Crónica El Robo de la Espada [Samurai Blade] [P.1] [Theo Vryzas]

Estado
Cerrado para nuevas respuestas

Reflejo
Moderador
Offline
"El Robo de la Espada"
- NPC involucrado: -
- Lugar donde debe ser tomada: File City
- Sinopsis: El museo de File ha amanecido en conmoción a causa de un evento inesperado. Alguien ha robado la legendaria katana Bushimaru, la cual estaba siendo exhibida en la alcadía. Digital Security ha sido movilizada para investigar el caso, sin embargo la enorme falta de pistas y el tener que investigar al mismo tiempo un asesinato en la calle de al lado ha disminuido su cuerpo asignado. Se buscan Tamers que ayuden en la investigación.
- Escenario: Museo de File
- Objetivos:

  • Buscar pistas acerca del robo de Bushimaru
- Notas:

  • Esta Quest es parte de la Crónica: Samurai Blade
  • Mínimo de Post/Palabras: 2 / 700 .
  • Plazo: 7 Días
  • No hay señales de haber forzado la entrada y nada más del museo fue robado. Solo hay una ventana rota, la cual fue usada para el escape
  • Interrogando a vecinos, lo único "sospechoso" que descubrirán es a un hombre con gabardina que estuvo rondando a las afueras del museo unas horas antes del robo
- Recompensa:
Completación: 100 Bits. Acceso a Samurai Blade II

Tamer: Theo Vryzas
Digivice: D-Arc

Blair Blair adelante, puedes comenzar~.
 

スパークル
Supermoderador
Offline

Aquel día había comenzado de manera ajetreada, Theo hubo sido detenido a mediados de su rutina matutina debido a una movilización considerable de parte de Digital Security; varias calles estaban cerradas formando un perímetro relativamente grande alrededor del Museo (también Alcaldía) de File. Vryzas apenas se quitó uno de sus audífonos para poder escuchar las indicaciones de los miembros de la policía encargados de asegurarse de que no cualquiera entrase al área en cuestión.

Esta área está fuera de límites, sigue avanzando. – La instrucción fue concisa y Theo asintió cuasi robóticamente, sintiéndose incómodo con la idea de estorbar en las labores de Digital Security. Se dio la media vuelta a la par que consideraba el modo de completar su rutina tomando en cuenta el camino que debía evitar y estuvo por movilizarse cuando otra persona llamó su atención.
¿Eres un tamer? – El policía interrogó al azabache, el cual asintió nuevamente con un movimiento de cabeza. – ¿Tienes alguna misión hoy?
No, pensaba ir más tarde a la central para…
Danos una mano, ¿quieres? Estamos cortos de personal y hay mucho que hacer. – El primer policía miró a su compañero con un gesto dudoso, ¿eran indicaciones de Gale? No lo cuestionó frente al médium, simplemente esperó (junto con el recién llegado) la respuesta del griego.
Ehh, ¿qué tendría que hacer?
Solo investigar, no te preocupes. Requerimos apoyo interrogando a los testigos, es una tarea sencilla.

¿Puedo ir por mi compañero? Está en el Inn, no tardaría. – El encargo sonaba simple, como algo que él podía manejar, así que no vio como algo malo el aceptar y ayudar a los miembros de la policía.
Sí, pero date prisa. – El oficial replicó firmemente, provocando que Theo asintiera y comenzara a correr en u instante, dirigiéndose hacia el Inn donde se quedaba; le tomó menos de quince minutos llegar y respiraba agitadamente conforme saltaba varios escalones para subir hacia el piso donde estaba su habitación. Por fin entró a la misma, informándole a Vorvomon lo sucedido conforme se cambiaba de ropa y metía sus cosas a la mochila.

[…]

Ya tras presentarse de vuelta con los miembros de Digital Security, aquel que había solicitado su apoyo le informó sus opciones: apoyar a investigar un asesinato o conseguir información sobre el robo de una espada. Vryzas se apresuró a dar su respuesta, evidentemente prefería involucrarse en el robo de la espada y no en el asesinato, le incomodaba la idea de que quizá terminaría metiéndose en más líos directamente con el asesino.

Indagar sobre el robo de un arma parecía mucho más sencillo y tras recibir sus instrucciones, se adelantó a ingresar al museo. Vorvomon seguía mirando a su tamer con curiosidad, era la primera vez desde hace meses que era el humano quien tomaba la iniciativa para participar en alguna quest, cosa que le alegraba de cierto modo.

¡Encontraremos al culpable! – Era una confirmación, el dragón sonrió ampliamente luego de decir aquello y el azabache replicó con un gesto similar, aunque tímido.
Ayudaremos a investigar para que la policía pueda hacerse cargo, solo estamos apoyando. – Corrigió el griego con calma, Vorvomon suspiró, quizá había cantado victoria muy pronto. El dúo se movilizó por el lugar, dirigiéndose primeramente al sitio donde había estado en exhibición la espada y mirando los alrededores cercanos; les llamó la atención la ventana y un miembro de la policía les informó que esa había sido la ruta de escape. Tanto el Child como el humano inspeccionaron la zona más de cerca, observando los vidrios tanto en el interior, como en el exterior del establecimiento.

Quien sea que haya pasado por aquí, es grande. – Meditó el de piedra en voz alta, llamando la atención de su acompañante.
¿Por qué lo dices?
Por la forma en que la madera está rota aquí – apuntó al borde inferior de la ventana, donde aparentemente algo o alguien se había apoyado, el material estaba sumido y astillado –, ¿ves?
Sí, tienes razón. – Se rascó la barbilla y giró, mirando nuevamente todo lo que los rodeaba. – ¿Quiénes son los testigos a los que había que interrogar? – Alzó la voz un poco, lo suficiente para que el policía más cercano le escuchara.

