Evento XIII: DEATH [Ringo, Law & Light]

Estado
Cerrado para nuevas respuestas

Leo

¿No ves que te voy a matar (con feels)?
Registrado
17 Jun 2010
Mensajes
1,909
Offline
"XIII: DEATH”
a) Descripción de la misión: Esta noche en la que solo Urd está visible en el cielo, un MetalPhantomon ha hecho aparición sobre la ciudad, declarando que cosechará las almas de todos para enviarlas al "otro mundo". Sí, como no. Necesitamos un equipo que elimine a esa amenaza antes que provoque una masacre
b) Descripción del campo de juego: Ciudad
c) Objetivos a cumplir:
  • Interceptar a MetalPhantomon
  • Eliminarlo
  • Evitar la mayor cantidad de muertes posibles
d) Notas:
  • Ya se ha enviado la señal de evacuación del área de combate, sin embargo estén atentos a rezagados
  • Tengan mucho cuidado, MetalPhantomon no es solo habladuría. Su poder y habilidades podría acabar con cualquiera que esté descuidado. Además es bastante inteligente
  • Como un Dios de la Muerte, a MetalPhantomon no le importa "cobrar las almas" de humanos o Digimon. Los Tamers deben tener cuidado con ser atacados
e) Requisitos: 4 Tamers Medium
f) Recompensa:
  • Paga Máxima: 500 Bits
  • 80+ Puntos: Carta: DeathScythe
  • 85+ Puntos: DigiMemory: MetalPhantomon [Soul Predator]
  • Mínimo de post: 2 per cápita.
  • Plazo: 10 días
Tizza V.G.Tizza [Ficha]
.Wolfe .Wolfe [Ficha]
Claire. Claire. [Ficha]

[Triple iC incoming (?)]

Buena suerte a todos~
 

.Wolfe

Lobo. Mi ojo es la luna, mi pelaje la noche.
Registrado
6 Jul 2009
Mensajes
2,898
Offline
La noche soplaba un aire frio y penetrante, únicamente la luna roja: Urd, se encontraba en el cielo dando una hermosa visión para algunos y simplemente un extraño evento astronómico para otros. En su gran mayoría los habitantes del Imperio de Metal simplemente ignoraban el suceso que ocurría sobre ellos como algo cotidiano y sin un significado importante en sus vidas. Gracias a las diversas distracciones de la ciudad y el brillo generado por las luces artificiales de las calles, casi nadie elevaba sus ojos con expectación. Muchos transeúntes caminaban con expresiones apáticas en sus rostros tras el fin del día, uno de ellos era Law Wolfe que tras un tiempo en ese nuevo continente con Tentomon recibieron la visita de su Leader Ringo Takanabe y Betamon. Aunque llevaran tiempo sin verse, ambos no parecían haber cambiado ni siquiera un poco; seguían con su característica relación y actitudes desiguales, la expresión indiferente de la chica y el comportamiento altanero del anfibio hacían sentir cierta comodidad en sus acompañantes mientras caminaban por la ciudad.

¿Por qué razón terminaron eligiendo venir aquí? Habría sido más conveniente iniciar la búsqueda en Star City, no creo que en esta ciudad o en el desierto encontremos un lugar adecuado para un nuevo local.

Me pareció interesante, sinceramente, pero aunque no lo creas posiblemente tenga un lugar perfecto — declaró el emparchado dirigiendo su atención sobre el digital marino mientras Tentomon lideraba la marcha, pensaban ir a cenar a un restaurante cercano a la residencia de Wolfe y poder hablar con tranquilidad.

Hm. Algo me dice que será en el desierto, no es una idea productiva, sabes que nos tomaría una pequeña fortuna abrir un local ahí, no sé en que estarás pensando… — recriminó mientras vigilaba el andar despreocupado de la castaña a su lado, consciente de no perderla de vista o la chica podría desaparecer de un momento a otro —. De todos modos, ¿qué planeas hacer ahora?

Law le dedicó una pequeña sonrisa ante el cuestionamiento del digital. En un lado opuesto de la ciudad se encontraban sobre la azotea de un edificio residencia para tamer y digimon, atentos del evento astronómico, una chica de cabellos rozados acompañada por un Monodramon. Los ojos del dúo estaban fijos en la luna roja, contemplándola fijamente. El dramón sentía dentro de su pecho un anhelo por volar en dirección a la inmensa esfera a kilómetros de distancia en su forma adulta y soltar un poderoso rugido como saludo al astro solitario, por otra parte Light se dejaba lentamente hipnotizar por este intentando perder contacto con el mundo que la rodeaba. Sin embargo su escaza tranquilidad fue interrumpida inesperadamente con un recuerdo furtivo que la sacó de su estado de confort: la energía del digisoul que el emparchado de los Nastrand's Maze emanaba el mismo tono carmín en su mano diestra, provocando que soltara un resoplido, era el que menos deseaba recordar y aun esos instante el pelinegro tenía la peculiaridad de aparecer cuando menos lo esperaba.

… Light, ¿estás bien? — cuestionó el pequeño dragón purpura, viéndola con una mirada de preocupación.

Sí, solo tengo un poco de sueño, supongo — aseguró omitiendo su pensamiento, simplemente queriendo ignorarlo.

¿Por qué no te sientas y comemos algo? Debes tener hambre — declaró dirigiéndose a una banca que servía como adorno y lugar de descanso. Planearon desde hace días conmemorar la oportunidad de ver a Urd en su esplendor y hacer un pequeño picnic en la azotea, disfrutando de la noche.

Sí. Sírvete primero —concordó viéndolo fijamente a los ojos con una media sonrisa forzada, suficiente para complacer al dramon. Light lo siguió con la mirada mientras portaba en su rostro una enorme sonrisa infantil, típica de su personalidad.

La peli rosa sentía una profunda calidez cada vez que presenciaba el rostro alegre de Monodramon, llenándola de paz. Nuevamente quiso entregarse a la belleza del entorno, pero de un momento a otro, en medio de la oscuridad, apareció un pequeño haz de luz rojiza descendiendo lentamente haciéndose cada vez más visible. Light intento fijar mejor la vista, buscando reconocer que lo provocaba y contemplar así la forma de un esqueleto metálico con brazos hechos de energía y una esfera de tesla en la parte inferior de su estructura, desprovisto completamente de piernas. El ser metálico estaba sobrevolando por encima de los edificios, contemplándolos desde lo alto con una especie de bastón, la carga eléctrica que recorría por su cuerpo creaba una iluminación residual, siendo la única manera en que la tamer podía detallarlo con cierta dificultad. El Imperio de Metal al ser una ciudad hecha en parte por digimon maquina no era una sorpresa encontrarse con algo parecido, pero esa idea no tranquilizaba los escalofrió que envolvía el cuerpo de la americana en esos instantes, alertándola del posible peligro. El cyborg al descender lentamente en medio de una de las calles más concurridas de la ciudad mientras revelaba el filo oculto de su hoz: traspasando energía de entre sus brazos hacia el arma, al hacerlo emitió un extraño sonido conocido como el "Grave Scream" o Grito de la tumba, logrando atraer la atención de los transeúntes; exclamaciones, silencio y gritos se escucharon al ver su forma, estas acciones en su mayoría hechas por humanos impresionables.

… ¡La pestilencia de esta ciudad ha atraído mi apetito esta noche! — exclamó con un eco en su voz escalofriante y profundo —. ¡Las almas frescas son mi alimento, y todos ustedes…! ¡SERAN CONVERTIDOS EN MIS PRESAS!

Una exaltación general se liberó primero por parte de algunos digimon comerciantes que no esperaron ver si era una especie de broma o no, los humanos y compañeros de estos por otra parte se sentían un tanto incrédulos recordando la época del año en que se encontraban, sin embargo eso no evitaba que sintieran una gota de sudor recorrer sus rostros en esos instantes, cayendo en la duda. El primero en reaccionar fue el perfect, tomando el arma con ambas manos y así caer en picada, dejando que el filo cortara el aire mientras sus víctimas comenzaban a correr despavoridas de él. Uno que otro ingenuo quedó paralizado ante el inminente peligro, esperando que aún fuera una broma, El primer objetivo del Shinigami fue un niño de ocho años e, su compañero Coronamon estaba a su lado, agitándolo para que volviera en sí. Varios espectadores comenzaron a gritar al verlo, conscientes de que no le quedaba mucho tiempo.

