Colección Historias de una pareja (Ash and Marina)

¿Desean una versión de Ash y Sabrina?

  • Votos: 17 81.0%
  • No

    Votos: 1 4.8%
  • Otra Chica

    Votos: 3 14.3%

  • Total de votantes
    21

Vega0313

Izumi Sakai
Registrado
15 Sep 2014
Mensajes
1,633
Offline
Hola amigos, bueno he decidido crear una colección de Drabbles de una pareja crack que cree yo mismo, la verdad jamás pensé que haría algún día una serie de colección de Ash y Marina, pero la pareja es tan adorable que se lo merecían. Bueno, sin más que añadir, les dejo imagen de la pareja así como el capítulo de está serie que no tendrá una cronología definida.

Ver el archivo adjunto 283799

La pequeña Crystal

Marina estaba mirando el reloj, era muy tarde y no deseaba salir de su cama la cual era muy cálida. Sus cabellos azules caían en su frente mientras sus ojos esmeraldas pedían otros cinco minutos. De repente una pequeña presión en su mejilla la despertó.

-Crystal, es muy temprano pequeña. – Marina de repente sintió otra presión leve en su mejilla seguidas de la risa de una niña. – Ya está bien, juro que te daré tu desayuno, pero despierta a papá que se quedó dormido en la sala. - Marino abrió sus ojos viendo a la pequeña que estaba sonriéndole a lado, esos ojos chocolates que saco de su padre y esa mirada decidida de él la hacían reír pues su niña era igual a ella.

La pequeña infló sus mejillas y se subió a la cama junto a su madre quien de inmediato le ataco con besos y abrazos sacándole risas a la pequeña.

-Mami. – decía Crystal entre risas por los cariños de su madre.

-¿Quién es la niña favorita de mamá? Tú lo eres princesa. – expresaba la hermosa mujer de cabello celeste a la pequeña quien reía al sentir el cariño de su madre. – Sabes, tienes los ojos de papá. – y era verdad, la pequeña Crystal heredó aquellos ojos chocolate de su padre.

-Bien, debes de ir a despertar a papá. – y con eso la niña se bajó de la cama de sus padres para ir directo a la sala a buscar a su papá. – Bien Ash, ya puedes salir del armario. – del armario que estaba frente a la cama salió un azabache con un regalo sostenido, muy grande al grado de ocultar un poco su rostro.

-No pensé que Crystal despertase cariño. – expresó Ash mientras su esposa reía para después poner el regalo en el suelo. Marina salió de la cama estirándose un poco para después ir directo a su marido para tomarlo en un abrazo algo posesivo.

-Ni yo lo pensé mi amor. – y después de eso ambos comenzaron a darse unos besos apasionados, hasta que escucharon el sonido de una cámara de fotografías. Ambos padres se sonrojaron y miraron hacia el origen del sonido para ver a una niña de cabello azul con coletas y ojos caramelo sonriendo, mientras sostenía una cámara profesional perteneciente a su madre.

-Papi y mami si se aman de verdad. – y con eso la niña les sonrió a sus padres.

-Papi y mami aman a su niña. – expresaron ambos padres mientras sudaban nerviosamente ya que al igual que su madre, Crystal era una buena chantajista cuando se lo propone. – Hay que quitarle la cámara. – dijeron ambos a lo bajo mientras su niña sonreía y les tomaba fotos a sus padres. La vida con una hija sí que era bello.
 

Vega0313

Izumi Sakai
Registrado
15 Sep 2014
Mensajes
1,633
Offline
-¿Por qué?-

Ash caminaba junto a Marina, ambos tomados de la mano después de un día pesado de clase en dónde el azabache sufrió por el examen de matemáticas a diferencia de su amiga la cual si había estudiado. Ash y Marina ya estaban saliendo desde hace unas semanas y las clases la verdad le complicaban sus vidas.

-Ash. – Marina decidió llamar la atención de su novio. - ¿puedo saber por qué te enamoraste de mí? –

Para el azabache, está pregunta llego de sorpresa, pero sonrió pues la verdad la respuesta era más que clara para él.

