪᎥ☬༒꧂
Popyland. Popyland.
Laharl Laharl
Yuukuru Yuukuru
Reencarna Reencarna
ragnok22 ragnok22
Lorde Slayer Lorde Slayer
Ahkilendra Ahkilendra
 

Reencarna

Looney Tunes
Registrado
22 Sep 2015
Mensajes
1,712
Offline
- Por ahora, yo me encargaré de las flotas de ambos… podría ser que ambos estén muertos o simplemente desaparecieron, no estamos totalmente seguros, pero no pueden quedarse sin un comandante o alguien al mando, yo tomaré ese puesto. – En ese momento entró Sophie, apresurándose hacia el científico.
el viejo sabroso ya tiene su haren temporal :48:
- ¿Qué sucede? – Preguntó Hood. Salieron a ver encontrando a Akagi que sujetaba a Kaga del cuello.


- ¡Kaga!


- N-Nee-sama, suéltame…


- ¡Tu, es tu culpa que Shikikan-sama!


- ¡Akagi, suéltala! – Amagi quiso detener a su hermana pero esta se encontraba llena de ira.


- Nee-sama… yo… no tenía idea de que él era tu Shikikan, igual solo cumplía órdenes…


- No tires excusas, finalmente había encontrado a alguien que me quería y entonces me lo arrebatan así, no puedo aceptarlo, si él no está aquí, entonces solo debo matarlos a todos y luego suicidarme, iré con él al otro mundo.


- ¡Que tonterías estás diciendo! – Exclamó Hammann, Akagi hizo aparecer llamas en sus manos.


- Me quitaron mi felicidad… entonces les quitaré sus vidas. – Antes de que pudiera reaccionar, una flecha la golpeó, Enterprise derribó a la kitsune y entonces la mantuvo en el suelo. - ¡Quítate!


- No, pensabas hacer algo grave.


- Maldita…
Akagi se descontrolo :202: se deja llevar por sus emociones y puede lastimar a sus amigos

*SLAP*


Para sorpresa de las otras dos, la japonesa le dio una cachetada, sorprendiendo también a Laffey.


- Laffey… realmente te quiero como mi amiga, pero ahora mismo estás siendo terca, no quiero verte encerrada como a una hikkikomori, así que, aunque no quieras, voy a arrastrarte fuera.


- Ayanami… - Laffey perdió la fuerza en sus piernas, cayendo de sentón.


- ¡Laffey! – Javelin y Nimi fueron hacia donde estaba ella que se abrazaba a sí misma.


- Laffey… no sabe qué hacer ahora, el comandante se fue… luego de todo lo que pasamos, yo… no quiero seguir peleando…


- ¡No te rindas Laffey, seguro volverás a verlo, Dalton ya lo dijo, mientras no encontremos un cuerpo, puede volver! – La inglesa la abrazó, a ese abrazo se sumaron Ayanami y Nimi que fue arrastrada. Al verse rodeada de su calidez, la peligris soltó unas cuantas lágrimas.


- … Gracias… Laffey sigue triste pero me alegra tener tan buenas amigas…


- Para eso estamos Laffey, ninguna de nosotras estará triste mientras nos tengamos, lo prometo. – Exclamó Javelin, siguieron así durante un rato más.
Laffey-chan y sus amigas tienen la mejor amistad de todas :05:

- Descubrimos algo que seguro te interesará. – Comentó a hablar el ejecutivo. – En la frontera de México, más en específico en Baja California Norte, se encuentra unas instalaciones y en ellas descubrimos que tratan con movimientos relacionados al TSLF.


- Eso es algo…


- Puede que haya alguna pista puesto que igual hemos visto algo extraño… seres con la piel gris y ojos amarillos.


- Eso… es parecido a lo que enfrentamos en Inglaterra… entendido, ya nos moveremos entonces.


- Cuento con ustedes, si hay alguna posibilidad de que esté colaborando con ese extraño grupo de criaturas, es mejor detenerlos.


- Eso es lo que haremos, iremos tan pronto se pueda. – Colgó la llamada. Había una nueva misión por lo cual irían y en esta ocasión serían todos, esa fabrica podría contener respuestas acerca de las criaturas que han estado atacándolos anteriormente, podría acercarlos a la verdad…
esos malditos lo sabia :46: recibiran su castigo por jugar con la vida de las personas :86:
 

Laharl

Giga Drill Breaker
Registrado
2 Jul 2009
Mensajes
982
Offline
Akagi re loca que estaba dispuesta a matar a sus hermanas ¿lo habría hecho?. Si Cleveland vuelve a ver a Sebastian muy pocas veces la vida te da una segunda oportunidad, por eso se debe compartir el mayor tiempo posible con los seres queridos, me imagino que Laffey no se despegara de el xD

Veo que tenemos a varias del imperio sakura.

Buen capitulo.
 

Digimaster

Candy Candy~
Moderador
Offline
Buenas, aquí estamos otro lunes para postear cap, primero vamos a responder como siempre.

el viejo sabroso ya tiene su haren temporal :48:

Akagi se descontrolo :202: se deja llevar por sus emociones y puede lastimar a sus amigos


Laffey-chan y sus amigas tienen la mejor amistad de todas :05:



esos malditos lo sabia :46: recibiran su castigo por jugar con la vida de las personas :86:
Bueno, ya veremos que tal, sí que Laffey tiene buenas amigas y los sucesos que pasarán en la fábrica.

Akagi re loca que estaba dispuesta a matar a sus hermanas ¿lo habría hecho?. Si Cleveland vuelve a ver a Sebastian muy pocas veces la vida te da una segunda oportunidad, por eso se debe compartir el mayor tiempo posible con los seres queridos, me imagino que Laffey no se despegara de el xD

Veo que tenemos a varias del imperio sakura.

Buen capitulo.
Bueno, ya con ello es algo que veremos adelante y pues sí hay muchas japonesas, en sí son mayoría dentro del juego y por eso es que aparecen de manera frecuente.

Bien, aquí estamos con esta parte, primero otras cosas antes de la misión y una sorpresa al final, ahí vamos.

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Capítulo 74



Ernesto conoció ya la base y, tal como mantenía a chicas de su lado, ahora formaba parte del grupo, aunque no conoció para nada a los dos que fallecieron así que poco le importó al respecto, al menos tendría un sitio mejor donde descansar.


- Este lugar es amazing ¿no lo crees Wars-chi? – Exclamó Kumano con emoción.


- Primero, no me llames así nuevamente, segundo, por lo menos tener una base es beneficioso para nosotros.


- ¿Cómo estará aquella chica del Imperio Dragón? – Preguntó Yukikaze.


- Parece que podemos verla. – Informó Reno, ya estaban por ir, el castaño se fijó como Maya se había quedado atrás, le dijo al resto que se adelanten.


- ¿Sucede algo? – Le preguntó, la peligris solo escondió su rostro. – No has sido la misma desde que volvimos.


- … No le importa…


- … Escucha, desde que regresamos de Santa Fe, has estado de ese modo, si no dices nada, no podré saberlo.


- Es en serio… no me sucede nada… - Maya podría ser totalmente esquiva pero incluso él se daba cuenta de lo que le sucedía, si metía un poco más de presión, no tendría idea de como reaccionaría, más tenía que hacerlo.


- Muy a mi pesar, soy tu comandante ¿no? Así que tendrías que obedecer, aunque más que nada es porque ahora mismo necesitas ayuda.


- ¡No la necesito! – Finalmente levantó la voz, viendo con enojo a Ernesto mientras apretó los puños. – Solo déjeme sola.


- Sabes que no podrás ser así por siempre, si es por lo sucedido en las alcantarillas cuando te atrapó, entonces no tiene nada de malo, era más fuerte.


- No soy débil, solo estuve distraída, es todo.


- Eso dices pero te escuché pedir ayuda. – Maya se puso palida. – Estabas rogando por tus hermanas.


- ¡No sigas! – Lo agarró del cuello para aporrearlo contra la pared. – No diga nada más o lo mataré.


- ¿Crees poder hacerlo? No entiendo la razón por la cual quieres demostrar que eres fuerte, si es necesario que pidas ayuda o contar con las demás, deberías hacerlo.


- Nunca lo haré, yo debo ser fuerte, tengo que mostrar que puedo manejar las cosas sola, si con eso puedo… - Su mirada se ensombreció, ya entonces soltó al castaño. – Seguro lo esperan, solo váyase…


El caso con Maya no parecería arreglarse pronto, por ahora la dejó sola y luego se encargaría al respecto de ella, ahora mismo tendría que ver a esa chica, según recuerda fue la que sufrió los abusos y violaciones por parte de aquella familia, Seijuro se encargó de repararla en todo lo posible por lo que debía estar bien.


- Hasta que viene. – Yukikaze estuvo esperando. – Es malo hacer esperar a la gran Yukikaze-sama.


- Lo siento, vamos a verla. – Avanzaron hacia el hangar que servía como sitio de reparaciones, dentro se situaban camas.


- ¡Mutsuki-chan! – Kisaragi abrazaba llorando a la pequeña castaña. – Me alegra que estés bien.


- Estoy perfecta. – Exclamó esta con una sonrisa. – Gracias por venir a verme.


- Minazuki-chan realmente estuvo muy preocupada por ti. – Exclamó Mikazuki a lo que la peliazul se sonrojó.


- ¡Mikazuki-chan! Bueno… Mutsuki-neesan, es que… fue mi culpa y…


- No hay problema. – La interrumpió, sacando una paleta. - ¿Quieres?


- … Si. – Al menos ellas estaban bien, se movieron hacia la cama donde debía estar la china, al llegar, la vieron recostada.


- … Usted debe ser mi comandante ¿no? Lamento que le reciba en tal estado.


- No es necesario, después de todo pasaste por cosas malas.


- Es cierto… déjeme presentarme, soy Yat Sen, orgulloso buque del Imperio Dragón, por ahora hago funciones como líder de mi facción.


- Soy Ernesto, supongo que es lo que llamarías comandante, ellas igual están conmigo.


- Entiendo… la situación que viví ahí no fue nada agradable… sentir como me tocaban sin mi consentimiento y no podía hacer nada para evitarlo, ya que, de hacerlo, tomarían a las demás y eso quería evitarlo… - Se abrazó a sí misma. – De solo recordarlo me hace temblar…


- Eso nunca sucederá aquí, en realidad yo soy mucho más calmado y pragmático que la basura de gente que alguna vez te tuvo.


- … Ya veo… eso me calma un poco…


- ¡Yat sen! – En ese momento dos figuras se acercaron, eran Ping Hai y Ning Hai, ambas la abrazaron. – Nos alegra que estés bien.


- Gracias… - Sonrió de forma maternal, acariciando sus cabezas. – Lamento si las tuve preocupadas.


- Realmente lo hiciste. – Exclamó la del vestido morado. – No debiste hacer eso por tu cuenta.


- Sí. – Ping Hai asintió. – A causa de ello, tu…


- Todo está bien, fue decisión mía, pero ahora ya podemos estar juntas, eso es lo que importa. – Sonrió mientras las tuvo así un rato más. – Pronto debería estar con las demás, espero pueda permitirme quedarme con ellas un rato.


- Claro, tomate el tiempo que necesites.


- Gracias comandante. – Las dejó solas, eran un tiempo que ellas necesitaban y se los cedería.


Dorian estaba en otro lado, ese asunto de dos muertos poco le importaba, solamente quería saber cuando llegaría la diversión una vez más, el haber descuartizado a esa familia le supo bien poco para sus estándares.


- Visita este lugar seguro. – Escuchó la voz, siendo la adición más reciente, Graf Zeppelin. – Espero no le moleste si me pongo a su lado.


- No es nada. – Así lo hizo, el peligris tomó una cajetilla de cigarros para encender uno.


- ¿Me podría dar uno? – Pidió ella.


