Aldea Kirigakure no Sato

Padre Fundador
Registrado
15 Dic 2006
Mensajes
5,770
Listo para la acción :54: Pronto pediré una tarea.

Para los demás, tenemos un rol muy especial que hacer, pero lo dejaremos para cuando estemos la gran mayoría ya inscritos.
 

Sophomore
Moderador
Registrado
2 Oct 2011
Mensajes
3,743

Corre.
Corre.
Corre.

No podía darse el lujo de perder. No contra él, su más allegado amigo. Pero ¡Oh la traición, la decepción hermano! Se vio envuelto en una trampa de su autoría, todo para ganarle unos míseros minutos de ventaja. ¿Cómo era posible que lo tratara así? ¡Habían estado juntos prácticamente desde siempre! Y aunque no le guardaba rencor por ello, puesto que sabía que era una competencia donde el mejor ganaba, no podía evitar sentirse un tanto enojado y decepcionado. ¡Por eso debía ganar! ¡Era él o el traidor!


Toda la escena sería emotiva y triste, si no fuera el niño Inuzuka y su perro quienes la protagonizaban. Shinji hacía poco que había salido de la Academia, cumpliendo con el castigo que su sensei la había puesto, y tenía ganas de estirar las piernas. Como todo miembro del Clan, era alguien bastante enérgico que buscaba una actividad mucho más apremiante que las dadas en la Academia, pero también era un vago y no tenía muchas ganas de un entrenamiento formal. Por ello se le ocurrió la idea de la carrera, tenían un espacio mucho más amplio para correr sin romper algo de por medio.


Vlad, el pequeño cachorro de Shin, había tomado ventaja gracias a echarle tierra con sus patas a su amo en el momento oportuno, ganando una considerable ventaja. Inuzuka consideraba que la “traición” de su peludo amigo era algo imperdonable, pero siguió en su camino en línea recta a pesar de que no poder quitarse la maraña de polvo de sus ojos, confiando en sus sentidos más desarrollados. Sin embargo, se le olvidó completamente que él no era un genin para jactarse de la sensibilidad de su clan, y por ende, no dio cuenta hasta muy tarde cuando chocó con algo… O alguien.


Ambos cuerpos rodaron por el pavimento, a Shinji se le coló por sus fosas nasales el dulce olor que emanaba la chica. Porque estaba seguro que era una chica, al menos eso le dio a entender la suavidad de su piel. Después, escuchó una risita, como si el accidente hubiera sido lo más gracioso del mundo, proviniendo de ella.


Se separó de ella y se paró aún sin ver. ¿Qué se decía en esos casos ?

¡Taclea más fuerte, pareces una niña!
No, eso no era.
¡Dame con todo lo que tengas!
Eso tampoco.
¡Ten cuidado, imbécil!
Estaba seguro que por ahí no iba lo que quería decir.

Trató de decir algo coherente, ¿lo que seguía era una disculpa, verdad? Pero cuando abrió los ojos se encontró con una albina jugando con su perrito y una chica pelirrosa que le hacía señas como si estuviera ido.


-¡Lo siento!-Logró articular, inclinándose un poco para dejar ver su arrepentimiento.

-¿De qué te disculpas? ¡Eso fue divertido!-Rió otra vez Mirika, dándole palmadas en la cabeza como si fuera un cachorro perdido.


-Fue muy salvaje de tu parte. Aunque es normal viniendo de un Inuzuka.-Comentó Yukiko, arrugando el entrecejo por lo maltrecho que parecía el muchacho. Su can, por otro lado, era una hermosa bolita de algodón suave y terso, muy contrario a su dueño y se preguntó como tal animalito pudo llegar a sus manos. De pronto recordó porque estaba con Uzumaki y la tarea que tenían pendiente.-Lo siento, pero ya tenemos que irnos.-Trató de sonar cortés para su despedida, aunque terminó saliendo con cierto tono receloso y hasta arrogante.


-Claro, claro.-Concedió el otro.-¡Vlad, vámonos! Deja de molestar con la lata que acabas de encontrar, vamos a casa.


-¿Lata?-Yukiko entonces agachó la vista y se encontró con, efecto, una lata lo suficientemente grande para albergar la planta. Al parecer el cachorro había escuchado su conversación y había actuado en respuesta. Vaya perro más inteligente.


-¡Ah, sí! ¡La planta!-A Uzumaki por un momento pareció olvidarsele la tarea que tenían pendiente, viendo en el otro una actividad más divertida que salvar a un brote, pero ahora que el extraño les había facilitado la tarea, se le ocurrió arrastrarlo hacia donde se encontraban. Lo tomó del brazo con suma confianza y lo haló hacia sí para obligarlo a caminar. Entre más, mejor.

Angelo. Angelo. Yukii Yukii holo (?)
 
  • 1Me gusta
Reacciones: Zim

You've forgotten about us.
Registrado
8 Mar 2010
Mensajes
1,463
Oh si... Kiri <3

No sé porqué no había visto este sub foro antes xD aprovecharé que aún no suben mi ficha para editar unas cositas(?)
 