-Eso es sencillo. – delicadamente Ash tomo a Marina de la cintura para pegarla más cerca de él. Los ojos esmeraldas de ella se perdían en los chocolates de él mientras una sinceridad se hacía notar. – Siempre has sido muy importante para mí, desde que éramos niños y yo me metía en problemas. – aquella sensación de nostalgia los invadió a ambos mientras miraban sus rostros, ambos cercanos el uno del otro.

Marina tomo a Ash de sus mejillas, acariciándole levemente. Ash sonrió ante la muestra de cariño de su novia.

- ¿Y tú por qué te enamoraste de mí? – ahora era el turno de él mientras Marina desvió la mirada mientras un rubor aparecía en sus mejillas.

-Bueno… - la chica se le complicaba expresar sus sentimientos así que cerró fuertemente los ojos y lo tomo de su rostro para unir sus labios con los de él. Así siguieron un momento hasta que por la falta de aire se separaron. – No soy muy buena contestando esas preguntas, más cuando hay cientos de razones por las que te amo. – le dio en el clavo, Ash estaba más que feliz de que su mejor amiga y novia le amase tanto como él.

-Pero eres un tonto que va a reprobar año si sigues besándome aquí en vez de estudiar junto a ti. – y con eso Marina se despegó de Ash y lo tomó de la mano para empezar a correr a la casa de él para estudiar. – Y no quiero verte llorar cuando tu madre se entere de tus calificaciones. – exclamo la chica.

-Oye, eres mala. – y siguiendo el juego Ash corría junto Marina, rumbo a los estudios y quien sabe, tal vez algo más.
 

Vega0313

Izumi Sakai
Registrado
15 Sep 2014
Mensajes
1,633
Offline
Hola chicos, bueno estoy de vacaciones (grita alegremente) pero con malditas tareas y cursos (se pone a llorar). Pero bueno, estare escribiendo nuevamente la historia de Betrayede debido a que fue borrada de mi PC por una actualización de Windows con casi todas mis historias... pero bueno, siempre tengo unos respaldos y cuadernos llenos de ideas. Sin mas que decir les dejo el capítulo de hoy y mañana habrá imagen de Ash y Marina.

-I wish. -

Marina estaba algo insegura por lo que haría, la verdad amaba mucho a Ash y ya llevaban siendo novios un buen tiempo y la verdad pensaba que todavía no estaba lista para este gran paso. Ella sudaba, mientras una sensación única recorría su cuerpo, nerviosismo y felicidad a la vez.

Ella estaba en un estado de nerviosismo, debía dar el siguiente paso en la relación ella. “Es porque somos novios.” Se repetía en la mente mientras miraba a Ash, tan tranquilo.

-“Tu puedes, tú quieres ser la mujer de Ash.” – y un fuerte sonrojo apareció en su rostro mientras trataba de evitar que su corazón saliera de su pecho. Ella trago saliva mientras comenzaba a caminar hacia un dormido Ash. Ella solo traía puesta una camisa blanca de él, nada más debido a que ambos dormían de la manera más cómoda posible.

“No tengas miedo.” – nuevamente ella se trataba de tranquilizar. Sus ojos miraban al azabache quien dormía plácidamente en la cama sujetando en un abrazo a su almohada. – Te ves lindo. – dijo ella mientras un rubor aparecía en sus mejillas, y un poco de sudor descendía por su frente.

Ash estaba despertando, deberían de ser pasada de las 10:00 am, para que Ash despertase después de dormir tan plácidamente; Marina le miro y el nerviosismo se apodero de ella nuevamente. Ash se recostó en la cama mientras se estiraba y abría lentamente sus ojos sólo para ver borrosamente la figura de Marina.

“N-No puedo hacerlo, yo no puedo… no, debo de hacerlo, debo dejar atrás ese miedo.” – ella ya no tenía duda y se acercó a su novio quien poco a poco se estaba despabilando por haber dormido. Así ella decidió subir a la cama mientras Ash se despertaba.

Marina… ahhh… ¿cuándo despertaste? – preguntó él mientras la chica de cabellos cerúleos se ponía detrás de él y le daba un abrazo por la parte trasera, presionando su busto contra la espalda de él generando una sensación tranquila en Ash.

Hace ratito. – respondió ella muy cerca del oído de él y de una manera tierna. – Deseaba despertarte de una manera más linda y tierna. – comentó ella tiernamente, pero con un ligero tono seductor.

