Quest C Cuentas al Alcalde [Law Wolfe & Ringo Takanabe]

Estado
Cerrado para nuevas respuestas

Soncarmela

Moderador
Offline
Jijimon suspiró al recoger su agenda y comprobar todo el trabajo que le quedaba por realizar. Había estado encerrado en su despacho para ordenar las cosas, pero ya estaba cansado de eso. Quiere disfrutar por sí mismo la inauguración y está dispuesto a hacerlo.
"Cuentas al Alcalde”

a) NPC que la solicita: Jijimon
b) Descripción de la misión: Con todo el ajetreo de la inauguración de la Academia, Jijimon ha decidido salir de su oficina y sus deberes temporalmente para ver por cuenta propia como se desarrollan los eventos. Ha solicitado un Tamer que lo acompañe durante su jornada, dándole sus propias opiniones y pensamientos sobre los asuntos que presencien
c) Descripción del campo de juego: Tamer's Academy
d) Objetivos a cumplir:
  • Acompañar a Jijimon
  • Recorrer e inspeccionar toda la Academia y los eventos en ella
e) Notas
  • Es posible que haya gente que trate de sabotear las cosas en frente de Jijimon para que se lleve una mala impresión. Impídanlo
Fichas: Law Wolfe&Tentomon y Ringo Takanabe&Betamon
NPC: Jijimon

Mínimo de post en Guild: 3 c/u
Tiempo límite para completarla: 14 días
Paga máxima: 300 Bits
Máximo: 2 puntos de Stat
En caso de activo: Máximo 2 puntos de fama/infamia
Digivice: iC (Ambos)
.Wolfe .Wolfe Tizza V.G.Tizza Pueden empezar, suerte
 

Reflejo
Moderador
Offline
En el pasado se había podido apreciar el desarrollo de diferentes obras importantes, sin embargo, ninguna fue tan repentina, elaborada y misteriosa como la creación de la Academia de Tamers. Cuando finalmente fue inaugurada, las noticias del proyecto se expandieron de forma virulenta, era un tema común en las calles que incluso llegó a tocar la puerta de Bad Spill. Nuevas ofertas de trabajo aparecieron por doquier, en verdad, la cuidad estaba cobrando más y más vida. Tanto Ringo como Law se ofrecieron para guiar al alcalde de File City dentro de dicho establecimiento, por ello, acordaron encontrarse en frente del museo.

- Saludos jovenes, nos vemos de nuevo. - anteriormente el grupo de Nastrand's Maze ya se había encontrado con Jijimon, él les contrató para que se encargaran de algunos sujetos indeseados. Por supuesto, ésta reunión era naturalmente diferente, el anciano no estaba tan presionado por sus deberes. Su agenda estaba repleta, eso era un hecho, pero no le impedía tomarse ciertas libertades. Takanabe saludó con un "hola~" bastante estirado, Wolfe con una pequeña reverencia y sus compañeros materializándose al lado de sus tamers. - Bien, ya estamos listos, ¿vamos?.

- Permítanos guiarle. - habló el tuerto mientras emprendía dicha acción. Caminar al lado de una celebridad era sin dudas llamativo, todo el mundo saludaba a su alcalde. De hecho, el paso del grupo era interrumpido constantemente por personas que deseaban hacerle peticiones, y el ultimate demostrando su lado amable, las escuchaba todas. Fue por eso que tardaron un poco más de lo esperado en llegar. - ...No importa cuantas veces las vea, es una estructura magnifica. - comentó Law denotando su admiración por el edificio. El mismo tenía tres pisos de alto y se extendía por un campus de aproximadamente doscientos metros. La parte frontal estaba decorada por diversas columnas, Ringo podía decirlo con sólo verlo, era el tipo de arquitectura que uno podía esperar ver en Holy Angel Citadel pues el estilo era casi el mismo. No obstante, lo más destacable eran esas conglomeraciones de turistas interesados por el lugar. Entraban y salían docenas de personas y digimon por la puerta principal como si se tratase de una universidad cuyos periodos habían acabado. Jijimon era un ser modesto, incluso con su alto cargo seguía vistiendo harapos, no insistió con que el público se abriese para dejarle pasar, intentó hacerlo de manera inadvertida. Desgraciadamente para él no funcionó, cuando alguien dijo "¡Jijimon ha venido a la academia!" la multitud centró su atención en él y le dejó seguir con su camino, no sin antes saludarle claro.

- Oh. ¡Es sin dudas gratificante ver que el interior es tan elaborado como el exterior! - expresó el anciano con una actitud muy enérgica. Los corredores eran amplios, de color blanco y decorados con múltiples cuadros, habían algunas vitrinas vacías, seguramente puestas ahí para colocar trofeos, o cosas importantes.

