Oneshot DIGIMON: DEDICACIÓN

Registrado
17 Ago 2019
Mensajes
58
Offline
En consecuencia con las festividades de fin de años, quise traerles este OS inspirado en La Revuelta de los Macabeos o Hanukkah, si bien es una festividad judía, este hecho concierne a todos quienes tienen sangre semita en las venas... "Dedicación" relata los eventos ocurridos aproximadamente 160 años antes de cristo, cuando los seléucidas sometieron a los hebreos a su propia fe, el relato es una mezcla de los distintos orígenes que dieron lugar a esta festividad israelita.

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________


DIGIMON
DEDICACIÓN



En un pequeño país ubicado en medio de las arenas del continente Server, una multitud de digimon que habían retornado de los rincones más lejanos del digimundo se preparaban para celebrar una de sus festividades más importantes, la conmemoración del milagro del aceite o "La Fiesta de las Luces". Durante Miles de años, los descendientes de los antiguos habitantes de esta nación habían poblado y recorrido casi la totalidad de las tierras que componían este extraño y pequeño universo de criaturas fantásticas. Los digimon que por diversos motivos no podían retornar a su tierra por esta festividad podían hacerlo con sus familias en los lugares que estimaran convenientes, sin embargo, era importante mantener las tradiciones que distinguían a este pueblo del resto, ya sean sus costumbres a la hora de alimentarse o asumiendo la cosmovisión heredada a través de los siglos. Aún así, nada era igual que tener la posibilidad de tocar con sus propios pies la arena que fue testigo de la supervivencia de su cultura y su fe, esa fue la tierra fértil donde vieron la luz los primeros habitantes de este mundo, digimon primitivos de alguna manera. El aroma de las frituras sumergidas en aceite de oliva y las especias colmaban los sentidos de los digimon que paseaban por las calles de los humildes poblados. Las lámparas de aceite iluminaban y daban vida a la celebración en cada lugar y en cada hogar, los juegos infantiles sólo eran interrumpidos por las historias relatadas a los niños por los más ancianos, los pequeños se sentaban en el suelo rodeando a los mayores, generalmente sacerdotes, para escuchar la mítica historia de cómo su pueblo se liberó de la censura y la opresión.

Hace casi dos mil doscientos años, el país lucía muy distinto a como se ve en la actualidad, lo que ahora es un destino como cualquier otro, en su época fue una orgullosa y resiliente nación. Infinitamente más rusticas, las construcciones de adobe eran habitadas por familias humildes y numerosas. A pesar de su austeridad, sus vidas eran ricas en cultura, la "Nación de Sem" era conocida por lo majestuosa y hermosa de sus obras arquitectónicas, sus edificaciones y sus altares sagrados eran la manifestación de una refinada y pulida técnica. Su religión estaba llena de historias fantásticas de héroes que defendían la fe de Sem y los ritos sagrados ocupaban una parte importante del dia. En su mayoría los digimon que vivían en el pueblo eran talentosos artesanos y sacrificados campesinos, pero también de excepcionales académicos, todos trabajaban por su beneficio pero también lo hacían así por su comunidad, caridad y obras sociales eran algunos de los asuntos que atendían los más sabios y ancianos sacerdotes que administraban el diezmo entregado por los fieles. Sem no estaba sola y desprotegida, ellos encomendaban sus almas y oraciones a su peculiar dios, un ser incorpóreo cuya conciencia creían que moldeaba las leyes naturales que regían su mundo, una fuerza omnipotente que se manifestaba de las más diversas formas ante sus seguidores cada que este necesitaba comunicarse con ellos. Este misterioso ser estaba lejos de ser una deidad amorosa y compasiva, era una divinidad caprichosa e iracunda. Este dios, cuyo nombre no podía o no debía ser pronunciado, sólo era conocido por sus seguidores por las siglas talladas en su imponente templo "YHWH". Estos digimon, conocidos también como "semitos", debían acatar su voluntad o arriesgarse a las maneras del "Todopoderoso".