¡Abajo! — ordenó el digital humanoide mientras los empujaba con su mano a un lado, haciéndolos rodar contra el piso mientras empleaba su enorme espada para retener al recolector de almas, pero el impacto logró empujarlo varios metros hacia adelante y unos centímetros del suelo, tirándolo contra el suelo.

¡Musyamon, cuidado! ¡Levanta los brazos! — declaró su tamer mientras deslizaba una carta por su D-Arc y materializar el escudo de WarGreymon en las manos del samurái, bloqueando el golpe segundario de cyborg antes de desaparecer — ¡Musyamon!

Cada digital presente estaba paralizado al notar MetalPhantomon elevaba por tercera vez contra un mismo objetivo, listo para dar el golpe triunfal aprovechando la posición vulnerable del adulto, pero al dejar descender la punta de la hoz un nuevo obstáculo se hizo presente a gran velocidad y reflejando el brillo de las lámparas, la armadura de un Metal Seadramon lo golpeó directamente contra el tórax, arrastrándolo con la cabeza y al elevar poco a poco la inclinación de su cuerpo para disparar un Ultimate Stream: disparándolo como un bala por sobre los edificios. El shinigami apenas reacció luego de unos segundos del ataque, su constitución física resistió sin ningún problema, pero al ser un golpe directo su pecho se encontraba un tanto entumecido, aturdiéndolo brevemente y por consecuencia perder el filo de su hoz, hecho que lo irritó al ver la tenacidad de simples insectos contra un Dios.

… Bien hecho, Seadramon. Eso estuvo bastante cerca… — mencionó la castaña acercándose a su compañero con su lector de carta en una mano y en la otra una serie de cartas mientras el aludido conservaba su atención en el cielo, esperando algún contraataque. El efecto del Chrondigizoit Metal Body había desaparecido y desde ese momento tendrían que ser más cuidado —. Law, ¿aún sigue sin moverse? — cuestionó por el comunicador, esperando una respuesta del emparchado.

Sí, el ataque debió afectarlo, pero debe reaccionar en algún momento — respondió a través de la bocina a algunos metros de distancia, contemplando con dificultad la posición del enemigo con su catalejo. Ringo repitió el comunicado en voz alta para explicarle al anfibio la situación.

No creo tampoco que ese bastardo se quede quieto por mucho tiempo… — refunfuñó con una expresión molesta en su rostro —. ¡Escuchen todos, evacuen la zona! ¡Es peligroso mantenerse aquí si no quieren caer víctimas de un Perfect! — gritó alertando a los presentes que luego de verse las caras por un momento decidieron huir como mejor opción.

Desde la azotea Light seguía contemplando los sucesos que ocurrían a solo un kilómetro de distancia, tras perder la visión de MetalPhantomon decidió usar su DigiWindow para analizar sus datos y procedencia, pero al escuchar y ver el poderoso rayo de luz generado por el ataque de Seadramon tanto ella como Monodramon notaron el cuerpo flotante del cyborg , intentando aun comprender lo sucedido. Luego de apenas un minuto y medio de suspenso, aparecieron dos adultos que volaron en dirección a él, no le tomó mucho tiempo reconocer a la pareja al ser una combinación tan poco peculiar, ¿Dónde más encontraría a un Kuwagamon y un Seadramon volando juntos contra un mismo enemigo? Claramente eran los integrantes del Nastrand's Maze.

Hm… — la sargento rápidamente retiró de su cinturón multiusos su D-Terminal y buscó entre los contactos a Law Wolfe, aunque renegaba la idea de escribirle, no podía ignorar lo que sucedía ante sus ojos.

Tizza V.G.Tizza Primer post listo xD
Claire. Claire. Espero te guste, Gatita
 
Última edición:

Claire.

Lightning
Offline
La americana se deslizó rápidamente por la lista de contactos del D-terminal y vio el nombre del emparchado. Lo pensó solo por un segundo y entonces siguió bajando: había otra opción, sí, recordaba tener a la líder de Nastrand's Maze entre sus contactos. Rápidamente tecleó en el terminal un mensaje para la distraída y guardó el aparato. Decidió esperar a que la chica contestara pero al ver un alboroto más abajo, donde se encontraba gente al parecer huyendo, prefirió no seguir aguardando.

—Monodramon, vayamos a ver —el dragón la miró y le asintió y la chica inmediatamente sacó su digivice iC para producir la carga de Digisoul celeste en su mano—. ¡Digisoul Charge! —cargó la energía sobre el dispositivo y el púrpura comenzó a cambiar de forma, se elevó para tomar espacio para su cuerpo engrandecido y cuando el brillo cesó Raptordramon estaba frente a la americana ahora. Se acercó a ella para tomarla y poder llevarla hacia la dirección en la que habían ido Kuwagamon y Seadramon.

Del lado de donde estaban los dos integrantes de Nastrand's Maze las cosas no pintaban nada fáciles: había personas alrededor, aunque muchos ya habían huido del lugar -incluyendo al Tamer que había prestado la ayuda junto con Musyamon- aún quedaban rezagados por alguna callejuela u otros que simplemente habían quedado paralizados al encontrarse con la mismísima muerte aquella noche. La parca por su lado simplemente sacudió la cabeza de un lado a otro y fijó sus dos puntos rojizos sobre el Seadramon que lo había atacado, perfiló una sonrisa macabra en su cara y entonces se elevó suavemente tomando algo de altura, fue allí cuando soltó una peculiar carcajada macabra que resonó por todo el lugar.

—¡Jajajajajaja! Digimon o humano, no importa quien sea, ¡me llevaré sus almas al más allá! —amenazó con fuerte voz.

—¡Púdrete bastardo! —escupió Seadramon, quien serpenteó por el aire buscando el mejor ángulo para atacar.

Más abajo Wolfe había logrado alejar unos metros al pequeño niño del Coronamon, pues lo dirigió por una calle entre un par de edificios y le ordenó que corriera sin mirar atrás o detenerse. Su camarada Kuwagamon, por su parte, alzó vuelo para ir a apoyar a su compañero de gremio en la pelea contra la calavera mecánica. El emparchado corrió a donde estaba la castaña que miraba atenta hacia arriba.

—Jefa, será mejor que permanezca atrás —declaró al llegar cerca de la líder de su guild y apostándose al frente de ella con su diestra estirada, si ese digimon planeaba arrancar las almas así como tanto vociferaba, era mejor mantener distancia y que no los viera, pues sería peligroso si el cyborg decidía venir por ellos. La distraída parpadeó y asintió sin mostrar ninguna clase de miedo en su rostro y fue en ese instante que escuchó el sonido del mensaje entrante en su D-terminal. Lo sacó con cuidado ignorando por un momento el parloteo que tenía montado la parca sobre ellos para leer lo que le había llegado.

—¡Genial~! —canturreó y Wolfe miró levemente atrás, intercambiando su mirada hacia la castaña y hacia arriba—. Tendremos ayuda, Law~ —anunció y el chico volteó , la distraída alzó la cara —. La chica, la que nos ayudó en el Monte Infinito contra aquel Devimon gigaaaante, ¿recuerdas? ¡La chica de Ávalon~! —Wolfe dio un respingo al escuchar el nombre del gremio y su mente hizo cálculos inmediatamente: ¿Ávalon? ¿Monte Infinito? ¿Devimon? Estaban en Metal Empire y hacía un par de semanas se había encontrado con la mayor del nombrado grupo para ir a la caza de los de Spider's Web por el desierto. La distraída solo podía referirse a una persona:

—¿Light? —preguntó algo incrédulo volteándose finalmente y la chiquilla detrás de él asintió con entusiasmo. Wolfe volvió a mirar hacia arriba y apretó la mano, no esperaba encontrarse a esa amargada tan pronto. Tener que lidiar con su actitud era un verdadero problema y, aunque ya se había disculpado con la neoyorquina no estaba seguro de que todo hubiera terminado de forma pacífica.