All we hear is "radio ga ga, radio blah blah"
Moderador

All we hear is "radio ga ga, radio blah blah"
Moderador
[Cedric:]
Oh, no
See you walking 'round like it's a funeral
Not so serious, girl, why those feet cold?
We just getting started, don't you tiptoe, tiptoe, ah

[Cedrid & Eadric:]
Waste time with a masterpiece, don't waste time with a masterpiece, huh!
You should be rolling with me, you should be rolling with me, ah ah ah!
You're a real-life fantasy, you're a real-life fantasy, huh!
But you're moving so carefully, let's start living dangerously

-La música se detuvo menos de un segundo, solo para dar paso a un ritmo más movido entre la bateria y la guitarra-

[Eadric:]
Talk to me, baby
I'm going blind from this sweet-sweet craving, whoa-oh
Let's lose our minds and go fucking crazy

[Todos:]
Ah ya ya ya ya I keep on hoping we'll eat cake by the ocean!

Los artistas demostraban todo su entusiasmo al socializar con el público que yacía frente a su tarima; la pequeña banda se conformaba por tres varones muy similares, sobre todo dos de ellos que compartían rasgos particularmente iguales. El de la voz principal y quien tocara la guitarra, no paraban de acercarse al borde del escenario en pos de enloquecer a las muchachas; mientras que el de la batería también hacía lo suyo al coquetear desde su lugar.

La gente también coreó la canción, una reciente que todavía no se adquiría en el mercado (?) Para promocionarla formalmente habían planeado dicha presentación a través de los contactos de su madre (artista al fin), pidiendo que fuese en una zona concurrida; estratégicamente el lugar yacía cerca de la academia y por supuesto, muchas niñas que asistían al instituto se volverían locas al saber que no se alejarían demasiado de las instalaciones estudiantiles.


[Eadric:]
Goddamn!
-Justo posó sus intensos orbes sobre una chica del público mientras tocaba la guitarra-
See you licking frosting from your own hands
-Sonrió de forma divertida-
Want another taste, I'm begging, yes ma'am
I'm tired of all this candy on the dry land, dry land, oh!
-Le guiñó el ojo antes de ponerse al lado del otro vocalista-

[Cedric:]
Walk for me, baby (Yaric: walk for me now)
I'll be Diddy, you'll be Naomi, whoa-oh
Let's lose our minds and go fucking crazy

[Todos:]
Ah ya ya ya ya I keep on hoping we'll eat cake by the ocean!
[Yaric:]
Oooh, ahaa!
[Todos:]
Ah ya ya ya ya I keep on hoping we'll eat cake by the ocean!
-La música volvió a parar-
[Yaric:]
You're fucking delicious...
[Cedric:]
Talk to me, girl!
-Otra vez hicieron sonar los instrumentos-
[Eadric:]
Talk to me, baby
I'm going blind from this sweet-sweet craving, whoa-oh
Let's lose our minds and go fucking crazy
[Todos:]
Ah ya ya ya ya I keep on hoping we'll eat cake by the ocean!

La última parte del estribillo se escuchó varias veces por parte de todos los presentes y los mismos artistas hasta que finalizara la melodía que puso a todos a saltar o bailar. Desde el balcón de un segundo piso en un edificio comercial, dos muchachas observaron el mini concierto; una lo disfrutó más que la otra a simple vista, pero eso podrían bien ser solo suposiciones. Al ver a los varones que se despedían de la muchedumbre, dejando atrás los instrumentos, una de ellas indicó que ya era hora de reunirse con sus hermanos... sí, esos tres formaban parte de su familia.

-Buen trabajo, muchachos -quien hablara era el 'promotor', alguien en el que no recaía demasiada confianza pero que los hermanos sacaban provecho cuando fuese necesario.
-No dijiste eso cuando solicitamos tu ayuda la primera vez, hijo de... -Cedric le tocó un hombro; movió su cabeza de un lado hacia el otro-. Al final tuvimos razón y te llenamos toda la maldita plaza, ¿que no? -Sonrió con astucia.
-Nunca hemos fallado una presentación -acotó Eadric con mucha seriedad y calma, apuntalando con su mirada al más adulto.
-Bueno, bueno... tampoco hay que ser muy confiados -reía con nerviosismo-. Es parte de ser realista.
-Y un boicoteador de mierda -sus risas tomaron el lugar de las del hombre.
-Eso díselo a tu padre -el trío abrió un poco más los ojos antes de mirarse entre sí-. Él me amenazó.
-Viejo de mierda... -susurró Yaric visiblemente molesto, aunque su enfado duró muy poco porque algo en su cabeza hizo clic. No obstante fue Cedric quien fuese la voz de los tres al expresar sus inquietudes o, mejor dicho, suposiciones:
-Papá nunca se ha metido en esto, ¿por qué lo haría ahora? -Sus hermanos alzaron una ceja.

