Original Fic HARDEST RESORT -FINAL + BONUS 6-

I-AM-ROSY!!

O-O¬ Baton pass!!
Registrado
26 May 2016
Mensajes
5,202
Offline

O-O- SIGAMOS!!! Tras un descanso merecido para wolfito



RESORT 18




Era noche y uno de las oficinas más grandes del campus estaba con todas las luces encendidas, era el salón de descanso privado de Xelha Mannes que había sido prestado para el festejo de las jóvenes tras el partido ganado. No era fácil acceder a ese salón con piscina privada, muebles con masaje automático, bar entre otras cosas pero con Arisa siendo su nuera y mintiendo un poco sobre que Cray se lo estaba pidiendo porque quería disfrutar de un festejo como una Mannes se merecía (Mentira obvia de Arisa que conocía muy bien a su suegra) terminaron convenciendo a la exdirectora.



– Nunca pensé que hubiera una piscina a ocultas de todos. –



– Hay tantas cosas que mi suegra oculta aquí que te sorprenderías. – Contestó Arisa a Sabrina mientras estiraba su cuerpo frente a la piscina.


– Oye Arisa ¿Entonces era cierto? –



– ¿Cierto que? –



– Que Xelha y Xcaret tienen algo más, ya sabes. – Dijo Abba haciendo un corazón con sus dedos. – La señora Xelha andaba muy emocionada por el “reencuentro” ¿Tuvieron una ruptura o que? Sé que lo pregunto mucho pero quiero estar cien por ciento segura. –


Todas las chicas miraron fijamente hacía Arisa, después de todo era la nuera de la mejor del mundo y debía saber que estuvo pasando, las verdaderas razones porque desistió de entrenarlas y toda esa emoción que traía por el regreso de su hermana.


– Abba, si algo he aprendido durante mis años siendo cercanas a la familia Mannes es no hablar sobre lo que siente mi suegra por su hermana. –



– ¿En serio? ¿Tan así de prohibido es el tema? –



– No, porque entre más conoces eso más te incomoda. – Habló Arisa sorprendiendo a todas por el comentario.


– Ey Cray, tú eres la sobrina favorita de ella ¿Sabes algo? –


– ¿Desde cuando soy su sobrina favorita? –



– Eres la favorita de todas. – Río Daphne abrazando a Cray dentro del agua.


– No lo soy y no me gusta hablar tampoco de eso, es extraño y ya es suficiente con aguantar a mi tía como para querer saber más sobre ella. –



– Pero no serían las primeras mujeres Mannes en ser incestuosas ¿O no? –


– Eso no significa que todas lo sean. –


– Uuh, mejor le preguntaré de nuevo a la entrenadora. –



– ¿Por qué insistes en ese tema? – Preguntó Eyleen a su hermana que se sentaba en la orilla de la piscina.


– Quiero saber todo de mis ídolos, la reacción de la entrenadora la última vez que le pregunté más me dio la razón de que hay algo entre ellas, pero aún así prefiero confirmarlo. –


– Bueno… A mi me gustaría saber como es que la directora Blanche es tan así, como sólo ella, su belleza y personalidad es perfecta. – Comentó Castilla mientras todas lo afirmaban.


Todas las presentes recordaban a la directora de treinta y tres años, con una belleza incomparable, con un cuerpo envidiable y el rostro más bello en la comunidad deportiva, era bien conocida su gentileza, amabilidad y humildad, era curioso que fuera una mujer tan noble dado que su madre Blanche II y su abuela Blanche III eran recordadas por ser mujeres más temperamentales.


– Nunca he escuchado a mi tía Blanche decir un insulto y es bastante atenta, todo el tiempo nos pregunta si ocupamos algo o como nos sentimos, creo que no es consciente de que mucha gente admira su sencillez. – Habló Cray mientras se salía de la piscina para sentarse. – Creo que es así por mi tía Scott. –


– ¿Su esposa es la chica delgadita de grandes gafas que siempre habla en tercera persona? –


– Escuché que su esposa tiene un problema de disociación de personalidad. – Comentó Eyleen mientras todas se acercaban para escuchar más la plática.