La americana, por otro lado, finalmente recibió la contestación de la japonesa de que estaban por el lado este de la plaza principal de la ciudad. Le ordenó a Raptordramon dejarla en tierra para que él pudiera unirse a la pelea tan pronto los encontraran. El cyborg de armadura plateada rápidamente atravesó por encima la plaza para finalmente dar con la serpiente digital y la parca en el aire, también con Kuwagamon que planeaba en círculos más arriba. Light corrió tanto como pudo por el medio de la plaza buscando el lado este, no pasó mucho para que viera tanto a la castaña como al azabache por un costado cerca de un local cerrado, ambos mirando hacia arriba y al parecer ocultándose. Se dirigió hacia ellos a paso rápido e intentado no ser vista por el Reaper más arriba, pero fue la llegada de Raptordramon en el aire lo que le anunció al dúo que ya la de pelo rosa estaba cerca.

—¡Takanabe, Wolfe! —llamó al par y ambos voltearon a un costado. La distraída alzó la mano sonriendo para saludarla y Wolfe clavó la mirada en la chica algo nervioso. Apretó levemente la mandíbula y sintió un escalofrío cuando la neoyorquina lo taladró con la mirada endureciendo el semblante; ella no le dirigió la palabra pero los azulinos de la mayor gritaban una advertencia y él sabía leerla completamente: no me mires—. ¿Qué sucede? —preguntó la chica de Ávalon y la japonesa alzó los hombros. Ni siquiera ellos estaban seguros de qué quería aquel digimon.

—Sigue diciendo que cosechará las almas de todos —respondió Law mostrando su típica indiferencia. Light alzó la vista para ver como el cyborg fantasmal ahora era rodeado en las alturas y por los tres flancos por Seadramon, Kuwagamon y Raptordramon. Examinó rápidamente los alrededores: había más de un local allí y de hecho era bastante conveniente que los tres pudieran volar, de ese modo podrían mantener el combate aéreo y tendrían libertad de moverse sin que ningún edificio o habitación los molestara. Light se juntó con Ringo y sacó su DigiWindow para verificar de nuevo la información del adversario ahora que lo veía más de cerca. Takanabe se acercó a ver la información curiosa y el varón del grupo prefirió quedarse donde estaba, deduciendo que lo mejor era permanecer un poco alejado de la peli rosa.

Nombre: MetalPhantomon.
Nivel: Perfect.
Atributo: Data.
Tipo: Cyborg.
Técnicas: Soul Predator / Grave Scream.

El aparato relataba brevemente un poco sobre el Perfect, su parecido con el fantasma de la muerte, su deseo por arrancar almas y lo peligrosa que era el arma que portaba en las manos,además de la breve descripción que daba de sus ataques.

—Es un perfect —declaró Light—, además es portador del anticuerpo X —dijo llamando la atención del par mientras cerraba el DigiWindow y lo colocaba sobre su cinturón múlti usos—. No tengo duda de que debe ser muy poderoso —la distraída asintió y Wolfe apretó las manos mirando arriba, el cyborg al parecer había acabado su discurso y ahora juraba llevarse el alma de aquellos tres que osaban detenerlo. Fue en ese instante que un haz de luz rosácea se iluminó sobre su arma: una especie de energía cubrió la hoz de su guadaña y de un movimiento rápido la agitó contra sus adversarios. El ataque propició un chirrido bastante particular que alertó al trío de chicos, haciendo que rápidamente tanto Law como Light sacaran su lector de cartas y algunas tarjetas.

Pero fue imposible hacer algo en el momento: el Reaper era bastante veloz y ágil con su arma y liberó el ataque, aunque por haberlo dirigido a los tres al mismo tiempo el trío tuvo la fortuna de poder esquivarlo. Sin embargo, no pasó mucho para que algo más capturara la atención de los presentes, tanto humano como digimon: un grito femenino se había escuchado por un costado de ellos y al fijar la vista pudieron ver a una chica, que estaba aterrada por ver a la mismísima muerte en persona. El fantasma en el aire pudo rápidamente oír aquello y volteó de inmediato para fijar la visión sobre la mujer: sonrió ampliamente al ver la expresión de terror en el rostro de la fémina y su compañero, un Hagurumon. Miedo, sí , las expresiones de terror en los rostros de sus víctimas era lo que más le excitaba en su cacería por almas. Sacó su lengua y soltó una carcajada mecánica, que mostró la clara emoción que le causaba imaginar la delicia que sería tomar esa vida para él.

La presencia de la joven y el child engrane tampoco había pasado desapercibido para el trío digital que ahora le hacía frente a la parca y Seadramon fue el primero que masculló una maldición.

— ¡Lárgate niña! —gritó con evidente molestia.

—¡Huye! —vociferó el raptor, lo que menos querían era que el fantasma de metal realmente segara almas ese día.


Tizza V.G.Tizza
.Wolfe .Wolfe
 
Última edición:

Reflejo
Moderador
Offline
Se dice que los Meramon poseen una configuración única en sus cuerpos, un sistema de protección similar a un "firewall" que evita que cualquier cosa traspase a través de ellos. Gracias a esa barrera, incluso siendo elementales de fuego, podían interactuar físicamente con otros objetos y digimon, siendo capaces de tocar y ser golpeados. ¿Por qué se menciona esto? Aparentemente el arma de MetalPhantomon seguía el mismo principio, era un haz de luz alimentado por energía eléctrica, pero que de igual forma podía cortar objetos como una navaja solida. Ninguno estuvo cerca para impedirlo, cuando blandió su guadaña por primera vez, borró de un solo golpe al pequeño child que se interpuso entre su "cosecha". La compañera de éste último soltó un grito de desesperación, cargado de dolor y lamentos por el sacrificio de su querido amigo. Dolida, se acurrucó en posición fetal, esperando su fin. La parca emitió un chirrido metálico cargado de vigor, luego, bajó su arma de doble filo cortando por la mitad a su objetivo. Ella murió segundos después, luego de que separaran su torso de la parte inferior de su cuerpo. Su diafragma y pulmones ya no tenían soporte, así que no pudo ni siquiera expresar el dolor que sintió.

- ... - Wolfe apenas pudo procesar la escena frente a su ojo. ¿Cómo es que no pudieron hacer nada? ¿Cuanto tardó MetalPhantomon en llevarse un vida sin dificultad alguna? ¿Veinte segundos? Era la primera vez que veía como rebanaban a otro humano como si fuese manteca. Un sudor frío recorrió su cuerpo, sintió el verdadero miedo, uno arraigado al instinto que le decía a gritos "huye o muere". Nunca pensó que las cosas terminarían de esa forma. En un principio el plan era simplemente acabar con el perfect y luego pedir una recompensa por el logro, pero ahora no sabía como proceder. Miró a Light para notar que ella estaba igual que él, mientras que Ringo se tapaba la boca para no vomitar por las nauseas que le producía ver tal grotesca escena.

- "¡¡SYI!!" ¡¡QUÉ COMIENCE LA COSECHA!! - cada vez que tomaba un alma, MetalPhantomon se volvía más y más enérgico. Se elevó a una velocidad absurda, por encima de sus oponentes, y visualizó a otro grupo de humanos y digimon cerca del distrito comercial. Quería cazarlos en ese mismo instante, no le interesaban mucho las presas difíciles como esos tres digimon que le estaban encarando. Tenía toda la noche para darle pelea a ellos, mientras que a los débiles no, porque podían huir del área en cualquier momento. Descendió en picada con su hoz ya preparada y cayó sobre otro tamer despreocupado, aplastándolo en el proceso. Sobra decir que tanto Seadramon como Kuwagamon y Raptordramon fueron detrás de él inmediatamente, pero al ser éstos más lentos, no pudieron evitar esa muerte tampoco. Debido a los edificios, esa escena no pudo ser vista por Takanabe, Wolfe ni Light, pero ellos mismos se hicieron una idea de que había sucedido.

- ¿¡Qué están haciendo!? ¡Vamos! - exclamó la pelirosa luego de despertar de su trance, dándose cuenta que si tenía tiempo para estar aterrorizada, podía por lo menos intentar impedir más muertes. El tuerto y la distraída asintieron con cierta duda, entendían que debían bloquear sus emociones en situaciones como esa, pero no era nada sencillo hacerlo por voluntad propia. Atravesaron un par de callejones, siguiendo el sonido producido por la pelea, hasta llegar a la zona de combate. Dos tamers más y dos digimon más perdieron sus vidas en un parpadeo, lo que quedaba en el suelo podía ser nombrado como una "carnicería". Con los ojos bien abiertos, el grupo contempló la tragedia en silencio, lo único que ellos mismos podían oír era su propia respiración agitada.