Mas no todo en sus vidas es oración y trabajo, con frecuencia eran acosados y maltratados por el imperio que regía y sometía a todos los pueblos cercanos.
"El Reino de Antakya" gobernado por los "Doce Olímpicos", orden antigua de digimon helénicos, impone su ley y su propia fe al filo de la espada. Un buen dia, ofendidos por la manera en que los digimon semitos anteponían sus propias creencias sobre las necesidades de sus regentes, decidieron tomar medidas drásticas frente a este credo que desafiaba su autoridad, ellos sabían que los semitos sólo reconocían como legítimo rey, al dios que consideraban su creador. A la mañana siguiente, "Lisias" el Marsmon y "Minerva" la Minervamon descendieron en la entrada del templo y convocaron a todos los habitantes de Sem, ante ellos leyeron el mandato de "Antíoco" el Jupitermon, la máxima autoridad del reino helénico y suprema deidad entre los dioses de su reino.

-"Mis queridos habitantes de Sem, con mucha preocupación he observado que ustedes han descuidado incesantemente sus obligaciones para con sus líderes por estar mucho más preocupados de satisfacer a su dios invisible. Al desafiar la premisa de mi corona negándose al sacrificio en mi honor, no me dejan más alternativa que declarar su insolente culto como ilegal y por tanto la celebración de estas prácticas será penada con la muerte".- leyó Lisias.

Al terminar estas palabras, el horror cundió entre los semitos que impotentes observan a Lisias alzar un pequeño Oinkmon en sus manos. Minerva saca una cuchilla y ante los ojos de la multitud la coloca bajo el vientre de la criatura, sin asco ninguno esta abre al animal y derrama su sangre en el tabernaculo frente a sus fieles. Oinkmon era considerado por el dios de los semitos como un animal impuro y prohibía su consumo a sus seguidores, este acto profano marcaría el inicio de una cruenta cacería de brujas en contra de quienes se negasen a rendir culto a los Doce Olímpicos. Más tarde, el templo de Sem fue profanado por segunda vez al ser erigida en su interior un monumento a Jupitermon.

En los años siguientes,
"Matitiyahu" el Leomon y "Simeón" el Harpymon, dos kohen (sacerdotes) influyentes, son convocados por los helénicos para rendir culto a su rey. Al ser avisados, ambos semitos se encontraban juntos frente a los funcionarios del reino.

-Matitiyahu y Simeón ambos son convocados por Antíoco para demostrar su fidelidad a la corona con el sacrificio de sangre correspondiente.- les indicaba uno de los cuatro Knightmon, vasallos del imperio.- Tenemos ordenes extrictas de terminar con sus vidas si ponen algún tipo de resistencia.

-¡De ninguna manera señores!
- exclama Simeón.-¡No tenemos ni la mas minima intencion en contrariar al rey Antíoco, los seguiremos con todo gusto!- se somete con temor.

-No hay manera alguna en la que los acompañe, francamente Simeón no consiento tu traición a Sem y a nuestro Dios.-Matitiyahu el Leomon desenvaina su espada.- No perdonaré a quienes tengan la osadía de darle la espalda a sus antepasados ¡Espada de la Bestia!

Matitiyahu se abalanza sobre su compatriota y le propina un profundo corte por la espalda, Harpymon se desploma y termina por perder la vida en aquel lugar. Sin perder tiempo, Matitiyahu esquiva las hábiles espadas de Knightmon y a pesar de su avanzada edad y la dificultad con la que este anciano movía su cuerpo, logró abrir con la hoja de su espada los cuerpos de los cuatro peones del rey.

Ese mismo día Matitiyahu escapa al desierto a donde lo siguió un grupo de semitos que se resistían a las imposiciones del reino. Aquel Leomon fundó bajo su alero al
"Clan Macabi", grupo rebelde que comenzó una incesante lucha contra los soldados de Jupitermon. Durante los siguientes años el Clan Macabi fue el encargado de dar la pelea por las creencias de Sem. aunque su número era reducido, sus tácticas en el campo de batalla fueron siempre eficientes. Apoyados en el conocimiento ancestral de las tierras de Sem, libraron una "guerra de guerrillas" que logró mermar las fuerzas de Antíoco.