– Si, mi tía Scotty tuvo una infancia algo dura sumado a los problemas neurológicos y psicológicos que heredó, pero eso sólo le hizo ser alguien con quien no puedes enojarte nunca, la forma en como ve las cosas, como siempre busca hacer reír a todos, la manera en como disfruta del más mínimo detalle como ver una mariposa volando o una ardilla, adora perseguir a las ardillas en los parques, dice mi madre Vicky que alguien como ella te recuerda que puedes ser un adulto sin olvidar que alguna vez fuiste un niño. –



– Guau ¿Eso dijo tu mamá? –



– Mi madre a veces se puede poner muy sentimental. – Sonrió Arisa haciendo reír a Cadie que creía conocer bien a una de sus entrenadoras.


– Oigan chicas, Dominika quiere hablar con todas. –




Sabrina llamó la atención de todas al hablar, ella abrazaba a Dominika ambas ya con sus trajes de baño dispuestas a meterse a nadar, pero la joven Plates quería antes sincerizarse con todas por la actitud y lo ocurrido el año pasado. La rubia volteó hacía Sabrina como si esperara con su mirada le diera un empuje y fue un beso en su boca la que la hizo renovarse, sorprendiendo a todas pues no esperaba que las exnovias volvieran a tratarse de forma cariñosa. Tras una sonrisa entre ambas, Nika agarró fuerzas y decidió hablar, notando como todas las chicas la miraban sin juzgarla, pues en ese momento, por fin sabrían que hizo que una de las mejores del año pasado se rindiera tan fácilmente.


– Chicas, les pido a todas una disculpa. – Habló Dominika mientras Sabrina la abrazaba de la cintura. – He estado portándome muy mal con todas. –


– Nika. –



– Hace bien en hablar. – Susurró Cadie abrazando por detrás a Maura. – No podemos cargar con problemas de otros y menos de nuestra familia, eso no es vida. –


– Yo… –



– Tú puedes Nika. –



– Si… Yo puedo. – Dijo Nika tomando valor tras respirar profundamente. – Es cierto, jugué mal a propósito el año pasado. –


Las chicas escuchaban atentamente a su compañera tratando de no juzgar todavía, debían escuchar toda la historia y por la mirada y actitud de Sabrina, si ella la perdonó es porque algo de lo que le contó era justificable.


– Mi… Mi padre tiene una adicción a las apuestas, es una bastante grave. – Hablaba Nika frotando su hombro. – Hizo perder mucho dinero a la familia Plates y por eso dejamos Italia y nos vinimos a Japón, parecía que eso lo iba a calmar pero por el contrario, sin la presión de la familia acá empeoró. –


– Eso es cierto chicas. –



– Arisa. –



– Mi suegra Marlon es tía de Dominika y me contó todo, sigue por favor. – Habló Arisa sonriéndole a su compañera para animarla a hablar.


– Al parecer, hay varias casas de apuestas ilegales que hacen pujas por eventos escolares, mi papá apostó a que nuestro equipo perdería. –


– No puedo creerlo. –



– Shh. – Chitó Eyleen para que su hermana no hablara de más.


– Yo no lo sabía, fue justo el día del partido que me llamó y me dijo que perdiera por él, que si no lo hacía a él lo iban a matar, no le creía hasta que mi mamá me llamó diciéndome que había unos hombres preguntando por él… Él ya tenía una deuda enorme y todavía se atrevió a apostarles a esos hombres. –



Las chicas pasaron saliva al escuchar eso, imaginar el pánico que sintió porque su madre estuviera en peligro, era claro que su decisión fue tomada por la situación, cualquiera tomaría la misma decisión si estuviera en su lugar.
Dominika lamió sus labios al sentirse aún nerviosa de contarlo todo, pero el abrazo de su novia la calmaba y le daba fuerzas para seguir contando.


– Me puse nerviosa y no tuve de otra, me daba miedo pensar que a mi mamá le hicieran algo, en cuanto perdimos le llamé y me dijo que esos hombres se habían ido, me fui a la casa lo más rápido que pude y mi mamá estaba llorando. – Hablaba Nika apretando sus puños. – Porque le dijeron que por mientras estaba saldado el primer pago pero aún debía bastante y dijo que ella y yo le ayudaríamos a pagarlo. –


– Es un hijo de. –



– Cuando uno tiene adicciones, pierde la noción de todo, hasta de tu familia. – Susurró Castilla a sus compañeras que se notaban molestas por ese hombre.