- ¿Igual fumas? – la peligris asintió, sin decir más, le sacó uno, al encender el suyo, compartió la llama con ella, empezando a fumar, Zeppelin exhaló algo de humo.


- Hay algo de problemas dentro de su flota, respecto a lo que hizo antes.


- Solo están siendo histéricas, Brooklyn exclama que puedo cambiar o que en realidad soy bueno, yo ya estoy muy consciente de la basura que soy pero poco importa, solo deseo pelear e imponer mi propio placer por delante.


- Desde que supe de usted, un pensamiento llegó a mi mente… podríamos ser similares. – Dorian enarcó una ceja. – Yo considero que no hay nada de valor en este mundo actual, todo se fue a la basura, solo hay dolor sufrimiento, muerte, no considero que sea malo pagar con la misma moneda, si para seguir adelante debemos ser crueles, malos y viles, yo estoy de acuerdo con ello.


- ¿Entonces no te importa torturar o matar a quien sea? – Ella asintió.


- Ser alguien malvado no es motivo para antagonizar a alguien, lo único que importa es lo que espera después de ello. – Dorian soltó una pequeña risa.


- Parece que eres igual de basura que yo.


- Solo estoy vacía, solamente puedo llenar este sentimiento con actos malos, por eso es que lo escogí a usted, estando a su lado podré llenar este vacío.


- Quizás nos llevemos mejor de lo pensado, tendrás todo lo que quieras y más conmigo.


- Eso espero. – Los dos siguieron fumando en silencio un rato. Poco tiempo después Dalton hizo el llamado al resto, todos los comandantes llegaron.


- Ya tenemos nuestra siguiente misión y esta vez iremos a la frontera con México, en Baja California Norte se sitúa una fábrica donde se ha hecho avistamientos de estos mutantes de color gris que han enfrentado antes.


- ¿Podría haber algo ahí? – Preguntó Annie.


- Es lo que deberemos de averiguar, para esta ocasión, y sin saber el alcance de cuantos podrían estar, iremos todos juntos.


- Yo estaré asistiendo por mi parte, he podido aprender más sobre el satélite y es que tiene una función de un rayo laser de alto alcance. – Informó Jeff.


- No creo que vayas a lanzarlo a la primera. – Comentó Edric.


- Solo para un momento especial, pueden considerarlo nuestra arma de último recurso.


- Eso sería todo, preparen a sus kansen que saldremos todos juntos, ellas se moverán por el golfo para llegar al puerto, y nosotros iremos por los helicópteros. – Dicho eso, salieron. Tendrían que preparar todo para partir a esta misión, si la información de Owen era cierta, obtendrían muchas respuestas al momento de ir ahí.


(…)


Todas se alistaron para partir en cualquier momento, ya estaban todas reunidas ahí en el puerto, invocando sus cañones y demás para estar en el agua.


- Oigan ¿han visto a Yuugure-chan? – Preguntó Mutsu, el resto volteó a ver pero no la veían.


- No está por aquí… - Expresó Javelin por debajo.


- Kinu-san, fuiste la última en verla ¿no? – Preguntó Amagi, la peligris asintió.


- Ella dijo que vendría, pero después de ello, no la volví a ver.


- ¿No creen que haya desertado? – Preguntó Nagara como una posibilidad.


- No puede ser que haya escapado, no es el tipo de chica que… - Kinu se rehusaba a creerlo, Yuugure era una chica tan amable y ordenada que algo como escapar era imposible.


- Si nadie la ha visto, es que debió suceder…


- Debo buscarla – Ella quiso ir por esta pero fue sujetada por Hood del brazo. - ¡Suéltame!


- No puedes, ahora tendremos una misión que cumplir.


- ¡Pero Yuugure-san!


- Ahora estamos bajo el mando del señor Dalton, no puedes cumplir una insubordinación. – Lo que decía la rubia era cierto, Kinu chasqueó la lengua.


- Si hubiera sido con el Shikikan quizás… - No querían seguir hablando de eso. Por ahora ya todas estaban listas para partir, igual los comandantes subieron a un helicóptero.


- Esa fábrica, es posible que obtengamos algo al ir ahí ¿no? – Preguntó Mirt.


- Es la posibilidad que buscaremos, Owen por ahora ha sido alguien confiable con todo lo que nos ha dado, no creo que tengamos problemas al respecto.


- Solo espero que no debamos de pelear, para no perder a alguien más… - Exclamó Cossethe por debajo.


- Todo saldrá bien, nos aseguraremos de ello. – Exclamó Annie con una sonrisa. El helicóptero comenzó a volar para ir a la dirección, con eso, todas las kansen comenzaron a moverse por el mar.


- ¿Estás bien Cleveland? – Preguntó Baltimore, la rubia asintió.


- No te preocupes, ya lo dijo el señor Dalton después de todo, si no hay cuerpo, no hay garantía de que esté muerto, solo nos queda creer.


- Seguro esta misión a gran escala podría ser grande, quizás encontremos muchos enemigos. – Pensó Washington. – Nada mal para reforzar los músculos.


- ¡N-No digas eso! No quisiera pelear… - Exclamó Cygnet por debajo. Así todas continuaron moviéndose.


Pasaron unas horas, el helicóptero llegó hasta aterrizar en una zona cercana a la fábrica, ahí es que todos bajaron de este para moverse.


- Por ahora deberíamos entrar de un modo sigiloso. – Sugirió el científico.


- Tsk, eso no es divertido. – Expresó Dorian por debajo. Así es que se movieron, observando a unos guardias.


- Realmente parecen tener seguridad aquí. – Expresó Edric por debajo.


- Me encargaré. – Saito se movió rápidamente y entonces pasó por cerca de estos, con su katana los cortó de forma tan fina que cayeron al suelo con sus cuellos cortados.


- Ahora podremos seguir adelante. – Así todos se movieron para pasar por una puerta trasera, es entonces que pudieron observar por dentro a varias personas.


- Todos parecen formar parte del TSLF. – Comentó Ernesto siendo que conocía más sobre estos. – No es algo con lo que podamos descuidarnos.


- Eso es verdad… - En eso Dalton vio a una figura con una máscara. – Ese parece ser distinto al resto y su apariencia…


- ¿Lo reconoces? – Preguntó Annie.


- No sé, pero me da la sensación de que podría ser…


- Señor Abismo, me alegra verlo aquí.


- ¿Abismo? – Los ojos de Dalton se abrieron totalmente.


- No dijiste que era de…


- Sí… - El científico se puso serio. – ALADUC está involucrado en esto…


Mientras tanto, todas las chicas seguían moviéndose para llegar pronto a la costa, de ese modo ya deberían estar en el punto donde deberían estacionarse pronto.


- Ya debemos estar casi en el sitio. – Expresó Nagato, justo cuando seguían avanzando, llegaron a ver buques sirena.


- Nos atacan. – Informó Helena. – Detecto… como unos cien buques enemigos.


- ¡¿Cien!? Oye, eso es demasiado. – Comentó Hammann, entonces ya vieron todos llegar.


- Hay que pelear, no hay otra opción. – Expresó Enterprise, entonces todas comenzaron a apuntar sus cañones.


- Hagamos esto. – Expresó Nimi, así comenzaron la batalla, múltiples disparos de cañones fueron lanzados hacia los buques enemigos que no parecían esquivar los ataques.


- No están contraatacando… - pensó Amagi. – No quisiera creer pero que quizás esto…


- ¡Una nueva señal ha aparecido! – Informó Helena. – Esta parece ser distinta del resto… es casi como… si fuera como nosotras…


- ¿Qué? – En ese momento un par de cañones fueron disparados a su dirección, las chicas tuvieron que moverse a un lado.


- Eso fue peligroso… - Comentó Washington por debajo. - ¿Quién fue?


- Jeje, pero miren que tenemos aquí, no pensé que vería a tantas personas para jugar. – Escucharon una voz, no sabían de donde venía.


- ¿Quién dijo eso? – Preguntó Ayanami, en aquel entonces que una figura apareció y justo atacó frente a ellas, Laffey, Javelin, Nimi y Ayanami se sorprendieron cuando de repente fueron atacadas, siendo mandadas a volar.


- ¡Que rayos!


- Jeje, que débiles son. – Una chica, pero no parecía ser normal, piel gris, totalmente palida como de un muerto, ojos amarillentos que brillaban, su cabello gris atado en una coleta y su única ropa era una blusa corta con pantaloncillos, su equipo era extraño, totalmente negro con colmillos. – Espero me entretengan.


- ¿Quién eres? – Exigió saber Wales, la chica sonrió.


- Si tanto quieren saber, se los diré, soy una sirena, su peor pesadilla y quien acabará con todas ustedes por el bien de nuestro experimento, soy… Purifier…

- Hola a todos-nya, soy Akashi y les doy la bienvenida a otra edición del rincón histórico, nuestra invitada de hoy se encuentra aquí, aplaudan a Juneau-san.


La rubia pelicorto entró en ese momento aunque con algo de nervios, obviamente se veía como alguien no muy apta.


- E-Esto… no sé si pueda decir algo…


- Seguro podrás con esta entrevista-nya, solo necesitas responder lo que pregunto, por ahora es bueno tenerte-nya.


- … Esto… el placer es mío igual…


- Primero siempre revisamos tu historia del pasado-nya. En tal caso, lo más importante que hiciste fue que participaste en Guadalcanal pero no duraste ni hiciste mucho, al final Nimu-chan te hundió-nya.


- Si… en realidad me hace ver lo débil que soy… deseo superar eso ahora que tengo esta oportunidad.


- Y con el presente-nya, ahora con esta nueva oportunidad ¿Qué harás-nya?


- Quiero superar lo débil que soy, volverme alguien más fuerte y mostrar que puedo luchar a la par junto al comandante…


- Eso es la siguiente pregunta-nya ¿Qué piensas de él?


- Es alguien muy amable, bueno y me ha ayudado… realmente deseo pagar lo que ha hecho por mí, y quizás… - Se sonrojó en ese momento.


- Ya veo-nya… - Escondió una sonrisa. – Entonces, para terminar ¿Qué harás en el futuro-nya?


- Bueno, deseo seguir siendo alguien confiable y volverme más fuerte, de esa forma podría pararme justo a su lado, es algo que deseo hacer y luego… pensar qué más realizar.


- Seguro tendrás mucho qué hacer-nya, eso sería todo, gracias por estar aquí-nya.


- Si… al menos lo hice…


- Y entonces la siguiente invitada será Nelson-san, nos vemos-nya.


---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Y aquí está, finalmente apareció la primera sirena, como tal las chicas son de una línea donde nunca conocieron de las sirenas, así que apenas sabrán quien es Purifier y ya digo que en el siguiente cap veremos como se desarrolla la batalla contra ella, no será nada lindo, ya eso lo advierto, nos vemos en el próximo cap, bye bye.

Lockhart Lockhart
꧁༒☬ZeℝØ-ᎦᎬᏁᎮᎪᎥ☬༒꧂ ꧁༒☬ZeℝØ-ᎦᎬᏁᎮᎪᎥ☬༒꧂
Popyland. Popyland.
Laharl Laharl
Yuukuru Yuukuru
Reencarna Reencarna
ragnok22 ragnok22
Lorde Slayer Lorde Slayer
Ahkilendra Ahkilendra
 

Reencarna

Looney Tunes
Registrado
22 Sep 2015
Mensajes
1,712
Offline
- ¡No sigas! – Lo agarró del cuello para aporrearlo contra la pared. – No diga nada más o lo mataré.
llego mas lejos que otras :48: pudo ser peor
- ¡Mutsuki-chan! – Kisaragi abrazaba llorando a la pequeña castaña. – Me alegra que estés bien.
es verdad que la pequeña Mutsuki-chan sufrio un accidente :58: que bien que ya no este herida
- Entiendo… la situación que viví ahí no fue nada agradable… sentir como me tocaban sin mi consentimiento y no podía hacer nada para evitarlo, ya que, de hacerlo, tomarían a las demás y eso quería evitarlo… - Se abrazó a sí misma. – De solo recordarlo me hace temblar…
pobre lo que paso :59: por lo menos no quedo con un odio por la humanidad
- Desde que supe de usted, un pensamiento llegó a mi mente… podríamos ser similares. – Dorian enarcó una ceja. – Yo considero que no hay nada de valor en este mundo actual, todo se fue a la basura, solo hay dolor sufrimiento, muerte, no considero que sea malo pagar con la misma moneda, si para seguir adelante debemos ser crueles, malos y viles, yo estoy de acuerdo con ello.