- ¡Ya detente bastardo! - Seadramon continuaba cargando contra su oponente, pero éste le esquivaba con relativa facilidad. El primero intentaba posicionar sus fauces justo delante de él para congelarle con un poderoso ataque elemental, aunque dicha oportunidad nunca llegó. Tampoco podía disparar al aire con la esperanza de acertar, ya que hacerlo abría huecos en su defensa, cosa que podía ser fatal si tenía en cuenta las destrezas del esqueleto. El escarabajo y el raptor también intentaban entablar un combate a corta distancia para aprovechar esa área en la que se especializaban. No obstante, lo único que consiguieron fue estorbar a su enemigo por unos leves segundos, al igual que la serpiente, él los evitaba para priorizar la cosecha de los más débiles.

- ¡¡MÁS, MÁS, MÁS, MÁS!! ¡NECESITO PURGAR MÁS!! - su frenesí de violencia ya no podía ser detenido por medios normales, se requería de medidas drásticas. El Shinigami vio a su última presa del área, una niña rubia con ropas de la alta sociedad y una boina de color azul profundo. A su lado, su compañero Gazimon le pedía a gritos que le evolucionara, pero ella estaba en estado de shock como para reaccionar ante tales palabras. Lo siguiente fue obvio, MetalPhantomon se dirigió inmediatamente hacía su posición con la intención de rebanarle su delicada garganta. Sin embargo... - ¿¡...?! - él dejó de moverse. Sus datos vibraron de forma extraña y su cuerpo se detuvo a medio camino. Sus "brazos" continuaban extendidos, estando justo a punto de blandir la hoz sobre su presa. No pensó, no reaccionó y no concluyó su ataque, esto se debía a la rara y única carta conocida como "Lag" que Ringo había activado. Literalmente una trump card de un solo uso. Seadramon le cogió con su mandíbula y lo arrastró durante cinco segundo para luego rematarlo con un poderoso Ice Arrow. El aliento gélido empujó todavía más a la parca contra un edificio, la escarcha se acumuló rápidamente sobre él, creando una pequeña y frágil prisión de hielo.

- ¡Ahora Master! - gritó la serpiente al tiempo que pedía el verdadero soporte. Takanabe asintió y se las arregló para canalizar una segunda ráfaga de digisoul, permitiendo que su compañero alcanzase una nueva etapa. Su cuerpo cambió de azul a rojo, su casco se fortaleció y su tamaño se triplicó. Como MegaSeadramon, estaba listo para enfrentar a un oponente que superaba su talla. El efecto de la carta había terminado segundos antes de que la canalización comenzara, pero el anterior Ice Arrow le había comprado suficiente tiempo. MetalPhantomon resquebrajó la escarcha que rodeaba su cuerpo y le habló a sus aspirantes de oponentes.

- ¿Qué me hicieron? ¿Cómo me detuvieron? - preguntó con una voz vacía el raid boss. Su excitante cacería había sido interrumpida, sobraba decir que estaba furioso.

- ¿En serio crees que te lo vamos a decir? - le contestó Raptordramon casi mascullando con desprecio.

- Puede que te lo diga si nos derrotas - agregó Kuwagamon con un tono serio, intentando provocarle para que peleara con ellos. Durante unos segundos, el esqueleto se mantuvo en silencio. Como no podía formar expresiones, su actitud ahora se mostraba mucho más estoica, pero aún así la violenta aura que le rodeaba no desaparecía. En un sentido no literal, parecía deformar el aire a sus alrededores, sin dudas una figura muy intimidante cuando se la contemplaba de frente. Light y Law aprovecharon para acercarse a la única sobreviviente, intentando despertarla de su trance. Habría sido muy bonito que le dijesen "estás a salvo ahora", pero eso sería una sucia y vil mentira.

- ¡Todavía estás en peligro, tienes que salir de aquí! - le gritó la americana al tiempo que la jalaba de su brazo por la fuerza con tal de arrastrarla fuera del lugar. Ésta última desvió la mirada por un segundo a los cadáveres y comenzó a llorar. - ¡Se fuerte y aparta la mirada! - le aconsejó Light mientras fruncía el ceño.

- Gazimon, si en el camino ven a otros tamers, avísenles que abandonen el área inmediatamente - le pidió Wolfe al digimon de la rubia. Miró a Ringo quién no despegaba la vista de su objetivo y chasqueó su lengua. - Jefa, trata de no exponerte mientras das tu soporte.

- Lo intentaré... - susurró ella. - Pero no los puedo perder de vista otra vez - la japonesa tenía un buen punto. Dos vidas más se perdieron porque ella no usó "Lag" antes debido a la falta de visión, si quería hacer las cosas bien, debía reaccionar de forma instantánea.

.Wolfe .Wolfe te toca o3o
Claire. Claire. srry, pero decidí usar Lag ahora. Prefiero no usarla para definir un combate :p
 
Última edición:

.Wolfe

Lobo. Mi ojo es la luna, mi pelaje la noche.
Registrado
6 Jul 2009
Mensajes
2,898
Offline
La semilla del caos había brotado en todo el Imperio de Metal, apenas transcurrieron unos minutos que para los presentes del evento fueron simplemente segundos antes de que las alarmas de la ciudad fueran accionadas una tras otra; generando descontrol e incertidumbre. El ataque de MetalPhantomon inició en el centro de todo, por ello los avisos de evacuación y órdenes del equipo de seguridad se escuchaban a solo veinte metros alrededor del primer ataque. Sin embargo, la velocidad con la que el cyborg se desplazaba era sumamente envidiable, su tamaño le permitía libertades que ninguno de sus adversarios podía contener o igualar, generando un numero de pérdidas de vidas inaceptable para ninguno de los tamer presente en la masacre. La debilidad en capacidades del trio que intentaba confrontarlo no fue suficiente para determinarle algún tipo de amenaza, no obstante luego de demostrar sus capacidades el interés de la parca cambió completamente, volviéndose un obstáculo real en su camino.

… La muerte no puede revertirse, la muerte no puede ser destruida, como la muerte no puede existir ser ajeno a mí poder y como tal no puede existir un obstáculo que me detenga ― declaró con una voz profunda dirigiéndose a los seres capaces de creerse superior a él y respondiendo de forma indirecta a la provocación generada por el digital acuático mientras los señalaba a cada uno con la parte superior de su hoz ―. Ustedes son la blasfemia de este mundo, ignorantes de su destino. Sus almas poseen tanto valor para mí como el de alimañas, hacen que pierda mi tiempo con sus absurdos juegos. Pero, si así lo desean, personalmente alimentare la dicha de sus almas antes llevarlas al otro mundo.

El proliferante discurso genero una mueca en las fauces de MegaSeadramon, aunque anhelaba a gritos poder callarlo e iniciar el combate no podía darse el lujo de irritarlo, debía dejarlo continuar para aprovechar que cualquier victima tuviera la posibilidad de escapar y a su vez llevarlo a una locación mucho más cómoda para su actual forma. Al terminar finalmente de aceptar luchar contra ellos de forma tan petulante, el cosechador de almas se elevó por sobre los edificios para iniciar la batalla. Durante todo ese tiempo Ringo poseía un nudo en la garganta, esperar y observar mientras nada sucedía simplemente la frustraba, como un alma pasiva odiaba encontrarse en momentos así, la versatilidad del combate era mil veces mejor que pasar por esos instantes. Por otro lado Light intentaba mantener a todo inocente fuera de esa locación, vigilando cada entrada y salida, procurando no ver otro cadáver tirado y ahogándose en su propia sangre. El único que indiferentemente a este hecho, anhelado cada segundo, parecía ser el emparchado mientras comunicaba sus inquietudes a Kuwagamon; encontrándose sobre un edificio, movía los labios lentamente para que el insecto pudiera entenderlo sin tener que levantar la voz y teniendo su mano posada sobre la baraja de cartas de su cinturón, consiguiendo un pequeño asentimiento. El trio posteriormente siguió el vuelo del asesino entretanto los integrantes del Nastrand's Maze: Kuwagamon y MegaSeadramon, discutieron la estrategia que seguirían, aprovechando ese pequeño tiempo a su favor.