– Mi papá sigue prófugo, mi tía Marlon se hace cargo de cualquier problema que tienen los Plates en el país, es quien nos ha estado protegiendo y aprovechó contactos que tenía en el gobierno para controlar la situación de esas apuestas, pero mientras mi papá siga libre nosotras no nos sentimos seguras. –



Todas las chicas se quedaron en silencio por lo que Nika contó, era injusto que una se viera frustrada y que su vida se complicara por otras personas. Fue Maura quién rompió el silencio al correr a abrazar con fuerza a Dominika, algo inesperado por todas a excepción de Arisa y Cadie que conocían bien la personalidad noble de esa chica.


– Maura. –



– Estamos contigo Nika. –



– ¡Así es, y que se joda tu papá! –



– Abba, no seas grosera. – Corrigió Eyleen a su hermana mientras todas se acercaban a Nika para abrazarla y animarla al escuchar que empezaba a llorar.



Arisa estaba contenta de ver esa situación, era lo que tanto había deseado su entrenadora, más que un equipo de voleibol, era un equipo de amigas y todas debían apoyarse y superar las adversidades, era fácil cambiar de jugadores pero era complicado con las amistades.






O-O- Awwww, abrazos de amistad.
 

I-AM-ROSY!!

O-O¬ Baton pass!!
Registrado
26 May 2016
Mensajes
5,202
Offline
Ese capítulo sí que fue cursi =P




Esto fue bien LOL

Y en cambio de Blanche siempre hablan bien (lo cual es normal, claro, pero me da risa el contraste)
Cray es una rojita sensata O-O- Jajaja, sabe que lo más seguro para una es no saber más sobre Xelha jaja y como no hablar bien de Blanche si es un encanto de persona jaja.
-O-O Cursi nivel wolfito jaja.
 

I-AM-ROSY!!

O-O¬ Baton pass!!
Registrado
26 May 2016
Mensajes
5,202
Offline

O-O- Hablando de cosas cursis jaja




RESORT 19



La casa de la familia McLennan liberaba un aire de tranquilidad esa noche. Isabella soltaba un suspiro y estiraba sus brazos tras tomarse una ducha y quedarse en camisón para andar cómoda en su casa y acompañar a su esposa que estaba en la sala preparando algunas bebidas para festejar los avances del equipo de la griega. La hora de sueño de su hija ya había pasado por lo que tendrían una noche a solas para las dos y Brid sabía que significaba poder ser más atrevida en la intimidad con Isa pues era penosa al preocuparse porque Marya las escuchara.



– Marya ya se durmió. – Dijo Isa mientras se acercaba a la sala y veía a su esposa con varias botellas sobre la mesa de bienvenida.


– Te preparé un ruso negro.


– Brid, es algo fuerte.



– Vamos, me prometiste que celebraríamos a lo grande lo que has hecho.


– Pero aún no termina el torneo. – Rio la rubia sentándose al lado de la jamaiquina que pasó su brazo por detrás de ella para abrazarla.


– Aunque no ha terminado no deja de ser un logro, hiciste que ese grupo de niñas mimadas trabajaran juntas. –



– No es del todo mi logro, recibí mucha ayuda de ustedes y de Arisa.



– Pero esa ayuda fue porque tú motivas a la gente a actuar. – Sonrió Brid acariciando la mejilla de Isa provocando un pequeño sonrojo.


– Brid.



– Eres alguien muy positiva y alegre, contagias a la gente y haces que uno desee seguirte. –



– Gracias por pensar eso Brid. – Sonreía Isa recostándose un poco en el pecho de su pareja. – ¿Te puedo contar algo? –


– Claro.




Isabella pensó en si decírselo o no, sabía que Bridgette tendría algo para responderle, tras años juntas era alguien que siempre sabía como animarla y hacerle sentir mejor, era curioso que Brid opinara que ella era quien contagiaba de ánimo a todas cuando no se percataba que su presencia le generaba esa alegría.