Las represalias contra los semitos no se hicieron esperar, muchas fueron las historias de horror que hacían cundir el pánico entre los fieles, la gran mayoría ocultó sus creencias y costumbres por temor a perder sus vidas, pero sin lugar a dudas, el relato más espantoso fue
"El martirio de Hannah". Hubo una ocasión en que soldados del rey secuestraron a "Hannah" y a sus siete hijos, una Lilamon y siete infantes que habían sido adoptados por ella para ser llevados frente a Antíoco al ser sorprendidos leyendo las escrituras sagradas de su religión. Ellos fueron forzados a consumir la carne prohibida, más los verdugos no pudieron concretar sus planes puesto que la convicción de los siete retoños era más poderosa que el dolor de sus cuerpo flajelados. Primero fue Koemon, le siguieron Floramon y Terriermon, los tres obligados a rendir culto a Jupitermon fueron desmembrados frente a la que fue su madre al negarse, ella rogó por piedad, pero no la hubo. Hawkmon, Neamon y Chuumon fueron los siguientes, torturados, descuartizados y finalmente freidos en aceite fue la muerte que tuvieron ante los ojos de Hannah que solo podía elevar plegarias a su dios y alentarlos a no renunciar a su fe pese a la agonía.

"No temas a este verdugo; muéstrate digno de tus hermanos y acepta la muerte, para que por la misericordia de Dios yo te recobre junto con ellos", esa fue la manera en que Hannah animó a Patamon, el último de sus hijos con vida, mientras sus músculos, tendones y huesos eran arrancados por los esbirros de Antíoco. No obstante, el pequeño semito observó al rey y le dijo:

-¿Qué esperan ustedes? No obedezco las órdenes del rey; obedezco los mandamientos de la ley que Dios dio a nuestros antepasados. Y tú, rey, autor de todos los males que afligen a los semitos, no escaparás de las manos de Dios. Nosotros sufrimos por nuestros propios pecados. Si para castigarnos y corregirnos el Señor de la vida se ha enojado momentáneamente con nosotros, nuevamente habrá de reconciliarse con sus siervos. Tú, impío, el más criminal de todos los hombres, no te enorgullezcas sin razón ni te llenes de vanas esperanzas para levantar tu mano contra los siervos de Dios. Aún no has escapado del juicio del Señor todopoderoso, que todo lo ve. Nuestros hermanos, después de soportar un sufrimiento pasajero, gozan ya de la vida eterna que Dios ha prometido; tú, en cambio, recibirás de Dios el castigo que mereces por tu orgullo. Yo, lo mismo que mis hermanos, entrego mi cuerpo y mi vida por las leyes de nuestros antepasados, y suplico a Dios que tenga pronto compasión de su pueblo, y que con calamidades y castigos te obligue a ti a confesar que él es el único Dios. ¡Que en mí y en mis hermanos se detenga la ira del Todopoderoso, justamente desatada contra nuestro pueblo!- dicho esto, la vida de Patamon fue terminada junto a la de su madre.

Pasaron los años, Matitiyahu ya no estaba en condiciones de liderar la resistencia, fue entonces que en sabiduría decidió dejar el mando de sus fuerzas a uno de los digimon que crecieron a su cuidado,
"Yehuda" el Greymon, en su lecho de muerte bendijo la causa del Clan Macabi y enseguida su espíritu fue reclamado por el dios de los semitos. Mucho dicen que esa noche, de los cielos descendió Seraphimon y en nombre de Dios concedió a Yehuda su don, que a la mañana siguiente se levantó junto a sus hombres al grito de guerra convertido en un milagroso caballero, Victorygreymon.