- ¿Entonces no te importa torturar o matar a quien sea? – Ella asintió.


- Ser alguien malvado no es motivo para antagonizar a alguien, lo único que importa es lo que espera después de ello. – Dorian soltó una pequeña risa.


- Parece que eres igual de basura que yo.


- Solo estoy vacía, solamente puedo llenar este sentimiento con actos malos, por eso es que lo escogí a usted, estando a su lado podré llenar este vacío.


- Quizás nos llevemos mejor de lo pensado, tendrás todo lo que quieras y más conmigo.
:70: que podria ser peor que dos moustros reunidos
- No te preocupes, ya lo dijo el señor Dalton después de todo, si no hay cuerpo, no hay garantía de que esté muerto, solo nos queda creer.
Dalton les quiere dar esperanza pero se frota las manos con su harem :08:
- Si tanto quieren saber, se los diré, soy una sirena, su peor pesadilla y quien acabará con todas ustedes por el bien de nuestro experimento, soy… Purifier…
por fin una sirena ya paso mucho desde que salieron :05:
 

Laharl

Giga Drill Breaker
Registrado
2 Jul 2009
Mensajes
982
Offline
Oh cuidado alli "Bonnie y Clyde" y yo que pensaba que Tennessee y Dorian eran compatibles, pero llego Zeppelin para coronarse xD. Oh una sirena, es la primera ves que se encuentran una de frente si no mal recuerdo.

Buen capitulo
 

Lorde Slayer

The Blazing Flash That Shatters The Darkness
Registrado
7 May 2016
Mensajes
956
Offline
Los últimos dos capítulos han tenido una atmósfera muy pesada con la "pérdida" de los dos comandantes
La relación de kaga y akagi dudo que pueda restaurarse solo con la reaparición de stan
Cleveland y laffey han quedado bastante en shock por su lado com la perdida de Sebastián más al haber estado en el lugar de los hechos
Y ahora todas tienen que ir de misión si o si lo cual realmente creo que no es la mejor de las ideas para ellas com su actual estado mental
Tengo curiosidad si alguna ves llegaran a estar tan mal como para disparar el rayo láser del satélite y destruir toda una zona
 

Ahkilendra

Comenzando pillaje.
Registrado
26 Sep 2009
Mensajes
1,378
Ubicación
Chile
Offline
Ernesto tratando con Maya suele ser una apuesta de ruleta rusa xD, aunque si Warspite llegase a saber cómo le ha tratado le va a parar en seco.

Veo que detrás de ese deseo de fuerza hay inseguridad y amor a sus hermanas pero si sigue siendo obtusa puede llegar a perder lo que desea proteger.

Me agrada que no le acomode la idea de ser un comandante y lo siga más por adaptación y ahora tendrá que ver el asunto con Yat sen, cada día más detesta al TSFL.

Si. Me agrada Lady Warspite y sus interacciones con Kumamo :D

Dorian y Graff pues debo decirlo son el uno para el otro ante un mundo que les ha dado salvajismo y crueldad. Me pregunto cómo está relación probará la determinación pacifista de Brooklyn.

Oh Boy, Purifier. Las Kansen se meterán en un océano de dolor.
 

Digimaster

Candy Candy~
Moderador
Offline
Buenas, aquí estamos otro lunes, vamos a subir cap pero antes responder.

llego mas lejos que otras :48: pudo ser peor

es verdad que la pequeña Mutsuki-chan sufrio un accidente :58: que bien que ya no este herida

pobre lo que paso :59: por lo menos no quedo con un odio por la humanidad

:70: que podria ser peor que dos moustros reunidos

Dalton les quiere dar esperanza pero se frota las manos con su harem :08:

por fin una sirena ya paso mucho desde que salieron :05:
Bueno, ya era hora de que las agregara y diré que serán muy peligrosas con lo que vendrá más adelante.

Oh cuidado alli "Bonnie y Clyde" y yo que pensaba que Tennessee y Dorian eran compatibles, pero llego Zeppelin para coronarse xD. Oh una sirena, es la primera ves que se encuentran una de frente si no mal recuerdo.

Buen capitulo
Respecto a Tennessee, lo que tienen es una relación de amor-odio aunque más por el lado de la morena jaja y con Zeppelin es que ella poco le importa hacer el mal para conseguir sus objetivos, ahí si tiene cosas en común con Dorian.

Los últimos dos capítulos han tenido una atmósfera muy pesada con la "pérdida" de los dos comandantes
La relación de kaga y akagi dudo que pueda restaurarse solo con la reaparición de stan
Cleveland y laffey han quedado bastante en shock por su lado com la perdida de Sebastián más al haber estado en el lugar de los hechos
Y ahora todas tienen que ir de misión si o si lo cual realmente creo que no es la mejor de las ideas para ellas com su actual estado mental
Tengo curiosidad si alguna ves llegaran a estar tan mal como para disparar el rayo láser del satélite y destruir toda una zona
Lo de Akagi y Kaga será más complicado de lo que parece, como tal Stan fue la única que aceptó a Akagi y perderlo fue duro, ya se tomará su tiempo y en cuanto al láser, ese momento llegará más pronto que nunca.

Ernesto tratando con Maya suele ser una apuesta de ruleta rusa xD, aunque si Warspite llegase a saber cómo le ha tratado le va a parar en seco.

Veo que detrás de ese deseo de fuerza hay inseguridad y amor a sus hermanas pero si sigue siendo obtusa puede llegar a perder lo que desea proteger.

Me agrada que no le acomode la idea de ser un comandante y lo siga más por adaptación y ahora tendrá que ver el asunto con Yat sen, cada día más detesta al TSFL.

Si. Me agrada Lady Warspite y sus interacciones con Kumamo :D

Dorian y Graff pues debo decirlo son el uno para el otro ante un mundo que les ha dado salvajismo y crueldad. Me pregunto cómo está relación probará la determinación pacifista de Brooklyn.

Oh Boy, Purifier. Las Kansen se meterán en un océano de dolor.
Con Ernesto y Maya, la verdad que ella tiene sus problemas y e ha guardado muchas cosas pero que ya pronto se estarán revelando y veremos con Purifier.

Aquí entonces vamos, la batalla contra Purifier y no será sencillo, ahí va el cap.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Capítulo 75



Sirena Purifier. Una chica de piel totalmente gris palida, ojos de un color amarillento brillosos, su ropa es una blusa blanca con pantaloncillos ajustados, zapatillas negras, lleva cañones negros atrás de su espalda.

556px-Siren_Purifier.png

- ¿Purifier? – Preguntó Wales con confusión.


- ¡Jaja! No necesitan saber más, puesto que las voy a matar a todas ahora mismo. – Amenazó, eso puso en alerta a varias de ellas que apuntaron sus cañones hacia ella. - ¿Oye? ¿Acaso no puedo tener una cálida recepción? Es la primera vez que nos vemos.


- No eres realmente amigable, venir aquí a amenazarnos de muerte. – Expresó Tennessee. – Parece que deberemos patearte el culo.


- Buena suerte, porque no soy como los enemigos que han enfrentado hasta ahora. – En ese momento Purifier comenzó a moverse velozmente por el agua, varias chicas comenzaron a disparar sus cañones pero la sirena fácilmente los esquivaba. - ¡Muy lento!


- ¡No dejen que les provoque! – Advirtió Amagi.


- Yo solo quiero jugar con ustedes.


- Si eso quieres, lo haremos de cerca, espadachinas, vamos. – Todas las kansen con espadas fueron a atacar a Purifier a un rango cercano, Atago fue la primera que llegó a atacarla con su katana, buscaba lanzar cortes precisos pero Purifier era bastante escurridiza.


- Eso es afilado ¿no? No puedo permitir que me golpees.


- Un enemigo como tú no tiene nada que decir. – Atago siguió atacando a la sirena la cual se defendía, esta decidió saltar al costado y entonces contraatacar con sus cañones, la pelinegra tuvo que moverse a un lado.


- ¡Atago-nee! – Maya fue con furia para pelear contra Purifier, sacando su katana atacó con bastante fuerte, apenas y la sirena logró detener la hoja con ambas manos. - ¿Qué?


- ¿Pensaste que eso me haría daño? Eres ilusa. – Recibió un fuerte puñetazo en el abdomen de la sirena.


- ¡Maya-chan!


- ¡Toma a tu hermana! – Sujetó a Maya con un solo brazo y la arrojó contra Atago, impactando con esta y cayendo al mar.


- No creas que saldrás de esta. – Wales fue a atacar a Purifier, con su espada chocó en aquel momento con la sirena. – Eres alguien peligrosa, así que no podrás escapar de aquí.


- Así que alguien peligrosa… veamos si realmente soy merecedora de tal título. – Lanzó varios proyectiles hacia Wales, ella se cubrió mientras salpicaba el agua, Purifier aprovechó ese momento para atacar con golpes a la rubia la cual comenzó a cubrirse. - ¿Qué sucede? ¿No puedes contraatacar?


- No tientes a tu suerte. – Cleveland llegó disparando cañones, aquello logró alejar a la sirena.


- No eres divertida. – Esta hizo un puchero.


- No estamos aquí para divertirte, todas, vamos a disparar. – La mayoría apuntó sus cañones a Purifier.


- Oh no, ahora estoy acorralada, que alguien me salve… ¿realmente creen que diría algo así? No con todo esto. – Chasqueó los dedos, en ese momento aparecieron portales por los cuales llegaron más buques sirena, siendo una flota mucho mayor que las superaba en número. – Intenten pelear contra todo esto.


- Tsk, mierda. – la rubia chasqueó la lengua. – Tenemos que encargarnos de todos esos buques antes.


- Algunas iremos tras ella. – Expresó Belfast. – Submarinos ¿creen poder seguirle la pista?


- Eso haremos. – Informó Surcouf por medio de comunicación. – Nuestros radares ya tienen localizada su posición así que no la perderemos fácilmente.


- Eso esperábamos. – Sonrió la maid. – Helena, envía las localizaciones de todos los buques.


- Eso haré. – Informó la peliazul, enviando las coordenadas. – Enterprise, necesitamos que tu y todos los portaaviones empiecen a lanzar.


- Claro. – Asintió ella con seriedad. – Todas, hay que hacerlo.


La gran mayoría de portaaviones comenzaron a lanzar de sus propios aviones hacia la mayoría de buques.


- Vamos nee-sama, hay que hacerlo. – Exclamó Kaga, Akagi en cambio seguía enojada con ella. - ¿Nee-sama?


- No digas nada… - Expresó con frialdad. La peliblanca estaba triste por el hecho de que su hermana le ignorara de esa forma pero no había de otra, el haber sido en parte responsable de la muerte de su Shikikan era un peso que nunca se alejaría.


Varios aviones volaban acabando con los buques y aviones enemigos, al cabo de un tiempo todo se volvió una guerra naval. Purifier solo observaba desde lejos.


- ¡Esto es muy divertido!


- No lo será tanto. – Belfast llegó disparando sus cañones hacia la sirena la cual apenas esquivó.


- ¡Oye, eso pudo haberme matado!


- Esa era la intención. – Hizo una reverencia levantando un poco su falda. – Jefa del cuerpo de maids a cargo de su majestad, soy Belfast, en nombre de nuestra gran flota, tienes que perecer aquí. – En ese momento Purifier empezó a reír.


- No bromees, no podrás conmigo tu sola.