MetalPhantomon agitó en forma circular su hoz en el aire provocando que el "Grave Scream" se intensifique, generando una especie de lamento fantasmal que atrajo la atención de sus futuras víctimas. El primero en confrontarlo fue MegaSeadramon, desplazándose en el aire a toda velocidad con la navaja de su frente lista para clavarse contra el esqueleto de acero, sin embargo este simplemente soltó una enorme carcajada insultando sus intentos aprovechando la distancia cada vez más corta entre ellos para tomar su arma con ambas manos e impactar la hoja de energía justo encima del casco de la serpiente y obligándolo a caer únicamente por su enorme fuerza. Las capacidades físicas del ser marino en comparación con su igual eran lamentables, cediendo fácil ante él. No obstante, en el momento que este intento finalizar el combate con un segundo movimiento de la hoz fue contenido por un rugido que lo envolvió, el Raptor Roar del dragón no poseía efecto alguno sobre él, pero sirvió como alarma para que atendiera la embestida Kuwagamon y perdiera interés en la serpiente. El insecto se encontraba envuelto sobre una armadura dorada, el cosechador de almas fácilmente lo bloqueó con su hoz, permitiéndole arrastrarlo unos pocos metros antes de golpearlo con la parte inferior del arma en un movimiento ascendente, haciéndolo echarse a un lado y así impactar la punta eléctrica contra su tórax, buscando la forma de abrirlo como una simple lata, pero el Chrondigizoit resistió el ataque sin un rasguño.

¡Thunder Javelin! ― ejecutó desde la distancia, aprovechando la pequeña dictación dada por su compañero, sin embargo con una enorme destreza y fuerza tomó el cuerpo del insecto y lo lanzó justo en medio del ataque, usándolo como escudo.

Una exclamación de dolor se generó entre las fauces de Kuwagamon, aunque la defensa del Chrondigizoit Metal Body lograba reflejar ataques eléctricos, la diferencia entre rangos lo obligó a recibir directamente toda la potencia del impacto. MetalPhantomon liberó una enorme carcajada, completamente extasiado de los vagos intentos del grupo contra él. No obstante, con el flujo eléctrico aun pasando el cuerpo del insecto, un aura blanquecina lo envolvió para luego disparar desde la boca un rayo de energía que obligó cyborg esquivarlo, sin embargo el rayo rosó el costado derecho de su cuerpo; entre las costillas y la vertebras, creando una capa de hielo que fue creciendo exponencialmente hasta cubrir toda la parte inferior, desestabilizándolo momentáneamente tras perder control sobre su flujo magnético: generado a través de su esfera de tesla. Raptordramon en el primer instante que la movilidad de su objetivo se encontró diezmada ejecutó su Crash Charge golpeando el cráneo de acero, repitiendo el acto una y otra vez en un flujo constante de increíble velocidad, superior a la demostrada con anterioridad en todo el combate, impidiendo de esta forma que su enemigo pudiera reaccionar o pensar claramente. Usando ese tiempo, la serpiente marina concentro una gran cantidad de energía en la cuchilla sobre su casco para embestirlo con toda su fuerza y peso: destruyendo la capa de hielo en el proceso y atravesar superficialmente la esfera en medio del pecho del esqueleto, creando una fisura por donde recorrió el flujo de energía que interactúo con la de MetalPhantomon, provocando así una sobrecarga.

En tierra los tamer de cada digimon los apoyaban cada uno a su manera, siguiendo el plan inicial del emparchado y usando diversas cartas para mejor sus capacidades físicas y ataque. Al dejar que Kuwagamon interactuara directamente con MetalPhantomon claramente quedaría en medio del fuego cruzado, de esa forma las posibilidades que el esqueleto escapara empleando su grandes destrezas serian mínimas y consciente de ello MegaSeadramon intentó contener la mayor parte de su poder, pero aun así se hacía evidente que la diferencia entre rangos y estadísticas era demasiado alta, siendo el sacrificio del insecto mucho mayor, y como tal, cumpliendo con los resultados esperados. Law observaba fijamente como su compañero apenas podía mantenerse en el aire, su falta de movilidad hacia evidente que se encontraba paralizado por la corriente que aun recorría su cuerpo. Ringo se mantuvo en silencio en todo momento, concentrada plenamente en la batalla y consiente de los métodos poco ortodoxos que empleaba el dúo en ese tipo de circunstancias, su enorme grado de peligro y falta de escrúpulos los caracterizaba.

Hm. ― musitó retirando el ojo del cielo para depositarlo sobre la americana que se encontraba en esos momentos a su lado; portaba aún en su mano diestra la carta: High Speed Plug-in B presionándola con fuerza entre los dedos, al notar la mirada del emparchado no pudo resistir generar una mueca. Law lo ignoró y le entregó la carta: Cyclomon Hyper Heat, que le había pedido prestada para la combinación con el Powerful Will y así poder contener a su adversario ―. Gracias.

… No lo repitas ― respondió con indiferencia en su voz. Inesperadamente un destello generado por el impacto eléctrico de MegaSeadramon envolvió la ciudad por pocos segundos; cegando brevemente al trió. La peli rosa rogaba que fuera suficiente para someterlo, pero muy en su interior estaba preparada para la decepción ―. Vamos.

Un intervalo de unos segundos transcurrió en silencio, con la visión corrompida deseaban que finalmente todo hubiera acabado. Sin embargo, muy suavemente, por la distancia, pudieron escuchar con todo resoplo un grito generado por MetalPhantomon; agudo y penetrante, al enfocar mejor sus ojos notaron como el Perfect atacaba con una furia y masilia superior a la anterior, sometiendo a su igual con ataques veloces y contundentes, demostrando un desenvolvimiento imaginable de sus capacidades.

¡Denme sus almas! ― declaró, muy diferente a su anterior modo de actuar y pensar. El relámpago lo había llevado a ese estado el cruel aristócrata ahora solo era una bestia de sed insaciable.


Claire. Claire. Lamento la espera, Gatita
Tizza V.G.Tizza Espero te guste xD
 
Última edición:

Claire.

Lightning
Offline
Light empuñó el lector de cartas con fuerza, ese digimon se veía no solo poderoso sino también ágil e inteligente. Había que hacer algo, acabar con el antes de que siguiera llevándose vidas. Light no lo dijo en ese momento, pero de cierto modo sentía que estaba fallando: sus ideales eran servir y proteger; pero, no había podido proteger a esas personas.

—Good job so far —masculló en voz baja recriminándose a ella misma. Tanto Ringo como Law escucharon, solo este último pudo entender la frase en su idioma nativo. No comprendió a qué se refería la mayor pero no le dio tiempo preguntar, porque una carcajada de la parca volvió a llamar la atención de los tamers. Acababa de asestar un golpe con su hoz a Raptordramon y este ahora caía en picada al suelo. La neoyorquina dio un respingo inquieta y cuando el cyborg golpeó el terreno, la tamer no pudo evitar correr hacia donde ahora se hallaba su compañero herido. MegaSeadramon, furioso por el contrataque del shinigami y consciente de que su evolución perfect no duraría demasiado, se lanzó hacia el reaper abriendo las fauces para disparar el Maelstrom. Kuwagamon estaba bastante debilitado y lo más probable era que no resistiera mucho más.

—Maldita sea —vociferó Wolfe mientras veía a su compañero tambaleándose sobre el aire, su único ojo se dilató con algo de frustración impregnada en la mirada, sabía que su camarada no podría dar más. La distraída, por su parte mantenía el semblante sereno, pero la incesante pelea que libraba su compañero en el aire la tenía levemente intranquila, tal vez era ver como tantas vidas se habían perdido y que la parca no daba señal de algún punto débil. También porque conocía a su compañero.