Las llamas calcinaron a quienes traicionaban a su patria para ponerse del lado de Antíoco, los rebeldes entraban en los pueblos y masacraban a los hombres del rey. El nombre de Yehuda corría por los oídos de Sem y las esperanzas del diezmado pueblo recobraban de a poco su esplendor mientras que en el bando enemigo, el terror a la ira del
"Dios de Sem" consumía el alma de los débiles. La poderosa espada de Yehuda se batió en duelo contra los generales más avezados en el campo, los batallones de los helénicos no fueron rivales para la euforia desatada del Clan Macabi y uno a uno fueron cayendo a sus pies. El primero fue "Lisias" el Marsmon, le siguió "Gorgias" el Vulcanusmon y por último "Apolonio" el Apollomon. La derrota de los generales helénicos hizo temblar las filas de sus soldados que retrocedieron a Antakya, la capital del reino de Jupitermon. El Clan Macabi y sus fieles combatientes entraron entonces en la capital de Sem y recibidos por los miles de semitos que festejaban su victoria se dirigieron hasta el Templo de YHWH, dentro encontraron en su lugar un altar a Jupitermon que fue tumbado por el mismo Victorygreymon. Yehuda ordenó encender la "menorah" en honor a Dios, pero el aceite encontrado para encender la lampara solo alcanzaba para nada más que un dia, aun asi, Yehuda no permitiría que el triunfo de los semitos fuera maldito al no ser consagrado a Dios y mandó a encender las lámparas. Sin embargo, durante ocho días y sin explicación alguna, las velas ardieron con fervor, se dice que cada una de ellas iluminó un día completo en homenaje al alma inmortal de Hannah y sus siete hijos, que fueron ejemplo de devoción y fe implacable. Yehuda ordenó que cada año, durante ocho días, la Nación de Sem festejaria como en el tabernaculo la hazaña que liberó su pueblo de la opresión. Desde aquella época, cada año, durante dos milenios, el pueblo de Sem transmite esta historia a través del verbo a la luz de la "janukiá" para que las futuras generaciones, los "NUEVOS SEMITOS", jamás olviden su origen esclavo y actúen en consecuencia con otros pueblos y su fe.

¡Viva la insurgencia del Clan Macabi!

¡Viva Yehuda Macabi, el Victorygreymon!







Shalom

Assalamualaikum
 
Última edición:

MeganeDenshi
Registrado
6 Feb 2017
Mensajes
98
Ubicación
Calabozo de Slytherin
Offline
Digimon judío... Ahora este es un concepto que puedo ser sincero en decir que no había escuchado o leído antes. Es casi como estar sentado en la iglesia y escuchar al pastor hablar de uno de los capítulos de la Biblia.

"Matitiyahu" el Leomon
We're honesto contigo, cuando leí eso pensé en el artista que canta "One Day".

Felices fiestas.
 

Registrado
17 Ago 2019
Mensajes
58
Offline
Gracias amigo por tomarte la molestia de leer... Intenté que sonara como un rabino leyendo el Talmud jaja

We're honesto contigo, cuando leí eso pensé en el artista que canta "One Day"
Jaja puede ser en nuestro alfabeto una misma palabra en hebreo puede ser escrita de muchas formas ... Matitiyahu puede ser Matisyahu o Matatías para los cristianos jaja
 

選ばれし子供
Registrado
18 May 2016
Mensajes
3,942
Offline
La verdad, para entender un poco mejor la historia detrás de este fic, tuve que informarme un poco acerca de Janucá, su trasfondo y el folclore que la rodea, y hasta cierto punto siento que lo que hiciste fue, básicamente, contar la historia detrás del milagro del aceite y de la rebelión de Judá Macabeo de manera casi textual, pero convirtiendo a los personajes en Digimon. En ese sentido, creo que la historia peca de lo mismo que pecaba el primer fic que leímos, el de sombra y luz: que no hay prácticamente nada de Digimon salvo las especies de los personajes Por ejemplo, podías haber hecho, para relacionarlo más con el lore de la franquicia, que el dios al que adoraran los Digimon protagonistas de la historia, en lugar de llamarse como el dios de la biblia, fuera Yggdrasil, un Yggdrasil ausente y colérico (como es éll en realidad) y que los olímpicos viniesen de otro universo (el universo Iliada, que existe en el canon de Digimon) y que quisieran imponer en el Digimundo el culto del dios Homeros (el host del universo de la Iliada) y reemplazar a Yggdrasil. Así, las referencias a Janucá y a la cultura judía seguirían estando pero serían lo suficientemente sutiles como para que el lector sienta que no es una copia casi textual de algún relato de Janucá a cuyos protagonistas les hubieran cambiado la especie para meterlos en el mundo d Digimon.