- Eso es cierto, por eso tengo ayuda desde el fondo.


- ¿Eh? – En ese momento Purifier fue impactada por torpedos justo desde debajo del agua, acabando en una gran explosión.


- Eso fue lindo~ - Exclamó Imuya. – Extrañaba la sensación de mandar a volar cosas.


- Deja de lado tus deseos Imuya-chan, hay asuntos importantes ahora. – Exclamó Nimu. Al despejarse el humo, Purifier seguía de pie pero tenía algunos rasguños por los cuales salía sangre amarillenta brillante.


- Jeje… de eso hablaba, que divertido, al fin lograron hacerme daño, ahora debo pagarles con lo mismo, tomen esto. – En ese momento sus cañones empezaron a brillar, fue entonces que Belfast recordó de aquella criatura gigante en Inglaterra, sus pupilas se dilataron.


- ¡Lanzará un rayo láser!


- ¡Tomen! – Antes de que pudiera hacer algo, Purifier lanzó un gran rayo que se extendió por todo el horizonte, varias chicas apenas y lograron esquivarlo, solo viendo como el mar se dividió.


- Eso casi nos da… - Expresó Yukikaze temblando. – P-Pero no es nada para la gran Yukikaze-sama nanora.


- ¡Grandioso! Aunque algo de sangre y tripas hubiera estado mejor. – Purifier expresó su decepción.


- ¡Eso casi nos mata! – Expresó Nimu saliendo del agua. – Pensé que no la contaría.


- Exageras un poco Nimu-chan. – Comentó Imuya.


- ¡Pero es la verdad!


- ¡Ahí están! – Purifier no perdió su tiempo y fue hacia los submarinos, Nimu fue la primera en reaccionar, sacando un cuchillo pero la sirena sujetó su mano antes de ello. – No tan rápido pequeña, pero ahora tienen que morir.


- ¡No harás eso! – Surcouf tomó un torpedo y con sus manos lo impactó directamente en la espalda de Purifier, la sirena salió volando en ese momento.


- Gracias Surcouf-san. – Agradeció Nimu, la francesa asintió.


- Ya me reuniré con otras para pelear contra ella, pueden ir contra los buques. – Ordenó Belfast, ellas asintieron para moverse, la batalla seguía siendo dura para todas ellas.


(…)


Dalton no podía creer el hecho de ver justamente a la misma organización terrorista y más, a uno de los jefes de este.


- ¿ALADUC? ¿Esa misma organización terrorista que nos hablaste antes? – Preguntó Annie, el científico se mordió el pulgar.


- Si están involucrados, eso hará más complicadas las cosas… - En ese momento vieron a alguien más llegar, otro hombre anciano de cabello grisáceo. – Él…


- Lo reconozco, es quien nos dio la información sobre el proyecto. – Expresó Annie, Dalton no dejaba de llevarse sorpresa una tras otra.


- Collins… - Expresó por debajo mientras fruncía el ceño – Sucio traidor…


- ¿Quién es? – Preguntó Sascha.


- Edward Collins, también formó parte del proyecto Azur Lane, siendo una parte importante, luego del desastre, desapareció y no supimos nada de él, no pensé que estaba trabajando con ALADUC, quizás por esa razón sabían acerca de las kansen.


- ¿Qué hacemos ahora? – Preguntó Adrien, ahora mismo tenían una oportunidad grande, en eso miró al francés.


- Saca el rifle, si puedes abrirle un agujero, se acabarían muchos problemas. – Este asintió, así es que él llegó a sacar su arma y aprovechando su posición apuntó directamente a la cabeza del Abismo, solo necesitaba matarlo y se acabaría todo.


- Entonces señor Abismo, respecto a la siguiente localización a la que iremos, debemos hacer… - En ese momento se escuchó un ruido de un disparo, Edward se agachó al suelo en miedo. - ¿Qué fue eso?


- … No es nada… - Para sorpresa del resto, la bala fue desviada y no impactó al abismo, en ese momento apareció un pequeño portal por el que tentáculos se asomaron.


- Parece que alguien no te desea vivo… - Se escuchó una voz femenina, apareciendo justamente esa chica de largo cabello grisáceo y tentáculos en su espalda.

480px-Observer_Alpha.png

- Observer Alpha ¿sabes dónde están?


- Claro. – Sonrió esta, en ese momento apuntó a donde estaba el resto, Dalton chasqueó la lengua.


- Salgamos de aquí. – Informó el científico al resto pero en ese momento comenzaron a disparar hacia ellos, cubriéndose apenas por los barandales. – Mierda.


- Vamos a ocuparnos de esto. – Edric, Dorian y Adrien sacaron sus armas para contraatacar con disparos hacia los guardias.


- ¡Mueran! – El peligris sonrió mientras los alejaba, eso logró aprovechar que tuvieran una ruta de escape.


- ¡Dalton, eres tú! – Edward lo vio. - ¿Qué rayos haces aquí?


- ¿Qué más? No tengo nada que decirle a un traidor como tú.


- ¿Traidor? Solo me voy por el lado que me da mayores posibilidades de sobrevivir, sabes que ahora en este mundo todo se rige con poder y estar con ellos me lo dará todo.


- Solo eres un bastardo avaricioso, meterte con terroristas no te lleva a nada bueno.


- Es mejor que se detenga señor Collins. – Abismo puso su mano en el hombro del viejo. – Es mejor que nosotros nos encarguemos, Observer Alpha.


- Si, claro, jugar con humanos es algo que disfruto. – La sirena extendió sus tentáculos hacia ellos, comenzaron a disparar pero no le hacían nada. - ¿Intentan lastimarme? No siento ni cosquillas.


- ¿Qué le pasa a esa perra? Es dura. – Expresó Dorian.


- No creo que sea humana. – Comentó Takumi, en aquel momento ella atacó con uno de sus apéndices, Takumi apenas logró defenderse. – Es fuerte…


- Es mejor que salgamos de aquí, no podemos hacer nada contra ella. – Informó Dalton por lo que empezaron a correr lejos.


- ¿Eh? ¿Ya se irán? Y yo que quería divertirme. – Observer Alpha estaba por perseguirlos pro el abismo le dijo que se detuviera. – Oye.


- Déjalos ir… son necesarios para tu experimento ¿no?


- Eso es verdad, pero al menos quería jugar un poco con los especímenes, pocas ocasiones tenemos para hacer algo así.


- Seguramente Empress se moleste si sabe que desobedeciste sus órdenes. – La sirena endureció la mirada en ese momento.


- Bien… solo porque no deseo complicar las cosas. – En ese momento desapareció, Abismo se dio la vuelta para irse, Edward le siguió.


- ¿A dónde vamos ahora?


- Tenemos muchos planes por delante, esas sirenas nos ayudarán a conseguir nuestro objetivo, cambiar este mundo. – En ese momento apareció un portal por el cual ambos entraron y se cerró. Mientras tanto, el resto logró huir de la fábrica.


- Esa maldita nos acorraló. – Dorian apretó el puño con fuerza. - ¿Qué mierda será?


- No sabemos, pero ahora vemos que ALADUC está aliado con un enemigo poderoso… no hay nada que podamos hacer por ahora.


- Vengo a informarles. – Jeff comenzó a comunicarse con ellos. – He recibido comunicación de las chicas, ahora mismo están en una batalla.


- Parece que igual fueron atacadas ¿Qué enfrentan? – Preguntó Dalton.


- Muchos buques enemigos, pero hay algo… una figura humanoide que nunca antes había visto y es fuerte…


(…)


- Tsk, rápido, necesito ayuda por aquí.


- ¡Ya voy! – Memphis llegó a proporcionar apoyo a Mogami.


- Gracias.


- Tsk, esto no se detiene. – Tennessee apretó los dientes. - ¿Qué acaso estos hijos de puta siguen saliendo?


- Parece que buscan retenernos aquí. – Pensó Brooklyn. – El mayor problema ahora mismo es esa llamada Purifier.


- ¡Jajaja, vengan si se atreven! – La sirena seguía enfrentando y moviéndose a través del campo de batalla.


- Laffey-chan, vamos. – Ayanami y la peligris comenzaron a moverse para ir tras ella. – Debemos retenerla-des.


- Si, Laffey hará su mejor esfuerzo. – las dos se movieron con velocidad por el mar para perseguirla, esta se dio cuenta.


- Parece que dos lindas chicas me persiguen, me siento querida~


- No lo sentirás así-des. – Ayanami disparó de sus cañones, apenas rozando a Purifier. – Laffey-chan.


- Ahí voy, Laffey al ataque. – La peligris disparó torpedos que recorrieron todo el camino hacia Purifier, explotando pero ella salió ilesa del humo.


- Jeje, no me darán de esa forma, estúpidas.


- No era nuestra intención darte-des, ahora, Javelin-chan, Nimi-chan.


- ¿Eh? – Antes de que se diera cuenta, a su costado estaban llegando las otras dos, listas para disparar sus cañones a quemarropa hacia la sirena.


- ¡Nimi, vamos a darlo todo!


- ¡Si, por el Reich! – Ambas dispararon en ese momento, Purifier no tenía forma de llegar a esquivar sus cañones, en ese momento se armó una gran humareda que cubrió todo, de ahí salieron las dos.


- ¿Lo logramos? – Preguntó Javelin, voltearon a ver si es que su plan funcionó, el humo seguía invadiendo la zona, entonces se despejó, para su sorpresa Purifier seguía de pie pero ahora se sujetaba el brazo que sangraba.


- Debo admitirlo… eso me tomó por sorpresa.


- ¿Cómo es que sigue viva? – preguntó Javelin con asombro.


- Parece que nuestros disparos no tuvieron suficiente fuerza. – Pensó Nimi con una posibilidad.


- Ahora es mi turno, realmente me encendieron, así que iré en serio esta vez. – Expresó la sirena, se prepararon cuando en ese momento recibieron un mensaje todas.


- Escuchen, haré algo aquí, es momento de usar nuestra arma secreta.


- ¿El arma secreta? – Preguntó Wales, pudieron notar como Jeff sonreía al otro lado del comunicador.


- Vamos a lanzar el rayo del satélite.

- Hola a todos-nya, soy Akashi y les doy la bienvenida a otra edición del rincón histórico, nuestra invitada de hoy es Nelson-san, denle un gran aplauso. – La rubia de coletas entró en ese momento. – Un gusto tenerte aquí-nya.


- No es nada… que sea rápido ¿entendido?


- S-Si-nya… primero empezaremos con tu historia, por lo que sabemos eres un buque con muchas operaciones tras tu haber, mayormente enfrentaste al imperio Sardegna en contadas ocasiones-nya.


- Bueno, eso es fácil cuando tienes el poder y el talento para hacerlo. – Sonrió mientras se agitó el cabello. – Incluso tuve el placer de tomar el lugar de su majestad una vez y estuve a cargo de varias de esas operaciones, no por nada pueden decirme como alguien de los grandes siete.


- Es verdad que llevan ese título-nya, en sí lograste salir viva de varias operaciones hasta que te dieron de baja.


- Eso es una realidad, pero ahora tengo una nueva oportunidad que deseo aprovechar.


- Pasando a eso-nya ¿Qué opinas de tu situación actual?


- Si pudiera decirlo… no está mal, en un inicio me pareció un poco extraño pero me he acostumbrado, en cuanto al comandante que tenemos…


- Esa es la siguiente pregunta-nya ¿Qué opinas de él?


- Si pudiera dar mi opinión… si hablara como una persona normal, diría que es alguien loco, sanguinario, la verdad nadie lo soportaría pero creo… que ese tipo de personas es la que necesita este mundo actual. Digámoslo de esta forma, despertar siendo controlada por otras personas que buscaron acabar con mi tierra natal es algo que me daba rabia, puede que sus métodos sean poco éticos pero siento que es lo mejor, aunque igual termina pasándose de la raya en ocasiones.