– Me sentí algo estresada todo este tiempo, no sabía si iba a poder lograr cumplir mi promesa con Xelha y Xcaret, poder unir al equipo y que jugaran juntas. –


– Isa. –



– Sé que me dices que no debo de preocuparme por esas cosas, pero se lo había prometido a mis amigas y escuchar a las chicas decir todo el tiempo que eran las mejores del mundo, sentía que sus expectativas no eran las mismas hacía mi que a ellas. –



– Pero lo hiciste bien y estoy segura que ni ellas hubieran logrado lo que tú. – Sonrió Brid presionando suavemente la nariz de Isa para hacerla reír.


– Jejeje, Brid. –



– La fresa y la petirroja podrán ser tan grandes como la gente diga, pero tú tienes un carisma y un encanto que nunca tendrán, la gente te sigue porque los haces sentir valorados, porque los ves como tus amigos, te preocupas por cada uno de ellos y tratas de ayudarlos, esa mujer ni idea de como nos ve a todos y Xcaret, a veces siento lástima por ella. –


– ¿Ni idea de como nos ve? –



– Nada, olvídate de eso. – Dijo la morena abrazando a su esposa pensando en que era mejor que no adentrarse más en quien era en realidad Xelha. – No te menosprecies Isa, eres maravillosa, no por nada me enamoré de ti y todas te ven como una amiga invaluable. –


– Ay Brid, me vas a hacer llorar. –



– No serías tú si no lloras de emoción. –




Isa empezó a reírse mientras Brid le limpiaba sus lágrimas y tomaba sus mejillas para poder besarla en la boca lentamente, una pequeña sonrisa se dibujó en la rubia que se separó poco a poco para tomar del a bebida que le preparó su esposa, sin que ambas dejaran de mirarse.


– Brid ¿Crees que tengo futuro como entrenadora? –



– Tienes diez veces más futuro como entrenadora que Vicky tratando de dejar de devorar con la mirada a Blanche. – Comentó Brid besando la frente de su pareja.


– ¿A Blanche? –


– Varias veces ha dicho que es la definición de una belleza perfecta. –



– Vicky no cambia. –



– Por algo Nivy le tiene que jalar la oreja como niña pequeña. – Dijo la morena haciendo reír a Isabella. – Isa, tienes futuro como entrenadora, no lo digo sólo por ser mi esposa, lo digo porque es la verdad, los entrenadores no son sólo personas que les gusta dar ordenes o imponerse a los demás, también pueden ser motivadores, amigables, optimistas, sé que llegarás lejos. –


– Lo lograré si estás tú conmigo. –



– Claro que lo haré, te dije que no me alejaría de ti desde que estamos juntas. –


– Brid. –



Isabella sonreía mientras su esposa dejaba su copa y se acercaba a ella para besarla recostándola en el sofá, la rubia se puso completamente roja al notar la mano de su pareja acariciando el interior de sus muslos y su otra mano acercándose a sus senos haciéndole saber hacía donde iba.



– Brid, espera que Marya puede escucharnos aquí. –



– Shhh, Marya tiene el sueño más pesado que yo. – Susurró Brid sacando los grandes senos de Isa de su camisón para amasarlos sabiendo lo sensibles que eran. – Aún me sorprende que crecieran más después de tu embarazo. –


– No Brid, para o… –




Isa tapó su boca al sentir como Brid empezaba a lamerle sus pezones, su mayor debilidad, con sólo sentir sus labios sobre ellos bastó para debilitarla y dejarse llevar. Bridgette en verdad deseaba festejar en grande con esa hermosa mujer por lo que hizo, pero era más un pretexto para poder disfrutar en plenitud del sexo con ella, pues aunque pasaran los años no dejaba de ser una penosa que a veces había que desinhibirla un poco con ayuda del alcohol.






O-O- Brid tiene razón jaja, los pechos de Isa son grandes jaja y se ve que los disfruta.
 

تالف و مكسور تماما
Moderador
Offline
Ya leí el 19 que tenían pendiente y no estuvo tan cursi jaja
Siempre me hace gracia cuando mencionan a Xelha en plan de no querer saber qué pasa por su mente.
 

I-AM-ROSY!!

O-O¬ Baton pass!!
Registrado
26 May 2016
Mensajes
5,202
Offline
Ya leí el 19 que tenían pendiente y no estuvo tan cursi jaja
Siempre me hace gracia cuando mencionan a Xelha en plan de no querer saber qué pasa por su mente.
-O-O Creo que todas ya sospecharon que no anda bien de la cabeza, recuerda que el problema de las hermanas se desató porque en plena fiesta le reclamó a Lizeth por no ponerse de su lado en un tema y le dijo que sólo salía con su hermanita porque así lo permitió ella.
 