El hecho de que los Digimon tengan nombres propios es una buena idea; en los mangas originales es así, y, si te lo pones a pensar con detenimiento, tiene sentido, porque llamarlos como lo hacen en los animes equivale a llamar a un individuo por el nombre de su especie, como si a nosotros nos dijeran "humanos"; pero, en este caso específico, siento que le juega en contra a la historia, porque, como los nombres de casi todos los personajes coinciden con los de los protagonistas reales de la historia del milagro de las luces, eso contribuye a fortalecer la idea que mencioné en el párrafo anterior: que esto es un copia y pega de una tradición judía cuyo único cambio (o al menos el más importante) es que sus protagonistas son Digimon, sin que eso afecte, de por sí, la trama.

Y ojo: yo no estoy diciendo que no se puedan hacer
retellings de otras historias ambientados en el universo de Digimon; de hecho, el cuento que pienso presentar para el concurso de navidad (y que sinceramente no sé si voy a poder terminar) está sostenido bajo una premisa parecida a la de la película qué bello es vivir, pero no es (o al menos espero que no lo sea cuando la terminé) una historia exactamente igual a la de la película, nada más que protagonizada por Haru Shinkai, sino que busca ser una reutilización de los conceptos de esa película bajo otra perspectiva. Así, por ejemplo, podías haber contado la historia de una civilización subyugada por otra, que a pesar de todo se niega a perder sus tradiciones, sin necesidad de que las referencias fuesen tan evidentes, aunque entiendo que eso también pudo ser por el tema de que querías participar en el concurso de navidad.

Sobre cómo se presenta la historia, me parece muy bueno que la hayas mostrado como un relato folclórico, algo que se va trasmitiendo de boca en boca, que se mantiene a través del tiempo; así se justifica la velocidad de la trama y la poca atención a los detalles que es propia de las narraciones de este estilo; hasta cierto punto, incluso, podría decirse que hay ciertos razgos que son propios de la oralidad. Estilísitcamente hablando, el mejor párrafo me parece, por mucho, el monólogo final de Patamon. Imagino que es donde más te esforzaste, porque se lo nota más cuidado y es en él que recae todo el peso y el mensaje de la historia, o al menos según mi forma de ver.

Eso es todo lo que voy a decir por ahora. El sábado, en el club, voy a ampliar un poco más. Nos leemos.
 

Registrado
17 Ago 2019
Mensajes
58
Offline
Gracias amigo por tomarte la molestia de leer... Tienes mucha razón cuando dices que solamente traslade la historia, quería hacer algo simple y corto ya que apenas tengo tiempo para mí otro fic que aún corrijo en virtud de las misma críticas que leí en el club de los otros fic.
La idea que me diste sobre la llegada de los olímpicos desde otro universo ciertamente hubiera sido mejor, pero ni Yggdrasil ni Homero hubieran sido pertinentes en la historia, me explico, "Yggdrasil" ( y perdóname si peco de ignorante ) es una palabra que hace referencia a la mitología nórdica o germana algo así, y tomando en cuenta que lo escribí pensando en mí herencia histórica no correspondía nombrar al dios del relato con un nombre "extranjero". Mantuve el término YHWH por qué esta palabra no es el nombre propio del dios judío, si no que es un término hebreo para referirse a una deidad que está, pero a la vez no, que trasciende la existencia y por tanto no puede ser nombrada, un concepto que probablemente rescatamos de los cananitas o cananeos, ya olvide. El dios pagano que planeaba usurpar debía ser jupitermon ¿Por qué? En el relato real la deidad a la que se le hizo culto en el templo de Jerusalén fue Zeus, osea Júpiter.
De todas formas pienso que el contexto que me planteas tu hubiera sido mucho mejor para la historia, pienso que tal vez no lo pensé lo suficiente y solo lo escribí de memoria jaja. Además me preocupe de qué el "nacionalismo israelita" del fic no se confundiera con "sionismo israelí", denomine al pueblo con el nombre de Sem, de quién descendemos tanto judíos como árabes para no dar a entender accidentalmente que soy un estereotipo de judío islamofobico o antipalestino que es algo que suele suceder jaja además como dices, más que nada quería enseñar que es hanukka y que no se entendiera como una "navidad diferente" en el concurso, y mostrar que la cultura de tierrasanta trata de algo distinto a la fe occidental, algo que es complicado sobre todo cuando intentas explicar por qué Jesús era negro a pesar que la mayoría de judíos actuales no xddd
 