- Eres quien ha dado una opinión más extensa-nya, ahora ¿Qué harás para el futuro?


- Esta batalla actual, ahora mismo espero llegar a tener una forma de salir ilesa, después de ello vivir días en paz… quizás volver con Rodney que es mi hermana.


- Eso sería todo, gracias por estar aquí-nya.


- Entonces me voy. – Y Nelson se fue en ese momento.


- Nos vemos en la próxima edición, la siguiente invitada será Fusou-sama, hasta pronto-nya.


-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Purifier es alguien de cuidado y además con una gran resistencia, para las chicas les cuesta pelear contra ella pero se viene el arma secreta, queda ver si será suficiente para derrotarla, en el siguiente cap veremos lo que sucede, bye bye.

Lockhart Lockhart
꧁༒☬ZeℝØ-ᎦᎬᏁᎮᎪᎥ☬༒꧂ ꧁༒☬ZeℝØ-ᎦᎬᏁᎮᎪᎥ☬༒꧂
Popyland. Popyland.
Laharl Laharl
Yuukuru Yuukuru
Reencarna Reencarna
ragnok22 ragnok22
Lorde Slayer Lorde Slayer
Ahkilendra Ahkilendra
 

Reencarna

Looney Tunes
Registrado
22 Sep 2015
Mensajes
1,712
Offline
:17: la sirena no esta nada mal, funciona como waifu.

- Oh no, ahora estoy acorralada, que alguien me salve… ¿realmente creen que diría algo así? No con todo esto. – Chasqueó los dedos, en ese momento aparecieron portales por los cuales llegaron más buques sirena, siendo una flota mucho mayor que las superaba en número. – Intenten pelear contra todo esto.
:04: casi no se le nota el sarcasmo de la sirena

- No digas nada… - Expresó con frialdad. La peliblanca estaba triste por el hecho de que su hermana le ignorara de esa forma pero no había de otra, el haber sido en parte responsable de la muerte de su Shikikan era un peso que nunca se alejaría.
Todavia segue enojada, tal ves un abraso lo solucione todo o un perdoname hasta que cansancio :06

:27: ya empezo el hentai con tentaculos
- No creo que sea humana. – Comentó Takumi, en aquel momento ella atacó con uno de sus apéndices, Takumi apenas logró defenderse. – Es fuerte…
por si habia dudas :08: los humanos no tenemos tentaculos

- ¿El arma secreta? – Preguntó Wales, pudieron notar como Jeff sonreía al otro lado del comunicador.


- Vamos a lanzar el rayo del satélite.
:46: eso parece peligroso,espero que no cause una explosionque dañe a los aliados
 

Laharl

Giga Drill Breaker
Registrado
2 Jul 2009
Mensajes
982
Offline
Las sirenas son bastantes fuertes y sobre todo resistentes. Me sorprendió que tomaran la decisión volarle la cabeza al tal Abismo, quiero decir parece un personaje clave y por un momento pensé que estaría muerto. Todo este tema del satélite me recuerda mucho a los comic de DC y Marvel, tanto Batman como Iron man poseen un rayo destructor desde el espacio "SO COOL."

Buen capitulo.
 

Lorde Slayer

The Blazing Flash That Shatters The Darkness
Registrado
7 May 2016
Mensajes
956
Offline
Las sirenas son duras, han tenido que esforzarse mucho para apenas hacerle daño a una sola y ahora van a tener que recurrir al rayo láser, me pregunto si será suficiente para acabar con ella?
Los comandantes han logrado escapar de un destino viscoso? Eran tentáculos estoy seguro que más de uno aquí los considera instrumentos del diablo :v
 

Digimaster

Candy Candy~
Moderador
Offline
Bueno, ya es otro día, vamos a subir cap, pero antes respondamos.

:17: la sirena no esta nada mal, funciona como waifu.


:04: casi no se le nota el sarcasmo de la sirena


Todavia segue enojada, tal ves un abraso lo solucione todo o un perdoname hasta que cansancio :06



:27: ya empezo el hentai con tentaculos

por si habia dudas :08: los humanos no tenemos tentaculos


:46: eso parece peligroso,espero que no cause una explosionque dañe a los aliados
Sí, ya llegó el momento de que aparecieran y pues ahí con el rayo, se verá ese asunto aquí, ya a saberlo.

Las sirenas son bastantes fuertes y sobre todo resistentes. Me sorprendió que tomaran la decisión volarle la cabeza al tal Abismo, quiero decir parece un personaje clave y por un momento pensé que estaría muerto. Todo este tema del satélite me recuerda mucho a los comic de DC y Marvel, tanto Batman como Iron man poseen un rayo destructor desde el espacio "SO COOL."

Buen capitulo.
Pues claro que no iba a ser tan sencillo, cuenta con la protección de las sirenas y pues eso del rayo es obra de Owen, ya son así los millonarios excéntricos jaja.

Las sirenas son duras, han tenido que esforzarse mucho para apenas hacerle daño a una sola y ahora van a tener que recurrir al rayo láser, me pregunto si será suficiente para acabar con ella?
Los comandantes han logrado escapar de un destino viscoso? Eran tentáculos estoy seguro que más de uno aquí los considera instrumentos del diablo :v
En sí, el caso aquí es como las chicas no tienen experiencia luchando contra ellas, no es como la serie o el juego que las conocen y saben qué hacer, les hice un borrón y que no supieran sobre ellas, de ahí que les superaron.

Bueno, sin decir más, vamos con el cap entonces.

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Capítulo 76



Purifier había sido un adversario más duro de lo que pensaban las chicas, los ataques comunes no tenían efecto en ella, tal como si tuviera la misma consistencia que ellas pero igualmente peligrosidad, necesitaban hacer algo al respecto.


- Un momento ¿dijiste usar el rayo? – preguntó Wales con asombro.


- El enemigo que están enfrentando no es algo que pueda derrotarse con métodos convencionales, necesitan algo de mayor potencia y no creo que únicamente lanzando todas sus cañones puedan hacer algo.


- Es que no lo hemos probado, solo déjanos algo de tiempo y entonces demostraremos ser mejor que esa pesada. – Señaló Tennessee, Jeff soltó un suspiro al otro lado.


- Está bien, haremos como dicen, pero en caso de que las cosas se descontrolen, recurriremos a ello.


- Entonces hay que darlo todo, que todas no la pierdan de vista. – Ordenó Wales. Purifier seguía moviéndose por el campo como si se tratara de un juego todo eso.


- Yo igual quiero jugar, no me dejen sola. – La sirena buscaba a alguien con quien “jugar” aunque obviamente sería algo peligroso. - ¡Quiero jugar!


- Esos juegos son peligrosos. – Tennessee comenzó su ataque hacia ella, disparando varios cañones. – Tienes que morir aquí, perra loca.


- Gracias por ser mi compañera de juegos, no sabes como me voy a divertir contigo. – Purifier fue la primera en atacar saltando con una patada, la morena apenas y logró protegerse con ambos brazos, retrocediendo un poco.


- Tienes fuerza, pero no creas que será suficiente para derribarme. – Tennessee volvió al ataque, Purifier no parecía estar metiendo demasiada presión al respecto o siquiera verse motivada aunque se estaba divirtiendo, eso solo la molestaba más. – Pelea seriamente.


- Lo estoy haciendo, estoy jugando contigo pero veo que ya te cansaste ¿te importa si es mi turno?


- ¿Eh? – En ese momento Purifier empezó su ataque lanzando varios golpes, Tennessee quedó asombrada debido a la fuerza que le metía, era sumamente mayor y lograba sentir las vibraciones en ambos brazos. – Mierda, que fuerza.


- ¿Tan pronto te rindes? No he calentado aún. – Purifier lanzó una fuerte patada al abdomen de la morena que le sacó todo el aire. – Jeje, que divertido.


- ¡Ve si esto te parece divertido! – Downes llegó lanzando varios disparos a la sirena, ella los esquivó de un salto y de tal forma apareció justo al costado de la peliblanca. - ¡Que-! – No logró reaccionar cuando entonces le golpeó, mandándola a volar.


- ¡Vamos, sigan divirtiéndome!


Purifier estaba desquiciada y no parecía estar satisfecha con lo actual, ella quería más caos y diversión, necesitaban encontrar una forma de contrarrestarla para evitar que cause más daño.


- Amagi-san, necesitamos tener un plan listo. – Comentó Fusou, la kitsune asintió.


- Ella es algo que nunca antes habíamos visto antes, si supiéramos de una posible debilidad que tenga.


- Solo hay que atacar hasta encontrarla ¿no? – Preguntó Enterprise, en ese momento ella lanzó una flecha con la que apareció un avión y se subió encima de este, yendo directamente hacia la sirena.


- ¿Nadie más quiere jugar conmigo? – En ese momento escuchó el sonido de los disparos del avión, mirando como la peligris iba hacia ella, en ese momento sonrió. - ¡Que bien, vamos a jugar!


Enterprise no dijo nada, en aquel momento Purifier comenzó a volar al mismo par que el avión, ambos lados volaban uno cerca del otro mientras Purifier buscaba disparar con sus cañones para derribarla pero se movía de modo que lo esquivaba.


- No podrás seguir así todo el resto, es aburrido. – Exclamó la sirena, empezó a volar cerca de Enterprise para golpearla, ella logró protegerse con su arco del poderoso ataque pero ella no se detuvo ahí, buscó lanzar una patada, Enterprise pudo apartarse para disparar otra flecha a quemarropa a Purifier, esta logró rozarla haciéndole un pequeño corte, la sorprendió pero no se vio molesta. – Finalmente me hiciste daño, felicidades, eso significa que debo ir con más ganas.


- ¿Eh? – El cambio repentino en Purifier la sorprendió, ahora sus ataques eran mayormente contundentes y con una fuerza más grande que la que tenía, de ese modo comenzó a bajar la altura de su avión, sentía que podría caer.


- ¡Vamos, se supone que seas divertida, entretenme! – Purifier lanzó un fuerte golpe que finalmente hizo que ella perdiera el equilibrio y así cayera, Purifier comenzó a caer junto a ella. - ¡No podrás protegerte así!


- ¿Eh? ¡Gaaagh! – Golpeó con fuerza a Enterprise que al final se precipitó sobre el agua, levantando una gran cantidad, las demás lo vieron, ahí estaba ella, derribada en la superficie, Purifier comenzó a pisarla con fuerza.


- ¿Es todo? Vamos, sigamos jugando.


- ¡Apártate! – Varias chicas comenzaron a ir tras ella y dispararle, la sirena se apartó en aquel momento esquivando cada uno de los proyectiles.


- ¿Ahora irán todas por mí? Excelente, deseo jugar. – Purifier sonrió de una forma peligrosa y entonces abrió un portal. – Juguemos a las atrapadas…


En aquel momento entró al portal, todas miraban a todas partes para encontrarla.


- ¿Dónde puede estar? – Preguntó Shigure. - ¿Alguna idea?


- En eso estamos. – Respondió Honolulu. Ya entonces escucharon un grito.


- ¡Aquí estoy! – Purifier apareció de repente frente a Terror, la peligris estaba aterrada por tener al enemigo de cerca.


- ¡No te acercarás! – La combinación de Sheffield, Gloucester y Reno fueron para atacar a la sirena.


- ¿Eh? Tres contra uno es algo injusto ¿saben?


- Contra un enemigo fuerte, eso es justicia. – Declaró Reno. La sirena esquivó sus ataques, Sheffield, buscó seguirle el paso con disparos de sus armas.


- No puedo permitir que vayas más lejos.


- ¿Eh? Bueno, si quieres que esté contigo, entonces perfecto. – Sheffield buscó mantenerla a raya con sus ataques pero igual Purifier llevaba una gran ventaja, entrando por un portal.


- ¿Dónde fue?


- Aquí. – En ese momento apareció uno frente a la albina y entonces golpeó.


- ¡Sal de donde estás! – Expresó Reno, entonces volvió y disparó sus cañones frente a la peligris.