- Sí, sin duda me trae recuerdos de mis días en la preparatoria. - dijo Wolfe con una sonrisa ligera. - ¿No lo crees así jefa?

- ¿Mm? No, yo dejé el colegio cuando tenía doce años~. - sus padres habían sido muy compresivos para dejarla viajar a tan corta edad y dejar su educación. Betamon le decía constantemente que a causa de ellos que ella era una irresponsable y que tenía ganas de conocerlos para ponerlos en su lugar. - Aunque sí he hecho cursos de profesorado de yoga y meditación. Si no fuera por mi edad podría estar habilitada para enseñar~.

- No es por tu edad Master, es por tu actitud que no está capacitada para explicar nada...

Jijimon se echó a reír como si hubiesen dicho algo gracioso, aunque fue más un gesto de comprensión. - Bueno, eso está bien a su manera, a veces el camino espiritual es más importante para una persona. - sentenció. La joven le dio en respuesta una sonrisa amable y serena.

Llegaron a su primer objetivo. Detrás de unas puertas enormes de acero estaba la sala de conferencias, la institución tenía varias de ellas pero ésta era sin dudas la más grande. Las mesas y sillas estaban alineadas en filas con forma de "U", dejando la parte frontal a ponente, en este caso, Angewomon. Toda la estructura estaba ordenada en "niveles" que les permitía a todos los participantes de clase, escuchar y ver lo que explicaba el profesor a cargo. También, había un equipo gráfico y de audio diseñado para exponer diversos temas, incluían micrófono, parlantes y proyectores de alta calidad. El tema del cual estaban hablando eran los digivice, en ese entonces todos los asientos estaban ocupados, pero los visitantes eran libres de entrar a ver la charla parados. Jijimon pudo notar la seriedad del proyecto, pues todos los que estaban allí habían llegado con el deseo de aprender. Ninguno tomaba acciones que distrajeran a la clase y lo mejor de todo fue ver la diversidad de alumnos. Las edades variaban, algunos con diez años, otros con veinte e incluso adultos de más de cuarenta.

.Wolfe .Wolfe puedes optar por quedarte en clase y hacer que participen nuestros personajes o seguir visitando otras partes del edificio o3o.

 
Última edición:

.Wolfe

Lobo. Mi ojo es la luna, mi pelaje la noche.
Registrado
6 Jul 2009
Mensajes
2,898
Offline

El tono de voz del ángel sagrado; elevado pero dulce, en poco tiempo llego a hacerles imposible abandonar el recinto. La forma en que se expresaba con una luz tan única y cálida los atrapo hasta hacerlos parte de la clase, sus demostraciones y conocimientos llamaron especialmente la atención de Law ante los distintos tipos de Digivice y sus funcionamientos, por desgracia no sé podía apreciar el mismo interés en su Leader. Ringo parecía tener la mirada perdida en la nada: estar tanto tiempo en un entorno extraño la hizo entrar en un estado de soñolencia profundo. Tras descartar varios digivice, Angewomon presento los principios y usos básicos del IC, intentando implantar lo básico simplemente con palabras. Jijimon al percatarse de este hecho dio un pequeño grito y elevó la mano con esfuerzo, intentando llamar la atención de la maestra a cargo.

––
… Oh, Alcalde, no note que se encontraba en mi clase. Es un placer tenerlo aquí –– saludó con elegancia mientras hacía sonrojar al ilustre anciano.
––
Todo lo contrario, es un placer para mí verte tan dedicada –– alagó con una sonrisa oculta entre su espesa barba ––. Estos jóvenes que me acompañan son mis guías, ambos son Tamers dedicados y poseen el digivice IC, permíteles que participen en tu clase –– solicitó, señalando a ambos con su bastón. Law y Tentomon se mostraron serenos ante las palabras del mayor, sin embargo Betamon vio la necesidad de golpear su cabeza contra la pierna de su tamer para hacerla reaccionar.
––
… Eso me ayudaría mucho, gracias –– declaró el ángel sagrado a lo que cuarteto comenzaba a bajar las escaleras hacia el podio.
––
¿Eh? ¿Qué sucede? –– expresó confundida la Takanabe mientras era sujeta de la muñeca por el pelinegro e impulsada por el insecto carmín a su espalda.
––
Nos harán trabajar, Master. Despierta… –– respondió el anfibio, encontrándose sobre el hombro de Law. Angewomon los observo con atención, mostrándose claramente interesada en ellos.
––
Preséntense y dennos una pequeña demostración, por favor.