Arom Divad

Cuentacuentos Oscuro
Registrado
23 Dic 2019
Mensajes
25
Ubicación
Españita
Offline
Sinceramente, el fic me ha gustado mucho, en el club de lectura te dejaré otro comentario sobre lo que me ha parecido, a un nivel más crítico y técnico. Pero aquí quiero mostrar lo que me ha parecido a título personal tu fic.

La verdad es que me parece un acierto coger la historia del inicio de Hanukka (no sé si se escribe así pero lo he visto en tu comentario y me gusta escibir cada palabra correctamente) para mostrar una festividad diferente a la Navidad que todos, en mayor o menor medida, ya conocemos. He visto que has decidido mantener la totalidad del relato original cambiando únicamente el hecho de que los protagonistas fueran digimon, lo que creo que le da un aire realista al relato, si hubieras cambiado en exceso el relato para adaptarlo al canon digimon, creo que hubiera perdido algo de la esencia tan especial que tiene. Quiero decir, si, por ejemplo, recogieras el canon digimon de que al morir cada digimon se transforma en datos sin sangre ni cadáver, las muertes de los hijos de Hannah o del oinkmon del principio perdería todo su significado y relevancia para la historia.

Para mi, es una elección acertada el dejarlo tal cual, incluso manteniendo los nombres de los personajes históricos (supongo) para hacer que cada personaje tuviera un nombre compuesto por el nombre propio y el nombre de su especie digimon. Cabe destacar que dos de los nombres que has usado para los generales de Jupitermon son nombres de sofistas, cosa que me ha hecho especial gracia.

Algo que me resulta muy curioso es el monologo de Patamon justo antes de morir, es algo que he visto en muchos relatos antiguos y me parece llamativo el hecho de que los inocentes, a las puertas de la muerte, sean capaces de dar lecciones morales y de fe a sus asesinos; sé que esto no es algo que hayas incluido tú porque, al fin y al cabo, forma parte del relato en el que te basas para escribir tu historia, pero es un punto que queria señalar. No como algo bueno o malo, sino como algo curioso.

Para terminar te diré que me encanta el tono en el que está escrito, realmente haces que parezca un sermon religioso que está dando el sacerdote de turno, las palabras acompañan esa pompa y fuerza que suelen tener los sacerdotes más entusiastas al leer su libro sagrado pertinente. Tu narrativa favorece mucho a ese tono y se agradece que sea así.
 

Registrado
17 Ago 2019
Mensajes
58
Offline
Muchas gracias pr darte la moletia de leer...

La verdad es que me parece un acierto coger la historia del inicio de Hanukka (no sé si se escribe así pero lo he visto en tu comentario y me gusta escibir cada palabra correctamente)
La verdad las palabra en hebreo o cualquier dialecto judío o árabe se puede escribir de cualquier forma mientras que fonéticamente se parezcan por que son alfabetos distintos y no existe una traslación literal de las palabras... hanukkah, puede ser hanuka januka jánuca y otras variantes...