- ¡Por ahí! – Señalaron, fueron a disparar a esa zona pero no había nadie. Purifier entonces apareció otra vez cerca de Unicorn.


- ¡Unicorn! – Javelin y Laffey fueron a ayudar a la pelimorada, disparando sus cañones pero la sirena los esquivó.


- ¿Eh? ¿Acaso quieren proteger a su amiga? Tengan entonces. – Ahí entonces la sirena sujetó a Unicorn del cuello, comenzando a asfixiarla.


- ¡No la lastimes! – Con enojo, Illustrious comenzó a disparar aviones hacia ella pero Purifier los esquivó, aun sujetando a la pequeña.


- Illustrious… hermana… - Unicorn comenzó a llorar mientras sentía que se le iban las fuerzas, la peligris estaba totalmente aterrada si la veía morir de esa forma.


- ¡No le harás nada! – Ayanami apareció por detrás de la sirena y atacó su espada, haciendo un corte, de esa forma logró soltarla y recuperara el aire. - ¿Estás bien-des?


- Claro… tenía miedo… - Exclamó ella mientras tosía, Illustrious fue para auxiliar a la pequeña.


Ayanami siguió peleando contra Purifier, chocando su espada contra ella aunque esquivaba cada ataque. La rubia no deseaba dejarla ir y que atacara a alguien más.


- Mantenla así Ayanami. – Javelin y Laffey fueron a ayudar, las tres las mantenían distraídas en ese momento, por detrás estaban Nagato, Mutsu, George y Elizabeth.


- Mientras las tengan así, podremos aprovechar para disparar. – Comentó Elizabeth. – Es una enemiga que no podemos dejar que escape.


- Es cierto líder del Royal Navy. – Nagato cerró los ojos por unos cuantos segundos. – Un enemigo tan fuerte y errático necesita ser derrotado actualmente, dejarlo escapar sería un problema para el futuro.


- ¿Todas tienen listos sus cañones? – Preguntó Elizabeth, George asintió.


- Estamos listas en cualquier momento para disparar.


- Entendido. – la reina se cruzó de brazos. – Hagamos de esto un hoyo en uno y que sea una victoria para nuestra flota ¡Disparen!


- ¡Vámonos chicas! – Las tres se apartaron, dejando solo a Purifier en medio de todo.


- ¿Eh? ¿Por qué se van? No me digan que… - Antes de decir algo más, todos los disparos cayeron justamente en la zona donde ella estaba, grandes cantidades de agua se levantaron en aquel momento y mucho humo que no dejaba ver nada.


- ¿Lo logramos? – Preguntó Laffey, no se veía nada pero quizás finalmente fue el momento para que Purifier hubiera sido hundida.


- parece que sí… - Exclamó Wales, eso trajo alivio de parte del resto pero hubo algo, un rayo voló y atravesó al abdomen de una de ellas.


- ¡Guuorgh!


- ¡Amagi-neesama! – Akagi quedó paralizada en aquel momento que vio a su hermana mayor escupir sangre con ese agujero en el abdomen. Las demás chicas quedaron igual de impactadas.


- Oh ¿eso es todo? Pues entonces haré mi movimiento. – Purifier estaba como si nada, completamente ilesa, entonces hizo aparecer múltiples portales donde salieron más acorazados sirena pero no solo eso, otra clase de sirenas humanoides.


- Scavenger ¿podrás encargarte de ellas? – Preguntó Purifier.


- Claro Purifier, me divertiré. – Sonrió ella, en ese momento fue a atacar. El número las superaba por mucho a las kansen en aquel momento.


- ¡Todas, retrocedan! – ordenó Wales, la mayoría comenzó a ir para atrás pero de tal modo los disparos que no les permitían una vía de escape rápida.


- ¡Cuidado! – En aquel momento un disparo pasó cerca de Nagara y Ping Hai, cubriéndose, Yat Sen llegó a ayudar.


- ¡Por aquí! – Ordenó la pelinegra pero entonces Scavenger llegó y golpeó con fuerza a la china, Ping Hai se mostró preocupada.


- Espera. – Nagara buscó detenerla pero no pudo, la castaña fue a atacar a Scavenger pero le superaba por mucho, disparó sus cañones con los cuales empezó a hacerle daño.


Otros acorazados sirena acorralaban a las demás kansen, por primera vez se sentían totalmente en desventaja, eran superadas por una fuerza mucho mayor que nunca antes imaginaron llegar a tener que enfrentar en aquel momento.


- ¡No se descontrolen! – gritaba Wales para intentar calmarlas pero la situación no lo permitía, sus pupilas se dilataron. – Yo… no puedo hacer nada.


- ¿Acaso el comandante se rendirá? – Purifier apareció a su lado, la rubia endureció la mirada, dirigiendo sus cañones hacia ella, la sirena se movió rápidamente para esquivar los disparos.


- ¡Vas a caer aquí! – gritó Wales, Purifier empezó a reír como una maniaca, la inglesa empezaba a sentirse más enfadada por la situación, el estrés no le permitía pensar con claridad. Sin pensar demasiado sacó su espada y buscó comenzar lastimar a la sirena pero lo hacía de un modo tan poco preparado que de tal forma ella no lograba darle.


- Es una lastima cuando una comandante tan bien preparada pierde el control. – Purifier endureció la mirada. – Eres aburrida… por eso morirás aquí.


- ¡No será así! – En ese momento un disparo impactó con fuerza a Wales que la mandó a volar, escupiendo sangre al impactar el agua, Purifier se subió sobre ella. – Que harás…


- ¿Hacer? Quisiera seguir jugando pero es momento de irme, ustedes pueden seguir disfrutando del resto de juguetes que envié. – Abrió un portal. – Nos vemos~ espero que en la próxima vez seas más fuerte y no me decepciones. – Purifier se fue, Wales seguía flotando en el agua, apretó su puño con fuerza.


- ¡Maldición!


(…)


Scavenger seguía causando mayores daños al mando de todos los acorazados sirena que tenía para atacar al resto de kansen, en aquel momento varias de ellas estaban agotadas o heridas.


- ¡Resiste nee-sama! – Kaga intentaba mantener a Akagi de pie la cual seguía palida por la herida de Amagi. – Ella vivirá, debes de pelear.


- Yo… no pude proteger a Shikikan-sama… ahora no podré hacerlo con Amagi-neesama… soy una inútil… no puedo hacer nada…


- ¡Nee-sama, despierta! – La peligris agitaba con fuerza a su hermana aunque sin éxito alguno. – Nee-sama, por favor…


- Que veo aquí, unos animalitos indefensos… - Scavenger apareció frente a ellas dos, Kaga quedó paralizada al ver a la sirena. – Entonces, no habrá problema si las mato aquí.


- ¡No lo harás! – Cleveland llegó en ese momento, disparando sus cañones. – Ya causaron demasiado daño, así que debo de detenerte. – La sirena empezó a reír.


- ¿En serio? Como lo harás. – Ella estaba confiada, Cleveland chasqueó la lengua.


- No tengo idea… es obvio que somos superadas en número y fuerza, no las conocemos bien, pero eso no importa… después de todo, nos levantaremos de nuevo y ganaremos la próxima vez. – Sonrió por debajo. – Así como se que mi comandante debe estar en algún sitio, mantendré las esperanzas hasta que llegue ese momento.


- Eres una ilusa, eso nunca sucederá, nuestro experimento será un éxito.


- ¡Eso veremos! – Cleveland buscó atacar pero unos cañones enemigos se interpusieron, en ese momento llegó Scavenger que la atacó con varios golpes sin darle oportunidad de defenderse, poco a poco empezó a escupir sangre por la fuerza de estos, escupiendo unos cuantos dientes. – Mierda…


- ¿Realmente creen que podrán derrotarnos? Son débiles, nunca podrán superarnos por mucho que lo intenten.


Cleveland miró a su alrededor, solo veía a varias de sus compañeras heridas. Huyendo o resistiendo pero ya nadie atacaba al enemigo, estaban perdidos.


- ¡Resiste! – Ning Hai sostenía a su hermana la cual estaba herida de gravedad luego de varios proyectiles que le impactaron, Warspite se sostenía el brazo el cual estaba deshabilitado y sangraba bastante, Atago apenas lograba resistir pero se estaba quedando sin fuerzas y estaba por caer en cualquier momento.


- Admítanlo, son débiles, nunca podrán derrotarnos.


- Eso no es cierto… nosotras ganaremos al final… - Exclamó Cleveland con esfuerzo, Scavenger sonrió.


- Es su fin. – En ese momento apuntó su cañón a Cleveland a quemarropa, no podía huir para nada ni tenía fuerzas. – Ahora, por el bien de nuestro experimento, mueran.


Disparó, Cleveland cayó al agua mientras un gran agujero se formó en su pecho, estaba a punto de morir, lo último que llegó a ver fue como un gran rayo empezó a caer del cielo, entonces su vista se puso negra.


Un rato después, no quedaba nada en esa zona que una vez era una batalla campal, aparecieron muchos helicópteros.


- ¡Recuperen a todas, que nadie se hunda! – Dalton supervisaba que nadie se quedara fuera, solo había una gran sensación de derrota, muchas heridas que necesitarían de la cirugía para curarse y otras que continuaban de pie pero totalmente desmotivadas.


- Rayos… - Enterprise era una de esas que seguía consciente, Annie estaba a su lado.


- Enterprise… - Quiso animarla pero obviamente no estaba de humor, habían sufrido una humillante derrota de manos de esas sirenas.


- (Un enemigo totalmente desconocido… para la próxima necesitamos estar mejor preparados, no podremos seguir de esta forma…) – Pensó Dalton, por ahora solo podrían regresar a la base para curar a todas las heridas de gravedad, esa misión terminó con un fracaso…

- Hola a todos-nya, soy Akashi, les doy la bienvenida a otra edición del rincón histórico, nuestra invitada de hoy es alguien importante para el imperio Sakura, una de nuestras sacerdotisas, Fusou-sama.


La chica gato entró en ese momento entre aplausos para luego sentarse en el sofá contiguo de la sala.


- Gracias por traerme aquí Akashi-san. – Sonrió ella.


- Un gusto-nya, por ahora comenzamos viendo su historia, y realmente fue importante, sirviendo en una batalla como la del Golfo-nya, siendo el buque más importante a cuidar, fuiste junto a Shigure-san y otras más.


- Claro, me alegró tener compañeras que me ayudaron en ese momento.


- pero igual, acabaste hundida, siendo que Shigure-san estuvo cuidándote, te sorprendieron y acabaste hundida-nya.


- Si… la verdad creo que ella podría sentirse un poco culpable al respecto, pero pudo haberlo superado.


- Eso ya es el pasado-nya, ahora vemos el presente ¿Qué piensas?


- Me parece agradable, la verdad es que me alegra poder volver a ver a mis compañeras y pelear junto a ellas una vez más.


- Del mismo modo ahora tienes un Shikikan-nya ¿Qué opinas de él?


- Bueno, la verdad es que me agrada mucho su sentido para cuidarnos, ha demostrado preocuparse por nosotras, deseo ser alguien capaz de ayudarle así como él ha hecho lo mismo.


- Eso es bueno-nya, para terminar ¿Qué harás para el futuro?


- Yamashiro sigue por ahí, por lo que deseo encontrarla, ya después entonces quisiera volver a armar un altar hacia nuestros dioses, después de todo no podemos descuidar nuestro trabajo.


- Eso sería todo-nya, gracias por estar aquí.


- No es nada Akashi-san, me agradó. – Ella sonrió.


- Nos vemos en la próxima edición, la siguiente invitada será Noshiro-san, hasta pronto-nya.


------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Hasta aquí el cap, la verdad que la situación no pudo ser peor, fueron totalmente superadas y derrotadas de la peor forma posible, el poder superar ese suceso será duro para todas, igual, respecto a Scavenger, ella es como un soldado de infantería para las sirenas así que no veo necesidad de agregar su apariencia, igual veanla como alguien parecida a Observer Alpha pero más alta y sin tentáculos, nos vemos en el próximo cap entonces, bye bye.