MegaSeadramon estaba dando la pelea a la calavera a mecánica: lanzaba uno tras otro rayo de electricidad, serpenteaba con gracia y habilidad y a continuación abría su gran boca para disparar el rayo de hielo o bien se atrevía a abalanzarse sobre el enemigo, intentando darle con su gran cuerno de metal. Ahora estaba en un uno contra uno y Ringo sabía que su obstinado camarada probablemente estaba lleno de ira, lo cual era bueno, sí; pero en ese estado la serpiente se dejaba manejar por sus instintos y eso en ocasiones le jugaba en contra. El Phantomon de metal, aunque estaba teniendo problemas para mermar la envidiable vitalidad que manifestaba su oponente ahora, no se quedaba atrás. Había logrado comprender que la serpiente rojiza se dejaba llevar por el deseo de pelea y no pensaba demasiado, lo que le daba una gran ventaja a la hora de esquivar y propinar ataques con su hoz. Viéndolo todo desde la posición de Ringo, aquella supuesta pelea parecía más bien un juego donde el shinigami estaba ganando.

Light, por su lado, se acercó hasta donde estaba incrustado su compañero en el suelo. El golpe había sido fuerte y el raptor quedó bastante aturdido, por lo que apenas se movía cuando ella llegó hasta él. La americana no era de temer a nada, pero ver a su compañero herido no le gustaba. Le preguntó si podía continuar cuando este abrió los ojos y la enfocó con la vista, el Adult comenzó a incorporarse lentamente y a sacudirse la cabeza, consciente de que ahora MegaSeadramon estaba peleando solo: no era tiempo de darse por vencido. Wolfe observó de lejos que el dragón comenzaba a moverse y volvió a fijar la vista en su camarada. Sacó un par de cartas y las examinó, entonces miró a la líder de su gremio para hablarle.

—Jefa —la voz del azabache hizo salir a la castaña de sus pensamientos, quien dio un respingo y volteó la vista a su compañero de guild—. Este será el último ataque de Kuwagamon. Aprovecha bien esta ventana de tiempo —la distraída no entendió del todo lo que quería decir pero de todos modos preparó su mano, lista para cargar Digisoul y potenciar el ataque de su compañero. Wolfe pasó la primera carta por la ranura del lector,mencionando el nombre.

—3rd Familiar: Vampire Wolf —los dos miembros de Nastrand's Maze alzaron el rostro para ver el efecto de la carta: efectivamente un lobo con forma de vampiro apareció por el costado derecho de Kuwagamon y de inmediato se lanzó hacía el objetivo.

Metalphantomon estaba inmerso en la pelea contra MegaSeadramon y no vio cuando el lobo violeta apareció por el flanco izquierdo para propinar una mordida a su calaverico hombro. De inmediato la parca trató de sacudirselo, pero sintió parte de su energía escaparsele y su cuerpo ligeramente entumecido, confundido por no saber de dónde había aparecido aquel nuevo enemigo alzó su hoz y la blandió sobre el vampiro, haciéndolo desaparecer. Pero ya era tarde, el familiar había cumplido su cometido y pasado un poco de energía a su usuario Kuwagamon. Cuando el insecto carmín batió las alas, Wolfe supo que era hora de usar las dos siguientes cartas: Clairvoyance Necklace y Spider's Thread.

Al instante en que Kuwagamon sintió parte de su vitalidad en él, voló en dirección al adversario para dar ayuda a la serpiente. No esperó a estar demasiado cerca para estirar su garra derecha hacia adelante y de inmediato de ella salió disparado un hilo de araña. La parca bufó al ver semejante ataque ridículo ser usado contra él y vació su hoz al frente para cortarla, pero se llevó una sorpresa cuando esta se quedó pegada de su arma al contacto, aún cuando la deshizo en pedazos. Ignoró aquello y rápidamente volvió a invocar su ataque para terminar de arrancar el alma de ese molesto bicho, pero este, gracias a la carta usada por el emparchado pudo obviar la agresión, aunque fue por muy escasos centímetros y la potencia del Soul Predator aunado a su cansancio acumulado lo hicieron volver a su etapa Child. Tentomon descendió lentamente para posarse sobre un edifico cercano, siendo seguido por la mirada de su tamer.

La breve distracción fue usada sagazmente por MegaSeadramon, quien se arrastró con velocidad por detrás y logró incrustar su cuerno en la espina dorsal del fantasma, liberando una carga de electricidad que hizo salir disparado al shinigami hacia abajo. Sorprendido, atacado y herido la parca lanzó un chillido aterrorizante que se escuchó por todo el lugar mientras descendía hacia abajo, haciendo lo posible por detenerse para no dar contra el suelo.

Light y Raptordramon vieron como el reaper venía hacia ellos y la americana solo notó la ensanchada y maléfica sonrisa que el purohueso dibujó en su rostro al verla, antes de mover su hoz hacia adelante, hacia ella. Los gritos no se hicieron esperar: MegaSeadramon jamás imaginó que la parca tomaría como objetivo a los integrantes de Ávalon en su caída. Wolfe y Ringo no pensaron que la situación daría ese vuelvo tan repentinamente. Light jamás vio venir aquello, y mucho menos lo que sucedió a continuación.

El iC que colgaba de su cintura emitió una brillante luz que cegó por un segundo a todos y Raptordramon fue quien se vio envuelto en el milagro: en cuestión de pocos segundos el cuerpo del raptor mutó y un rugido ensordecedor se escuchó por todas partes. La distraída y el emparchado taparon sus oídos ante el estridente sonido, y la americana fue lanzada al suelo por la potente ráfaga que generó el rápido movimiento de las alas que se produjo a su lado.

Un enorme dragón oscuro de aspecto fornido y con la apariencia de una serpiente salió hacia el frente abriendo las fauces para tragarse al Phantomon: sí, alas razgadas y púrpura, cuerpo color rojo y naranja, enormes garras metálicas y casco del mismo material oscuro, ademas de la cabellera violeta y los filosos dientes que sobresalían. La parca de inmediato retrocedió y usando su agilidad intentó escapar del virus. Cuando Light finalmente pudo mirar arriba mientras aún permanecía en el suelo, solo pudo atinar a murmurar:

—¿Ese es Monodramon? —no tenía idea de qué había pasado, pero su compañero había alcanzado la siguiente etapa y ahora el dragón mecánico había alzado sus dos enormes garras para rebanar al reaper. La neoyorquina tuvo que ver de qué digimon se trataba, por lo que sacó el DigiWindow para chequear la información acerca del cyborg.

Nombre: Megadramon.
Nivel: Perfect.
Tipo: Cyborg / Dragón oscuro.
Atributo: Virus.
Técnicas: Genocide Attack / Ultimate Slicer / Mega Death Scythe.






.Wolfe .Wolfe
Tizza V.G.Tizza ahí te dejo a mi bebé, tienes dos minutos con Stats en 70... Algún buen golpe debe poder darle al fantásmita (?)

Mañana le hago revisión =n= - se tira a dormir -
 
Última edición:

Reflejo
Moderador
Offline
MetalPhantomon apretaba su mandíbula con fuerza, producía un desagradable sonido cuando rastrillaba sus metálicos dientes. Se mostraba muy alterado, pero a su vez, no perdía en ningún momento su violenta e intimidante aura. Miró al cielo y contempló durante un segundo la luna, luego a su objetivo, aquella tamer de pelo rosa. - (¡Tiene que ser hoy! ¡Tengo que hacerlo ahora!) - pensó él con impaciencia. Todas sus acciones tenían un significado especial, la ansiedad por cosechar un alma le estaba consumiendo, deseaba rebanar, profanar y purgar a aquella humana. La arma que sujetaba con su mano era perfectamente capaz de cumplir ese propósito. Sin embargo, ¿por qué? ¿Por qué seguían interponiéndose en su camino? ¿No podían aceptar su destino? Esos tontos humanos y digimon deberían haber entendido que nacieron y vinieron al mundo digital solo para morir en sus manos. (No lo comprendo, seres inferiores que se resisten a la dicha más satisfactoria. ¡Deberían estar agradecidos conmigo!) - la noche no era tan larga y él lo sabía. Le importó un pimiento si ese dramon había alcanzado una nueva evolución, lo ignoró completamente y cargó en dirección a Light. - ¡¡HIII!! - su agudo e inhumano grito estaba repleto de sed de sangre, era capaz de erizar la piel de todos los presentes y hacer que sus cuerpos estallasen en sudor.