Con despertar y verte es más que suficiente. – expresó él mientras ponía sus manos en los brazos de la chica quien despacio comenzó a morderle la oreja a Ash provocando sensaciones nuevas en el joven… ambos estaban sonrojados a más no poder y sus cuerpos pedían algo más para después comenzar a besarse con más pasión.

PIKACHU!!!!- un fuerte estruendo se escuchó en la habitación de ambos.

Los dos jóvenes calenturientos estaban tirados en el suelo electrocutados mientras frente a ellos estaban Pikachu y Glaceon muy enojados debido a que sus entrenadores no estaban presentes para darles de comer, pasarían por alto si dormían, pero no esa escena.

Jeje, lo sentimos. – se disculparon ambos riendo nerviosamente. Si, parecía que deberían de hacerlo en otro momento.

 

Dragnyk

Prefiero Calidad ante cantidad...
Registrado
8 Ene 2016
Mensajes
169
Offline
jua jua jua jua EuE que calenturientos eue, pero estuvo bonita la escena!
una lastima la interrupción...
 

Yuno

Never you go
Registrado
18 Dic 2015
Mensajes
453
Offline
Interesante espero que lo continúes la collecion me parece interesante el hecho de Ash y Cristal
 

Vega0313

Izumi Sakai
Registrado
15 Sep 2014
Mensajes
1,633
Offline
Hola chicos, les entrego la continuación de mi historia. Espero que les guste y termine el dibujo de Ash y Marina que les decía, lo subiré a Devianart pero les dejaré el Link en un comentario o en este mismo que es la continuación de está historia.

Un giro en mi vida.

Una chica miraba el cielo, estaba atardeciendo y sabía que debía de llegar a Pueblo Paleta antes de que anocheciera. La chica de coletas estaba corriendo los más rápido que podía, ella estaba a punto de encontrar a esa persona que hace mucho espero encontrar. Con mucho esfuerzo, ella quería conocerlo, después de todo es su ejemplo a seguir después de tan terrible fracaso.

“No puedo creer que haya hecho este viaje y aun así llegue tarde.” – la chica de cabellos cerúleos dio un grito muy fuerte mientras aumentaba la velocidad en sus piernas. Ella no dejaría que él se fuera del pueblo sin antes tener una conversación con él. – Juro que hablare con él hoy. -

.

Un chico de cabello azabache y ojos chocolate estaba caminando tranquilo por las calles de su pueblo natal. En su hombro iba un Pikachu quien estaba tranquilo mirando a las personas y niños pasar quienes elogiaban al chico. Después de todo, no siempre puedes quedar en segundo lugar y haber acabado con 5 mega evoluciones en una liga usando pokemons normales sin esa capacidad.

Bien amigo, parece que el profesor Oak nos acaba de decir que la región Orre ofrece una nueva Liga, ¿sabes lo que pienso verdad amigo? – preguntó el azabache mientras su pikachu miraba decidido. – Iremos a conquistar… ¿una chica? – ante eso pikachu quedo sorprendido para ver frente suyo y efectivamente ver a una chica de cabello azul y coletas.

Con permiso a todos. – gritaba ella a todas las personas para divisar al chico de cabello azabache. Ella decidió correr más rápido hacia el joven que de inmediato sintió algo de peligro y efectivamente; ella empezó a caer debido a que tropezó. – Ahh. –

Ella grito mientras se cubría el rostro con sus brazos esperando caer dolorosamente. Pero, en vez de eso, sintió como cayó en algo suave mientras sentía que era abrazada. La chica poco a poco comenzó a abrir los ojos lentamente, esos ojos esmeraldas de ella miraban unos ojos chocolate muy lindos.

Hola- dijo él chico.

Hola. – respondió ella.

Hasta ahora ella se daba cuenta cómo estaban ambos, ella no choco con el suelo ya que él evito eso al atraparla en abrazo por lo que ella choco con él, sus rostros a escasos centímetros, así como los labios de ambos. Un rubor se apodero de ella, así como una pena muy grande.

Lo lamento, lo lamento mucho. – ella estaba muy apenada, pero su corazón empezaba a latir muy rápido y sentía un ardor en sus mejillas.