Lockhart Lockhart
꧁༒☬ZeℝØ-ᎦᎬᏁᎮᎪᎥ☬༒꧂ ꧁༒☬ZeℝØ-ᎦᎬᏁᎮᎪᎥ☬༒꧂
Popyland. Popyland.
Laharl Laharl
Yuukuru Yuukuru
Reencarna Reencarna
ragnok22 ragnok22
Lorde Slayer Lorde Slayer
Ahkilendra Ahkilendra
 

Lorde Slayer

The Blazing Flash That Shatters The Darkness
Registrado
7 May 2016
Mensajes
956
Offline
La pelea ha sido un caos total y muy desequilibrada no han tenido ni una oportunidad aún siendo tantas, purifier solo ha estado jugando toda la pelea prácticamente
Ahora lo que me asusta es ver cuántas heridas graves hay, hasta que Cleveland perdió el conocimiento solo eran ella y amagi pero luego de eso tenemos un salto de tiempo con dalton buscando auxiliar a todas, tengo miedo que haya muchas heridas graves, ahora ver como es que comienzan a prepararse para su revancha
 

Reencarna

Looney Tunes
Registrado
22 Sep 2015
Mensajes
1,712
Offline
- Es que no lo hemos probado, solo déjanos algo de tiempo y entonces demostraremos ser mejor que esa pesada. – Señaló Tennessee, Jeff soltó un suspiro al otro lado.


- Está bien, haremos como dicen, pero en caso de que las cosas se descontrolen, recurriremos a ello.
yo quiero ver la destruccion :201: disparen el rayo

- ¡Aquí estoy! – Purifier apareció de repente frente a Terror, la peligris estaba aterrada por tener al enemigo de cerca.
terror aterrada :08: no crei que fuera posible

- ¡Amagi-neesama! – Akagi quedó paralizada en aquel momento que vio a su hermana mayor escupir sangre con ese agujero en el abdomen. Las demás chicas quedaron igual de impactadas.


- Oh ¿eso es todo? Pues entonces haré mi movimiento. – Purifier estaba como si nada, completamente ilesa, entonces hizo aparecer múltiples portales donde salieron más acorazados sirena pero no solo eso, otra clase de sirenas humanoides.
la verdad que Purifier esta rota, no le paso nada con todo los cañones que recibio

Disparó, Cleveland cayó al agua mientras un gran agujero se formó en su pecho, estaba a punto de morir, lo último que llegó a ver fue como un gran rayo empezó a caer del cielo, entonces su vista se puso negra.


Un rato después, no quedaba nada en esa zona que una vez era una batalla campal, aparecieron muchos helicópteros.
que mal termino todo :72: fue una masacre por completo
 

Laharl

Giga Drill Breaker
Registrado
2 Jul 2009
Mensajes
982
Offline
Se la re pusieron a toda la flota. Me gusta mucho como Cleveland tiene tanta fe en el futuro, a pesar de tener todo en contra cree que podrán vencer y que volverá a ver a su comandante. Ahora esta mal herida y me recordó cuando paso lo mismo con Laffy.

En fin buen capitulo
 

Digimaster

Candy Candy~
Moderador
Offline
Buenas, aquí estamos con otro lunes para subir cap, vamos con responder antes primero.

Jajajaja, le rompieron la cara a las Kansen. Veamos como se adaptan a esta mordida de polvo
Sí que las apalearon totalmente, ya veremos pronto como se levantarán de esta.

La pelea ha sido un caos total y muy desequilibrada no han tenido ni una oportunidad aún siendo tantas, purifier solo ha estado jugando toda la pelea prácticamente
Ahora lo que me asusta es ver cuántas heridas graves hay, hasta que Cleveland perdió el conocimiento solo eran ella y amagi pero luego de eso tenemos un salto de tiempo con dalton buscando auxiliar a todas, tengo miedo que haya muchas heridas graves, ahora ver como es que comienzan a prepararse para su revancha
Pues bueno que todas recibieron daño por igual, ninguna salió totalmente ilesa la verdad y Purifier es alguien de cuidado, a saber para cuando vuelva para pelear una vez más.

yo quiero ver la destruccion :201: disparen el rayo


terror aterrada :08: no crei que fuera posible


la verdad que Purifier esta rota, no le paso nada con todo los cañones que recibio


que mal termino todo :72: fue una masacre por completo
Pues bueno que ella es alguien no tan sencilla de matar, ya se vio que, aunque le corten la cabeza, ella sigue viva, así que es destruirla en su totalidad para que muera.

Se la re pusieron a toda la flota. Me gusta mucho como Cleveland tiene tanta fe en el futuro, a pesar de tener todo en contra cree que podrán vencer y que volverá a ver a su comandante. Ahora esta mal herida y me recordó cuando paso lo mismo con Laffy.

En fin buen capitulo
Bueno, ella cree que pueda suceder pero no es pone como algo seguro y si le sucedió igual que a Laffey.

Bueno, vamos con el cap, ahí va.

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Capítulo 77



Después de una amarga derrota a manos de las sirenas, el grupo volvió a la base, Owen proporcionó transporte y cuidados para la mayoría de las chicas que estaban heridas de gravedad, varias tenían huesos rotos, incluso extremidades perdidas debido a lo cruenta de la batalla, casos como Amagi y Cleveland estaban por morir si no se les atendía pronto. De entre varias que lograron salir con solo rasguños o heridas menores sentían el fuerte peso de lo sucedido, se vieron totalmente superadas por un solo enemigo y además fueron rodeadas por los números, fue una derrota total y eso es lo que ha estado en sus mentes durante un rato.


- ¿Cómo te encuentras Laffey? – Preguntó Javelin, ella tenía bandas en su brazo izquierdo.


- Estoy cansada… quiero dormir… - La pelimorada soltó una risa.


- Esto fue totalmente horrible… - Nimi suspiró. – Realmente nos derrotaron.


- Bueno, nos acabaron superando, ahora mismo lo que preocupa son las que están heridas, tuvimos suerte que Jeff decidiera lanzar el rayo del satélite para salvarnos, de no haber sido así pudimos haber sido hundidas por esos acorazados.


- Eso lo sé pero… sigue siendo frustrante. – Expresó la alemana por debajo.


- La próxima vez ganaremos-des. – Declaró Ayanami. – Podemos volvernos más fuertes para que nunca más se repita.


- Eso haremos, no tenemos porque volver a perder. – Pensó Javelin de forma positiva. En otro helicóptero, Enterprise se encontraba sentada en una esquina, observando por la ventana el cielo mientras iban de regreso a la base, se sostenía el estómago que fue donde Purifier le hizo daño, seguía doliéndole, a un lado Annie solo observaba a la peligris sin poder hacer nada.


- Enterprise… - La peligris buscó hablarle pero realmente no estaba de humor. – Esto… no necesitas culparte de todo, su enemigo fue más fuerte, igualmente nos encontramos con una de ellas…


- No es eso… - Apretó el puño con fuerza. – Yo… nunca antes había perdido una batalla… este enemigo… es algo por lo que nunca antes había visto, yo… por primera vez tuve miedo de morir… - Empezó a temblar. – No quiero vivir algo así otra vez…


- Enterprise… - Annie la abrazó en ese momento, ella pro primera vez se vio superada y se dio cuenta que no era igual al pasado, ella ya no era la más fuerte ni tampoco podría repetir los logros que alguna vez llegó a tener, solo podía lamentarse en silencio.


Los helicópteros volaron lo más rápido que se pudo hasta llegar a la base, primero de esa forma fueron llevando a las chicas con heridas más graves a la sala.


- Ya veo, preparar todo. – Seijuro se encargaría y así múltiples camillas estaban en movimiento.


- Con solo él, no creo que sea suficiente para encargarse de todas. – Expresó Adrien.


- Con solo el señor Seijuro aquí, no tendrá tiempo para hacerlo por su cuenta. – Comentó Dalton.


- Parecen tener problemas aquí. – Para su asombro, Owen llegó en ese momento.


- ¿Cuándo llegaste? – Preguntó Edric.


- Siempre estoy listo para cualquier cosa, así que vine a proporcionarles apoyo con el último invento que hace realizado por Techstone. – En eso empezó a bajar unas camillas casi parecido a capsulas. – Esto deberá proporcionar cuidados y una facilidad de curación más rápida para las Kansen.


- Eso es demasiado sorprendente. – Comentó Cossethe.


- ¿Quién lo manejaría entonces? – Preguntó Dalton.


- Esa sería yo-nya. – Detrás de Owen apareció una chica. – Un gusto conocerlos-nya, soy el buque de reparación del Imperio Sakura, Akashi-nya.


IJN Buque de reparación Akashi. Se ve como una chica de baja estatura, de largo cabello verde, ojos color amarillo, resaltan las orejas y cola de gato que tiene, su vestimenta es un solo vestido blanco con mangas largas con lo cual esconde sus manos.

356px-Akashi.png

- ¿Akashi? ¿Dónde la encontraste? – Preguntó el científico, Owen sonrió por debajo.


- Yo tampoco he estado perdiendo el tiempo, estoy usando todos mis recursos para dar con la localización de las capsulas perdidas por todo el país, prometo enviarles cada una cuando las encuentre, por ahora ella se encargará de la reparación de sus chicas, no podemos perderlas, al menos no por el avance de mi propio plan.


- Déjenmelo todo a mí-nya, trabajaré eficientemente y espero me paguen con muchas gemas-nya. – Sacó herramientas de las mangas donde estaban sus manos y se fue a hacer las reparaciones.


- Dalton, tenemos de que hablar. – Expresó Owen, este asintió, mirando al resto.


- Pueden irse, seguro sus chicas desean verlos así que no las dejen solas. – Ya los comandantes se fueron, Dalton se movió con Owen a una de las oficinas para hablar en privado, se vería como algo totalmente importante. Al entrar, el científico se sentó en su escritorio. – Y bien ¿de que desea hablar?


- … Es respecto a estas sirenas. – Empezó a hablar. – Captamos las imágenes en pantalla de lo ocurrido, esta que se identificó como Purifier hizo parecer su ataque como un juego, ellas no fueron rivales para una sola, si aparecieran más como ella, serían totalmente aniquiladas.


- Ya veo… ¿Qué propones entonces?


- Como dije, ustedes son una parte totalmente vital para mi plan de sacar a Nixon de la presidencia, no puedo permitir un solo factor externo llegue a arruinar lo que tengo en mente. Tengo en plan meter programas que las ayude a mejorar totalmente en su fuerza y también de forma mental, necesitan ser fuertes tanto física como mentalmente.


- Al final solo nos estás utilizando… - Bufó por debajo el científico. – Eres bastante calculador.


- Solo hago cosas que nos beneficien en ambos lados, por eso mismo cuando llegue a la presidencia, les beneficiaré dentro de todo lo posible gracias a sus esfuerzos.


- Ya veo… quizás sea lo mejor, un ataque imprevisto de otra de esas sirenas nos acabaría por completo, si lo que tienes planeado llegará a ayudarlas a vencer, entonces con gusto haré un trato con el diablo para conseguirlo.


- Eres bastante cuerdo, sabes lo que realmente es correcto. – Extendió su mano para un apretón. – Hagamos esto de forma oficial, fortaleceré a sus chicas y en cambio me ayudarán cuando lo necesite.


- Eso haremos. – Con eso cerraron el trato. Dalton haría lo posible por las chicas para que se fortalezcan bastante, la próxima vez no sufrirían una agria derrota.


(…)


- A trabajar duro-nya, para ganar muchas gemas-nya. – Akashi se puso a trabajar totalmente en reparar a las chicas graves, empezando con Amagi y Cleveland. – Esto no es nada-nya, todas estarán como nuevas pronto.