Los jóvenes cumplieron los deseos de Angewomon y proclamaron cada uno su respectivo nombre y apellido. La circunferencia del salón permitió que sus voces se escucharan sin problemas y con poco esfuerzo. El dúo se posó a cada costado del escenario a lo que Angewomon continuó con la lección, dando indicaciones a los Nastrand's Maze para emplear así su digisoul. Ringo no podía evitar bostezar, aun confusa de lo que sucedía, manteniendo únicamente su atención en cada indicación que le daba Betamon intentando impedir que comenzara a regañarla. Cada estudiante observaba con atención las capacidades del IC, interesados inmensamente en las posibilidades que podría darles en sus misiones y combates.

––
Al permitir la digievolucion con el digisoul, ampliaran las capacidades del digimon compañeron según el nivel del mismo, catalogado del uno al diez. Para los que aún no han visto el cambio de un digimon a su forma adulta, tendrán el gusto de presenciarlo en este momento. –– Law y Betamon observaron fijamente al ángel sagrado por inercia, claramente confundidos por sus palabras.
––
… El techo esta aproximadamente a cinco metros, si podemos hacerlo. –– Aclaró posando su garra sobre el hombro de su compañero.
–– Hmmm… –– El emparchado razono por un momento las palabras de su compañero antes de posar su ojo en los del anfibio y dio un pequeño asentimiento.

Ambos tamer cargaron al unisonó la energía de sus digisoul sobre el IC, tras la señal de Betamon. La figura imponente de Seadramon, en un abrir y cerrar de ojos, voló sobre los presentes imponiendo por completo la amplitud de su cuerpo. En medio del escenario, la figura de Kuwagamon provoco a su vez un gran nivel de impresión entre los más jóvenes y mayores. Ambos adultos eran reconocidos como dos de las especies más llamativas de todo File, por su tamaño y rango de amenaza provocaban una sensaciones de peligro y fascinación. La serpiente marina, aprovechando la atención de los presentes, soplo una nube de aire congelado que al derretirse en la atmosfera parecía una pequeña nevada. Kuwagamon únicamente debía mostrar la amplitud de sus extremidades, alas y colmillos para hacer sudar frio a sus espectadores.

Law y Ringo habían quedado en segundo plano. La joven japonesa tras contemplar la forma evolutiva de su compañero despertó de su provocada inconciencia, siendo atraída por los recuerdos que provocaban normalmente esa apariencia. Su expresión indiferente y fastidiada siempre parecía maravillada al estar cerca del dragón marino, especialmente por su color verdoso; mostrándose como una niña pequeña con su juguete favorito. Sin embargo, no fue capaz de disfrutarlo plenamente, siendo tomada nuevamente a la fuerza por un individuo desconocido, pero por su experiencia no opuso resistencia.

––
Hoy te estás dando demasiadas libertades, Law~… ¿Por qué me andas jalando a cada rato? –– discutió sin una pisca de seriedad o enojo en sus palabras.
––
Nos pidieron ayuda y Betamon se encuentra ocupado, debo hacerlo en su lugar. Además, hoy pareces más despistada que de costumbre, Jefa –– replicó llevándola entre las piernas del insecto gigante.
––
No puedo evitarlo, estar en un salón de clases siempre me pareció aburrido y tedioso~ –– respondió con sinceridad y directa.
––
Hmmm… Esperaba que mi clase cumpliera todas las expectativas, creí ser lo suficiente informativa e interesante, necesitó un poco más de experiencia. –– dijo Angewomon encontrándose en el camino de la pareja, mostrándose un poco decepcionada.
––
No lo tome en cuenta. Ella es alguien mucho más peculiar de lo que imagina –– mencionó el emparchado.
––
Ahora, ¿Qué sucede? –– cuestionó por segunda vez la castaña.
––
Lamento a verlos traído así, imagine que sería más fácil si los hacia digievolucionar a sus digimon para distraer por un momento a los estudiantes, aprovechando la intervención de Jijimon –– mencionó Angewomon, atrayendo el interés de la pareja ––. No puedo esperar a que termine la clase y tampoco puedo salir sin motivo. Por alguna razón parece que hubo un error con las Digimemories, la Academia posee varias, sin embargo me percate que recibí solo de rango adulto para esta clase. Necesito cerciorarme de que en las demás no suceda lo mismo o habría una gran conmoción sí algún visitante y estudiante resulta lastimado.
––
¿Qué podemos hacer? –– preguntó directamente el pelinegro.
––
Deben ir a las clases con el tema del Xros Loader y verificar el estado de las Digimemories. –– respondió ––. También les suplico que Jijimon no se percate de lo que sucede, no quiero darle preocupaciones innecesarias.
–– Nosotros nos encargaremos, no se preocupe profesora –– finalizó el pelinegro para luego dar tres pequeños golpes al caparazón del carmín, dándole fin al espectáculo.