Si, descuida no pasa nada. – comentó Ash quien seguía mirando aquellos ojos color esmeralda de ella. – Mi nombre es Ash ¿y el tuyo? –

La chica miro a otro lado por la vergüenza y para evitar que viera su sonrojo.

Mi nombre es… Marina. – respondió ella para después sonreír ya que él, era la personas a la que estaba buscando.

Lindo nombre, va de acuerdo contigo. – respondió Ash inconscientemente provocando un sonrojo mayor en la joven quien escondió su rostro en el pecho de Ash causándole un sonrojo al chico también.

Pikachu miraba a ambos jóvenes de manera sonriente, tal parece que su entrenador había encontrado a una amiga la cual le daría un giro a sus aventuras, y quien sabe, tal vez su entrenador por fin encuentre ese chica especial después de mucho tiempo.

Ver el archivo adjunto 285634
 

Vega0313

Izumi Sakai
Registrado
15 Sep 2014
Mensajes
1,633
Offline
Hola chicos, es bueno saber que mucha gente sigue está peculiar colección de historias de está peculiar pareja. Sinceramente, no pensé que alguien le llamase la atención ver un escrito de Ash y Marina como pareja, ya que usualmente les gusta ver AshxHarem, aunque siendo sinceros, amo tanto a la pareja que cree (me doy demasiado crédito) como al Ash y Lyra, Ash y Sabrina y Ash y Cynthia, que como saben son mis menciones de amor más grandes en mis fics. Cuando escribí un nuevo comienzo, originalmente la pareja sería Ash y Marina, pero por asares del destino cree un harem el cual fue bien aceptado por muchos, aunque amo más haciendo O-S, regresaré a mis comienzos de estás cuatro parejas antes de hacer más fics cracks, entre ellos un proyecto de Ash y Aria. Bueno si más que decir, les dejo la historia.

-Buenos días mi amor.

Una chica de cabello azul amarrado en dos coletas estaba parada frente a una cama donde yacía su novio. Ella vestía una playera sin mangas color rosa, así como unos shorts amarillos. Además, llevaba puestas unas sandalias de color blanco además de que en sus tobillos llevaba puestos unas pulseras.

El nombre de ella, por cierto, es Marina Crystal, novia de Ash Ketchum, octavo cerebro de la batalla de la frontera.

Cinco minutos más. – respondió alguien que estaba en la cama, al parecer respondiendo al nombre de Ash. Era un chico de cabello negro, así como ojos color chocolate. – Y luego te ayudo a escoger los zapatos de la fiesta. – al parecer Ash no prestaba atención a lo que deseaba Marina

Mi amor, dijiste que iríamos a tener batallas al parque para que pudiese practicar mis actuaciones como idol. – expresaba la chica en un tono molesto mientras fruncía el ceño. – Ash Ketchum, te doy cinco segundos para levantarte. – amenazó la chica.

Si lo que tú digas. – al parecer Ash no se iba a levantar de la cama, es más parecía que retaba a su chica. - ¿Puedes traer el desayuno? – y una sonrisa burlona apareció en su rostro mientras acomodaba su almohada, pero Marina, digamos que ella estaba un poco molesta.

Tal vez molesta era poco, él le prometió ayudarla para ser una mejor idol, ella quería pasar tiempo con Ash y había planeado sorprenderlo con sus movimientos, que ambos se relajaran con lo que más amaban hacer en su vida. Apreto puños como dientes, sus ojos estaban de color rojo y un aura asesina apareció en ella.

Estás muerto amor. – y de un segundo a otro la chica se abalanzó hacia su novio, quien aún estaba en la cama. - ¡Te sacaré de ahí, mi amor! – gritó ella, pero de un segundo a otro su novio se levantó.

¿Eh? – ella no entendió nada excepto que caó directo en los brazos de su amada idiota, quien la frenó además de quedar a milímetros de los labios de Marina. - Pero ¿qué? – ella no comprendía nada salvo que sentía su busto ser presionado contra el pecho de Ash.