تالف و مكسور تماما
Moderador
Offline
-O-O Creo que todas ya sospecharon que no anda bien de la cabeza, recuerda que el problema de las hermanas se desató porque en plena fiesta le reclamó a Lizeth por no ponerse de su lado en un tema y le dijo que sólo salía con su hermanita porque así lo permitió ella.
Ahora que mencionas esto, Rosy, no recuerdo cuándo pasó exactamente, está borroso en mi memoria jaja
 

I-AM-ROSY!!

O-O¬ Baton pass!!
Registrado
26 May 2016
Mensajes
5,202
Offline
Ahora que mencionas esto, Rosy, no recuerdo cuándo pasó exactamente, está borroso en mi memoria jaja
O-O- Pasó como algo casual en una fiesta realizada entre todas las amigas, pues le insistí a wolfito que lo hiciera así porque no quería otro arco dedicado a esas dos jaja, ya es mucho de ellas -O-O por más que las quiera jaja.
Se hace la mención al iniciar este fic y en el fic de Xcaret sobre dicho suceso O-O- y como en el caso de la mente de Xelha, es mejor no profundizar jaja.
 

I-AM-ROSY!!

O-O¬ Baton pass!!
Registrado
26 May 2016
Mensajes
5,202
Offline

O-O- Y así terminamos esta historia, aún habrá más de Isa pero en otra cosa jaja.




FINAL RESORT



Un grupo de chicas se divertía en un parque de atracciones de nombre Yomiuri Land al que su entrenadora las llevó, al principio les daba algo de pena que Isabella las tratara como unas niñas pero entendieron que no era así su pensamiento, sino que era alguien bastante dulce y buscaba que se relajaran después del segundo encuentro, el tercero definiría el pase a los finales al estar compitiendo en eliminación directa, por lo que ella buscaba que todas estuvieran tranquilas.
Isa iba acompañada de su esposa y su hija en dirección al parque acuático, mientras que las demás chicas daban vueltas por el sitio viendo que hacer, Sabrina y Nika iban hacía los tiro al blanco, desde que se reconciliaron se habían hecho muy unidas queriendo compensar el tiempo perdido, Cadie no dejaba de manosear a Maura a escondidas en la rueda de la fortuna y Eyleen, Mayte y Castilla medían su fuerza en el martillo y las cajas de box, aunque parecía más descarga de celos de Eyleen y Castilla pues la caribeña iba al lado de su novio, demostrando que podía ser estudiante, atleta de gran nivel y tener una linda relación.
Más apartada de todas se encontraban Abba y Fanny, disfrutaban de un poco de algodón de azúcar mientras caminaban hacía las piscinas. Abba había empezado con el pie izquierdo su relación con Fanny, creía que era alguien como su hermana, pedante, orgullosa y que anteponía siempre las reglas y etiqueta antes que lo que uno quería en realidad, sabía que en el fondo Eyleen no era tan así, después de todo se le salía su faceta de fanática cada vez que veía a Blanche III Leopardi, y le alegró saber que Fanny era alguien distinta.


– Parecen niñas chiquitas queriendo estar en los juegos. –



– Tal vez no lo pudieron disfrutar en sus países, Costa Rica tuvo una caída económica grande que hizo que muchos salieran de ahí, como la familia de Mayte y Castilla parece ser alguien que se la pasa todo el tiempo entrenando. –



– Tampoco digo que está mal, me alegra ver que mi hermana se la pase bien, que vea que no todo es el deporte o el orgullo Farrah. –



– Tener orgullo tampoco está mal. – Dijo Fanny sorprendiendo a Abba por sus palabras. – También eres orgullosa. –


– Bueno, pero lo soy en buen plan. –


– ¿Y cómo es en buen plan? –



– Sólo defiendo mi postura cuando algo no me gusta y no porque así debe de ser o cosas así, ya sabes, muy a lo de mi hermana. – Sonrió Abba provocando una sonrisa a Fanny. – Deberías de sonreír más, te ves más guapa. –


– No me gusta reír mucho, es raro que la gente se te quede mirando como si fuera algo inusual. –