Tizza V.G.Tizza
 
Última edición:

Reflejo
Moderador
Offline
- Espera. - interrumpió la joven luego de evaluar la situación en su cabeza. No tenía problemas con dar un recorrido turístico pues era su trabajo, sin embargo, hacerle favores al ángel no entraba en lo establecido por el contrato. Por ello, buscó una manera ingeniosa en la que pudiese evitar dicha tarea. - No podemos dejar a Jijimon solo, fallaríamos como guías. Me quedaré con él~

- ¿Segura? - preguntó el tuerto al tiempo que almacenaba a su compañero dentro del iC. Ella asintió con su cabeza, repitió la misma acción y se fue a sentar al lado del anciano. - Bien, en un rato los alcanzo.- con eso dicho, abandonó el salón. Angewomon agradeció la pequeña demostración de sus invitados, había sido bastante pintoresco para los novatos, no obstante, volvió a centrarse pues todavía tenía media clase que dar. Ella era una tutora dinámica, hacía participar constantemente a sus estudiantes buscando que estuviesen más atentos y hubiese una especie de "feedback", llamó a otro voluntario y procedió a explicar los usos del digisoul. Aquel sujeto parecía ser un experto en cuanto al aura, emanaba grandes cantidades y le era muy sencillo ilustrar las instrucciones que le daban. Fue tan efectivo que incluso captó la atención de Ringo.

- Nada mal, se ve que lleva años mejorando su digisoul. - comentó el ultimate mientras se llevaba la mano al mentón. - Por cierto, ¿qué ha sido del joven Wolfe?

- Mm~ Anda con un problema intestinal serio, en un rato nos alcanza~. - mintió ella con descaro para no preocuparle. Betamon quién estaba dentro del iC, frunció el ceño y sintió pena por el pobre Law.

- Oh...

La curiosa estructura tenía escaleras en forma de caracol, probablemente para ahorrar espacio y poder conectar todos los pisos de manera más sencilla. Como siempre, una abundante cantidad de gente recorría las instalaciones sin descanso, con semejante nivel de actividad, no era raro que estuviesen cortos de personal. Wolfe tocó la puerta del aula designada y una vez que le dieron permiso de entrar, la abrió. Dentro se encontraba un tal Evan Braun, detrás suyo, alrededor de viente alumnos estaban atendiendo a su clase. Él escribía en el pizarra instrucciones de como usar el Xros Loader, información DigiMemory y sus características.

- ¿Qué pasa? - preguntó el joven de traje negro. - ¿Necesitas algo de la clase? - era un sujeto extraño, sus palabras no tenían nada de raro, pero de algún modo parecían cargar algo de autoridad. El tuerto procedió a explicar que hubo un error con las memorias de la clase de Angewomon y vino a asegurarse por parte de ella que todo estuviese en orden. Evan chasqueó su lengua y le respondió. - Es imposible que haya habido un error, yo mismo las organice para ella.

- ...¿Entonces?

- Clase, tomaremos un receso de diez minutos. Luego daremos pie a las invocaciones con DigiMemory. - le dijo al parchado que le acompañe, ambos fueron a la bodega dónde se guardaban los materiales utilizados para la educación. Notaron que uno de los armarios, precisamente el que contenía las memorias, había sido forzado y alterado. El de cabello azul abrió una pequeña caja y revisó los chips en su interior. - ...Sólo hay de nivel adult aquí. Esto va más allá de vandalismo infantil, es sabotaje.

- ¿Cree que alguien no esté contento con la academia? - preguntó Wolfe mientras miraba de reojo todos los movimientos del maestro. - Aún así no entiendo que esperaban hacer con esto.

- Probablemente dejarnos invocar un digimon de gran tamaño dentro de un salón pequeño. Bueno, en cualquier caso no estuvo bien planeado. Si él que hizo esto hubiese asistido a mi clase, habría entendido como funcionan. - Braun tomó tres de las memorias, cerró con candados los armarios y abandonó la bodega de la academia. - En fin, de todos modos servirán para mi clase. Si quieres mira por la ventana, vamos a ir al patio a hacer algunas invocaciones.

- Tentomon. - habló el joven que ahora estaba solo en la habitación. - Algo raro esta pasando aquí, ¿crees que puedas patrullar la zona?

- Sí, yo también lo creo. - reafirmó el escarlata al tiempo que se materializaba a su lado. - Déjamelo a mi. - como no era un trabajo que requiriera de medidas violentas, el insecto se había refugiado dentro del digivice, pues su presencia no era de mucho aporte. Sin embargo, ahora que las cosas se estaban tornando algo extrañas, era mejor tener a un vigilante o dos. Law salió al pasillo, abrió la ventana y empezó a fumar un cigarro. El humo no entraba al recinto así que nadie le dijo nada. Al poco tiempo, Ringo y Jijimon volvieron a dar con él mientras continuaban con su guía turística.