Mi amor, te dije que cinco minutos más. – expresó Ash sonriente mientras le daba un beso en los labios, fugaz, pero tierno a su novia quien acepto un tanto confundida. Después de unos segundos ambos se separaron mientras los brazos de Marina rodeaban el cuello de su novio. – Son las 5:00 a.m., es muy temprano aún, más siendo un domingo, recuerda que si no duermes bien te duele la cabeza cariño y no me gusta verte así. –

¿No es Ash un buen novio? Se preocupa por ella. Si, Ash se preocupa tanto por su novia a quien siempre quiere ver bien, pero esas palabras causaron un fuerte sonrojo en Marina quien desvió su mirada a otro lado.

Idiota. – expresó ella sonriente por el cariño que le daba Ash.

Yo también te quiero. – respondió Ash al “cariño” de su novia. – Más cuando te sonrojas. –

Bien, creo que acabo de terminar una nueva historia. Espero llegar a más, la verdad me agrada mucho esto y se ha decidio, haré un especial de Ash y Sabrina. 11 historias de Ash y Sabrina, en el momento más hermoso de la vida (No tiene nada que ver con el fic de Ash y Sabrina).

Ver el archivo adjunto 285663
 

Vega0313

Izumi Sakai
Registrado
15 Sep 2014
Mensajes
1,633
Offline
Bueno, esta vez le dejo algo que no es usual que escriba aunque un amigo me alentó a hacerlo un poco y dije, pues está bien. Además de que ya saben que no me gusta llegar a cosas mayores. Disfruten de esto... MUAJAJAJA.

-¿Cambiamos de cuerpos?

Ash se levantaba, estaba aturdido, después de haberse entregado junto a su novia Marina, no recordaba nada de lo sucedido. Estaba confundido y le dolía cierta área aunque por extraño que parezca, le dolía también adentro. Trataba de levantarse y no podía hacerlo, su cama si que era cómoda, aunque sentía que los pechos de Marina si que eran un par de problemas para dormir.

Y así abrió los ojos.

-¡¿Cuándo Marina se acostó...!? - No pudo terminar ya que no vio a nadie debajo de él. Bajaba un poco más su vista encontrándose con un par de hermosos senos. - ¿P-Por qué ra-ra-rayos tengo... senos? - Era imposible pues hasta dónde recordaba Ash él era un chico y no una chica. Su cara estaba en blanco y con un gran shock.

-¿Cómo pasó esto? - de repente comenzó a temblar, había cierta parte que debía revisar. Él o ella, bueno Ash, deslizó su mano debajo de la sabana que cubría la mitad de su cuerpo que iba desde el ombligo para abajo. Poco a poco llegó a esa área, pero se sorprendió al no estar ahí. - Mi... mi... - si su rostro estaba en blanco, ahora su cuerpo lo estaba.

Comenzó a tocarse pero al hacerlo tocaba algo suave y húmedo, comenzó a gemir un poco por la sensación que le ofrecía ese acto. Con su mano derecha "indagaba" el lugar mientras miraba su mano izquierda. Sus manos estaban pequeñas y su piel era clara.

-¿Por qué me convertí en chica? - de repente unos mechones de cabellos taparon su vista y decidió dejar de experimentar esa sensaciones para tocar su cabello. Notó que era un poco más largo además de que poseía... ¿coletas? - Mi c-cabello es... de repente siento que este cuerpo... no puede ser. - miro a todos lados y vio en la mesita de noche a lado suyo el estuche de maquillaje de Marina y tomo con sus manos para abrirlo.

.
.
.

Sus ojos eran de color esmeralda, su cabello era celeste amarrado en dos coletas y con mechones que caían en su frente; labios rosados y delicados además de esas pestañas delicadas de su novia... y el collar que usa ella que dice Marina.

-Estoy en el cuerpo de Marina. - y con eso cayó a la cama.

De repente alguien entró a la habitación, era Ash o tal vez...

-Ash, oye no creeras lo que pasó... - decía sonriente el chico aunque su voz era un poco más aguda. - Mi amor ¿sigues dormido después de 10 horas? - parpadeaba un par de veces el azabache, quien era su novia Marina Crystal.

-Ash, soy yo Marina, tu novia. - comentaba él o mejor dicho ella mientras tocaba y apretaba uno de sus pechos haciendo gemir a Ash. - Y ni así despierta. Bueno, esperare a que despierte. - y así se fue dejando sólo a su novio quien estaba en su cuerpo sin notar un ligero hilo de sangre que escurría de la nariz de Ash.
 
Arriba Pie