– Pues lo es si no te ríes mucho. –




Fanny y Abba llegaron al área acuática, podían ver a lo lejos a Arisa con las hermanas Mannes, aún les parecía peculiar que esas hermanas accedieran a salir al mismo tiempo con la rubia, pero el amor funcionaba de formas extrañas y era mejor solamente aceptarlo así que andar imponiendo posturas sobre como eran las relaciones, después de todo nadie tiene la razón en cuestiones así.
Abba no dejaba de mirar a la inglesa, pensaba en lo bien que se llevaba con ella, quizá el hecho de que a ambas les gustaba ser sinceras y no esconderse detrás de discursos baratos o hacerse las buenas era el parteaguas para que se sintiera así, pero era algo raro ¿Atracción? ¿Amistad? Podía ser, no tenía a alguien que pudiera decirle mejor amiga, la más cercana a ese puesto era Eyleen pero ella siempre salía con sus sermones que le hacían recordar a su madre.


– Tienes rato que me miras mucho. –


– ¿Te molesta? –



– No, te digo que me parece raro que me vean tanto. – Dijo Fanny recargando sus brazos sobre un varandal desde donde veían la piscina.


– Te ven mucho cuando estamos jugando en la cancha. –



– Tú lo dijiste, jugando, ahora no hago nada. –



– ¿Puedo saber por qué? No hablas mucho de ti misma y tú sabes todo de mi. – Habló Abba haciendo sonreír de nuevo a Fanny.


– Porque no paras de hablar. –



– Cierto. –




Fanny se quedó pensando un poco en si hablar o no, no le gustaba hablar de su vida personal y familiar, en su mente estaba claro que no debías contar algo que luego pueda perjudicarte o sea usado como arma, pero Abba no parecía ser alguien que traicionara al decir cosas personales, exceptuando a su hermana que le divertía hablar de ella, se notaba que la quería mucho.


– Mi mamá es modelo y mi papá es un actor de Hollywood. –



– ¿En serio? ¿Quien? ¿Me das su autógrafo? – Preguntó Abba mientras Fanny la miraba con desdén. – Perdón, la costumbre. –


– Ellos han mantenido en secreto que soy hija de él, no tengo problemas con mi papá, ha estado al tanto de mí y quiere a mi mamá, pero por alguna razón no han formalizado su relación y creo entenderlo, llamarían mucho la atención y no quieren que la presión de los medios esté sobre ellos y sobre mí. –



– Por eso es que no te gusta que te miren mucho. –



– Si, tan sólo pensar en lo que tendrían que soportar ellos me pone nerviosa, no es justo que sólo por tener algo de fama o ser caras conocidas no tengan ese derecho de poder ser felices, muchas parejas de la farándula han terminado mal por el estrés de ser tan mediáticos. –



– Me sorprende que teniendo ese trabajo ellos sean así de cuidadosos, cualquiera diría que a los actores y modelos les interesa la fama. –



– Pero la fama por su trabajo, no por sus vidas privadas. – Comentó Fanny haciendo que Abba lo afirmara con su cabeza.


– Lo sé, me recuerda a lo que dijo la directora Blanche en una entrevista que hizo hace años, que no le gustaba que hablaran de su belleza cuando eso no influía en su desempeño en la cancha. –



– Siempre con respuestas directas y educadas. –



– Esa mujer es perfecta. –



– Si, creo que la influyó mucho el relacionarse a la familia Mannes, su esposa es familiar directa de ellas, si algo admiro de esa familia es que han sabido mantener lejos a los medios de sus vidas, incluso he escuchado que si una foto de ellas es publicada en la red sin su permiso, te aplastarán con su enorme equipo de abogados. –



– Que miedo. –




Fanny y Abba dejaron de ver la piscina para caminar hacía ella, la rubia estaba alegre de saber que su compañera tuviera la confianza de contarle un poco más de si misma, era señal de que había confianza mutua, tanta como para animarse a tomarle la mano por sorpresa al avanzar.




– No le contaré a nadie de eso. –



– Gracias. – Dijo Fanny mirando como le tomaba la mano y luego mirarla al rostro.