- Oh~ ¡Aquí estabas Law! Te perdiste la clase del aura, fue muy educativa.

- (¿Ella prestó atención?) - pensó algo extrañado por ese suceso. - Es una lastima, quizás después hagan otra. - comentó sin mucho interés.

- ¡Estoy seguro que sí! - el anciano se lo garantizaba, el mismo vio el cronograma y la próxima semana iba a haber otra similar. - Pero no te preocupes, cuando la naturaleza llama, un hombre debe escucharla. Es normal que te fueras a hacer "eso"..

- ¿...? - él de cabello oscuro no tenía idea de lo que estaba diciendo. El barbudo se acercó un poco a él y le habló al oído.

- Aquí entre nos, yo también he tenido de esos días...En especial después de una buena tanda de ciruelas y peras.

- ¡¿...?!

.Wolfe .Wolfe luego corrección. Va a haber una pequeña demostración de DigiMemory que podrán apreciar desde el segundo piso.
 
Última edición:

.Wolfe

Lobo. Mi ojo es la luna, mi pelaje la noche.
Registrado
6 Jul 2009
Mensajes
2,898
Offline

Tentomon volaba por encima de todos los transeúntes, cubriendo toda la entrada principal y lobby de la academia. Su misión primordial era encontrar individuos sospechosos o con intenciones desconocidas mezclándose entre la multitud, además de verificar todos los salones que tuvieran contacto con los Digimemories y advertirles a los maestros sobre su uso, evitando cualquier catástrofe. Pero, sobre todo, debía asegurarse de no ser visto por Jijimon, iniciando su investigación sobre los pasos del acalde de File, cubriendo las áreas donde no tendría la necesidad de pasar nuevamente en poco tiempo. Observaba cada salón por la ventanilla donde tenían apuntados su número y horario de la semana, de esa forma intentaba cubrir terreno lo más rápido que podía.

La cantidad innumerable de humanos y digimon le impedía encontrar alguna reacción diferente del resto, no podía buscar simplemente individuos solitarios o en grupo, necesitaba centrarse en sus expresiones: nerviosos, inquietos o miedo que los delate. Apenas tres clases poseían Digimemories, sin embargo aún ninguna fue utilizada, todavía. Por fortuna la mayoría de las clases apenas habían iniciado o en su defecto el propio instructor se percató de este incidente, y al igual que Angewomon esperaban poder comunicárselo a alguno de sus colegas.

––
No creo que vaya a encontrar algo aquí… –– suspiró dentro del lobby antes de dirigirse al primer piso, considerando que Ringo y Jijimon debían encontrarse en movimiento. Subió las escaleras provocando cierto interés entre los visitantes, alborotando sus cabellos y una que otra replica.

En el mismo transcurso del tiempo, Law y Ringo continuaron con la visita de Jijimon por la academia. El ultimate aún desconocía el verdadero paradero del insecto carmín; pensando que se encontraba aun dentro del IC, y los tamer seguirían haciéndole creer lo mismo. Law se tomaba siempre un momento, entre clase y clase, para encontrar alguna forma de acercarse al profesor y hacerle conocer lo que sucedía, previniéndolos sin importar el material que implementaba.

––
Parece que a Law le gusta sentirse parte de la clase –– consideró el alcalde al ver el interés y participación del emparchado ––, ¿Me pregunto sí le interesara inscribirse como profesor?
–– Seguramente sí, debería preguntárselo cuando terminemos el recorrido –– declaró la joven dándolo como explicación a la actitud de su compañero. Betamon, por su parte, se sentía preocupado por la integridad de Law ante el alcalde.

Luego de observar y participar en algunas clases, además de escabulléndose en otras mientras Jijimon se encontraba distraído, siguieron al segundo piso de la academia. La cantidad de visitantes era inimaginable. La poca cantidad de espacio en el pasillo y los salones en comparación a los pisos inferiores provocaba que apenas fueran capaces de escuchar sus pensamientos, incluso Jijimon se sentía abrumado entre la multitud. Ringo busco la manera de pasar rápidamente al tercer piso mientras Law aprovechaba para verificar los calendarios de actividad puestos en cada puerta, pero para su sorpresa escucho una extraña conmoción y gritos que se ocultaron entre la multitud. Wolfe se posiciono lo más rápido que pudo frente a la ventanilla del salón, junto algunos curiosos que pudieron escuchar la conmoción al igual que él.

Dentro de la habitación podía contemplarse la forma de un Devimon puesto de rodillas, intentando adaptarse a la pequeña habitación mientras los alumnos se veían sumamente conmocionados por su presencia. De un momento a otro desapareció, dejando el salón completamente alborotado y algunos rasguños de sus garras en el techo. Wolfe entro al salón unos segundos después, verificando el estado de los presentes e intentando hablar con el desconcertado profesor.