Los vecinos, trata de no interrumpir si están siendo interrogados sobre el asesinato. – Replicó el otro, mirando sobre su hombro para encontrarse con los ojos del de menor rango y acto seguido volviendo su atención a lo que sea que estuviese haciendo. Theo asintió y le hizo una seña a su amigo para que salieran del museo.


Tizza Tizza
 

スパークル
Supermoderador
Offline

En su camino hacia el exterior, Vorvomon se detuvo al observar que en la puerta había uno de esos números que los policías estaban usando para marcar las pistas encontradas hasta ahora; el dragón se acercó, tratando de analizar la puerta en un intento de comprender la pista que estaban marcando allí. Ladeó la cabeza al no ver nada raro, cosa que llamó la atención de Theo.

¿Pasa algo?
Está marcado como pista, pero no veo algo raro. – Replicó el child, provocando que el humano igualmente se pusiera a analizar la puerta como si se tratara del objeto más interesante del mundo entero. Vryzas suspiró luego de unos minutos, llevando sus ojos hacia el policía que les hubo informado de quiénes eran los testigos.
¿Por qué la puerta está marcada como evidencia? No le vemos cosas raras. – Alzó la voz, el miembro de Digital Security viró su rostro en dirección a ellos.
Esa es la pista. La puerta no fue forzada para entrar. – Y como si aquello fuese un tipo de iluminación divina, tanto el humano como el digimon exclamaron con cierta sorpresa. El dúo tomó nota mental de aquello y acto seguido salieron del edificio, finalmente dirigiéndose hacia los recintos aledaños, donde yacían los testigos de lo ocurrido la noche anterior.

Se acercaron a la primera puerta y Theo tocó con sus nudillos, no pasó mucho antes de que una persona saliera, se trataba de una mujer de mediana edad, cabello largo negro y vestida con ropa bastante casual. Tenía en manos un montón de papeles y parecía algo ocupada, por lo que el azabache se apresuró a hablar.

Disculpe, estamos ayudando a Digital Security con la investigación de lo sucedido la noche anterior. ¿Tendrá información referente al robo? – Le dedicó una sonrisa amable, tratando de verse lo más amigable posible para que la mujer no sintiera la necesidad de no apoyarles.
Ya estaba durmiendo para esa hora, me despertó el ruido del vidrio al romperse, pero no salí a investigar. – Contestó simplemente, regresando luego su atención a los papeles y cerrando la puerta en la cara del Médium.
¡Eso no fue muy amable! – Gritó Vorvomon, pero Vryzas movió su mano rápidamente, pidiéndole que guardara silencio.

Si no tiene información no se puede hacer mucho. Además, no me sorprendería que ya le hayan hecho muchas preguntas el día de hoy… – Suspiró y tras ello comenzó a caminar hacia el sitio siguiente, nuevamente repitió el tocar la puerta, saludar y hacer la pregunta cuando alguien se presentó. La nueva persona tampoco le brindó muchos detalles, alegando haber estado algo asustado debido a los ruidos que escuchaba en el exterior de su vivienda; a él no se le había hecho buena idea investigar meramente por un tema de seguridad y supervivencia personal. A diferencia de la mujer anterior, él sí se disculpó por no haber podido apoyar y se despidió antes de volver al interior del inmueble, producto de la orden policial de no transitar por el área mientras transcurría la investigación.

Theo y Vorvomon se movieron hacia la siguiente casa y esta vez una mujer de avanzada edad les recibió, la aludida les sonrió amablemente e incluso los invitó al interior de su hogar, ofreciéndoles algo de beber conforme hacían sus respectivas preguntas.

Entonces, ¿supo ya lo que pasó aquí anoche?
Oh, sí… Los policías han estado trabajando desde hace ya un buen tiempo. Parece que no han encontrado algo relevante.
Estamos aquí para apoyar en la investigación y ayudar a Digital Security a recopilar la mayor información posible y facilitar la tarea de encontrar al culpable.
Me alegra saber que hay jóvenes dispuestos a ayudar – sonrió –, debo decir que sí salí a investigar los sonidos, no me dejaban dormir. Tengo el sueño ligero, así que me despertaron muy fácilmente. – Theo se acomodó en su asiento con el vaso de agua en sus manos, ¿había escuchado bien? Ella había salido a investigar, ¿sabía entonces quien había sido?
¿Entonces vio al ladrón?
Mmmm… No, creo que no. Estaba oscuro y vacío afuera cuando me asomé. – Tanto Vorvomon como Theo suspiraron medianamente derrotados. – Pero horas antes de eso, poco antes de irme a dormir, vi a un hombre de gabardina rondando la zona. Se veía extraño, nunca lo había visto antes por aquí. – El tamer y su compañero digital intercambiaron miradas rápidamente, ¿sería esa información relevante para el caso?
¡Muchas gracias!


Listo Tizza Tizza
 

Reflejo
Moderador
Offline
Todo en orden con esta parte de la crónica Blair Blair . Interesante cómo tus personajes se vieron involucrados en la tarea, que la policía les pida jugar un papel menor, me hace pensar en cómo ahora ellos serán arrastrados de lleno a todo esto. Lo veremos pronto~.
+100 Bits. Acceso a Samurai Blade II​
 
Estado
Cerrado para nuevas respuestas
Arriba Pie