– Pensé que sólo eras una chica arrogante, pero me equivoqué. –


– Igual yo. –



– Como me contaste un secreto, te contaré uno mío. –


– No es necesario. –



– Para mi si. – Sonrió Abba cruzando los dedos con los de ella. – Creo que haz empezado a gustarme. –


– ¿Crees? –



– Creo, cuando decida si o no yo te lo diré… Guau, ni una reacción. –



– No soy como la entrenadora. – Rio un poco la inglesa. – Que ella se sonroja por cualquier comentario elevado, es sólo que tampoco sé que decirte, prefiero que sólo fluyan las cosas. –


– Suena bien, que fluyan las cosas. –



– Es más fácil dejarlo al tiempo ¿No crees? –


– Mmm… Si, suena mejor. –




Ambas sonrieron al llegar a la piscina y saludar a las hermanas Mannes y Arisa que jugaban dentro del agua. Tenía razón Fanny, era mejor dejar que el tiempo decidiera que pasaría, por ahora disfrutaba la relación que llevaban y no quería apresurarse, no estaba segura que sentía por la inglesa y dejaría que el tiempo se lo dijera después.
Mientras las chicas jugaban, Isa descansaba en los brazos de Bridgette, veían a su hija jugando con Arisa y las hermanas Mannes así que se sentían tranquilas para darse tiempo de pareja y disfrutar de la calma de ese parque. La rubia suspiraba al sentir las manos de su esposa frotando sus hombros, empezando a bostezar un poco.



– Perdón, me dio algo de sueño. –



– Por fin te sientes tranquila. – Sonrió Brid besando la frente de Isa.


– Si, me siento tan feliz por las chicas, por todo lo que están logrando. –


– Y por lo que haz logrado. –



– Brid ¿Te puedo decir algo y no te enojas conmigo? –



– ¿De cuándo acá me enojo contigo? –



– Cierto. – Río Isa acomodándose para ver de frente a la jamaiquina. – No me sentiré mal si el resultado de la final no es lo que esperaba, estoy feliz con lo que han logrado, eso no significa que no nos esforzaremos por ganar, pero. –


– Te entiendo muy bien. –



– ¿Si? –


– Si. – Sonrió Bridgette buscando los labios de Isabella. – Sé que te esforzarás para que ellas lo den todo y que no te sentirás si no salen las cosas del todo bien, pero cual sea el resultado te apoyaré. –


– Brid. –


– Y si esa fresita te quiere reclamar algo, se las verá conmigo. –



– Jeje, no creo que ande preocupada por eso ahorita. – Reía Isa mientras acomodaba de nuevo entre los brazos de la morena. – Xcaret me ha dicho que parece que las cosas andan mejor y Xelha está de buen humor. –


– Es triste que la alegría de esa mujer dependa de la desgracia de su hermana. –



– ¿Eh? –



– Nada, nada… Isa, este es tu sueño, tú deseas lograr ser una gran entrenadora como lo fue tu hermana, no dejes de luchar por ello. –


– ¡Gracias Brid! – Exclamó Isa abrazando con fuerza a su esposa al mismo tiempo que su rostro era llenado de besos.



Bridgette sabía bien que así sería, sin importar el resultado de ese torneo, Isabella había demostrado que no había perdido el toque más especial en ella, esa calidez y dulzura de persona que es que lograba convencer a los demás de apoyarla, de que su optimismo y confianza en ellos no era falso, abanderados por su alegría y estima, simplemente, habría otros entrenadores que tal vez podrían hacerse mejores jugadores pero Isabella te hacía una mejor persona, así como lo logró con esa jamaiquina que le atrapó el corazón.







O-O- Sabemos que las chicas seguirán bien y que Isa logrará su sueño, -O-O pues es un ángel de persona!!
 

تالف و مكسور تماما
Moderador
Offline
O-O- Pasó como algo casual en una fiesta realizada entre todas las amigas, pues le insistí a wolfito que lo hiciera así porque no quería otro arco dedicado a esas dos jaja, ya es mucho de ellas -O-O por más que las quiera jaja.
Se hace la mención al iniciar este fic y en el fic de Xcaret sobre dicho suceso O-O- y como en el caso de la mente de Xelha, es mejor no profundizar jaja.
Pero sí siento que se pierde mucho (para toooooodo lo que ocasionó).

P.D. Aún no leo el capítulo final
 
Arriba Pie