––
¿Te encuentras bien? –– cuestionó, obteniendo apenas una mirada inconsciente y palabras confusas, desconociendo su presencia.
––
¡Ah! … Claro, lo lamento, no sé lo que sucedió exactamente.
–– Hubo un pequeño problema con el almacén, no llegue a tiempo para advertirte –– susurró al joven Ayami, provocándole cierta conmoción en su mirada ––. Angewomon no desea llamar la atención de los visitantes en la inauguración, si puedes enviarles un aviso a los demás profesores seria de mucha ayuda.
–– … No lo creó, uno de los encargados: Braun, no quería que los profesores tuvieran sus D-Terminales encendidos mientras dieran sus clases, la mayoría deben estar incomunicados.
–– Ya entiendo porque no saco el tema cuando estuve con él –– pensó ––. Comprendo, sí puedes encontrar a alguien, díselo, tenemos que evitar que algo peor que esto suceda –– mencionó el pelinegro antes de salir del aula y dirigirse nuevamente con Ringo y Jijimon.


Tizza V.G.Tizza ya solo falta el tercer piso, si lo subes hoy lo termino en la noche xD
 
Última edición:

Reflejo
Moderador
Offline
Había sido un error por parte del profesor, él creía que todas las DigiMemory's que le habían otorgado invocaban digimon de etapa child. Fue por eso que dejó que sus alumnos hiciesen uso de los chips dentro del lugar, aunque nunca se habría imaginado que un demonio de dos metros y medio aparecería. El pequeño suceso terminó en una abrir y cerrar de ojos, sin embargo, las personas reunidas atraían a aún más gente, saturando y obstruyendo los pasillos. Si el plan de el/los bromista/s era causar caos y desorganización con algunos incidentes desafortunados, lo estaba/n logrando. Por suerte la edificación contaba con más de un medio para subir y bajar niveles, desde otras escaleras más simples, hasta un par de ascensores diseñados para transportar muebles pesados.

En el camino de regreso, Law notó algo que confirmó sus sospechas. En la pared, habían sido colocados unos volantes con una descripción peculiar, o mejor dicho, violenta.

"FUERA PLAGAS"​

Su ojo se abrió con sorpresa, no tenía que pensarlo mucho para entender que él estaba siendo catalogado como parte de la "peste". - ... - arrancó el folleto de la pared, lo hizo un bollo y siguió como si nada hubiese pasado.

- ¡Hey, Law~! - le llamó su compañera desde la distancia mientras agitaba su mano de un lado a otro. - Vamos al tercer piso, hay una cafetería allí~

- Sí la conozco, fui a comer un par de veces allí. - él mismo les guió hasta allí. Mientras avanzaban por el segundo piso, pudieron apreciar por la ventana que el tal Evan ya había empezado con su clase de invocaciones. Un Tyranomon apareció en el patio e hizo un par de movimientos de acuerdo a las indicaciones del profesor. Desde la distancia no podían escuchar toda su explicación, pero al menos el tuerto podía estar seguro que las cosas salieron bien para él pese al pequeño percance.

La cafetería tenía veinticinco mesas rectangulares, cada una con espacio suficiente para ocho personas. Las mismas eran de acero al igual que las sillas, sólo que éstas últimas contaban con un cojín bastante cómodo. Incluso el anciano elogió la calidad de los muebles, diciendo que eran superiores a las ofrecidas en su museo. Parlantes ubicados en las esquinas de la sala reproducían música de ambiente y jazz instrumental. A Takanabe le pareció que esta parte de la estructura desentonaba totalmente con el resto del edificio, no era parecida a lo que vio en Holy Angel Citadel, más se asemejaba a un comedor japones. - Bien, voy a comprar unas bebidas, enseguida regreso~ - dijo la joven con una sonrisa al tiempo que abandonaba momentáneamente a los otros dos.

- Apuesto que nos traerá licuados, siempre hace lo mismo. - comentó Wolfe mientras apagaba uno de sus cigarros dentro de la caja que los contenía. - Por cierto alcalde, me impresiona que haya podido darse el lujo de venir hasta aquí.

Esas palabras hicieron sudar frío a Jijimon, sus músculos se tensaron, a los pocos segundo comenzó a rascarse la barba con nerviosismo. - Bueno...mi agenda sigue bastante apretada y las tareas se acumulan una tras otra... - suspiró algo cansado pero no se quejó. - Quizás deba volver pronto y continuar con mis labores.