- ¡Basura metálica! - la anguila no iba permitir que su oponente actuase a su antojo. Lo interceptó con una embestida frontal, intentando empalarle con su espada. La parca extendió su larga hoz con una sola mano y esquivó por milímetros el ataque de MegaSeadramon. Luego, continuó avanzando ignorando completamente las presión del viento mientras cortaba el cuerpo de su enemigo en forma de espiral. - ¡¿Gah!? - por medio segundo el acuático perdió el conocimiento, los cortes eran superficiales pero las heridas que le habían dejado fueron abiertas de una manera muy particular, permitiendo el sangrado constante de datos. El dolor recurrió su columna vertebral como un rayo, un ardor inconfundible e insoportable que era capaz de volver loco a cualquiera. Por supuesto, tanto shock físico paralizó sus movimientos, pero de forma contradictoria, su espíritu de lucha se disparó. MetalPhantomon siguió de largo, directo dónde la humana ya preparado para destrozarla. Pero...

- ¡...! - Megadramon le propinó un potente y veloz gancho. Sus garras se abrieron como una flor y cuando entró en contactó con el esqueleto, se cerraron bruscamente. El ataque lo empujó y enterró contra un edificio de hierro, abollando la pared por completo. Sintió como si hubiese sido golpeado por un Trailmon.

- ¡De nada sirve tu agilidad si vas directo a un objetivo tan obvio! ¡No te dejaré avanzar más! - exclamó el alado con furia. No entendía muy bien que le sucedía a su cuerpo ni porque se disparó una nueva evolución, no obstante, sí sabía que no duraría mucho en ese estado. La energía recorría su ser sin control, debía canalizarla en batalla cuantos antes para no desaprovecharla. Puso todavía más presión en su garra y obligó a su contrincante a que adoptara una postura defensiva. MetalPhantomon soltó su guadaña para evitar que esas enormes manoplas lo aplastasen, resistiéndose con ambas manos y demostrando que su fuerza era solo superada por la diferencia de peso.

- ¡Insensato! ¡No podrás detenerme con eso! - gracioso, aunque el esqueleto seguía menospresiandole, no se encontraba en ninguna situación favorable. Contempló el oscuro hueco que yacía en el brazo del dramon, una décima de segundo después, pudo ver como un objeto salía disparado a toda velocidad. - ¡Q-! - no tuvo tiempo de reaccionar, recibió un proyectil orgánico a corta distancia. La explosión agravó sus anteriores heridas, en especial la fisura que MegaSeadramon había creado con su espada. El edificio detrás suyo también recibió parte del daño, creando una larga extensa columna de humo que se elevaba hasta el cielo.

- ¿¡Cómo es que sigues vivo!? - se quejó Megadramon luego de notar como la parca todavía se resistía incluso después de ese golpe. ¿Cómo le hacía para aguantar ataques que rozaban el limite de los perfect? El alado entendió que le quedaban pocos segundos con esa forma, desenterró su brazo de la pared y prosiguió lanzando a su contrincante contra el asfalto. Puso toda su fuerza en ese movimiento, siendo imposible para MetalPhantomon detenerse incluso con su capacidad de vuelo. No volvió a usar Genocider Attack, era una técnica anti-terrestre que devastaba el área que impactaba. Si hacía uso de ella, ponía en peligro a todos los humanos que pudiesen rondar en la zona. Se posó sobre el departamento dañado y de-evolucionó, siendo incapaz de seguir manteniendo esa forma.

- No... se resistan. - la parca emitió unas débiles palabras, pero sus ojos brillantes como rubíes reflejaban muy bien su determinación. No se iba a rendir con algo tan importante para él como la cosecha de almas, mucho menos con una noche tan especial como esa. Incluso si necesitaba poner su vida en peligro lo valía. La electricidad de su cuerpo no fluía correctamente, no sentía dolor como tal pero sí entendía cuan grave estaba su cuerpo y que tan dañados estaban sus datos. - (No podré cosechar el alma de ese digimon... ) - admitió en sus pensamientos, reconoció que era más débil que Megadramon, al menos en ese momento. - (... No tengo mi arma pero mis manos deberían bastar para aplastar el cráneo de esa humana) - se elevó una vez más, miró hacía arriba y notó que Megadramon ya no estaba allí. - ¿Dónde...?

- ¡Preocupate por eso después! - otra voz llamó su atención, era la de la MegaSeadramon. La serpiente se arrastró por la calle y le sujetó con su mandíbula. Tan débil como se encontraba, a penas podía oponer resistencia. - ¡Master, una buena carta!

- ¡Sí! - asintió Ringo al tiempo que la deslizaba por su lector. MetalPhantomon escuchó la voz de esa frágil humana. Estaba mucho más cerca que la otra de pelo rosa. Sin dudas se puso contento, iba a poder llevarse su vida. Aún atrapado entre las fauces de la serpiente, extendió su mano en dirección a Takanabe y comenzó a reírse de forma desquiciada.

- ¡Un alma, mi alma, cosechar, alma, dark area. HIAHAHAH!

- ¡God Flame! - incluso mientras era incinerado por las llamas de Goddramon él no frenó sus carcajadas. Sus huesos se derritieron de a poco y su núcleo reventó por el intenso calor, desapareciendo en forma de datos para luego reorganizarse como un digitama, el cual obviamente fue destruido también por el dramon.

[...]​

Habían ganado, estuvieron contra la pared durante todo el encuentro, pero un milagro les permitió voltear el tablero. Monodramon y Tentomon bajaron de los edificios en los que habían quedado varados luego de perder su evolución y se reunieron con sus tamers, el insecto e particular se mostraba bastante torpe, debía tener quemaduras internas, aunque algo leves si no se quejaba. Betamon fue de-evolucionado y almacenado dentro del iC, sus heridas le dolían como el infierno y prefería descansar.

- Law~ - le llamó la distraída estirando la última letra tanto como pudo pero con un tono deprimido. - ¿Por qué nos metimos en esto? No me acuerdo - el emparchado no respondió su pregunta.

- ... - Al principio fue con el objetivo de sacar una recompensa, pero dudaba que con todo ese esfuerzo puesto lo valiese. Él no lo iba a decir, pero su atracción por las situaciones peligrosas jugaron un papel importante a la hora de decidir si darle caza o no a MetalPhantomon.

Los tres vieron cosas horribles durante el combate. Todos sintieron miedo, pero también lo manifestaron de forma diferente. Takanabe ya había presenciado asesinatos mucho más terribles, escenas tan grotescas como esa no la iban a traumar considerando que las victimas eran puros desconocidos, pero si terminaba inundada por un sentimiento repugnante que la descomponía. Wolfe no tenía muy en claro como reaccionar, en la superficie podría parecer calmado, pero dentro de su mente, la confusión era lo que predominaba. ¿Debía lamentarse? ¿Enojarse? ¿Frustrarse quizás? Quería encontrar un manual que le dijese como actuar en una situación así. Light por su parte se sentía impotente, por un lado alegre por el esfuerzo puesto por su camarada Monodramon. Sin embargo, si ella tuviese que elegir entre vivir esa situación o no, claramente la habría evitado. Apretó su digivice para aguantar el coraje y desvió la mirada al cielo nocturno. Cada vez que viese aquella luna sola en el cielo, recordaría la masacre de aquellos que no pudo salvar.

- ¿Estás bien Light? - preguntó el dragón morado mientras se aferraba a su pierna y le dedicaba unos "ojos de cachorro".

- Lo estaré... - respondió ella. No quería volver por el mismo camino y toparse con los cuerpos, nadie deseaba verlos. Durante el combate, la adrenalina había actuado como una puerta de hierro, una que les había permitido aguantar esas escenas. Pero ahora no era igual, si se topaban con los cadáveres, estaban seguros que la impresión sería mucho peor. Ninguno estuvo de ánimos para soltar una despedida, ambos grupos se separaron por caminos distintos, sin olvidar por ningún momento que esta había sido una mala conclusión.

L Leo podríamos haber empezado de otra forma, por ejemplo, que nos contratarán directamente para detenerlo. Pero preferimos estar allí desde el principio, creo que de otro modo, y considerando que el raid boss no iba de broma, muchas más vidas se habrían perdido.

Claire. Claire. .Wolfe .Wolfe :)

 
Última edición:

Leo

¿No ves que te voy a matar (con feels)?
Registrado
17 Jun 2010
Mensajes
1,909
Offline
Tizza V.G.Tizza .Wolfe .Wolfe Claire me disculpor por la tardanza, su evaluación está lista.