El susodicho más adulto volvió a reír con los mismos nervios de antes, tratando de aparentar ignorancia sobre las razones que motivara al padre del trio artístico a algo como eso; ellos ya le conocían lo suficiente, así fuese entre comillas, y si algo tenían en claro era que a Tye Einarr Ters Yuki le valía una infinita hectárea de mierda lo que ellos hicieran con la música... no así lo que hiciere alguien más en la familia; los tres muchachos cayeron en cuenta de lo mismo y al mismo tiempo.

En ese instante aparecieron las otras dos jovencitas que disfrutaron del show desde el balcón. Una era pelirroja y la otra peligris casi blanco. La primera avanzó a toda prisa hacia los brazos de Cedric; la segunda solo se colocó entre dos de los varones.

-Querías que mamá se presentara, que bailara para ti.
-¿Eh? -Kaia (la pelirroja) observó a Yaric con dejo de duda. Por otro lado, el promotor movió sus manos rápido, de un lado al otro pero sus intentonas de lograr que los hermanos pensasen otra cosa no tuvieron éxito.
-¿Se quiso desquitar con nosotros?
-¡Escupa ya! -Yaric por poco lo sujetaba del cuello si no hubiese sido por una de sus hermanas.
-Si papá le amenazó esa es la única razón por la que se hubiera molestado en hacerlo -Cedric rascó su sien derecha.
-Está bien, está bien... -ya hostigado tomó una bocanada de aire para dejarla fluir al exhalar-. Chihiro sigue siendo muy atractiva pese a haberlos tenido a todos ustedes -algunos se cruzaron de brazos-. ¡No todas las mujeres mantienen su figura esbelta después de parir! Es un crimen que no esté en los escenarios todavía y ¡todo por su maldito clan! -Se refería al clan de los gélidos. Con su dedo acusador los apuntó a todos como si fuesen culpables del peor de los crímenes.-Einarr Yuki es muy egoísta.
-Oh sí, es un hijo de la gran puta... -comentó uno de los varones trillizos entre risas, logrando que al menos Eadric y Kaia sonrieran, que Cedric soltara un suspiro y la otra fémina (Eyra) se cubriera el rostro con una mano.

Antes de que las cosas se tornaran peores, el más centrado del grupo propuso que se marcharan de allí para no seguir perdiendo el tiempo; no valía la pena. El encargado de organizar eventos quiso detenerles de diversas formas, todas ellas con el plan encubierto de evitar que los hermanos se lo dijeran a su madre. Hasta les mostró el dinero que les tocaba por haberse presentado y solo Kaia se dio la vuelta para arrebatarselo cuando menos lo esperó. El sujeto gritoneó a modo de reclamo pero ella y los demás ya habían empezado a correr para escapar de la escena.

Los gélidos fueron a parar sobre un puente que cruzaba sobre un lago pequeño. La estructura tenía forma de arco. Desde que pudo, Liv empezó a contar los Ryos hasta que Yaric se los arrancó de imprevisto. En son de reproche se giró hacia él y como si nada apoyó su brazo derecho en la cabeza de la estudiante a ninja, revelando cuán pequeña de estatura era a su lado.

-De esto no te toca nada, enana.
-Yo ayudé a crear la letra -se separó de él para que le viera sacándole la lengua.
-¿Sí? -Sonreía con cinismo.-Díselo a papá.
-Qué horrible eres.
-¿Qué hacen aquí, por cierto? -El de cabellera bicolor (Cedric) preguntó mirándolas.-¿No deberían estar en la academia?
-Justo ibamos para allá...
-Pero quisimos ver su presentación y...
-Liv me arrastró.
-Tendrán que ayudarnos a entrar y a justificar nuestra tardanza.

Kaia sonrió con una gran, gran mueca que a todas luces parecía existir para añadir el mensaje entre líneas de súplica y así convencerles. El gesto no era forzado, solo que era tan obvia la intención que destacaba ipso facto de solo verle. Y más después de parpadear un par de veces...

-No.
-¡Ay, cabeza de huevo! Siempre te ayudo cuando te metes en problemas -señaló a Yaric.
-Podemos acompañarlas o al menos yo.
-No es necesario, Cedric -ahora la pelirroja miraba a su melliza con rostro desencajado-. Prefiero ahorrarme la verguenza de que Yaric vaya con nosotros.
-Qué bocaza tienes, hermanita -el aludido se acercó a Eyra-, ahora iré quieras o no.
-Qué fácil cae en la trampa... -todos menos el explosivo muchacho (?) Escucharon las palabras de Eadric, lo que sacara unas cuantas sonrisas en el resto.


Le seguí al rol pero por otro lado (?) Puede ser que me una a lo que estén haciendo más adelante. Las fichas de los hermanos de mi pj saldrán en estos días :56:

Raving George Verwest tus nietos (?) Si quieres mete a Torsten porai.

La canción es de DNCE
 
Arriba Pie