Akagi observaba desde un lado, esperando por la recuperación de su hermana mayor, Kaga solo estaba apoyada en la pared, obviamente preocupada igual pero había algo más en su mente. Su relación con Akagi no ha mejorado en nada, ambas fueron diseñadas como hermanas luego del cambio a portaaviones y recordaba lo bien que se llevaban, pero debido a ese incidente, ella se mostraba fría, no le dirigía la palabra y la ponía triste.


- (Nee-sama…) – La peligris se fue en silencio, Akagi necesitaba más a Amagi en esos momentos que a ella. – (Ella realmente me odia por lo que hice… parece que nunca volveremos a ser hermanas…)


Caminó en soledad, no muchas chicas estaban despiertas, la mayoría que solo tenía heridas leves contaban con un gran agotamiento por lo que fueron a dormir, la luna brillaba bastante, así fue hasta el puerto para sentarse y observarla.


- ¿Qué puedo hacer por nee-sama? Para que me perdone…


- ¿Hay alguien aquí? – Escuchó una voz, volteó a ver, encontrando a Takumi. – Eres Kaga.


- … Shikikan. – La peligris asintió mientras siguió observando al frente, el japonés se quedó ahí, decidiendo sentarse a su lado.


- Espero no sea molestia si también me quedo aquí.


- … No. – Hubo silencio una vez más, ella no hablaba demasiado.


- ¿Tienes preocupaciones? – Decidió empezar una conversación, Kaga le vio de reojo. – Desde que estás aquí, no te has visto feliz.


- … No es nada de lo que deba preocuparse, son asuntos míos.


- Eso dices, pero aquí tienes una cara triste. – Kaga desvió la mirada. – Eso es señal más que suficiente para que tengas algo que te preocupa.


- … Shikikan, yo… no sé qué hacer.


- ¿Qué estás buscando?


- Bueno… con lo reciente, yo… - Escondió su rostro con ambas manos. – No puedo negarlo, yo soy la responsable de que el comandante de Nee-sama haya… - Empezó a sollozar, Takumi la sujetó de su cabeza para abrazarla.


- No tienes la culpa, estabas siendo controlada, nunca lo hiciste por voluntad propia.


- Pero eso no quita el pecado que cometí, nee-sama nunca volverá a dirigirme la palabra, ya no soy nada para ella.


- Kaga ¿realmente crees que esto lo hiciste tu? ¿Deseaste haber cometido eso?


- ¡No quería! – Gritó. – Nee-sama es lo más importante para mí, nunca haría algo que la lastimara o destruyera su felicidad.


- Ahí tienes la respuesta. – Respondió Takumi. – Dalton lo dijo, no hay garantía de que haya muerto, he visto poco de Stan pero sé que es alguien bastante duro, algo así no será suficiente para detenerlo, lo que deseas ahora es recuperar tu relación con Akagi ¿no? – Ella asintió. – Deben volver a tener a confiar una a la otra poco a poco y entonces seguro volverán a ser como antes.


- … Eso deseo, pero no sé que piense ella…


- No pierdes nada con intentarlo. – Kaga miró al frente, ella sabía que no siempre podrá estar huyendo de Akagi, necesitará enfrentarla en algún momento.


- … Shikikan, iré a verla.


- Claro, tu puedes. – Sonrió Takumi. Kaga se fue en ese momento, vería a Akagi en la sala, esta se encontraba aun vigilando a Amagi, hace poco Akashi terminó con su operación y todo salió bien, solo necesitaba descanso, la kitsune dormía plácidamente con Akagi vigilándola. Kaga estaba ahí, buscó hablar pero la voz seguía sin salirle, entonces recordó la platica con Takumi, no podía huir.


- … Nee-sama. – Finalmente habló, Akagi volteó a verla.


- ¿Qué quieres? – Respondió con seriedad, Kaga se asustó por unos segundos, apretó su puño.


- Solo vine a ver cómo está Amagi-san.


- Está bien, solo necesita descanso.


- - Se quedó en silencio nuevamente, no sabía de qué más hablar con Akagi. – Esto…


- Si no tienes nada más que decir, puedes irte.


- Nee-sama, yo…


- ¿Acaso me vas a desafiar? – Se levantó en ese momento, Kaga estaba temblando. – No tengo nada de qué hablar contigo, vete.


- … No. – Akagi enarcó una ceja. – No me iré, no quiero seguir huyendo de esto, quiero enfrentarte.


- ¿Qué estás diciendo?


- Sabes muy bien a lo que me refiero, yo siempre estuve por detrás de ti, pensaba que con seguirte y hacer lo que quisieras sería feliz pero me di cuenta que ese no es el caso, acepto bien que fui en parte responsable de lo que le sucedió a tu Shikikan pero no es totalmente mi culpa, ahí sigues lamentándote como si fuera el fin del mundo.


- Kaga. – Akagi se acercó para encararla. - ¿Sabes lo que estás diciendo? Hablar así de Shikikan-sama…


- Nee-sama, después de Amagi-san, soy la persona que más tiempo te lleva conociendo, incluso desde antes de nuestro cambio a portaaviones ¿no recuerdas esos momentos que siempre peleábamos y Amagi-san nos calmaba? En esos tiempos admito que no te soportaba, pero Amagi-san me confió tu bien cuando ella… se hundió, solo por eso pensé que estaba bien seguirte y hacer lo que dijeras, pero ahora veo que ese no es el caso… solamente estaba malcriándote, hice mal y fallé como hermana. No quiero volver a sentir algo así, deseo que volvamos a empezar, esta vez como es debido, confía en mí cuando digo que no es el final, por favor nee-sama, quiero que estemos juntas otra vez.


- Kaga… - Akagi bajó la mirada. – Nunca pensé… que te rebelarías de esa forma.


- No quiero ser una segundona, nunca más, esta vez deseo caminar a tu lado, sin importar que pase.


- - Akagi se quedó sin palabras, tenía recuerdos de Kaga y ella prácticamente nunca le había levantado la voz ni expresado su opinión de forma tan abierta, siempre fue obediente, así que todo eso era nuevo para ella. – En serio… me sorprendiste.


- ¿Eh? – Sin previo aviso, Akagi abrazó a Kaga, acariciando su cabello, se sonrojó levemente. - ¿Nee-sama?


- Mi linda Kaga, parece que realmente no puedo odiarte totalmente.


- Nee-sama… - La peligris aceptó el abrazo, se veía totalmente feliz. – Gracias.


- Todo sea por ti. – Se separaron. – Solo espero que Amagi-neesama despierte pronto, deseo tomar el té con ella.


- Recuerda los viejos tiempos. – Sonrió Kaga. – Sigue siendo increíble que tengamos esta nueva oportunidad, después de lo sucedido.


- Es cierto… si Amagi-neesama no hubiera estado aquí, quien sabe que haría yo. – En ese momento algo recorrió el cerebro de Akagi, visiones de algo que no tenía idea, pero vio algo como un buque negro gigante saliendo del agua, destrucción y demás, se sujetó la cabeza.


- ¡¿Nee-sama!? – Kaga se preocupó al verla, la kitsune castaña empezó a respirar agitadamente.


- ¿Qué fue eso?


- ¿Sucede algo nee-sama?


- No lo sé… pero creo que vi algo, parecía un recuerdo pero nunca había sucedido…


- No debió ser nada… quizás debas ver a Akashi, podría ser un efecto de la batalla.


- Tienes razón… - Las dos se movieron, esa visión que tuvo Akagi ocurrió pero en otro lado, una línea que las dos desconocen, poco a poco eso empezará a hacer estragos, todo debido a influencia de las sirenas.


Akashi y Seijuro terminaron de curar a todas las chicas graves, el científico decretó que les tomaría una semana para volver a la normalidad ya que el trabajo fue exhaustivo y también necesitarían recuperar fuerzas.


- ¿Pasa algo Kinu? – Preguntó Shigure.


- No es nada… es que no puedo olvidar a Yuugure-san ¿Dónde podrá estar?


(…)


Texas, era un desierto desolado con muchas casas derribadas, una figura llevando una capucha se estaba moviendo por ese lugar.


- (Espero que pronto pueda llegar…) – Pensó para sus adentros, así se movió hasta ver una ciudad, obviamente destruida, era Austin, no quedaba mucha gente y estaba totalmente hundido en la pobreza, algunas personas le vieron avanzar pero no hicieron nada, así llegó hasta un establecimiento, era una ferretería. – Un aceite.


- Claro. – habló el propietario, la figura pagó y al poco trajeron la botella. – Aquí tiene ¿para que lo usará?


- No es necesario que sepa. – En ese momento se fue, se alejó un poco para entrar hasta quitarse la capucha, era Yuugure la cual abrió la tapa y empezó a beber. – No es el mejor aceite pero me mantendrá hidratada.


La chica gato pelinegra terminó de beber para seguir su camino, desde que abandonó la base, ha estado recorriendo bastantes sitios en búsqueda de Stan, ella no perdía las esperanzas y que lo encontraría pronto, sabe lo duro que es, debe estar vivo en algún lado.


- (Shikikan… mientras no haya seguridad, continuaré buscándolo… por favor, quiero encontrarlo…) – Siguió su camino.

- Hola a todos-nya, soy Akashi, les doy la bienvenida a otra edición del rincón histórico, que bien se siente formar parte de la historia ahora, seguro esperaron por mí, pero eso no es el asunto hoy, debemos hablar de nuestra invitada, denle la bienvenida a Noshiro-san. – la pelinegra de los cuernos entró en ese momento. – Un gusto tenerte-nya.


- Gracias por traerme aquí Akashi-san.


- Vamos entonces con revisar tu historia-nya… en sí, siempre partiste de inicio con Agano-san y participaste en unas cuantas batallas, más que nada en Wake-nya.


- Aun recuerdo cuando salve a mi hermana en esa ocasión, aunque acabó dañada.


- Aunque no tuviste demasiadas batallas, fuiste vital-nya, al final te hundieron aviones enemigos.


- Es un error que no se podrá quitar, mi vida como buque primerizo no duró mucho pero ayudé dentro de lo posible.


- Ahora estás aquí ¿Qué piensas de ello?


- Antes que nada, me alegra tener una nueva oportunidad para seguir batallando, un cuerpo humano es extraño pero lo siento de forma normal.


- Hablando de ello, ahora que estás bajo el mando de un Shikikan ¿Qué opinas de él-nya?


- Ha sido alguien amable, aunque no me he metido demasiado en sus asuntos, ya tiene demasiado de que tratar con Vampire y con Atago-san.


- Es cierto que ellas dos pelean diario por él-nya, para finalizar ¿Qué harás para el futuro?


- Deseo saber si puedo encontrar a más de mis hermanas, no creo ser la única, aunque tampoco estoy segura, también seguiré ofreciendo mi katana por el bien de mis compañeras.


- Eso sería todo entonces, gracias por venir-nya.


- El gusto fue mío.


- Y nos vemos en la próxima edición, la siguiente invitada será Bogue-san, hasta pronto-nya.


---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Bueno, ya como ven, el próximo cap finalmente veremos que fue de Yuugure y su aventura, ya digo que no será nada lindo lo que ella vivirá y eso lo averiguarán, respecto a Akashi, ella no formará parte de alguna flota, al menos no por ahora, así que por el momento ella tendrá las funciones de reparación de las kansen así como igual instalará su tienda para estafar a los comandantes con precios altos jaja, nos vemos en el próximo cap, bye bye.

Lockhart Lockhart
꧁༒☬ZeℝØ-ᎦᎬᏁᎮᎪᎥ☬༒꧂ ꧁༒☬ZeℝØ-ᎦᎬᏁᎮᎪᎥ☬༒꧂
Popyland. Popyland.
Laharl Laharl
Yuukuru Yuukuru
Reencarna Reencarna
ragnok22 ragnok22
Lorde Slayer Lorde Slayer
Ahkilendra Ahkilendra
 
Arriba Pie