[...]​

Por otro lado, Tentomon seguía patrullando la zona. Creyó que volviendo al principio podría vigilar mejor quienes salían y entraban por la puerta principal, sin embargo, no encontró a nadie sospechoso. Mientras divagaba por el patio, notó como una sombra se metió en una habitación exclusiva del personal de limpieza, lo hizo de tal modo que llamó su atención. Se acercó y abrió la puerta lentamente, dentro en la oscuridad, había un pequeño digimon Maquina removiendo algunas partes del generador de luz. Se trataba de un Kokuwamon.

- Interferencia no deseada detectada... - sus mecánicas palabras sorprendieron al escarabajo. - Analizando amenaza...Análisis completo, se continua con el procedimiento.

- Hey...¿Qué demonios estás haciendo?...

El pequeño metalizado usó sus manos para conectarse a la red eléctrica del establecimiento. - Determinando nivel de sobrecarga...iniciando sabotaje. - una potente descarga de energía fue canalizada a través del aparato, la potencia fue tan fuerte que incluso un destelló iluminó la oscura habitación.

- ¡...! -

[...]​

La agradable música se detuvo de forma abrupta. El silencio pronto se convirtió en bullicio por parte de todos los presentes, quienes hablaban de lo raro que era eso. Sin embargo, a Ringo lo que le importaba era otra cosa.

- ¿Eh? ¿No pueden hacerme el licuado?

- Lo sentimos mucho. - le ofreció disculpas la mujer detrás de la barra mientras hacía una reverencia. - Parece que hay una falla con la electricidad... - y no solo en la cafetería, todo el edificio había sido despojado de la misma.

.Wolfe .Wolfe Tentomon atrapó al culpable con las manos en la masa. Luego corrección.

 
Última edición:

.Wolfe

Lobo. Mi ojo es la luna, mi pelaje la noche.
Registrado
6 Jul 2009
Mensajes
2,898
Offline

La habitación fue devorada por las tinieblas luego del destello, dejando a Tentomon aun encandilado, incapaz de observar nada más que oscuridad a su alrededor y una fuerte irritación en sus ojos. Kokuwamon aprovecho las circunstancias, usando la carta eléctrica en su cabeza como lámpara para dirigirse a la puerta y escapar. El carmín apenas pudo notar la línea azul eléctrica, casi fantasmal, caminando de un lado a otro por la habitación. Todo era borroso para Tentomon, y en el momento que intento descubrir que era exactamente esa luz pero un resplandor solar lo encegueció, impidiéndole moverse o pensar claramente. Cuando pudo finalmente recuperar algo de visión, aprovecho el rastro de luminosidad que entraba desde bajo de la puerta para poder salir. El astro rey lo hizo agitarse de un lado a otro mientras intentaba acostumbrarse, buscando algún rastro del Kokuwamon, pero había desaparecido. Se posó bajo un árbol, dejando que la sombra lo cubriera mientras esperaba recuperarse por completo. Varios minutos después llegaron los encargados de intendencia, la distancia y la multitud seguramente les impidió llegar más rapido.

––
Con que aquí fue la explosión… –– exclamó V-Mon iluminando el interior con una linterna ––. Nos tardaremos todo el día en repararlo, desconectare este generador, avisen que reinicien el sistema para encender los otros cuatro únicamente.
––
… Entendido –– dijo un Gabumon antes de desaparecer en dirección a la central principal.
––
Los de seguridad preguntan en cuanto regresara la luz –– cuestionó el tercero de los encargados, hablando desde radio con el resto de los trabajadores de la academia.
––
Tardará al menos diez minutos, notifíquenles a todos.

Los visitantes presentes los observaban desde lejos, intentando no acercarse al ver el cartel de peligro sobre la pared, aun lado de la puerta. Al escucharlos, Tentomon se dispuso a encontrarse con su tamer, sin embargo no tenía una idea clara de donde podían encontrarlo exactamente. Regreso en cuanto pudo al interior de la Academia, la falta de electricidad había logrado mitigar a los visitantes, haciendo más fácil sus labores de búsquedas pero, a la vez, impidiéndole detallar correctamente a algunos humanos, siendo todos parecidos a los ojos de un digimon. Subió cada piso intentando localizarlos entre los que abandonaban la academia, los bombillos volvieron a encenderse cuando se dirigía al segundo nivel y observo al trio desde lejos, bajando las escaleras.