Realismo: Hay cierto detalle que llamó mi atención desde el lazo de Tizza. En una parte de tu post señalas que " Seadramon le cogió (a MetalPhantomon) con su mandíbula y lo arrastró durante cinco segundo para luego rematarlo con un poderoso Ice Arrow. ". Si bien lo que describes es... ¿posible? de acuerdo a las circunstancias, algo más de especificación se me hizo necesaria. ¿De dónde lo tomó? ¿tuvo la fuerza para arrastrarlo por cinco segundos, considerando el tamaño y posible peso?
Tizza 24/25
Claire 25/25
Wolfe 25/25


Desarrollo: En general fue una historia bastante creíble, incluso con el detalle de que ya estuviesen ahí. Considerando la aclaración de Tizza en su último post es comprensible que por historia funcione mejor, pero por otro lado también tengo el detalle que el trabajo menciona:

  • "Ya se ha enviado la señal de evacuación del área de combate"
Pequeño detalle, pero que si lo piensan se hubiese traducido en menores muertes innecesarias, tal vez. Por ahora, volvamos a lo que nos concierne.
El desarrollo del trabajo fue el área en que -según mi opinión- más destacaron como equipo. No solo en cuanto a cantidad, sino también en calidad, todos de alguna forma contribuyeron al objetivo final. Y no solo eso, lo lograron de una forma realista. No hubieron actos heroicos ni salvadas de último segundo (o si lo hubieron -referencia-, pero es punto aparte xD), sino que hubieron víctimas y esto les afectó a los personajes. Realmente destaco ese aspecto de la raid, pues de verdad se sintió como una, y se notó que en realidad habían vidas en juego.
Todos 25/25

Narrativa: Iré por parte porque siento que hay bastante qué analizar en un lado específico. Comenzando con Wolfe, noté una gran cantidad de errores de tipeo, como "rozados" en lugar de "rosados" (al mencionar el cabello de Light), "escaza" por escasa, y así sucesivamente. También noté bastantes problemas a la hora de narrar:

"...mencionó la castaña acercándose a su compañero con su lector de carta en una mano y en la otra una serie de cartas mientras el aludido conservaba su atención en el cielo, esperando algún contraataque. El efecto del Chrondigizoit Metal Body había desaparecido y desde ese momento tendrían que ser más cuidado"
"La semilla del caos había brotado en todo el Imperio de Metal, apenas transcurrieron unos minutos que para los presentes del evento fueron simplemente segundos antes de que las alarmas de la ciudad fueran accionadas una tras otra"


Detalles por el estilo se encontraron en muchos lados, incluso lugares donde por momentos narrabas en pasado y de la nada saltabas a presente, cosa que confunde a la hora de leer. Otro punto que noté fue que en algunas partes obviabas el sujeto de la oración. De pronto mencionabas que "alguien hablaba", mas ese alguien nunca estuvo claro. Para explicarlo, citaré un ejemplo de tu primer post:

"— ¿Por qué razón terminaron eligiendo venir aquí? Habría sido más conveniente iniciar la búsqueda en Star City, no creo que en esta ciudad o en el desierto encontremos un lugar adecuado para un nuevo local.

— Me pareció interesante, sinceramente, pero aunque no lo creas posiblemente tenga un lugar perfecto — declaró el emparchado dirigiendo su atención sobre el digital marino mientras Tentomon lideraba la marcha, pensaban ir a cenar a un restaurante cercano a la residencia de Wolfe y poder hablar con tranquilidad.

— Hm. Algo me dice que será en el desierto, no es una idea productiva, sabes que nos tomaría una pequeña fortuna abrir un local ahí, no sé en que estarás pensando… — recriminó mientras vigilaba el andar despreocupado de la castaña a su lado, consciente de no perderla de vista o la chica podría desaparecer de un momento a otro —. De todos modos, ¿qué planeas hacer ahora?"

Pude entender que la conversación se desarrollaba con Wolfe, pero el segundo interlocutor nunca estuvo claro. Solo mencionaste que alguien "recriminó", pero nadie en específico. ¿Era Betamon o Ringo? el punto es que no lo supimos. Algo parecido sucede más adelante:

"El primer objetivo del Shinigami fue un niño de ocho años e, su compañero Coronamon estaba a su lado, agitándolo para que volviera en sí. Varios espectadores comenzaron a gritar al verlo, conscientes de que no le quedaba mucho tiempo.

— ¡Abajo! — ordenó el digital humanoide mientras los empujaba con su mano a un lado, haciéndolos rodar contra el piso mientras empleaba su enorme espada para retener al recolector de almas, pero el impacto logró empujarlo varios metros hacia adelante y unos centímetros del suelo, tirándolo contra el suelo.

— ¡Musyamon, cuidado! ¡Levanta los brazos! — declaró su tamer mientras deslizaba una carta por su D-Arc y materializar el escudo de WarGreymon en las manos del samurái, bloqueando el golpe segundario de cyborg antes de desaparecer — ¡Musyamon!" redundancias "para disparar un Ultimate Stream: disparándolo como un bala por sobre los edificios"

¿Te diste cuenta del asunto ahí? Musyamon y su tamer aparecieron de la nada. No mencionaste ni antes ni durante la aclaración cómo o de donde habían salido. Esa clase de detalles simplemente no pueden pasarse por alto, más en medio de un trabajo importante.

La siguiente es Claire, quien debo decir tuvo un buen desempeño en esta área. Si noté algunas redundancias, por dar un par de ejemplos:

"El cyborg de armadura plateada rápidamente atravesó por encima la plaza para finalmente dar con la serpiente digital y la parca en el aire, también con Kuwagamon que planeaba en círculos más arriba. Light corrió tanto como pudo por el medio de la plaza buscando el lado este "

" sonrió ampliamente al ver la expresión de terror en el rostro de la fémina y su compañero, un Hagurumon. Miedo, sí , las expresiones de terror en los rostros de sus víctimas era lo que más le excitaba en su cacería"

Es un error que, debo decir, se repite bastante, considerando que más de alguna vez se te ha mencionado. Eso y los ocasionales errores de tipeo, que debo decir te bajaron un poco el puntaje.

Último, pero no menos importante, Tizza. Tu trabajo fue bastante bueno, y eso debo destacarlo. Sin embargo, en medio de la lectura me encontré con errores de tipeo que me hicieron caer (?). "- "¡¡SYI!!" ¡¡QUÉ COMIENCE LA COSECHA!!". Problemas que si, admito son menores, pero que hicieron ver mal a tu narrativa que iba como avión.
Tizza 24/25
Claire 22/25
Wolfe 13/25


Interpretación: Me saltó una duda cuando Wolfe menciona a MetalSeadramon (destaco el "metal" del mismo Wolfe ) en su primero post, seguido de los siguientes donde se vuelve Seadramon. Lo destaco porque da para interpretar (badumtss) que la versión Perfect de Betamon ya había aparecido, y que de pronto el resto se bancó dicha decisión. Puede que sea error único de WOlfe, pero considerando que es algo que el resto dejó pasar, pues...
Wolfe 22/25
Claire 23/25
Tizza 23/25


Total:
Tizza 96/100
Claire 95/100
Wolfe 85/100

Premio:
Tizza: 480 bits + 1 punto de EVO y 3 de ATK para Betamon + 4 puntos de fama
Claire: 475 bits + 1 punto de EVO y 3 de STR para Monodramon + 4 puntos de fama (Blast Evolution usada, barra vuelve a 0%)
Wolfe: 425 bits + 1 punto de EVO y 3 de ATK para Tentomon + 2 puntos de fama


Además, Tizza y Claire reciben la carta DeathScythe y la Digimemory de MetalPhantomon
Wolfe recibe la carta DeathScythe
Masaru Masaru Yggdrasil
 
Última edición:

"さあ、往こうか"
Supermoderador
Offline
Pagas Asignadas. Se hizo un ajuste a la fama de .Wolfe por un error al otorgarla (correspondían dos puntos por puntaje, no cuatro)

También aprovecho de acotar que, como esta Quest es de Evento, el puntaje de carta y DM es 80 y 85, no 90 y 95
 
Estado
Cerrado para nuevas respuestas
Arriba Pie