Algo que me resulta muy curioso es el monologo de Patamon justo antes de morir, es algo que he visto en muchos relatos antiguos y me parece llamativo el hecho de que los inocentes, a las puertas de la muerte, sean capaces de dar lecciones morales y de fe a sus asesinos; sé que esto no es algo que hayas incluido tú porque, al fin y al cabo, forma parte del relato en el que te basas para escribir tu historia, pero es un punto que queria señalar. No como algo bueno o malo, sino como algo curioso.
Para serte sincero en ese discurso intente parafrasear lo mas que pude una de las plegarias de los hijos de hannah, cosa difícil por que la no ser criado en la religión el hebreo es desconocido para mi y traducir en internet me confunde mucho jaja... como no creyente en dios siento que estas historias no son reales si no que forman parte de la construcción nacional de los judíos, por ejemplo, según nuestra tradición, los hebreos fueron esclavos liberados por Moshe (o Moises) de egipto... pero la arqueología casi a demostrado que los hebreos en realidad eran cananeos que se rebelaron contra sus gobernantes y que incluso hasta el cautiverio babilónico eran politeístas... una leyenda para ensalzar con alguna enseñanza un hecho terrible... el mensaje del cautiverio babilónico era que no podias adorar mas de un solo dios jaja xD
 

Arom Divad

Cuentacuentos Oscuro
Registrado
23 Dic 2019
Mensajes
25
Ubicación
Españita
Offline
La verdad las palabra en hebreo o cualquier dialecto judío o árabe se puede escribir de cualquier forma mientras que fonéticamente se parezcan por que son alfabetos distintos y no existe una traslación literal de las palabras... hanukkah, puede ser hanuka januka jánuca y otras variantes...
Interesante, no lo sabía, pero me lo apunto. Soy muy dado a copiar las palabras de otros idiomas que no conozco para acercarme lo máximo posible a la cultura de la que investigo, así que esto me ayuda bastante XD.
Para serte sincero en ese discurso intente parafrasear lo mas que pude una de las plegarias de los hijos de hannah, cosa difícil por que la no ser criado en la religión el hebreo es desconocido para mi y traducir en internet me confunde mucho jaja... como no creyente en dios siento que estas historias no son reales si no que forman parte de la construcción nacional de los judíos, por ejemplo, según nuestra tradición, los hebreos fueron esclavos liberados por Moshe (o Moises) de egipto... pero la arqueología casi a demostrado que los hebreos en realidad eran cananeos que se rebelaron contra sus gobernantes y que incluso hasta el cautiverio babilónico eran politeístas... una leyenda para ensalzar con alguna enseñanza un hecho terrible... el mensaje del cautiverio babilónico era que no podias adorar mas de un solo dios jaja xD
Sí, entendí el porqué de ponerlo tal cual está, como decía, es algo que he visto en sermones religiosos, relatos y cuentos de tradición oral. Por eso me resulta tan curioso, es la viva imágen de que las reglas que usamos actualmente para escribir historias (como el muestra y no cuentes) no han estado ahí siempre y aún así, las historias han sido contadas a la perfección. (Con sus adornos propios de quien escribe una historia).
 
Registrado
30 Dic 2009
Mensajes
1,521
Offline
Tu relato formaba parte del club de lectura, y lo tenía pendiente desde hace un par de semanas.

Para empezar diré que me gusto la redacción y la ortografía, que salvo algún error menor está bastante bien. Otro punto fuerte me parece la narrativa que elegiste que como mencionaron antes, es bastante coherente con lo que sería un relato oral por parte de algún sacerdote o sabio a un grupo de oyentes, lo cual encaja con la forma general de transmitir esas tradiciones.

A pesar de no ser judío, es una cultura que siento bastante cercana porque me relaciono con muchos judíos, por lo que a pesar de que conocía de manera superficial la historia del milagro de las luces no conocía el detalle. En ese sentido tu historia es una gran forma de entenderlo mejor. Si estoy de acuerdo con Mitsuki en que el principal problema de la historia como fic de digimon radica en que más allá de los nombres de las criaturas no mantiene ninguna relación con el lore, por lo que no se siente como un fic de digimon, sino como un relato muy bien narrado de otra naturaleza.
 
Arriba Pie