Desde los diez minutos sin iluminación, Jijimon consideró que era el momento de partir y regresar a su oficina. Los Nastrand's Maze no se impusieron contra esta idea y lo acompañaron hasta el museo de File. Al traspasar la multitud, entre los que esperaban poder usar las escaleras y regresaban nuevamente a los salones, aprovechando el suceso Tentomon salio entre los pies de la multitud y se sujetó sobre la espalda de Law, sorprendiendo momentáneamente al emparchado. Jijimon, por la conmoción, no fue capaz de percatarse de su llegada, simplemente siguieron su camino hasta la entrada principal. Aprovechando el momento el carmín le explico todo lo sucedido a su compañero, el pelinegro se mostró sereno ante la información mientras consideraba cual seria las razones de un grupo de personas para arruinar el estreno de la academia. No le dio muchas más vueltas a sus pensamientos y le pidió a Tentomon encargarse de notificar a la policía de la academia de todo lo sucedido y pedir mayor vigilancia para los puntos restringidos. El insecto siguió la petición y desapareció nuevamente entre la multitud. Varios minutos después habían traspasado File y se encontraron en la entrada del museo.

––
Bueno, aquí nos separamos, muchachos –– declaro observando su hogar con un suspiro ––. Muchas gracias por su compañía, fue bueno tenerlos conmigo hoy.
–– De nada… Fue un placer para nosotros –– dijo el emparchado por parte de su Guild.
––
Me pregunto si mañana tienen un poco de tiempo para mí, nuevamente. Me gustaría que pudieran ayudarme.
–– Hmmm… Por mi parte no lo creo, Beta y yo estaremos ocupados –– reveló la castaña con una mirada indiferente en su rostro.
––
Nosotros si podemos venir ayudarle, Alcalde –– declaró Wolfe ––. Por mi parte y de Tentomon, estaremos aquí a primera hora.
–– Excelente, muchas gracias. Los esperare aquí a las ocho –– dijo el superior antes de desaparecer tras la puerta de su hogar.
––
Parece que te ha agarrado estima, Law~
–– Eso creó… –– mencionó poco convencido –– Vamos, debemos ir a buscar a Tentomon y verificar lo que ha sucedido hasta ahora en la Academia.

Tizza V.G.Tizza Soncarmela Soncarmela ultimo post~
 

Soncarmela

Moderador
Offline
Narrativa: Como ya dije anteriormente, tienen una narrativa buena que me es fácil de leer, pero como siempre, cometen algunos errores. V.G, por tu parte, noté pocos, sobre todo en la acentuación de palabras y algún que otro error de typeo junto a comas mal colocadas. No es que sea muy grave, pero te recomiendo poner atención para que no pase. Las palabras esdrújulas son muy sencillas de ver y fue donde en ellas donde noté que se te pasaron los acentos. Wolfe, se me hace raro que coloques de la nada punto y coma, cuando no es correcto. Es siempre mejor usar la coma. Algo curioso es que me fijé en cómo ponías acentos en palabras que no lo necesitaban, y más que nada acentos diacríticos que te confundías. “Sé” nada más lo porta cuando se refiere al verbo saber. También en “aún/aun” con acento equivale a todavía y sin, incluso. Igualmente pasó al contrario, no los colocaban cuando debía, sobre todo en verbos en pasado u otras palabras agudas. En ti fue más notorio. V.G. 23/25 Wolfe 22/25

Realismo: Aquí mi queja es que evolucionaron de la nada a sus compañeros en una clase… Por mucho que pusieran los cinco metros, considero que las evoluciones de sus digimon son más grandes. En todo caso, para demostrar las habilidades del iC, hubiera bastado con cubrir su puño de Digisoul y, también, habría sido más correcto que saliesen al jardín o algo por el estilo. Fue simplemente para ganarse el punto de Evo 23/25

Interpretación: Usan a sus personajes perfectamente, ya me doy cuenta que están muy acostumbrados, así que en esa parte no puedo más que felicitaros. Aunque sí noté un poco rara a Angewomon, porque Jijimon sí lo controlaron bien. También felicito la descripción de la Academia y cómo se encargaron de darle a su piso su tiempo para observarlo por completo. Y pongo esto aquí y no en Realismo, pero se me hizo raro que el Devimon estuviera incómodo pero el insecto grande se encontrara tan normal en la otra aula. También creo que pudieron buscar otra forma de crear el problema, porque se me hace raro que un profesor que siempre tiene algo tan bien organizado cometa ese fallo. Quizá suene quisquillosa, pero me limito bastante a las fichas y es lo que me hace pensar. 22/25

Desarrollo: Este fue el punto más fuerte para mi gusto, hicieron un buen trabajo guiando a Jijimon y paseando por las distintas aulas presentando diferentes NPC. Además de darle su explicación a cada zona que exploraban, así que por esta parte os felicito. No pusieron fácilmente el problema y esperaron al final, cosa que nunca sospeché. 25/25


Tizza V.G.Tizza 93/100 = 280 Bits + 1 Fama + 1 Evo a Betamon
.Wolfe .Wolfe 92/100 = 275 Bits +1 Fama +1 Evo a Tentomon

Masaru Masaru Yggdrasil

 
Estado
Cerrado para nuevas respuestas
Arriba Pie